Cuatro personas en el operativo de Nochixtlán murieron por balas de policías, revela la CNDH
close
Recibe noticias a través de nuestro newsletter
¡Gracias! Desde ahora recibirás un correo diario con las noticias más relevantes.
sync
Cuartoscuro

Cuatro personas en el operativo de Nochixtlán murieron por balas de policías, revela la CNDH

A continuación, te presentamos las violaciones a derechos humanos cometidas durante el operativo en Nochixtlán, en el que murieron siete personas por impacto de bala y 280 más (174 pobladores y 106 policías) resultaron lesionadas.
Cuartoscuro
Por Redacción Animal Político
18 de octubre, 2017
Comparte

El uso excesivo de la fuerza fue lo que marcó el enfrentamiento entre policías y pobladores de Nochixtlán, Oaxaca, el 19 de junio de 2016, donde resultaron siete personas fallecidas, cuatro de ellas, murieron por impactos de bala del mismo calibre que las armas de elementos de seguridad, de acuerdo con un informe de la Comisión Nacional de los Derechos Humanos (CNDH).

Aunque inicialmente las autoridades informaron que los policías que participaron en el operativo no portaban armas de fuego, la Comisión observó “deficiencias en bitácoras de registro de armas, entre otras que se realizaron a mano, con abreviaturas y sin establecer el tipo de arma y matrícula solicitada”, lo que impidió identificar a los elementos que pudieron portarlas durante la operación.

De acuerdo con el organismo, en las primeras horas de aquel día, tres víctimas fueron lesionadas por arma de fuego cerca de la zona de hoteles; en dos de ellas, las balas encontradas coincidieron con las que portaban los elementos de seguridad.

Horas después, otras tres víctimas fueron lesionadas por arma de fuego y fallecieron; en dos de estas víctimas, nuevamente las balas coincidieron con el calibre de las armas que portaban elementos de la Gendarmería y de la Policía Estatal.

Te puede interesar: Los detenidos de Nochixtlán: la Policía Federal los sacó de un funeral, no del enfrentamiento.

Por estos actos, la Comisión aseguró que “fue excesiva la forma en que se usó la fuerza letal; además, gendarmes entrevistados dijeron que fue por autodeterminación e instinto que accionaron las armas”.

En el operativo participaron 400 policías estatales, 396 policías federales, 50 elementos de la Agencia Estatal de Investigación y 32 elementos de la Gendarmería Nacional.

Sin embargo, la CNDH explicó que aunque “no hay certeza de que policías hayan portado o accionado armas en el operativo, sus nombres se enviarán a las autoridades para que inicien investigaciones administrativas y en lo penal”.

En la Recomendación por Violaciones Graves 7VG/2017, presentada este miércoles 18 de octubre por la CNDH, el organismo concluyó que los elementos de seguridad que participaron en el operativo encaminado a retirar los bloqueos establecidos desde el 13 de junio de 2016 por integrantes de la CNTE en Nochixtlán, hicieron un “uso excesivo de la fuerza”, con golpes y el uso de gases lacrimógenos vía aérea y terrestre, lo que “derivó en personas muertas, heridas y afectadas”.

La Comisión también calificó como un exceso del uso de la fuerza, el lanzamiento de gas lacrimógeno, incluso en zonas que estaban fuera del perímetro donde se presentó el enfrentamiento, haciendo uso de uno de los dos helicópteros de la Policía Federal que participaron en el operativo; el otro helicóptero, documentó la CNDH, estaba armado y cargado con municiones, aunque no se cuenta con pruebas de que haya sido usado.

Lee: ¿Quién emboscó a quién en Nochixtlán?

A continuación, te presentamos las violaciones a derechos humanos cometidas durante el operativo en Nochixtlán, en el que murieron siete personas por impacto de bala y 280 más (174 pobladores y 106 policías) resultaron lesionadas, de acuerdo con lo documentado por la CNDH.

Sin claridad sobre coordinación del operativo

En el Informe de la Comisión de Seguimiento a los hechos ocurridos en Nochixtlán, la Procuraduría General de la República (PGR) manifestó que los días 15 y 17 de junio sucedieron eventos de confrontación cuando la Policía Federal intentó desbloquear las carreteras tomadas por presuntos integrantes de la Coordinadora Nacional de Trabajadores de la Educación (CNTE).

Lee también: Así fue el desalojo del plantón de Nochixtlán, narrado por testigos.

Sin embargo, el 19 de noviembre de 2016, la misma PGR especificó que “las carpetas de investigación que se iniciaron no fueron por los bloqueos, sino porque presuntos integrantes de la Sección 22 de la CNTE robaron y quemaron 45 equipos antimotines de la Policía Federal que se encontraban en el interior de un autobús el 15 de junio”, reportó la CNDH.

De igual forma, los testimonios recabados por la Comisión, refieren que previo al 19 de junio “no hubo intentos de desalojo por parte de la Policía Federal en los retenes que tenían instalados, y que sólo el 17 de junio un convoy de esa corporación intentó pasar, pero al negarles el paso optaron por no retornar, sin que hubiera incidentes”, lo que contradice la versión inicial de las autoridades.

Asimismo, la CNDH determinó que existió una mala coordinación entre las corporaciones policiales participantes, ya que, policías entrevistados por visitadores del Organismo refirieron haber recibido instrucciones del Grupo de Coordinación Oaxaca, conformado por mandos de los uniformados, que estuvo reunido en un hotel.

Según la Orden General de Operaciones de la Comisión Nacional de Seguridad, para el operativo se usó el mismo hotel como un “Puesto de mando de la Policía Federal, que se encargó de llevar a cabo todas las cuestiones de enlace y operatividad entre los elementos policiales”.

Recomendamos leer: Un futuro sacerdote, un taxista, un comerciante, algunas de las víctimas de Nochixtlán.

Sin embargo, la Policía Federal, la Fiscalía de Oaxaca, la Secretaría de Seguridad Pública del estado, la PGR, el CISEN, la Secretaría de Gobernación y el presidente municipal de Oaxaca de Juárez negaron haber participado o conocer de la existencia de este Grupo de Coordinación.

Retención ilegal y maltrato

En el operativo, fueron detenidas 23 personas, acusadas de participar en el enfrentamiento.

De ellas, 20 fueron detenidas en un panteón, mientras se celebraba un sepelio, y fueron presentados con una dilación injustificada de entre siete y ocho horas, tiempo en ñe que fueron golpeados y maltratados por policías federales, por lo que Comisión catalogó su detención como “ilegal”.

Además, los 20 detenidos “fueron hacinados en un camión, lo que constituyó trato cruel por la posición prolongada en la que los tuvieron (maniatados, boca abajo, unos sobre otros), sin protección de los rayos del sol o sanitarios.

Lee: Sí disparé, me dieron un machetazo: Testimonios de los policías que estuvieron en Nochixtlán.

Por estos hechos, la Comisión de Derechos Humanos recomendó al gobernador de Oaxaca, Alejandro Murat, que se repare el daño a las víctimas y realizar las gestiones necesarias para la puesta en funcionamiento de una Comisión Ejecutiva Estatal de Atención a Víctimas.

Asimismo, deberá ofrecer una disculpa pública institucional a las víctimas y sus familiares por las violaciones a derechos humanos cometidas en su agracio, en un acto conjunto con la Comisión Nacional de Seguridad.

El gobernador también tendrá que girar instrucciones para que se implementen cursos de capacitación especializada en control de multitudes, técnicas de manejo de estrés y negociación para los funcionarios del estado.

A la PGR, la CNDH recomendó determinar la responsabilidad penal que corresponda en contra de quien o quienes resulten responsables, incluida la cadena de mando, y continuar con las mesas de diálogo con el Comité de Víctimas, para que se faciliten las diligencias para la investigación.

Te puede interesar: ¿Infiltrados? Hombres con chalecos antibalas recorrieron Nochixtlán antes del enfrentamiento

De acuerdo con los reportes de la CNDH y de la Defensoría de Derechos Humanos del Pueblo de Oaxaca (DDHPO), se han identificado a 217 personas como víctimas de los hechos, mismas que fueron canalizadas ante la Comisión Especial de Atención a Víctimas (CEAV) para ser reconocidas en su calidad de afectadas.

La recomendación 7VG/2017 puede ser consultada de manera íntegra aquí.

Lo que hacemos en Animal Político requiere de periodistas profesionales, trabajo en equipo, mantener diálogo con los lectores y algo muy importante: independencia. Tú puedes ayudarnos a seguir. Sé parte del equipo. Suscríbete a Animal Político, recibe beneficios y apoya el periodismo libre.

#YoSoyAnimal

Variante de COVID que llegó a Brasil por la Copa América, más transmisible y con una mutación inédita

Esta nueva versión del coronavirus fue detectada por primera vez en Colombia, donde ya es bastante común en algunas regiones del país, pero aún hay poca información sobre su impacto real en la pandemia.
14 de julio, 2021
Comparte

Detectada por primera vez en Colombia, la variante B.1.621 de coronavirus también llegó a Brasil, donde fue registrada en dos hombres que formaban parte de las delegaciones de Ecuador y Colombia que disputaron la Copa América en el país sudamericano.

Ambos casos fueron diagnosticados en Cuiabá, capital del estado de Mato Grosso.

La B.1.621 fue descrita por primera vez en enero de 2021 en Colombia. Desde entonces, se ha extendido a otros 19 países de América y Europa, según el sitio web Pango Lineages, que reúne a expertos en vigilancia genómica de diversas universidades y centros de investigación.

Por ahora, los lugares con más casos de covid-19 relacionados con esta variante son Estados Unidos, Colombia, España, México y Holanda.

¿Qué tiene de diferente esta variante y qué ya sabe la ciencia al respecto?

Actualmente, la B.1.621 forma parte de una “lista de alerta” de la Organización Mundial de la Salud junto con otras versiones virales que necesitan ser monitoreadas y estudiadas.

Como es relativamente nueva, aún no fue nombrada con una letra griega, como sucedió con la variante Alfa (Reino Unido), la Beta (Sudáfrica), la Gama (Brasil) y la Delta (India).

Gráfico de las 11 variantes del coronavirus

BBC

Una sopa de letras y números

El Centro para el Control y la Prevención de Enfermedades (CDC) de Europa señala que la B.1.621 trae al menos cinco mutaciones importantes en la proteína de espiga, la estructura que se encuentra en el exterior del coronavirus y es responsable de pegarse en los receptores de nuestras células y dar inicio a la infección.

Cuatro de estas alteraciones genéticas (E484K, N501Y, D614G y P681H) ya se habían observado en otras variantes más preocupantes, como Alfa, Beta, Gamma y Delta. Perola mutación R346K parece ser nueva y no se ha descrito en otras versiones del virus.

Estas modificaciones en el código genético pueden hacer que el agente infeccioso sea aún más transmisible, lo que representa un peligro para el control de la pandemia.

El CDC europeo también informó que esta variante podría tener algún impacto en la inmunidad obtenida después de haber pasado la covid-19 o por vacunación, pero esto aún debe estudiarse más a fondo.

Presencia en Colombia

En la práctica, esta versión del coronavirus parece haberse propagado con relativa facilidad a ciertos lugares.

Según información de Gisaid, una iniciativa de vigilancia genómica global, la variante representa el 24% de todas las muestras recolectadas y analizadas en Colombia.

En algunas localidades, como Córdoba, Bolívar, Atlántico y Chocó, ya está presente en más del 60% de todas las investigaciones genéticas realizadas desde principios de año.

La situación de la pandemia en Colombia, de hecho, es muy preocupante: el país latinoamericano tiene actualmente el tercer peor promedio móvil de muertes del mundo (solo por detrás de Namibia y Túnez).

Ataúdes en una sala en una ciudad próxima a Bogotá, en Colombia,

Getty Images
Colombia registra 4,5 millones de casos y 113.000 muertes por covid-19.

Pero, ¿esta variante tiene algo que ver? Se desconoce. Colombia no cuenta con un sistema bien estructurado de vigilancia genómica del coronavirus, que realice una gran cantidad de pruebas diarias. Por eso, no se puede conocer con exactitud la presencia y el impacto de las variantes en el país.

Aun así, la B.1.621 ha llamado la atención del Ministerio de Salud y del Instituto Nacional de Salud.

En un artículo publicado en mayo, muestran su preocupación por “el rápido aumento de la frecuencia” de esta variante “en poco tiempo”, especialmente en ciudades que “parecían estar cerca de una eventual inmunidad colectiva”.

La situación en Brasil

El virólogo Fernando Spilki, profesor de la Universidad Feevale de Rio Grande do Sul, señala que, por ahora, no hay razón para entrar en pánico con la variante B.1.621.

“Hay pocos casos reportados en Brasil. Está claro que hay que monitorearla, pero los datos de Colombia y otros países no indican mayor agresividad, a pesar del aumento de casos en algunas regiones”, evalúa.

“Tampoco tenemos datos sobre una posible resistencia de esta nueva variante a las vacunas ya disponibles”, agrega el especialista.

Según una nota difundida por el gobierno de Mato Grosso, los casos de covid-19 provocados por esta versión del coronavirus fueron detectados en dos hombres de 37 y 47 años, que formaban parte de las delegaciones de fútbol de Ecuador y Colombia, respectivamente.

El 13 de junio, los dos países se enfrentaron en la primera ronda de la fase de grupos de la Copa América. El partido se desarrolló en Cuiabá.

Arena Pantanal

Getty Images
El Arena Pantanal, en Cuiabá, Mato Grosso, uno de los estadios donde se jugó la Copa América.

La buena noticia, según información de las autoridades de Mato Grosso, es que los dos pacientes fueron aislados en un hotel luego de su diagnóstico y permanecieron en cuarentena hasta que recibieron un certificado que les permitía regresar a sus países de origen.

Pero aunque el protocolo posterior al diagnóstico se siguió estrictamente, no se sabe si los dos hombres tuvieron contacto con otras personas antes de someterse a los exámenes.

Por lo tanto, existe el riesgo de que hayan extendido la variante por todo el país, de ahí la necesidad de monitorear de cerca la situación y ver si la B.1.621 gana terreno en territorio brasileño o no.

Aún en el terreno de la incertidumbre, no es posible determinar si esta variante causará mayor daño en Brasil, donde están en circulación otras versiones del coronavirus que son bastante dominantes, como el caso de la Gama, detectada originalmente en Manaus).

Independientemente de las mutaciones en la espiga del virus o del mayor potencial de virulencia, una cosa es cierta: las medidas preventivas contra la covid-19 siguen siendo eficaces y necesarias.

Por ello, es importante reforzar la distancia física, el uso de mascarillas (preferiblemente la PFF2 o N95), la higiene de manos y la circulación del aire en las habitaciones. Otra medida esencial es tomar ambas dosis de la vacuna.

Las vacunas disponibles siguen siendo eficaces contra las variantes ya descubiertas y, con un buen número de personas vacunadas, consiguen evitar que otras versiones aún más peligrosas del coronavirus aparezcan en algún rincón del planeta.


Ahora puedes recibir notificaciones de BBC Mundo. Descarga la nueva versión de nuestra app y actívalas para no perderte nuestro mejor contenido.

https://www.youtube.com/watch?v=PpkidolMaRw&t=8s

Lo que hacemos en Animal Político requiere de periodistas profesionales, trabajo en equipo, mantener diálogo con los lectores y algo muy importante: independencia. Tú puedes ayudarnos a seguir. Sé parte del equipo. Suscríbete a Animal Político, recibe beneficios y apoya el periodismo libre.

#YoSoyAnimal
close
¡Muchas gracias!

Estamos procesando tu membresía, por favor sé paciente, este proceso puede tomar hasta dos minutos.

No cierres esta ventana.