Con la cancelación de DACA, ¿cómo es ser un dreamer mexicano en EU? Conoce sus historias
close
Recibe noticias a través de nuestro newsletter
¡Gracias! Desde ahora recibirás un correo diario con las noticias más relevantes.
sync
Especial

Con la cancelación de DACA, ¿cómo es ser un dreamer mexicano en EU? Conoce sus historias

“No estamos quitando nada, todos tenemos el derecho, la oportunidad de triunfar”, dice una dreamer mexicana, tras la decisión de Trump de cancelar el programa DACA.
Especial
Por Montserrat Sánchez Maldonado y Sofía Huerta Nunes
11 de septiembre, 2017
Comparte

Miles de jóvenes indocumentados mexicanos, conocidos como dreamers, viven en la incertidumbre en Estados Unidos desde hace tres días, cuando el gobierno del presidente Donald Trump anunció el término del programa DACA: Acción Diferida para Llegados en la Infancia.

Ellos crecieron en EU, hablan inglés y muchos no conocen México, el país en el que nacieron, y que abandonaron junto con sus padres, para buscar un mejor nivel de vida.

Ahora corren el peligro de ser deportados a su país de origen, aunque han luchado para desarrollarse como estudiantes o trabajadores en Estados Unidos.

“De ejercer la deportación de Dreamers, el país (Estados Unidos) estaría perdiendo a jóvenes que contra todo obstáculo han salido adelante, es decir, a gente que tiene mucha capacidad y que podría hacer brillar a cualquier país”, dijo a Animal Político Eileen Truax, periodista de Estados Unidos y autora del libro Dreamers: Generación de inmigrantes que pelean por el sueño americano.

El DACA, implementado desde hace cinco años, ha permitido a casi 800 mil jóvenes (622 mil 170 de ellos mexicanos) residir y trabajar en Estados Unidos, e incluso recibir apoyos educativos, sin temor a ser deportados. 

El argumento de Trump para cancelar el programa, iniciado en 2012 por su antecesor, Barack Obama, es que estos jóvenes migrantes privan de oportunidades de trabajo a ciudadanos norteamericanos. Además, acusó que era facultad del Congreso estadounidense, y no de quien era presidente, Obama, el establecer una medida como DACA. 

Trump anunció que, en un periodo de seis meses, los beneficiados por el programa seguirán teniendo protección, aunque cuando acabe ese lapso, si los congresistas estadounidenses no establecen una nueva legislación, los dreamers serían devueltos a sus países de origen.

Obama defendió a los dreamers y calificó de “cruel” que se les quite DACA. “Estos soñadores son americanos en sus corazones, en sus mentes, de todas las formas, pero no en el papel”, dijo en un mensaje publicado en su cuenta de Facebook.

“No es tarde para luchar por un futuro mejor”

Una joven estudiante de psicología de la Universidad Berkeley, en California, quien prefiere no revelar su nombre, dice estar enojada y decepcionada por la cancelación de DACA, pues ella no le ha quitado nada a nadie.

“No estamos quitando nada, todos tenemos el derecho, la oportunidad de triunfar”, responde a quienes, igual que Trump, acusan a los dreamers de quitar oportunidades a otros estadounidenses.

La estudiante se pondrá en contacto legisladores de EU para presionar por una solución, además, buscará dar a conocer entre la población cuál la importancia de los dreamers, para tener más apoyo.

Para ella, la lucha es indispensable ya que cuando su visa expire, ya no podrá trabajar.

No todos los estadounidenses ven a los dreamers como una amenaza.

“Hay cifras que demuestran que incluso el 77% de estadounidenses estarían a favor de algún tipo de regularización del estatus migratorio para los chicos. Incluso entre los republicanos el apoyo está arriba del 50%, para beneficio de estos jóvenes”, dice Truax.

Solamente el 16% de los republicanos afirman que los dreamers deberían ser deportados.

“Con o sin papeles, ellas seguirán trabajando allá”

Eleazer Hernandéz emigró a Estados Unidos junto con sus dos hijas, Jazmín y Estephani Hernández, cuando ellas eran muy pequeñas.

Tras un accidente de trabajo, Eleazer fue expusado de Wisconsin, Estados Unidos, y hace 14 meses regresó a México.

Sus dos hijas se quedaron en territorio estadounidense gracias a los beneficios de DACA, que ahora están en riesgo de perder.

Eleazer teme por lo que pueda ocurrirle a sus hijas. “Tener un plan B cuando ellas están allá y yo aquí, es difícil”, comenta.

Hasta el momento los jefes de sus hijas les han asegurado que “con o sin papeles ellas seguirán trabajando allá”. Pero aún existe incertidumbre.

“Debemos ejercer presión”

María Jiménez emigró a Estados Unidos hace 18 años, junto con su esposo y su hija de entonces 2 años, Brenda. 

Hace cuatro meses María fue deportada. Eso afectó los estudios y la estabilidad emocional de su hija, ya que tuvo que apoyar a su padre y a sus hermanos.

Actualmente, la joven dreamer trabaja en un restaurante, como manager.

María cuenta que su hija asistirá a todas las manifestaciones que haya en su ciudad para presionar a los congresistas a encontrar una solución, y para que los ciudadanos noten la importancia de los trabajadores como ellas.

“Con el pretexto de que ahora el programa está cancelado, empieza a haber detenciones y deportaciones y las normas comienzan a violarse”, menciona María.

Otra preocupación de María es que si sus hijas son deportadas el gobierno mexicano no haga nada para ayudarlas.

“Nosotros como ciudadanos debemos ejercer presión sobre el presidente (Peña Nieto). No hemos recibido un apoyo de él, y no queremos que pase con esos jóvenes lo mismo que está pasando con los padres que ya fueron deportados”, agrega.  

Eileen Truax coincide con María.

Señala que cientos de mexicanos han sido deportados en administraciones anteriores a la de Trump, como la de Obama, y el gobierno mexicano no ha hecho nada para ayudarlos.

“Los dreamers han sido deportados desde hace muchos años, antes de DACA, las deportaciones se daban todos los días y nunca vi que el gobierno mexicano hiciera nada por estos chicos. Parece que los deportados durante el gobierno de Obama no cuentan o no existen, siendo que Obama ha sido el presidente que más personas ha deportado”, comentó la periodista. 

Pero no todo es desalentador. Eileen espera que el fin de DACA no sea motivo de deportaciones masivas de dreamers.

“La primera vez que se intentó regularizar el estatus migratorio de estos chicos fue en 2001, y desde entonces los jóvenes se han organizado y movilizado. Estamos hablando de un movimiento que lleva muchos años luchando por los migrantes, y aunque esto es un golpe fuerte, ellos están preparados para lo que siga”, apuntó.

Gracias a DACA, dice Truax, los jóvenes han logrado ser exitosos y mover la economía “son chicos que tienen todo para ser triunfadores. Son personas que México ya perdió, y que Estados Unidos estaría en riesgo de perder”.

Lo que hacemos en Animal Político requiere de periodistas profesionales, trabajo en equipo, mantener diálogo con los lectores y algo muy importante: independencia. Tú puedes ayudarnos a seguir. Sé parte del equipo. Suscríbete a Animal Político, recibe beneficios y apoya el periodismo libre.

#YoSoyAnimal

'Luna Azul': el raro evento cósmico que podrá verse este 31 de octubre (y no se repetirá hasta 2023)

El de la "Luna azul" es un fenómeno inusual que se produce cada 2.5 años aproximadamente debido al tiempo que duran los ciclos lunares.
27 de octubre, 2020
Comparte

En realidad no es azul. Es una Luna llena, como cualquier otra, del color que se ven la mayoría de las Lunas llenas: entre gris pálido, blanco lechoso o plateado.

Lo que hace raro a este fenómeno, que el folclor bautizó como “Blue Moon” o “Luna azul”, es que se dan dos Lunas llenas en un solo mes, cuando lo normal es ver una.

Un ciclo lunar, el período en el que ocurren todas las fases de la Luna, se repite cada 29,5 días aproximadamente.

Si coincide que la Luna llena se produce el primer o segundo día y el mes tiene 31 días, es entonces cuando es probable que aparezca una segunda Luna llena.

Esta es la conocida como “Luna azul”.

El mes de febrero, que tiene 28 días, nunca verá una.

Luna en el Capitolio

Getty Images
Así se vio la Luna Azul detrás del domo del Capitolio, en Washington D.C. en 2015.

¿Cuándo es la “Luna azul” de 2020?

Es un fenómeno inusual que se da cada 2,5 años.

La última vez que ocurrió fue el 31 de marzo de 2018.

Este año aparecerá en el cielo en la noche del 31 de octubre al 1 de noviembre, cuando muchos países celebran Halloween y en México empieza la festividad del Día de Muertos.

Ya hubo una Luna llena el 1 de octubre y a finales de mes podremos ver la segunda.

Calabaza de Halloween

Getty Images
Este año coincide con Halloween.

¿Por qué azul?

Tal como explica la NASA en su sitio web, la definición de Luna azul surgió en la década de los 40 del siglo XX.

En esa época el Maine Farmer’s Almanac (la fuente más confiable en todo lo relacionado con el clima desde hace casi 200 años) ofrecía una definición de la Luna Azul tan enrevesada que muchos astrónomos tenían dificultades para entenderla.

Para poder explicar las Lunas azules en lenguaje llano, la revista Sky & Telescope publicó un artículo en 1946 titulado ‘Una vez cada Luna Azul’. El autor, James Hugh Pruett (1886-1955) citó al almanaque de Maine de 1937 y dijo: “La segunda (Luna llena) en un mes, tal como yo la interpreto, se llama Luna Azul”.

Esto no era correcto -asegura la NASA- pero por lo menos pudo entenderse.

Y así nació la Luna Azul moderna.

El volcán Krakatoa

Getty Images
El volcán Krakatoa, en Indonesia, volvió a expulsar cenizas el pasado 11 de abril de 2020.

Lunas y volcanes

Aunque la que veremos no fue una verdadera Luna azul, sí existen las lunas de este color.

Pero sólo pueden verse azules después de una erupción volcánica.

En 1883, después del terremoto del volcán Krakatoa en Indonesia, la gente dijo que casi cada noche se podían ver Lunas azules.

Con la fuerza de la erupción, similar a una bomba nuclear de 100 megatones, se elevaron hacia lo más alto de la atmósfera terrestre nubes de ceniza cuyas partículas hicieron que la Luna se viera azul.

También hubo informes de Lunas azules en México en 1983, tras la erupción del volcán El Chichón, y en el estado de Washington en 1980, tras la erupción del Monte Santa Helena.


Recuerda que puedes recibir notificaciones de BBC News Mundo. Descarga la última versión de nuestra app y actívalas para no perderte nuestro mejor contenido.

https://www.youtube.com/watch?v=24JaHawe-RM

Lo que hacemos en Animal Político requiere de periodistas profesionales, trabajo en equipo, mantener diálogo con los lectores y algo muy importante: independencia. Tú puedes ayudarnos a seguir. Sé parte del equipo. Suscríbete a Animal Político, recibe beneficios y apoya el periodismo libre.

#YoSoyAnimal
close
¡Muchas gracias!

Estamos procesando tu membresía, por favor sé paciente, este proceso puede tomar hasta dos minutos.

No cierres esta ventana.