close
Recibe noticias a través de nuestro newsletter
¡Gracias! Desde ahora recibirás un correo diario con las noticias más relevantes.
sync
Cuartoscuro

Confirman dos muertos en Ixmiquilpan, Hidalgo, tras protesta violenta contra el gasolinazo

Las autoridades de Hidalgo confirmaron la muerte de dos personas tras un enfrentamiento entre pobladores y policías; en Veracruz murieron otras tres personas personas; y un policía más en la Ciudad de México.
Cuartoscuro
Por AP
6 de enero, 2017
Comparte

Las autoridades de Hidalgo confirmaron este viernes que otras dos personas murieron en los disturbios que siguieron a las protestas por el alza de gasolina con lo que subiría a seis los muertos en los últimos días en el país en el marco del malestar generado por esta medida

Las detenciones por los saqueos y actos vandálicos en más de 300 establecimientos en distintos puntos del país llegaron al millar de personas, según las autoridades, y en estados como Veracruz se inició un refuerzo de las fuerzas de seguridad federales.

El portavoz de la fiscalía del estado de Hidalgo, Eder Arteaga, confirmó la muerte de dos hombres durante las protestas que tuvieron lugar en Ixmiquilpan, al norte de la capital, cuando manifestantes bloquearon una carretera y se enfrentaron a la policía.

En días anteriores, dos personas murieron en el puerto de Veracruz, en una de las zonas donde se dieron disturbios, otra en un municipio al sur de ese mismo estado al ser atropellado por un vehículo que trataba de huir de la policía tras unos saqueos, y un policía perdió la vida en Ciudad de México al intentar detener un robo.

En Monterrey, Nuevo León, la noche del jueves un grupo de vándalos atacó el palacio de gobierno mientras muchos de los asistentes a la protesta desautorizaban la violencia al grito de “ese no es el pueblo”.

Las autoridades de esa entidad indicaron que 182 personas fueron detenidas y su gobernador, Jaime Rodríguez, indicó que los arrestos continuarían y que no se permitiría más violencia aunque reconoció que ni los municipios ni el estado cuentan con suficiente policía.

Por otra parte, Miguel Angel Yunes, el mandatario de Veracruz, elevó la cifra de detenidos en el estado a 300 y anunció la llegada de refuerzos de fuerzas federales, en concreto de elementos de la Gendarmería.

“No vamos a permitir que esto continúe. Vamos a aplicar toda la mano dura que se pueda aplicar dentro de la ley”, indicó el viernes tras denunciar los hechos de “barbarie” que se vivieron en algunos puntos de Veracruz durante el miércoles y el jueves.

El viernes, festividad de los Reyes Magos en México, amaneció en relativa calma después de dos días de pillaje, de cortes en las carreteras y cierres de establecimientos en parte por el miedo de los comerciantes.

En el centro del país, la Ciudad de México y el Estado de México, se dieron medio millar de detenciones después de los numerosos saqueos ocurridos el miércoles y el jueves.

Tanto las organizaciones empresariales como muchos colectivos civiles, los partidos de la oposición y hasta la Iglesia Católica pidieron al gobierno que reconsiderara su postura, que entró en vigor el 1 de enero como parte del proceso de liberalización del mercado de la gasolina, que se realizará durante todo 2017.

Pero el presidente Enrique Peña Nieto insistió de nuevo el viernes, por tercer día consecutivo, en que la subida de la gasolina fue una decisión “difícil” pero necesaria para evitar males mayores, ya que era necesario ajustar su precio al mercado para garantiza la estabilidad económica del país.

Lo que hacemos en Animal Político requiere de periodistas profesionales, trabajo en equipo, mantener diálogo con los lectores y algo muy importante: independencia. Tú puedes ayudarnos a seguir. Sé parte del equipo. Suscríbete a Animal Político, recibe beneficios y apoya el periodismo libre.

#YoSoyAnimal
Getty Images

5 pasos para hacer que tu teléfono sea menos inteligente (y así dejar de depender tanto de él)

Hay personas que reconocen pasar 95% de su tiempo con las narices pegadas a su dispositivo celular, sin mucho desarrollo en su vida intelectual o espiritual.
Getty Images
10 de julio, 2019
Comparte

Es una poderosa computadora de bolsillo con alcance inimaginable hace sólo unos años. El teléfono inteligente te permite trabajar desde cualquier lugar, ver películas, escuchar la música que quieras, comprar cuanto artículo desees, pagar todas tus cuentas, buscar pareja, bajar de peso, planear tus viajes, orientarte en un ciudad extraña, por solo mencionar algunas de un sin fin de opciones posibles.

Ah, sí, y también sirve para hablar a distancia y enviar mensajes.

Eso fue para lo que originalmente fue diseñado y a lo que algunas personas les gustaría regresar.

Hay usuarios que reconocen pasar 95% de su tiempo consciente con las narices pegadas a su dispositivo celular sin mucho desarrollo en su vida intelectual o espiritual.

En ese sentido, un dispositivo que de muchas maneras nos liberó de tener que estar en un sitio fijo para realizar una cantidad de actividades, también nos ha esclavizado.

Si eres una de las personas que quiere independizarse y añora una relación más simple con su celular, aquí hay una guía de cinco pasos que preparó el sitio especializado Fastcompany para volver tu teléfono menos inteligente o “tonto”, como dirían algunos.

1. Purga general

¿Abres tu teléfono te pasas un buen rato deslizando la pantalla en busca de uno de decenas -tal vez cientos- de apps que has descargado a lo largo del tiempo?

Llegó la hora de hacer una limpieza de cabo a rabo.

Ilustración de un teléfono inteligente y una cantidad de íconos de apps flotando.

Getty Images
Todas las aplicaciones que hayas descargado se pueden eliminar.

Es fácil con los dispositivos Apple. Solo es cuestión de presionar en cada ícono hasta que se sacuda y salga una X en la esquina. Repite la operación para retirar todos esos apps que ni te acuerdas por qué los añadiste.

Con teléfonos Android es aún más rápido porque puedes eliminar todos los apps que descargaste en una sola operación.

Entra al Google Play Store, ve al menú, presiona arriba “Mis apps y juegos”, luego la pestaña “Instalados” y finalmente la opción “Almacenamiento”.

Aquí se abre una lista de apps con una cajita al lado. Selecciona todas las cajitas y presiona la barra “Desocupar”.

2. Desactivar las apps incorporados

Hay unas apps que por defecto vienen incluidos en tu móvil, así los quieras o no. Como el correo electrónico, el navegador, etc.

Esas son un poco más problemáticos de eliminar, aunque con los iPhone es un proceso relativamente fácil de seguir:

En el menú de Configuración selecciona General y luego Restricciones. En la opción “Activar Restricciones” debes crear un código de paso -que no debes olvidar en caso de que quieras recuperar las apps- y luego apagas todo lo que está en la lista.

Si tienes un dispositivo Android, en el menú de Configuración ve a la opción “Apps y notificaciones” y selecciones “Ver todas las apps” para tener una lista completa de los que puedes desactivar. Apaga una por una.

Una persona escribiendo un mensaje en un teléfono móvil

Getty Images
La idea es dejar el teléfono sólo con la capacidad de llamar y enviar mensajes.

3. Preservar teléfono y mensajes

Habrá unos apps incorporados que no se pueden desactivar, como el teléfono y mensajes.

Pero esos son exactamente los que queremos preservar en este ejercicio y que vas a necesitar si quieres que tu móvil sea más que un pisapapeles.

Vas a colocar esos dos apps en todo el centro de tu pantalla de inicio, para tener un móvil a la antigua, solo para hablar y escribir mensajes.

Si hay algunas apps residuales, escóndelas en un folder (si es un iPhone) o sácalos de vista (si es un Android). La idea es tener una pantalla lo más limpia posible.

4. No más datos móviles

Posiblemente esta medida es la que más duela: vamos a cortar todas esas vías sofisticadas de recepción de datos y depender exclusivamente de la tecnología celular común y corriente que ha estado en funcionamiento durante décadas.

En los iPhone también hay que eliminar el iMessage para que sólo puedas recibir textos sencillos y sin emojis y cosas por el estilo. Se apaga en el menú de Configuración. Allí también puedes seleccionar Celular y apaga el botón “Datos móviles”.

Igualmente, en Android, ve a Configuración, escoge “Redes & internet”, selecciona “Red móvil” y apaga la opción “Datos móviles”.

Representación de un teléfono móvil conectado a Wi-Fi

Getty Images
¿Podrás vivir sin datos móviles?

5. Adiós al Wi-Fi

Esta es la última fuente que tienes que apagar para dejar tu móvil sólo con la capacidad para hacer llamadas y enviar textos.

Un paso traumatizante pero sencillo: en Configuración, selecciona Wi-Fi y ese botón verde, tórnalo gris.

En Android, como ya estabas en “Redes & Internet”, lo único que tienes que hacer es deslizar el botón de Wi-Fi para apagarlo.

De esta manera, ese complejo dispositivo que te pudo haber costado hasta US$1.000, dependiendo del modelo y la marca, queda básicamente como un celular de la “era de piedra”.

Teléfonos móviles Nokia 3310

BBC
En 2017, Nokia sacó una nueva edición de su tradicional móvil 3310, de sólo llamadas y mensajes.

Alternativamente, podrías ir a tu tienda local y con poco dinero comprarte un “teléfono tonto”, que todavía están en el mercado.

En 2017, Nokia, que en su época fue la empresa pionera en telefonía móvil, resucitó su modelo 3310 precisamente con la idea de servir un mercado que sólo busca hablar y escribir textos.


Ahora puedes recibir notificaciones de BBC Mundo. Descarga la nueva versión de nuestra app y actívalas para no perderte nuestro mejor contenido.

https://www.youtube.com/watch?v=2UdkGCpO8eU

https://www.youtube.com/watch?v=HcTjcbZr8pE

https://www.youtube.com/watch?v=XnhB7_5tLr8&t=16s

Lo que hacemos en Animal Político requiere de periodistas profesionales, trabajo en equipo, mantener diálogo con los lectores y algo muy importante: independencia. Tú puedes ayudarnos a seguir. Sé parte del equipo. Suscríbete a Animal Político, recibe beneficios y apoya el periodismo libre.

#YoSoyAnimal
¡Muchas gracias!

Estamos procesando tu membresía, por favor sé paciente, este proceso puede tomar hasta dos minutos.

No cierres esta ventana.