EU: Lo que el nuevo equipo de Trump dice sobre cómo será su futuro gobierno
close
Recibe noticias a través de nuestro newsletter
¡Gracias! Desde ahora recibirás un correo diario con las noticias más relevantes.
sync
AP

EU: Lo que el nuevo equipo de Trump dice sobre cómo será su futuro gobierno

Las designación de los primeros 16 funcionarios que acompañarán a Donald Trump ofrecen pistas sobre cómo gobernará el republicano.
AP
Por Anthony Zurcher // BBC Mundo
17 de diciembre, 2016
Comparte

¿Qué se puede esperar del gobierno estadounidense una vez que Donald Trump asuma la presidencia?

Esa pregunta viene rondando la cabeza de miles de analistas en todo el mundo desde que el magnate inmobiliario ganó las elecciones presidenciales el pasado 8 de noviembre.

A medida que se acerca la toma de posesión, prevista para el 20 de enero, el equipo del mandatario electo empieza a tomar forma paulatinamente. Allí se pueden hallar algunas de las claves sobre lo que puede venir.

Aunque Trump tendrá que llenar más de 4.000 cargos en el Ejecutivo estadounidense, repartidos en decenas de agencias, departamentos y oficinas, hay 21 puestos de máximo nivel en el gabinete cuyos ocupantes necesitan recibir la aprobación del Senado.

Hasta ahora, el equipo de transición de Trump ha anunciado los nombres de 16 personas que serán postuladas para ocupar esos puestos. El último de ellos fue Ryan Zinke, un representante republicano por el estado de Montana, cuyo nombramiento fue hecho público este jueves.

Primero, hay que destacar los datos básicos. De esas 16 personas, 11 son hombres blancos. Por primera vez desde 1993, ninguno de los cuatro principales departamentos -Estado, Defensa, Tesoro o Justicia- estará encabezado por una mujer o por un miembro de algún grupo étnico minoritario.

Ben Carson, propuesto para el Departamento de Vivienda y Desarrollo Urbano, es el único afroestadounidense. Elaine Chao (Transporte) y Nikki Haley (embajadora ante la ONU) son las únicas asiáticas.

Nikki Haley.Image copyrightGETTY IMAGES
Image captionNikki Haley fue nominada como embajadora en la ONU.

Seis de los nominados han ocupado previamente cargos de elección y uno de ellos (Chao) tiene experiencia al frente de una agencia federal. Eso indica un cambio significativo en relación con los gobiernos anteriores, que estaba bien provistos de personal con más experiencia política.

El gabinete de Trump es una mezcla de ricos empresarios, exjefes militares y conservadores extremos, los llamados “true believers”.

Puede que Trump haya hecho campaña como un outsider anti-establishment, pero mayormente se está rodeando de los hombres más ricos, poderosos e influyentes.

Aunque muchos de ellos pueden ser unos recién llegados en el juego de la política electoral, no han sido sacados precisamente de entre las masas enfurecidas.

A continuación, miremos de forma más cercana al futuro gabinete de Trump.

Capitanes de industria

Los electores estadounidenses eligieron a un hombre de negocios sin experiencia política como su presidente y él está llenado muchos de los principales puestos del gobierno con empresarios sin experiencia política.

Rex Tillerson.Image copyrightGETTY IMAGES
Image captionSe espera que Rex Tillerson cambie las reuniones de la directiva de Exxon Mobil por las del gabinete de la Casa Blanca.

A la cabeza de ellos están Rex Tillerson, quien ha liderado el consorcio internacional de energía Exxon Mobil desde 2006, como secretario de Estado; y Steven Mnuchin, el inversionista y exejecutivo de Goldman Sachs, quien se encargará del Departamento del Tesoro.

Otros nombramientos destacados incluyen al llamado “rey de la bancarrota”, Wilbur Ross, como secretario de Comercio y el magnate de la comida rápida Andrew Puzder en la Secretaría del Trabajo.

¿Qué indican estos nombramientos? Trump hizo campaña en contra de la élite global que según dijo estaba despojando a la clase trabajadora de su riqueza, pero al buscar a expertos de Wall Street y a caciques corporativos para ocupar puestos clave en el gobierno, sus acciones señalan definitivamente una mentalidad distinta.

Los generales

Durante un momento en la campaña, Trump presumió de saber más sobre la lucha contra el autodenominado Estado Islámico que muchos de los generales que en estos momentos están a cargo de las operaciones militares de Estados Unidos.

General James Mattis.Image copyrightGETTY IMAGES
Image captionJames Mattis asumirá la dirección del Pentágono.

Sin embargo, cuando ha llegado la hora de cubrir los puestos de liderazgo del aparato de seguridad nacional, el presidente electo ha ido a buscar con frecuencia a hombres de uniforme.

James Mattis (Defensa) y John Kelly (Seguridad Interior) son dos generales retirados, como lo es Michael Flynn, a quien Trump ha designado como asesor de Seguridad Nacional (un cargo que no requiere de la aprobación del Senado).

Tomados individualmente, estos nombramientos no tienen nada de particular, pues tanto en gobiernos demócratas como republicanos ha habido de vez en cuando algún militar retirado.

Colin Powell fue el secretario de Estado de George W. Bush, mientras que David Petraeus estuvo a cargo de la Agencia Central de Inteligencia durante el gobierno del demócrata Barack Obama. Ambos eran generales de cuatro estrellas que habían pasado a retiro.

Juntos, sin embargo, estos nombramientos le dan al gobierno de Trump una marcada tendencia marcial.

Aunque se haya burlado de los generales de Obama, Trump -quien en su juventud asistió a la escuela militar- parece inclinado a favorecer el liderazgo militar.

Las Fuerzas Armadas son una de las pocas instituciones que aún son vistas favorablemente por el público estadounidense y Trump parece más que contento de marchar junto a ellas.

¿Qué indican estos nombramientos? Cuando era candidato, Trump con frecuencia abogaba por una política exterior menos intervencionista, pero la decisión del rodearse de generales una vez siendo presidente podría indicar que será más rápido con el gatillo.

Los derrotados

El exaspirante presidencial Rick Perry una vez dijo que Trump era un cáncer en el Partido Republicano. Ben Carson, otro rival en las primarias del Partido Republicano, cuestionó las creencias religiosas del magnate. Ahora, Trump los ha integrado a ambos en su gobierno.

Ben Carson y Donald Trump.Image copyrightGETTY IMAGES
Image captionDonald Trump incluyó a Ben Carson en su equipo presidencial.

Hay una cierta ironía en la designación de Perry, dado que ha sido puesto a la cabeza del Departamento de Energía, uno que él se olvidó de mencionar al hacer una lista de puestos ministeriales durante un recordado debate durante las primarias republicanas de 2008.

Aunque Trump solo ha nombrado a dos exrivales en el gobierno, se rumorea que puede estar considerando el nombre de Carly Fiorina, la exdirectiva de la multinacional informática Hewlett-Packard (HP), en un cargo de responsabilidad en el aparato de inteligencia.

También está el caso del gobernador de Nueva Jersey, Chris Christie, a quien supuestamente le fueron ofrecidos varios cargos en el gabinete, tras haber sido descartado como posible fiscal general.

Él es un adversario convertido en aliado que ahora parece haber sido olvidado.

¿Qué indican estos nombramientos? Haberse enfrentado a Trump en el pasado no es algo que necesariamente lleva al presidente electo a descartar a alguien, pero luego hace falta doblar las rodillas -como hicieron tanto Carson como Perry- para que el pasado quede realmente atrás.

Los iniciados

De acuerdo con una historia reciente en el medio especializado Politico, el equipo de transición de Trump ha estado rodeado de conflictos entre miembros del liderazgo tradicional del partido, con el próximo jefe de gabinete Reince Priebus, y los outsiders conservadores que le ayudaron durante su campaña.

Tom Price.Image copyrightGETTY IMAGES
Image captionTom Price estará al frente de Salud y Servicios Humanos.

En cierto número de puestos en el gabinete, parece que el establishment logró ubicar a la gente que quería.

Tom Price, designado para estar a cargo de Salud y Servicios Humanos, es un miembro del liderazgo republicano en la Cámara de Representantes.

Betsy DeVos, nombrada para la secretaría de Educación, es una activista conservadora de larga trayectoria y donante del Partido Republicano.

Elaine Chao fue secretaria de Trabajo durante la presidencia de George W. Bush y está casada con el líder de los republicanos en el Senado, Mitch McConnell.

La gobernadora de Carolina del Sur, Nikki Haley, considerada como una estrella ascendente en el partido, fue nominada como embajadora de Estados Unidos ante Naciones Unidas.

Dado que Trump probablemente se convierta en un mandatario que no se inmiscuya demasiado en el manejo cotidiano de su gobierno, los jefes de los departamentos tendrán un poder considerable durante los próximos cuatro años.

Aunque el presidente electo dijo que hay partes que le gustan del Obamacare -el programa de reforma de cuidado de salud del presidente Obama-, por ejemplo, es probable que Price usará su autoridad como secretario de Salud para quitarle al Obamacare mucho de su poder.

Aunque Trump pueda sentarse a conversar sobre el cambio climático con el ex vicepresidente Al Gore, su candidato para dirigir la Agencia de Protección Ambiental, Scott Pruitt, es un abierto crítico de esa oficina gubernamental, contra la cual incluso ha iniciado demandas judiciales.

Trump hizo campaña en contra del establishment político, pero algunos de sus nominados están muy cómodos en Washington.

Por lo tanto, la tensión entre los representantes de la política tradicional y los outsiders en el equipo de transición de Trump probablemente se prolongarán durante su presidencia.

Los leales

El primer miembro del gabinete de Trump en ser anunciado, el senador Jeff Sessions, quien fue postulado como fiscal general, fue también uno de los primeros políticos con proyección nacional en apoyar la campaña presidencial del magnate inmobiliario.

Jeff Sessions y Donald Trump.Image copyrightGETTY IMAGES
Image captionEl senador Jeff Sessions se arriesgó al apoyar a Trump al inicio de la campaña y fue recompensado por ello.

Varios donantes y asesores politicos de alto perfil de Trump también han sido designados para altos cargos, incluyendo a Mnuchin, Ross y Puzder.

Linda McMahon, quien donó más de US$7 millones a la campaña del republicano y a sus grupos afines, fue escogida para encabezar la agencia estatal responsable de la pequeña empresa. McMahon es la mayor donante de la fundación de caridad de la familia Trump.

Todd Ricketts, otro donante de Trump, fue nombrado en un alto cargo en el Departamento de Comercio.

Otros de los principales defensores de Trump fueron ignorados para cargos apetecibles, incluyendo al exalcalde de Nueva York, Rudy Giuliani, el exlíder del Congreso Newt Gingrich, la excandidata a la vicepresidencia Sarah Palin y el exgobernador de Massachusetts, senador Scott Brown.

Ellos salieron del cementerio político para hacer una apuesta temprana por Trump, pero aún esperan a ser recompensados por su esfuerzo.

¿Qué indican estos nombramientos entonces?

Que aunque los discursos aguerridos y las apariciones en televisión son importantes, una de las rutas más rápidas hacia los corredores del poder de Trump parece ser una chequera abierta.

Lo que hacemos en Animal Político requiere de periodistas profesionales, trabajo en equipo, mantener diálogo con los lectores y algo muy importante: independencia. Tú puedes ayudarnos a seguir. Sé parte del equipo. Suscríbete a Animal Político, recibe beneficios y apoya el periodismo libre.

#YoSoyAnimal

Las empresas de Japón que ayudan a la gente a desaparecer

Cada año, algunas personas optan por "esfumarse" y abandonar sus vidas, trabajos, hogares y familias. En Japón se les conoce como "jouhatsu" y hay empresas que les ayudan a llevarlo a cabo.
17 de septiembre, 2020
Comparte

En todo el mundo, desde Estados Unidos a Alemania o Reino Unido, hay cada año personas que deciden desaparecer sin dejar rastro, abandonando sus hogares, trabajos y familias para comenzar una segunda vida.

A menudo lo hacen sin siquiera mirar atrás.

En Japón, a estas personas se les conoce como los jouhatsu.

El término significa “evaporación”, pero también se refiere a personas que desaparecen a propósito y ocultan su paradero, a veces durante años, incluso décadas.

“Me harté de las relaciones humanas. Cogí una maleta pequeña y me esfumé“, dice Sugimoto, de 42 años, que en esta historia solo usa el apellido de su familia.

“Simplemente escapé”.

Afirma que en su pequeña ciudad natal todos lo conocían por su familia y su próspero negocio local, que se esperaba que Sugimoto continuara.

Pero que le impusieran ese papel le causó tanta angustia que de repente se marchó de la ciudad para siempre y no le dijo a nadie adónde iba.

Desde una deuda ineludible hasta matrimonios sin amor, las motivaciones que empujan a los jouhatsu a “evaporarse” varían.

Las calles de Japón

Getty Images
El sociólogo Hiroki Nakamori ha estado investigando el jouhatsu durante más de una década.

Pero muchos, independientemente de sus motivos, recurren a empresas que les ayuden en el proceso.

Estas operaciones se denominan servicios de “mudanzas nocturnas”, un guiño a la naturaleza secreta del proceso de quienes quieren convertirse en un jouhatsu.

Estas compañías ayudan a las personas que quieren desaparecer a retirarse discretamente de sus vidas y pueden proporcionarles alojamiento en ubicaciones desconocidas.

“Normalmente, los motivos de las mudanzas suelen positivos, como entrar a la universidad, conseguir un nuevo trabajo o un matrimonio. Pero también hay mudanzas tristes, cuando la razón es haber dejado la universidad, perder un trabajo o cuando lo que quieres es escapar de un acosador“.

Así lo cuenta Sho Hatori, quien fundó una empresa de “mudanzas nocturnas” en los años 90 cuando estalló la burbuja económica de Japón.

Segundas vidas

Cuando empezó en ello, creía que la razón por la que la gente decidía huir de sus problemáticas vidas era la ruina financiera, pero pronto descubrió que también había “razones sociales”.

“Lo que hicimos fue ayudar a las personas a comenzar una segunda vida”, dice.

El sociólogo Hiroki Nakamori ha estado investigando el fenómeno de los jouhatsu durante más de una década.

Dice que el término comenzó a usarse en los años 60 para describir a las personas que decidían desaparecer.

Las tasas de divorcio eran (y siguen siendo) muy bajas en Japón, por lo que algunas personas decidían que era más fácil levantarse y abandonar a sus cónyuges que afrontar los procedimientos de divorcio elaborados y formales.

“En Japón es más sencillo esfumarse” que en otros países, dice Nakamori.

La privacidad es algo que se protege con uñas y dientes.

Mujer sacando dinero en un cajero automático

Getty Images
¿Desaparecerías sin dejar rastro?

Las personas desaparecidas pueden retirar dinero de los cajeros automáticos sin ser descubiertas, y los miembros de la familia no pueden acceder a videos de seguridad que podrían haber grabado a su ser querido mientras huía.

“La policía no intervendrá a menos que exista otra razón, como un crimen o un accidente. Todo lo que la familia puede hacer es pagar mucho a un detective privado. O simplemente esperar. Eso es todo”.

Me quedé impactada

Para quienes son dejados atrás, el abandono y la búsqueda de su jouhatsu puede ser insoportable.

“Me quedé impactada”, dice una mujer que habló con la BBC pero decidió permanecer en el anonimato.

Su hijo de 22 años desapareció y no la ha vuelto a contactar.

“Se quedó sin trabajo dos veces. Debió haberse sentido miserable por ello”.

Cuando dejó de tener noticias suyas, condujo hasta donde vivía, registró el sitio y luego esperó en su automóvil durante días para ver si aparecía.

Nunca lo hizo.

Dice que la policía no ha sido muy útil y que le dijeron que solo podían involucrarse si existía la sospecha de que se había suicidado.

Pero como no había ninguna nota, no investigarán nada.

“Entiendo que hay acosadores y que la información puede ser mal utilizada. Quizás la ley es necesaria, pero los criminales, los acosadores y los padres que quieren buscar a sus propios hijos son tratados de la misma manera debido a la protección. ¿Cómo puede ser?”, afirma.

“Con la ley actual y sin disponer de dinero, todo lo que puedo hacer es verificar si mi hijo está en la morgue. Es lo único que me queda”.

Mujer en Tokio

Getty Images
La policía no suele a ayudar a las familias que buscan a sus seres queridos.

Los desaparecidos

A muchos de los jouhatsu, aunque hayan dejado atrás sus vidas, la tristeza y el arrepentimiento les sigue acompañando.

“Tengo la sensación constante de que hice algo mal”, dice Sugimoto, el empresario que dejó a su esposa e hijos en la pequeña ciudad.

“No he visto en un año. Les dije que me iba de viaje de negocios”.

Su único pesar, dice, fue dejarlos.

Sugimoto vive escondido en una zona residencial de Tokio.

La empresa de “mudanzas nocturnas” que lo aloja está dirigida por una mujer llamada Saita, quien prefiere no confesar su apellido por mantener el anonimato.

Ella misma es una jouhatsu que desapareció hace 17 años.

Huyó de una relación físicamente abusiva, y dice: “En cierto modo, soy una persona desaparecida, incluso ahora”.

Tokio

Getty Images
Tokio es una ciudad con más de 9 millones de habitantes.

Tipos de clientes

“Tengo varios tipos de clientes”, continúa.

“Hay personas que huyen de la violencia doméstica grave y otras que lo hacen por ego o interés propio. Yo no juzgo. Nunca digo: “Su caso no es lo suficientemente serio”. Todo el mundo tiene sus luchas”.

Para personas como Sugimoto, la compañía le ayudó a abordar su propia batalla personal.

Pero a pesar de que logró desaparecer, eso no significa que los rastros de su antigua vida no permanezcan.

“Solo mi primer hijo sabe la verdad. Tiene 13 años”, dice.

“Las palabras que no puedo olvidar son: ‘Lo que papá hace con su vida es cosa suya, y no puedo cambiarlo’. Suena más maduro que yo ¿no?”.


Ahora puedes recibir notificaciones de BBC News Mundo. Descarga nuestra app y actívalas para no perderte nuestro mejor contenido.

https://www.youtube.com/watch?v=VtZC2ETz-Mk

https://www.youtube.com/watch?v=KmgRXXNvokE

https://www.youtube.com/watch?v=QkzsUZOK6-0

Lo que hacemos en Animal Político requiere de periodistas profesionales, trabajo en equipo, mantener diálogo con los lectores y algo muy importante: independencia. Tú puedes ayudarnos a seguir. Sé parte del equipo. Suscríbete a Animal Político, recibe beneficios y apoya el periodismo libre.

#YoSoyAnimal
close
¡Muchas gracias!

Estamos procesando tu membresía, por favor sé paciente, este proceso puede tomar hasta dos minutos.

No cierres esta ventana.