Por qué todo lo que creemos de los millenials puede estar equivocado
close
Recibe noticias a través de nuestro newsletter
¡Gracias! Desde ahora recibirás un correo diario con las noticias más relevantes.
sync
BBC Mundo

Por qué todo lo que creemos de los millenials puede estar equivocado

Los millenials, ¿están comprometidos con sus trabajos como lo estuvieron generaciones anteriores cuando tenían la misma edad?
BBC Mundo
Por Jessica Holland (BBC)
25 de julio, 2017
Comparte

La percepción común de la generación nacida entre principios de los años 80 y finales de los años 90 es que se aburren con facilidad, anhelan la gratificación instantánea y preferirían saltar de un trabajo a otro antes de pasarse su vida laboral en una sola compañía.

En otras palabras, no son los empleados ideales.

Sin embargo, estudios exhaustivos realizados en Estados Unidos y el Reino Unido muestran que el caso de los “millenials” -como se conoce a la también llamada generación Y- es exactamente lo opuesto.

Al parecer, ellos están tan -y quizás más- comprometidos con sus trabajos como lo estuvieron generaciones anteriores cuando tenían la misma edad.

Y lo que es más: hoy en día a ellos no se los premia por su lealtad.

Más comprometidos

En febrero de este año la fundación Resolution, un think tank británico, informó que entre los 20 y los 30 años de edad, solo uno de cada 25 millenials cambia de trabajo cada año.

El estudio descubrió que aquellos que forman parte de la generación anterior -conocida como X- eran dos veces más propensos a cambiar de trabajo a los 25 años.

Un círculo de jóvenes mirando sus teléfonos celularesGETTY IMAGES
Podría decirse que están todos en Snapchat o Instagram… pero probablemente lo que están haciendo es buscar un empleo estable.

Si se ve desde un punto de vista económico, la movilidad laboral es, de hecho, un comportamiento positivo.

El cambio de trabajo suele venir acompañado de un aumento del 15% del salario, oportunidades para aprender y desarrollar habilidades nuevas y determinar qué tipo de empleador les acomoda a uno mejor.

Mientras que para los que se quedan largos períodos de tiempo en una empresa, los aumentos quedan disminuidos a casi nada, según el informe de la fundación.

Se trata de una tendencia evidente no sólo en el Reino Unido, sino en otras partes.

En abril, el centro Pew Research Center publicó unos resultados similares a partir de datos del Departamento del Trabajo de EU.

El informe determinó que los trabajadores estadounidenses de 18 a 35 años eran tan propensos a quedarse con sus empleadores como sus contrapartes más viejas de la generación X cuando eran jóvenes adultos.

“La evidencia económica es bastante clara”, comenta Laura Gardiner, analista de la fundación Resolution y una de las autoras del informe sobre millenials y movilidad laboral en el Reino Unido.

“Los jóvenes siempre han cambiado de trabajo con más frecuencia que los más adultos, pero definitivamente hay el caso de que la tasa de movilidad ha bajado particularmente rápido para los jóvenes”.

Un hombre frente a pantallas que muestran la fluctuación de acciones en la bolsa de valores
Esta generación alcanzó la adultez durante la crisis financiera y ha tenido que lidiar con las consecuencias desde entonces.

La experta agrega que el hecho de que la gente joven esté saltando menos de trabajo en trabajo “es un gran determinante de por qué los jóvenes no están ganando más dinero ahora que lo que ganaban las generaciones anteriores cuando tenían la misma edad, hace quince años”.

Tiempo de cambios

Ninguno de los informes ofrece una respuesta concreta sobre por qué la movilidad laboral ha disminuido entre los jóvenes.

Richard Fry, uno de los investigadores de Pew, escribió en el blog del sitio de internet de ese centro que puede deberse “a una escasez de oportunidades para obtener un mejor trabajo con un empleador distinto”.

Mientras que Gardiner señala que los jóvenes que se hicieron adultos durante la crisis financiera pueden estar menos dispuestos a asumir riesgos.

Según investigadores de la firma de servicios laborales Deloitte, que publica una encuesta anual sobre las actitudes de los millenials, la reciente inestabilidad social y política en el mundo desarrollado ha hecho que el deseo de los jóvenes por tener una seguridad laboral sea mucho más marcada ahora que hace 12 meses.

La encuesta de 2017, en la que se entrevistó a 8,000 millenials de todo el mundo, muestra que en comparación con el año pasado, los jóvenes ahora están menos dispuestos a dejar sus trabajos antes de los dos años y tienen más ganas de permanecer en un mismo puesto por cinco años o más años.

Unos jóvenes protestandoGETTY IMAGES
Los contratos sin mínimo de horas también han traído incertidumbre a estos jóvenes trabajadores.

“Nuestros datos sugieren que estos tiempos inciertos puede estar generando un deseo de mayor estabilidad entre los millenials”, se lee en el informe.

Deseos y estereotipos

Los estereotipos sobre los millenials sugieren que no están interesados en indicadores de éxito pasados de moda.

Pero cuando se trata del deseo fundamental de tener casa, pensión, una carrera decente y familia, “hay una sorprendente poca diferencia entre las generaciones”, comenta Gardiner.

Jennifer Deal, científico investigadora del Centro para la Creatividad en San Diego, California, y autora de “Qué quieren los millenials de su trabajo”, está de acuerdo con esta premisa.

“No veo que hayan valores distintos entre las generaciones”, comenta.

“Puede que tengan distintas formas de expresar sus valores, pero lo que quieren de la vida y el trabajo es bastante parecido”.

Con el valor de la vivienda en aumento y las universidades cada vez más caras en muchos países, estos objetivos -de tener casa, empleo y familia- están fuera del alcance de las manos de los millenials.

Posiblemente este es otro factor que contribuye a que echen raíces con un empleador.

Un joven trabajando con su laptop en un caféGETTY IMAGES
Mucho se ha dicho de la libertad de trabajar a destajo desde cafés, pero una encuesta de Deloitte de 2017 mostró que la mayoría preferiría la seguridad de un trabajo de tiempo completo.

Siete de cada diez millenials que viven en economías desarrolladas preferirían -según la encuesta de Deloitte- tener un empleo a tiempo completo que ser trabajadores independientes.

“El mundo ha cambiado”, explica Deal.

Pero el lamento de que los jóvenes no se comprometen es un “estereotipo típico de la gente joven”.

“Lo vimos en los generación X cuando eran la nueva fuerza de trabajo”, dice.

Si hay algo que está deteniendo a los millenials es -según lo que sugiere la evidencia- el ambiente en que se encuentran, y no sus actitudes frente al trabajo.

Lee la historia original en inglés en BBC Capital

Lo que hacemos en Animal Político requiere de periodistas profesionales, trabajo en equipo, mantener diálogo con los lectores y algo muy importante: independencia. Tú puedes ayudarnos a seguir. Sé parte del equipo. Suscríbete a Animal Político, recibe beneficios y apoya el periodismo libre.

#YoSoyAnimal
Cuartoscuro

Yeidckol Polevnsky busca ser diputada plurinominal de Morena; aún tiene pendientes dos indagatorias

Colaboradores de Polevnsky confirmaron que, a través de un representante legal, la exdirigente efectuó su registro como aspirante por la Quinta Circunscripción electoral, a la que pertenece el Estado de México.
Cuartoscuro
2 de febrero, 2021
Comparte

Con dos investigaciones abiertas en su contra por presunto ejercicio indebido de recursos públicos —una de la FGR y otra del INE—, la exsecretaria general de Morena Yeidckol Polevnsky se registró como aspirante a diputada federal de su partido por la vía plurinominal.

Colaboradores de Polevnsky confirmaron a Animal Político que, a través de un representante legal, la exdirigente efectuó su registro como aspirante por la Quinta Circunscripción electoral, a la que pertenece el Estado de México, donde tiene su domicilio.

Te puedes interesar: INE indaga a Yeidckol Polevnsky por pagos irregulares de 398 mdp en Morena

Una vez que la Comisión Nacional de Elecciones de Morena revise y apruebe su solicitud de registro, Polevnsky —quien ha sido senadora de la República y secretaria general de Morena— aparecerá en la lista de candidatos a diputados de representación proporcional (plurinominales).

Es previsible que a Polevnsky se le asigne uno de los primeros lugares en las listas, lo que prácticamente garantiza su acceso a la Cámara de Diputados y, con ello, a la protección constitucional del fuero de que gozan los legisladores.

Las fuentes consultadas señalaron que la morenista buscaría perfilarse como coordinadora de su bancada en San Lázaro. 

“La diputación es algo que ella se merece por todo lo que ha hecho por el proyecto de Andrés Manuel López Obrador”, afirmaron.

Este medio buscó directamente a Polevnsky para preguntarle sobre sus nuevas aspiraciones políticas, pero no atendió la solicitud.

La militancia de Polevnsky junto a López Obrador a lo largo de casi dos décadas le permitió acceder a puestos importantes de la función pública y ascender a la máxima dirección del partido hoy en el poder. 

Su trayectoria política ha estado envuelta en polémicas (por ejemplo, se dio a conocer que se benefició de la condonación de impuestos millonarios durante el peñismo), y su gestión en Morena concluyó con una denuncia penal ante la Fiscalía General de la República (FGR) por supuestos malos manejos de recursos públicos.

Dicha denuncia acusa que, poco antes de ser destituida de la dirigencia de Morena —en enero de 2020—, Polevnsky personalmente autorizó un pago fast-track de 398 millones de pesos a dos proveedores por bienes que no se entregaron y obras que nunca se llevaron a cabo. Los pagos beneficiaron a dos empresas de Grupo Ebor, del empresario Enrique Borbolla García, amigo de Polevnsky.

En junio, la FGR abrió una carpeta de investigación en contra de la morenista por posible peculado y corrupción.

Paralelamente a la indagatoria de la Fiscalía, el Instituto Nacional Electoral (INE) le inició un procedimiento oficioso para investigar la transacción de los 398 millones de pesos a las empresas de Grupo Ebor, un pago que el partido intentó ocultar en su contabilidad para burlar a la autoridad.

El árbitro electoral advirtió que presentará una denuncia ante la FGR si concluye que hubo un delito en el manejo de los recursos públicos, con lo que Polevnsky sumaría dos procesos ante la Fiscalía.

Fuentes del INE prevén que dicho expediente no quede listo antes del registro formal de las candidaturas, pero confiaron en que se concluya previo a la jornada electoral del 6 de junio.

Política empresarial

Polevnsky suele definirse como política y empresaria. Antes de militar con López Obrador, había sido dirigente de la Cámara Nacional de la Industria de la Transformación (Canacintra). 

En 2004 fue designada como candidata externa del PRD a la gubernatura del Estado de México, contienda que perdió frente al priista Enrique Peña Nieto. Abanderada de nuevo por el partido del sol azteca, en 2006 fue elegida senadora de la República por mayoría relativa.

A partir de 2012, Polevnsky no ocupó ningún cargo público ni partidista, pero trabajó en la construcción de la tercera campaña presidencial de López Obrador. Fue hasta 2015 que la mexiquense asumió la secretaría general del recién creado partido Morena, y dos años después tomó las riendas como presidenta en funciones.

Aun cuando tenía derecho a un pago de honorarios por el desempeño de su cargo en la dirección de Morena, Polevnsky aseguraba que no cobraba por su trabajo partidista —que hacía como “voluntaria” del movimiento obradorista— y que vivía de sus “rentas”.

Ningún ciudadano sabría, sin embargo, qué actividades le generaban rentas a la morenista, ni a cuánto ascendían esos ingresos. La única declaración patrimonial de Polevnsky es la que entregó al Senado en su paso como legisladora, pero su contenido no es público, pues, año con año, la mexiquense solicitó reservar por completo la información relativa a sus bienes, ingresos e inversiones, según los documentos en poder de Animal Político.

En octubre de 2019, se dio a conocer que el SAT le condonó impuestos por 16.4 millones de pesos en 2013. Polevnsky refutó que ese adeudo se le había generado por un “error” en el registro de su régimen fiscal, y que la autoridad fiscalizadora accedió a cancelarle el cobro al aclararse la equivocación.

Como dirigente de Morena (dos años como secretaria general y dos como presidenta en funciones), Polevnsky atravesó turbulencias y críticas internas. 

Por ejemplo, en mayo de 2019, en medio de las elecciones estatales de Tamaulipas, fue captada abordando una aeronave privada para hacer un viaje que habría tenido un costo estimado de 23 mil dólares. No se conoció si el partido, o ella, pagó el servicio, o si se trató de una donación ilegal de campaña, pues ni Polevnsky ni Morena accedieron a transparentar la información.

En 2017, poco antes de los comicios estatales en cuatro estados, se filtró una conversación telefónica entre la entonces dirigente y un hijo de López Obrador en la que ambos abordaban, supuestamente, la contratación de una empresa para justificar castos de campaña del partido. Polevnsky señaló que el audio fue sacado de contexto.

Lo que hacemos en Animal Político requiere de periodistas profesionales, trabajo en equipo, mantener diálogo con los lectores y algo muy importante: independencia. Tú puedes ayudarnos a seguir. Sé parte del equipo. Suscríbete a Animal Político, recibe beneficios y apoya el periodismo libre.

#YoSoyAnimal
close
¡Muchas gracias!

Estamos procesando tu membresía, por favor sé paciente, este proceso puede tomar hasta dos minutos.

No cierres esta ventana.