El rey de los medidores de luz: Carlos Peralta es el gran ganador de las licitaciones de CFE
close
Recibe noticias a través de nuestro newsletter
¡Gracias! Desde ahora recibirás un correo diario con las noticias más relevantes.
sync
Thelma Gómez Durán

El rey de los medidores de luz: Carlos Peralta es el gran ganador de las licitaciones de CFE

La fórmula de Carlos Quintero, presidente de IUSA, es participar en licitaciones con 2 empresas que simulan ser competidoras pero que, en realidad, no lo son, indica un reporte de Mexicanos Contra la Corrupción y la Impunidad.
Thelma Gómez Durán
Por Thelma Gómez Durán / Mexicanos Contra la Corrupción y la Impunidad
19 de junio, 2017
Comparte

Los dos amigos sonríen. Se dan un apretón de manos y palmadas en los brazos. La escena, capturada en una fotografía, ocurrió el 6 de diciembre de 2013 en la residencia oficial de Los Pinos. Ese día, el presidente Enrique Peña Nieto recibió a jugadores y directivos de los Tigres de Quintana Roo. El entonces dueño del equipo, el empresario Carlos Peralta Quintero, tenía motivos para festejar. Su equipo se coronó como campeón de la temporada anual de la Liga Mexicana de Beisbol 2013. Cuatro meses antes, en agosto de ese mismo año, obtuvo contratos de la Comisión Federal de Electricidad (CFE), por más de 2 mil 470 millones de pesos.

Los contratos con la CFE fueron resultado de una licitación pública internacional para adquirir watthorímetros, nombre técnico que se les da a los medidores de luz. En ese concurso ganaron Comercializadora IUSA Medidores S.A. de C.V. y Controles y Medidores Especializados S.A. de C.V. En la licitación, las dos empresas participaron como si fueran dos compañías diferentes, sin vínculos, cuando en realidad no es así. Controles y Medidores Especializados es una compañía ligada a Carlos Peralta Quintero, presidente ejecutivo y director general de Grupo IUSA.

IUSA no es la única empresa que fabrica watthorímetros en México y en el mundo. Información de la misma CFE señala que se tienen identificadas a 20 compañías con posibilidades de producir y vender medidores. Aun así, IUSA y Controles y Medidores Especializados son las únicas que parecen tener la fórmula para asegurarse ganar la licitación pública internacional que, cada año, realiza la gerencia de abastecimientos de la CFE, para comprar más de un millón de medidores.

 La estrategia para asegurar los contratos funciona sin problemas. Desde 2013, año en que Controles y Medidores Especializados comenzó su historia en las licitaciones, esta empresa y otras del Grupo IUSA han recibido contratos de la CFE, por la adquisición de medidores, que en conjunto suman poco más de 11 mil 833 millones de pesos.

2012: Noquear a la competencia

En 2012, Protecsa Ingeniería y Electrometer de las Américas intentaron convertirse en proveedores de la CFE. Las dos empresas participaron en la licitación LA-018TOQ003-T263-2012. La tercera concursante fue IUSA Medición.

Durante las juntas de aclaraciones de la licitación, cuyas actas pueden consultarse en el sistema Compranet, Electrometer de las Américas señaló que los watthorímetros requeridos consideran características exclusivas para la CFE. “Si tomamos en cuenta la cantidad mínima de unidades a entregar, para empresas medianas nacionales, como es nuestro caso, y dada nuestra capacidad instalada conocida y certificada por ustedes, nos será prácticamente imposible suministrar las cantidades requeridas, lo cual consideramos limitativo para nuestra participación”.

 La empresa propuso que se modificara el tiempo de entrega, porque de lo contrario “se dará posibilidad de cumplimiento sólo a la empresa IUSA Medición… Consideramos que un tiempo de entrega con las cantidades solicitadas sólo es posible para quien tenga preparado el producto de manera anticipada”. La CFE no aceptó la propuesta.

Durante la licitación, Electrometer de las Américas señaló que “IUSA Medición plantea que nadie más podría o debería pretender desarrollarse como proveedor alterno de este tipo de watthorímetros, ostentando su poder monopólico. Lo anterior deja a CFE en una posición incómoda, puesto que implicaría que la presente licitación habría de ser una compra directa disfrazada”.

El fallo de esta licitación se pospuso, por lo menos, en cuatro ocasiones, hasta que se realizó el 27 de agosto de 2012. La propuesta de Protecsa Ingeniería fue desechada por incumplir con aspectos técnicos solicitados en la convocatoria.

De acuerdo con el fallo, tanto IUSA Medición como Electrometer de las Américas cumplieron legal, técnica y económicamente con los requisitos solicitados. Pero la CFE canceló la única partida en que participó Electrometer de las Américas. El argumento fue que el Instituto Mexicano de la Propiedad Industrial (IMPI) tenía abierto un procedimiento en contra de la empresa.

Justo en 2012, cuando estaba en marcha la licitación de la CFE, tanto Electrometer de las Américas como Protecsa Ingeniería fueron denunciadas ante el IMPI, por una supuesta violación a la patente que fue otorgada a IUSA. Para conocer qué sucedió con esas denuncias, se solicitó desde hace meses información al IMPI, pero hasta la publicación del reportaje no se tuvo una respuesta.

Para este reportaje también se buscó a los representantes de Protecsa Ingeniería y Electrometer de las Américas. Ninguno aceptó hablar sobre el tema.

Al final, el único ganador de la licitación del 2012 fue IUSA Medición, quien obtuvo un contrato abierto -es decir, que podía ampliarse- por mil 175 millones 751 mil 737 pesos. Esta licitación mostró que, si de medidores se trataba, nadie podía competir con IUSA.

Para la licitación pública internacional que la CFE lanzó en 2013 se presentó lo que parecía ser un nuevo jugador: Controles y Medidores Especializados S.A. de C.V. Una empresa sin antecedentes en el negocio de medidores de luz en el país o en el mundo.

Con el hierro IUSA 

El 28 de septiembre de 2011 se creó Controles y Medidores Especializados S.A de C.V, de acuerdo con los antecedentes notariales de la empresa, obtenidos en el Registro Público de la Propiedad de la Ciudad de México. Los accionistas, según los documentos, son Antonio Tort Rivera (con el 99.9% de las acciones) y Gabriela Jenny Martínez García.

La información incluida en los antecedentes notariales señala que Antonio Tort Rivera es mexicano y que nació el 28 de enero de 1965. Pero en la base de datos nacional del Registro Civil no es posible encontrar este nombre: no hay CURP ni acta de nacimiento.

Quien tuvo que verificar la identidad del accionista fue el titular de la Notaria 250, Antonio López Aguirre, responsable de formalizar el acta constitutiva de la empresa. Antonio López Aguirre es el mismo notario que ha formalizado las actas constitutivas de empresas del Grupo IUSA, entre ellas Comercializadora IUSA Medidores y USA-Gas Huehuetoca. También es quien ha notificado cambios en el acta constitutiva de IUSA Medición.

En las actas notariales de Controles y Medidores Especializados, quien aparece como administrador único es Andrés Tort Rivera quien, de acuerdo con su acta de nacimiento, nació el 28 de enero de 1965 (la misma fecha que el supuesto accionista, cuya identidad no pudo ser corroborada) y es hermano de Mariana Tort Rivera, quien desde finales de la década de los noventa es pareja del empresario Carlos Peralta Quintero.

Andrés Tort Rivera también ha firmado documentos como representante legal de Gas Padilla S.A. de C.V. y de USA-Gas Huehuetoca, ambas pertenecientes al Grupo IUSA.

Además, en las actas notariales de Controles y Medidores Especializados, varias de las personas que aparecen como sus apoderados han tenido vínculos laborales con IUSA. Por ejemplo, Domingo Susano Sánchez Bernal fue representante legal de Industrias Unidas de Pastejé S.A. de C.V.; Karina López Miranda trabajaba en el área fiscal de IUSA, al menos hasta 2013; y Blanca Isela Martínez Martínez labora como “contable en IUSA”, tal y como ella misma lo publicó en la red social LinkedIn.

El 3 de junio de 2012 se sumaron nuevos nombres a Controles y Medidores Especializados. Ese día se nombraron apoderados generales a Juan José Torres Chavarría, quien trabaja como contador en IUSA, y a Hugo Alejandro Vidargas Hernández, quien desde abril de 2011 es abogado corporativo de IUSA, como él mismo lo informa en su perfil de LinkedIn.

El nombre de Vidargas Hernández es el único que aparece en la sección de “contacto” de la página de internet de Controles y Medidores Especializados. Es él quien también ha firmado los contratos que la compañía ha obtenido de la CFE.

Mexicanos contra la Corrupción y la Impunidad (MCCI) marcó en varias ocasiones, durante el lapso de una semana, al número telefónico que aparece en la sección de contacto de Controles y Medidores Especializados, pero nadie contestó.

El dominio de la página de internet de Controles y Medidores Especializados (www.conymed.com) se creó el 5 de marzo de 2012. Este sitio se aloja en el mismo servidor de la página de internet de IUSA.

Controles y Medidores Especializados tiene la impronta de IUSA no sólo en su acta constitutiva, en quienes forman parte de la empresa y en su página de internet. Las dos compañías también comparten la misma dirección. En los contratos que Controles y Medidores Especializados ha realizado con la CFE —cuyas copias se obtuvieron utilizando la Ley Federal de Transparencia y Acceso a la Información Pública—, el domicilio que presenta la empresa es Paseo de la Reforma 2608. Quien visite esa dirección encontrará un edificio con helipuerto. Antes de ingresar al lugar, un enorme directorio anuncia que ahí se encuentran las oficinas de IUSA, IUSASOL y la Clínica Lomas Altas, también propiedad de Carlos Peralta Quintero.

El domicilio de Paseo de la Reforma 2608 también fue el que presentaron los apoderados legales de la empresa para recibir notificaciones, cuando realizaron la solicitud ante el IMPI para registrar las marcas CONYMED y MIAL METERING SYSTEMS; registros que obtuvieron a mediados de 2012, de acuerdo con la información pública disponible en el portal Marcanet.

Es justo en el séptimo piso de Paseo de la Reforma 2608 en donde, el pasado 14 de junio de 2017, el director de Relaciones Institucionales de Grupo IUSA, Estéfano Conde, recibe a MCCI. Al preguntarle sobre Controles y Medidores Especializados responde: “Es una empresa que tiene una licencia expedida por IUSA. Es otro fabricante de medidores… Es una licencia de tecnología de fabricación de equipos. El medidor que fabrica esta empresa es un medidor que IUSA no fabrica, es un medidor bifásico”.

 — ¿Ustedes conocen las plantas de Controles y Medidores? —se le pregunta.

 — Yo, en lo personal, no. Pero es una empresa que tiene una licencia otorgada por IUSA… No competimos por lo mismo, porque el producto que hace esta empresa no lo fabrica IUSA. —insiste Estéfano Conde.

 — El apoderado legal de la empresa es Andrés Tort Rivera, ¿lo conoce?

 — No lo conozco.

 — Andrés Tort Rivera es hermano de Mariana Tort Rivera, pareja de Carlos Peralta. ¿Las dos empresas no están vinculadas?

 — (Controles y Medidores Especializados) no es una empresa de Grupo IUSA.

 — ¿Aunque las dos direcciones que presentan ambas empresas son las mismas?

 — Le reitero: no es una empresa de Grupo IUSA.

 — La dirección que presenta Controles y Medidores Especializados es Paseo de la Reforma 2608, piso 3, ¿Qué hay en el piso 3 de este edificio?

 — No lo sé. El edificio tiene 22 pisos. No sé que hay en el piso 3.

 — ¿Aquí no están las oficinas de Controles y Medidores Especializados?

 — Yo no sé dónde está Controles y Medidores.

 — ¿No hay relación entre IUSA y Controles y Medidores Especializados?

 — No es una empresa del Grupo IUSA… Ni IUSA ni sus empresas participan en el capital accionario de Controles y Medidores… Todos los contratos que las empresas de IUSA han ganado, han sido a través de licitaciones públicas internacionales, validadas por testigos sociales.

 Hasta la licitación de 2012, IUSA concursaba en todas las partidas, incluso en las relacionadas con los medidores bifásicos. En 2013, a partir de que Controles y Medidores Especializados aparece en el escenario, IUSA no vuelve a presentar propuestas para las partidas relacionadas con medidores bifásicos. Es justo a partir de la licitación de 2013 cuando IUSA y Controles y Medidores Especializados se reparten las partidas: IUSA sólo presenta ofertas para venderle a la CFE medidores monofásicos y trifásicos. Controles y Medidores Especializados sólo participa en las partidas relacionadas con los medidores bifásicos.

 Tanto los medidores monofásicos y bifásicos pueden utilizarse en servicios domésticos; su diferencia principal es que los primeros sólo miden servicios de 127 volts, mientras que los segundos pueden medir un mayor voltaje.

 Y aunque el director de Relaciones Institucionales de Grupo IUSA insiste en que no hay vínculos entre IUSA y Controles y Medidores Especializados, la realidad muestra que ambas empresas no sólo tienen la misma dirección, comparten apoderados legales y también tienen los mismos números telefónicos. Cuando se marca al número telefónico que Controles y Medidores Especializados dio a la CFE y que se registró en el contrato de 2016, la persona que contesta señala que se habla a las oficinas de ventas de IUSA.

 Además, días antes de la reunión con Estéfano Conde, MCCI acudió al edificio de Paseo de la Reforma 2608. Al preguntar en recepción por las oficinas de Controles y Medidores Especializados, el recepcionista realizó una llamada y preguntó si ahí se encontraba esa empresa. Después de unos minutos, el recepcionista respondió que sí, que ahí estaban las oficinas de Controles y Medidores Especializados.

El que Controles y Medidores Especializados esté ligada a IUSA no ha impedido que las dos empresas participen, simulando ser competidoras, en la licitación que cada año realiza la gerencia de abastecimientos de CFE para comprar millones de medidores de luz.

El 22 de julio de 2013, la gerencia de abastecimientos de la CFE publicó la convocatoria de la licitación LA-018TOQ003-T257-2013, para adquirir un millón 590 mil medidores monofásicos, bifásicos y trifásicos. Tres empresas concursaron: Comercializadora IUSA Medidores, Controles y Medidores Especializados y Protecsa Ingeniería.

 En la etapa de la evaluación técnica se descalificó a Protecsa Ingeniería, por considerar que su propuesta no cumplía con las especificaciones técnicas requeridas en la convocatoria. Así que sólo quedaron dos participantes: Comercializadora IUSA Medidores —la cual presentó propuestas para cinco de las seis partidas que se licitaron— y Controles y Medidores Especializados. Esta empresa sólo concursó en una partida, aquella en la que IUSA no presentó ninguna propuesta. Esa partida era para la adquisición de medidores bifásicos.

 El 12 de agosto de 2013, la CFE —entonces bajo la dirección de Francisco Rojas Gutiérrez— dio a conocer el fallo de la licitación de ese año. A Comercializadora IUSA Medidores se le adjudicaron las cinco partidas en las que concursó; por ello obtuvo un contrato abierto que llegó a ser de mil 882 millones 632 mil 983 pesos. A Controles y Medidores Especializados se le adjudicó la única partida en la que participó. Así la empresa obtuvo su primer contrato abierto que en total fue por 587 millones 951 mil 132 pesos, de acuerdo con la información disponible en el portal de obligaciones de transparencia de la CFE.

 La suma de los dos contratos que surgieron de la licitación de 2013 equivale a dos mil 470 millones 584 mil 115 pesos, cantidad que representa 12 millones de pesos más de lo que recibió el Hospital General de México como presupuesto para ese año.

En los contratos que firmaron los representantes de las empresas, el 27 de agosto de 2013, ambas señalan como dirección Paseo de la Reforma 2608.

 El mecanismo diseñado para repartirse los contratos de las licitaciones para adquisición de medidores funcionó. Nadie se percató de que las dos empresas ganadoras compartían algo más que una dirección. Ni siquiera se dio cuenta de ello el testigo social que dio seguimiento a todo el proceso de la licitación, el ingeniero Arturo Peñaloza Sánchez, de la organización Contraloría Ciudadana para la Rendición de Cuentas, A.C., quien no respondió a la solicitud de entrevista que se le realizó.

 El 25 de noviembre de 2013, el periódico El Universal publicó una entrevista con Carlos Peralta. “¿Cómo es la relación con la Comisión Federal de Electricidad?”, le preguntan. “Estrechísima. La CFE cumplió 76 años y IUSA cumplió 74 años, 74 años que ha sido proveedor de la comisión. Imagínate”, contesta Peralta.

 La siguiente pregunta que le hace Marco Payán es: “¿Qué pasa con los medidores que siempre son IUSA?”. Carlos Peralta responde: “Los medidores son licitaciones internacionales. Pero año con año las hemos ganado, porque los volúmenes son altos y los plazos son cortos. Prácticamente no hay otro fabricante de medidores de luz con la capacidad de respuesta del volumen que requiere la CFE. Para lograrlo, todo el año estamos fabricando los medidores”.

 Los reflectores se han colocado sobre Carlos Peralta en varias ocasiones. Y no ha sido solo por sus actividades empresariales. A mediados de los 90, el empresario salió a la defensa de su amigo Raúl Salinas de Gortari, acusado entonces por lavado de dinero. Carlos Peralta aseguró que le pertenecían parte de los recursos que el hermano del ex presidente tenía en un banco suizo, ya que le había dado a Raúl Salinas 50 millones de dólares para realizar una inversión que no prosperó…

Aquí puedes leer la nota completa de Mexicanos Contra la Corrupción y la Impunidad 

Lo que hacemos en Animal Político requiere de periodistas profesionales, trabajo en equipo, mantener diálogo con los lectores y algo muy importante: independencia. Tú puedes ayudarnos a seguir. Sé parte del equipo. Suscríbete a Animal Político, recibe beneficios y apoya el periodismo libre.

#YoSoyAnimal
Andrea Taylor

`La distribución desigual de vacunas entre países ricos y pobres significará que el virus continuará propagándose y mutando'

La investigadora Andrea Taylor cree que, de continuar el actual sistema de distribución de las vacunas, el virus podría seguir mutando, haciendo inefectiva la inmunización y produciendo consecuencias devastadoras.
Andrea Taylor
4 de febrero, 2021
Comparte

La carrera global por una vacuna contra el COVID-19 ha sido, probablemente, una de las más decisivas y frenéticas de nuestro tiempo.

En menos de un año, farmacéuticas, gobiernos, aerolíneas, centros de investigación y empresas de todo el mundo se han unido en un esfuerzo en común para materializar una inyección que se ha vuelto la última esperanza para salir del oscuro túnel de muertes, contagios y confinamientos que se ha sacudido el mundo de un extremo a otro.

Sin embargo, ahora que varias vacunas han comenzado a distribuirse y las autoridades sanitarias de numerosos países se esfuerzan en administrar el mayor número de dosis posible a su población, los expertos han comenzado a alertar que en esta nueva carrera los mayores beneficiados no serán, necesariamente, quienes terminen primero.

Y es que según un estudio que realizó la Universidad de Duke en Estados Unidos y que se volvió referencia en el tema en los últimos meses, la forma en la que se distribuyen actualmente las vacunas supone otro grave peligro de salud pública a nivel mundial.

La situación, de alguna forma, reproduce el actual sistema global: los países más ricos han comprado ya la mayor cantidad de vacunas que se producirá este año, mientras los más pobres no tendrán dosis para administrar incluso ni a sus poblaciones más vulnerables.

Como resultado, se estima que cerca del 90% de las habitantes en casi 70 países de bajos ingresos tendrán pocas posibilidades de vacunarse contra el COVID-19 en 2021.

Mientras, otras naciones, como Canadá, ya han comprado suficientes dosis para vacunar cinco veces a su población.

Número de dosis compradas por países. . .

Los expertos temen que, de continuar como va el actual sistema de distribución, el virus podría seguir mutando, hacer inefectivas las actuales vacunas, además de producir consecuencias económicas, políticas y morales devastadoras.

Para analizar este tema en BBC Mundo conversamos con Andrea Taylor, quien dirige la investigación del Centro de Innovación en Salud Global de la Universidad de Duke que rastrea la distribución de vacunas a nivel global.

El proyecto, denominado Launch and Scale Speedometer, analiza datos globales sobre vacunas y terapias para combatir la pandemia y sus hallazgos se han vuelto un llamado de alerta entre políticos, académicos y expertos en salud pública.


¿Cuáles fueron los principales hallazgos de este proyecto que dirigió sobre la distribución global de vacunas?

Analizamos los datos disponibles públicamente de las compras de vacunas contra el COVID-19 para comprender mejor la asignación de vacunas en todo el mundo.

Lo que descubrimos es que los países ricos han comprado la mayor parte, mientras que los países más pobres luchan por obtener suficientes vacunas para cubrir incluso a sus poblaciones más vulnerables.

Identificamos estas brechas por primera vez en octubre de 2020 y aún no las hemos visto cerrarse, lo cual es muy preocupante.

¿Cómo se llegó a este punto?

Los países ricos aprovecharon su poder adquisitivo e inversiones en el desarrollo de vacunas para obtener un lugar en primera fila y luego compraron la mayoría de las vacunas antes que otros países.

Los países de ingresos altos tienen el 16% de la población mundial, pero actualmente cuentan con el 60% de las dosis de vacunas que se han vendido.

Vacuna

Getty Images
Conseguir una vacuna con efectividad probada no será suficiente para detener la pandemia, pues hará falta garantizar su distribución.

Debido a que la capacidad de fabricación global es limitada, esto deja menos dosis para todos los demás, al menos a corto plazo.

Los países de ingresos medianos y bajos no pudieron realizar compras de gran volumen o comprar vacunas cuando el riesgo de falla aún era muy alto, por lo que no obtuvieron acceso prioritario. Estos países están claramente en peligro ahora.

La principal preocupación es que los países de ingresos bajos y medianos simplemente no tendrán suficientes vacunas y que las personas que viven en países ricos estarán protegidas mientras el virus se propague en los países más pobres.

Si se desarrolla de esta manera, todos sufriremos más, tanto en términos de impacto sanitario como económico.

En ese sentido, hace semanas, la Organización Mundial de la Salud advirtió que el mundo se enfrentaba a un “fracaso moral catastrófico” debido a las políticas desiguales de vacunación contra el covid-19. ¿Cuáles son los principales riesgos a nivel global de la forma en que se venden y distribuyen actualmente las vacunas?

La distribución desigual de las vacunas es peligrosa para todos. Ciertamente es un fracaso moral, pero también nos enfrentamos a resultados económicos y de salud catastróficos.

Provocará muchas más muertes en todo el mundo, especialmente entre nuestros vecinos más vulnerables.

Pero también significa que el virus continuará propagándose y mutando, aumentando el riesgo de que nuestra lista de vacunas no cubra eficazmente nuevas cepas.

La sede de la OMS en Ginebra

Reuters
La OMS ha advertido que solo un esfuerzo coordinado mundial para eliminar la amenaza del SARS-CoV-2.

Si los países ricos vacunan a sus poblaciones, mientras permiten que el virus se propague a otros lugares, es posible que descubran que no están protegidos de las cepas más nuevas que surjan.

También devastará nuestras economías.

Los modelos recientes muestran que si los países ricos vacunan a sus poblaciones antes de garantizar el acceso a los países más pobres, la devastación económica costará entre US$1,5 y US$9,2 billones y al menos la mitad caerá sobre los países ricos.

Algunos de los países que tendrían que esperar años para vacunar a toda su población son ahora algunos de los lugares donde muchas vacunas se están sometiendo a ensayos clínicos. ¿Cómo entender esta aparente contradicción?

Desde el principio quedó claro que las naciones de ingresos medios y bajos iban a tener dificultades para llegar al frente de la fila para comprar vacunas.

Vimos países que aprovechaban tanto la capacidad de fabricación como la infraestructura de ensayos clínicos para intentar conseguir ofertas de vacunas.

Una enfermera prepara una dosis de la vacuna CoronaVac, de Sinovac en Ankara, Turquía.

Reuters
Muchas naciones pobres tendrán que esperar hasta incluso 2024 para vacunar a toda su población contra el coronavirus.

Líderes de varios países nos dijeron que estaban trabajando para atraer ensayos clínicos con la esperanza de que les ayudara a negociar un acuerdo de suministro con el desarrollador de la vacuna.

En algunos lugares esta estrategia tuvo éxito, pero en otros no.

Es el caso de América Latina, donde también hemos visto muchos gobiernos que tomaron la decisión de comprar algunas vacunas (como la rusa o la china), incluso cuando los procesos de ensayos clínicos y resultados estaban siendo cuestionados por expertos en salud pública. ¿Podría la falta de acceso a otras vacunas aprobadas y más seguras llevar a los países menos desarrollados a administrar dosis que no se han probado a fondo?

Los líderes de estos países están tomando decisiones de salud pública muy difíciles y el cálculo cambia cada semana, a medida que cambia la carga de morbilidad y se descubren nuevas variantes.

Hace unos meses, escuchábamos a líderes de muchos países menos desarrollados decir que no aceptarían una vacuna sin datos sólidos de eficacia.

Más recientemente, estamos viendo que estos mismos países compran vacunas que no han publicado datos sólidos, pero que pueden estar en un avión dentro de las 24 horas posteriores al cierre del trato.

Por supuesto, esto es un riesgo y no es una opción tan buena como usar una vacuna que ha sido revisada y aprobada rigurosamente por una autoridad reguladora estricta.

Pero si su elección como líder está entre algo y nada, probablemente algo sea mejor.

Por otra parte, están los reportes de países como Canadá o Estados Unidos, que han comprado dosis suficientes para vacunar a toda su población varias veces. ¿Cuál es la lógica detrás de este “acaparamiento”?

Muchos países ricos compraron suficientes vacunas para cubrir muchas veces a sus poblaciones. Esto tenía sentido en el mundo en el que vivíamos hace 6 meses, porque aún no sabíamos cuál de las vacunas candidatas, si es que había alguna, llegaría al mercado.

La mayoría de los países ricos compraron dosis de múltiples candidatos con la esperanza de que si uno o dos de ellos llegaban al mercado, tendrían una cobertura de su población del 100%.

Dosis de vacunas en una fábrica.

Getty Images
Se espera que el plan Covax se ponga en marcha en febrero.

Al final resultó que las vacunas contra el covid-19 han tenido éxito más allá de las expectativas.

Ya tenemos algunas en el mercado y otras más saldrán en los próximos meses.

En realidad, ningún país rico tiene dosis de vacunas adicionales en esta etapa, pero sí se han reservado los espacios de fabricación prioritarios para 2021 para la mayoría de las vacunas contra el covid-19.

Esto significa que los países que realizan compras ahora pueden tener que esperar meses o incluso un año más.

Una de las alternativas para esta situación es Covax, el esfuerzo global que involucra tanto a países ricos como a otros menos desarrollados para un acceso equitativo a las vacunas contra el covid-19. ¿Cuáles serían los principales desafíos que enfrenta esta propuesta?

El principal desafío al que se enfrenta Covax es el tiempo.

Si bien la iniciativa ha tenido éxito en la compra de vacunas, garantizar la entrega en paralelo con el lanzamiento de la vacuna en las naciones ricas es mucho más difícil.

Las naciones de ingresos medios y bajos que cuentan con Covax como una parte importante de su estrategia de vacuna necesitan las dosis ahora, pero gran parte de los espacios de fabricación prioritarios ya han sido reservados por países ricos que hicieron acuerdos bilaterales.

También es importante señalar que Covax es necesario pero no suficiente.

Con una cobertura de población del 20%, es una pieza fundamental de la solución, pero los países pobres seguirán enfrentando brechas masivas en el acceso a las vacunas.

Tenemos que preocuparnos por la cobertura de población restante del 40-50% necesaria para alcanzar la inmunidad colectiva en estos países.

Supongamos que soy el primer ministro de una nación muy rica. ¿Qué argumento me daría para convencerme de que no debería comprar dosis suficientes para vacunar a toda mi población, porque al hacerlo, otros países menos desarrollados no tendrán acceso a esa vacuna? ¿Por qué debería preocuparme por ellos en lugar de vacunar a todos mis conciudadanos?

Realmente es un argumento de autoconservación. Al asegurarte de que otros países también tengan acceso a la vacuna, está garantizando el éxito de la tuya.

Los líderes de los países ricos deben asegurarse de que sus poblaciones estén cubiertas lo más rápido posible y se consideraría un fracaso masivo si no lo hicieran.

También deben garantizar que todos los países tengan acceso a las vacunas al mismo tiempo para cubrir a sus poblaciones más vulnerables, lo que ayudaría a proteger los servicios de salud y de emergencia y reducir las muertes.

Una mujer es vacunada contra el coronavirus en Rusia.

Reuters
La mayoría de naciones que han comenzado la vacunación son países de altos inresos.

Los modelos recientes demuestran que no hacerlo probablemente devastará las economías de las naciones ricas y creará una situación en la que nunca estaremos libres de este virus.

Muchos países, incluidos Canadá, Reino Unido y el bloque de la Unión Europea, han declarado su compromiso de donar el exceso de dosis a otros países, pero el momento en esto realmente importa.

Los líderes de los países ricos deben comenzar a donar dosis a los países más pobres sin dejar de vacunar a sus propias poblaciones.

Noruega ha liderado esto y ha declarado que donará dosis en paralelo con el lanzamiento de su propia vacuna.

Los líderes de los países ricos deberían elegir mejores resultados a largo plazo a riesgo de pérdidas políticas a corto plazo y encontrar formas de transmitir la importancia y los beneficios de esto a sus poblaciones.

Esto requiere un liderazgo más fuerte del que hemos visto hasta ahora pero, sin él, incluso los ciudadanos de los países ricos saldrán mucho peor.


Ahora puedes recibir notificaciones de BBC News Mundo. Descarga nuestra app y actívalas para no perderte nuestro mejor contenido.

https://www.youtube.com/watch?v=xhM2rTMB9I4&t=3s

Lo que hacemos en Animal Político requiere de periodistas profesionales, trabajo en equipo, mantener diálogo con los lectores y algo muy importante: independencia. Tú puedes ayudarnos a seguir. Sé parte del equipo. Suscríbete a Animal Político, recibe beneficios y apoya el periodismo libre.

#YoSoyAnimal
close
¡Muchas gracias!

Estamos procesando tu membresía, por favor sé paciente, este proceso puede tomar hasta dos minutos.

No cierres esta ventana.