Corte quita el candado con el que Javier Duarte ocultó el gasto de su gobierno en comunicación
close
Recibe noticias a través de nuestro newsletter
¡Gracias! Desde ahora recibirás un correo diario con las noticias más relevantes.
sync
Cuartoscuro Archivo

Corte quita el candado con el que Javier Duarte ocultó el gasto de su gobierno en comunicación

El gobierno de Javier Duarte en Veracruz atentó contra los principios de máxima publicidad de la información establecidos en la Constitución, determinó la SCJN.
Cuartoscuro Archivo
Por Arturo Angel
29 de noviembre, 2017
Comparte

La Suprema Corte de Justicia de la Nación declaró inconstitucional la clasificación total y automática que el gobierno de Javier Duarte hizo de sus gastos de comunicación social y pagos a medios de comunicación, en los cuales se habrían erogado al menos 13 mil millones de pesos. La determinación abre la puerta a que se puedan conocer las facturas, contratos, convenios y demás documentos relacionados.

La Primera Sala de la Corte aprobó por 4 votos a 1 el proyecto de sentencia del ministro Alfredo Gutiérrez Ortiz Mena, del que Animal Político tiene copia, en donde se señala que el gobierno de Duarte atentó contra los principios de máxima publicidad de la información establecidos en la Constitución, al reservar de plano todos los pagos a medios, pese a que en ellos se utilizaron recursos públicos.

El caso de la opacidad en los gastos de publicidad oficial en Veracruz llegó al máximo tribunal del país luego de que Miguel Ángel Yunes, hoy gobernador de Veracruz, intentara desde 2013 – sin éxito – que la administración de Duarte revelara el monto de los pagos a medios de comunicación por concepto de difusión de las actividades de su gobierno, y que además entregara copia de los convenios firmados, así como de las facturas y los cheques correspondientes.

Los datos fueron solicitados vía transparencia a la Dirección de Comunicación Social del Gobierno, encabezada en aquel momento por Gina Domínguez (hoy procesada por hechos de corrupción), pero esta los negó citando como argumento el denominado Acuerdo CAIR-053-2013, en el que se establecía que la información de Comunicación Social, entre ella la que involucraba erogaciones de recursos, estaba clasificada como reservada.

Dicho acuerdo se sustentaba en dos artículos de la antigua Ley de Transparencia del gobierno de Veracruz donde se establecía como reservada toda información cuya difusión pudiera afectar las finanzas estatales de algina forma.

“Si se divulgaran los costos individualizados de cada uno de los actos que realizó la Coordinación General de Comunicación, al insertar publicidad en los medios de comunicación, no se permitiría al Estado controlar o influir substancialmente en los precios de bienes o servicios, afectando con ello el erario público” argumentó el área de Comunicación Social

Ante la negativa de proporcionar la información, Yunes promovió un recurso de revisión en el Instituto Veracruzano de Acceso a la Información, pero este validó la postura de Comunicación Social de no dar a conocer los datos.

El caso llegó ante la Sala Superior del Tribunal Constitucional de Veracruz, la cual no estudió de fondo el asunto pues sostuvo que el Acuerdo CAIR-053-2013, que clasificaba la información de comunicación social, era suficiente para no entregar los pagos a los medios realizados entre 2010 y 2014.

Inconforme con dicha resolución, Yunes llevó el asunto ante un Tribunal Colegiado Federal cuyos magistrados –erróneamente según la Corte – dijeron que no podían analizar el referido acuerdo por no tratarse de una ley. En ese contexto, en enero de 2015 el caso fue promovido ante la Suprema Corte de Justicia de la Nación, que tras analizarlo aceptó su admisión, pues se trataba de una hecho con elementos inéditos y del que no hay antecedentes, por lo que se justificaba su intervención.

Opacidad sin sustento

La resolución aprobada por la Primera Sala establece, de inicio, que es correcto que la Ley de Acceso a la Información Pública de Veracruz defina como información reservada todos aquellos datos cuya divulgación pudieran representar un perjuicio para las finanzas y economía del estado.

Sin embargo, el proyecto advierte que lo que es inconstitucional es el Acuerdo CAIR-053-2013, mediante el cual se determinó clasificar de forma automática toda la información de Comunicación Social usando de pretexto las limitantes que establece la Ley de Acceso a la Información Pública, sobre los datos potencialmente dañinos para las finanzas del estado.

Lo que el ministro recalca es que dicho precepto es una excepción que establece la Ley de Acceso al principio de máxima publicidad, pero no puede usarse como regla general para reservar sin ningún tipo de análisis o consideración los gastos de comunicación social, sobretodo porque estos involucran recursos públicos.

“Estas reservas de información no son idóneas ni necesarias en razón del fin pretendido. No hay una relación empírica entre clasificar como reservada todo un género o tipo de información y evitar un daño a la estabilidad financiera o no perjudicar a terceros”, indica la resolución.

Pero además de ello, el ministro advierte que si lo que se pretende realmente es favorecer las finanzas del estado y no afectar la posible competencia entre proveedores, como sustenta el Acuerdo CAIR-053-2013, el ocultar los pagos ya realizados no solo no es una medida idónea, sino hasta contraproducente.

Si la intención fuera verdaderamente beneficiar la estabilidad de las finanzas del Gobierno del Estado, la divulgación de información de costos que ya fueron pagados en medios de comunicación para la promoción gubernamental, conlleva a que los competidores ofrezcan mejores condiciones de mercado para futuros contratos”, añade la sentencia.

En este contexto el proyecto de resolución concede el amparo solicitado por Yunes a efecto de que la Sala Superior del Tribunal Superior en Veracruz analice la viabilidad de revelar los gastos de comunicación social del gobierno de Javier Duarte, sin tomar en cuenta ya las limitantes mencionadas por el referido acuerdo por ser inconstitucional.

Una cloaca millonaria

De acuerdo con investigaciones del actual gobierno de Veracruz, que preside Miguel Ángel Yunes, los pagos a medios de comunicación en la administración de Javier Duarte habrían ascendido a por lo menos 13 mil 009 millones de pesos, y los principales beneficiados habrían sido dos televisoras nacionales y varios medios locales.

En una comparecencia ante diputados con motivo de la glosa del primer informe de gobierno de Yunes, el coordinador de comunicación social, Elías Assad Danini, sostuvo que varios de estos pagos podrían carecer de los sustentos mínimos que marca la ley, y que incluso las cantidades erogadas podrían ser todavía mayores.

Cabe señalar que existen denuncias y declaraciones de los propios excolaboradores de Javier Duarte, que señalan que el presupuesto de comunicación social en su gobierno se utilizó tanto para coaccionar a medios de comunicación, como para que mantuvieran una línea favorable al gobierno de Veracruz, así como también en hechos de corrupción.

El que se haya mantenido hasta ahora como clasificada esta información ha impedido conocer de forma oficial tanto los montos reales de lo erogado en Comunicación Social, y los conceptos.

Entre otras cosas, la PGR cuenta con la declaración ministerial del exsecretario de Seguridad Pública de Javier Duarte, Arturo Bermúdez, quien indicó que por órdenes del entonces gobernador y de su esposa, Karime Macías, él tuvo que canalizar recursos para supuestos gastos de comunicación social los cuales terminaron en empresas fantasma.

Investigaciones periodísticas realizadas por Animal Político también han permitido confirmar que más de 600 millones de pesos en pagos de comunicación social fueron destinados a una red de compañías fantasma utilizadas para desaparecer recursos públicos.

El propio Miguel Ángel Yunes, hoy gobernador de Veracruz, ha señalado que, según sus propias investigaciones, el gobierno de Duarte gastó más de 8 mil 500 millones de pesos en pagos a distintos medios de comunicación nacionales e internacionales.

Lo que hacemos en Animal Político requiere de periodistas profesionales, trabajo en equipo, mantener diálogo con los lectores y algo muy importante: independencia. Tú puedes ayudarnos a seguir. Sé parte del equipo. Suscríbete a Animal Político, recibe beneficios y apoya el periodismo libre.

#YoSoyAnimal

El boom de los jóvenes que invierten en acciones a través de apps (y qué peligro tiene)

La bonanza de las plataformas de comercio de acciones en internet está tentando a inversores no experimentados a tomar grandes riesgos, advierten expertos.
2 de julio, 2021
Comparte

Con tiempo libre en sus manos, la londinense Andreea Ion, de 25 años, se unió a dos sitios web de comercio de acciones al comienzo de la pandemia de coronavirus.

“Mi novio y yo quedamos atrapados en este apartamento de Londres realmente pequeño, y solo pensamos que teníamos que hacer algo, o nos volveríamos locos aquí”, recuerda.

Durante el último año, inversores más jóvenes como Ion han estado inundando las plataformas de comercio de acciones en línea, incluidas eToro, Freetrade y Robinhood.

Andreaa y su novio Jamie ahora publican juntos en Instagram sobre sus inversiones.

“Estamos siendo testigos de una era en la que todos pueden comenzar a invertir y acumular riqueza con sus teléfonos con tarifas casi nulas por una transacción”, dice Ion, quien vivió en Rumania hasta los 18 años y recientemente completó una maestría en la Universidad de Cambridge .

Pero, ¿es buena esta ola de nuevos inversores?

“Hábito saludable”

Adam Dodds, director ejecutivo de Freetrade, sostiene que la participación en el comercio de acciones es algo bueno: “Lo comparo con comer sano o hacer ejercicio. Es un hábito saludable”, dice Dodds.

Ciertamente ha sido bueno para su negocio.

Los clientes registrados de Freetrade se multiplicaron por seis en 2020, pasaron de 50.000 en enero a más de 300.000 en diciembre y hasta 700.000 ahora.

Casi el 60% de ellos se describen a sí mismos como inversores primerizos, y su edad promedio es de 31 años.

Las mujeres ahora constituyen uno de cada cuatro inversores de la plataforma, frente al 13% de hace un año.

Y no es solo Freetrade. Otras plataformas han visto un aumento de nuevos clientes.

Durante 2020, Robinhood agregó 3 millones de usuarios, un aumento del 30% y eToro agregó otros 5 millones, una ganancia cercana al 40%.

Una forma en que las aplicaciones de comercio de acciones han reducido las barreras para involucrarse en la inversión es mediante la fraccionalización, lo que permite a los usuarios comprar fracciones de acciones enteras.

Por ejemplo, una participación en Tesla de Elon Musk era de US$880 en enero, aunque actualmente ronda los US$688.

Para algunos inversores, comprar una acción consumiría todos los fondos que tienen disponibles para invertir.

Por lo tanto, comprar una fracción de una acción de alto valor permite a los pequeños inversores realizar otras inversiones y distribuir su riesgo.

Adam Dodds

Freetrade
Adam Dodds, presidente ejecutivo de Freetrade describe el comercio de acciones como “hábito saludable”.

Pero esta prisa por invertir preocupa a algunas personas.

Constantin Gurdgiev, profesor de economía en el Trinity College de Dublín, Irlanda, señala que los foros de discusión en línea y las redes sociales pueden ejercer todo tipo de presión sobre los inversores sin experiencia.

Es posible que se los persuada más fácilmente para que se unan a una manada de inversores y se apresuren a comprar una acción sobrevaluada, por ejemplo, o la percepción de costos más bajos podría alentarlos a comerciar más de lo necesario.

La gestión y el análisis de riesgos fracasan y el miedo a perderse algo se hace cargo, dice el profesor Gurdgiev.

“La investigación muestra que un mejor acceso a la negociación y la percepción de menor costo que ofrecen estas plataformas conduce a una toma excesiva de riesgos y a una negociación excesiva por parte de los inversores minoristas”, argumenta.

Para algunos, el comercio puede incluso volverse adictivo, señala.

En esta nueva era de negociación, también han surgido las denominadas acciones de memes, o acciones de Reddit: ésta es una acción que se ha convertido en un foco de intensa atención en las redes sociales.

El minorista de videojuegos, GameStop, es quizás el ejemplo reciente más conocido.

En enero, el precio de sus acciones subió un 1.500% de $ 17,25 a $ 483, luego de que los contribuyentes a un foro de Reddit llamado wallstreetbets alentaron a los inversionistas a comprar.

Constantin Gurdgiev

C GURDGIEV
El profesor Gurdgiev dice que las nuevas apps de inversión podrían alentar tomar riesgos excesivos.

“Sobre las acciones de memes, creo que las veremos de nuevo, para ser honesto”, dice Lewis Harding, un joven de 23 años de Leeds, Inglaterra, que bloguea sobre sus inversiones.

Él cree que los inversores deberían de pasar por una capacitación gratuita después de registrarse en una plataforma de negociación, antes de que puedan comenzar a operar.

La ola anterior de los llamados inversores minoristas surgió en la década de 1990, inicialmente en Estados Unidos.

Los corredores de Internet en línea como E*Trade y Ameritrade aparecieron en servicios como CompuServe y America Online.

Sus comisiones, de alrededor de US$5 a US$7 por operación, eran significativamente más bajas que las de los corredores de bolsa establecidos en el momento de abrir el mercado a los inversores más pequeños.

Muchos de los lotes actuales de aplicaciones comerciales en línea han reducido estas comisiones comerciales hasta cero, abriendo las puertas a nuevos inversores que no tienen mucho dinero.

Pero ha habido críticas a la forma en que las aplicaciones comerciales obtienen ganancias. Para muchas de esas aplicaciones, implica algo llamado pago por flujo de pedidos.

WallStreetBets

Getty Images
El foro de wallstreetbbets en Reddit creó un frenesí de inversión en GameStop.

Robinhood, con sede en Estados Unidos (quizás la más conocida de las nuevas plataformas de negociación), y otras, venden sus pedidos a firmas más grandes llamadas creadores de mercado, que pagan hasta un centavo por acción para ejecutarlas.

Si bien este proceso permite que las aplicaciones ofrezcan a sus clientes comercio libre, significa que cuanto más comercian sus clientes, más de dinero de los creadores de mercado ganan las plataformas de comercio.

Por lo tanto, existe un fuerte incentivo para lograr que sus inversores operen de manera más activa, lo que no es necesariamente lo mejor para ellos.

En algunos países, incluidos Reino Unido y Canadá, el pago por el flujo de pedidos no está permitido en absoluto.

El regulador de los mercados financieros de Estados Unidos, la Comisión de Bolsa y Valores, ha dicho ahora que está investigando la práctica.

También está investigando qué aplicaciones fomentan el sobrecomercio con alertas por correo electrónico, avisos y otras herramientas.

Ganancias

Entonces, ¿cómo ganan dinero las aplicaciones comerciales que ofrecen comercio gratuito en el Reino Unido, donde no pueden vender su flujo de pedidos?

En el caso de Freetrade, gana dinero vendiendo a los inversores una actualización de la plataforma gratuita a una versión premium con más funciones, dice Dodds.

“La gente sabe por lo que está pagando, no es que todo sea gratis y luego haya tarifas ocultas en el margen”, dice.

Pero argumenta que el comercio sin comisiones es importante para democratizar la inversión, es decir, abrirla a inversores más pequeños.

“Realmente no puedes invertir US$140 al mes en ocho o nueve acciones cuando pagas una comisión de US$14-16 por cada operación”, dice.

Mientras tanto, Ion y su novio esperan que invertir en acciones les ayude a mudarse de su pequeño apartamento en Londres y hacer un depósito para su primera casa.

“Nos dimos cuenta de que simplemente vivir de nuestros salarios probablemente no nos llevaría muy lejos, teniendo también en cuenta la inflación”, explica.


Recuerda que puedes recibir notificaciones de BBC News Mundo. Descarga nuestra app y actívalas para no perderte nuestro mejor contenido.

https://www.youtube.com/watch?v=38PLMHqw8aw

Lo que hacemos en Animal Político requiere de periodistas profesionales, trabajo en equipo, mantener diálogo con los lectores y algo muy importante: independencia. Tú puedes ayudarnos a seguir. Sé parte del equipo. Suscríbete a Animal Político, recibe beneficios y apoya el periodismo libre.

#YoSoyAnimal
close
¡Muchas gracias!

Estamos procesando tu membresía, por favor sé paciente, este proceso puede tomar hasta dos minutos.

No cierres esta ventana.