Irregularidades en MP y foros de WhatsApp que incitan al robo, lo que se sabe de saqueos en Edomex
close
Recibe noticias a través de nuestro newsletter
¡Gracias! Desde ahora recibirás un correo diario con las noticias más relevantes.
sync
Cuartoscuro

Irregularidades en MP y foros de WhatsApp que incitan al robo, lo que se sabe de saqueos en Edomex

Animal Político entrevistó a Diego, un joven del Estado de México, cuyo teléfono está registrado en uno de los foros privados de WhatsApp desde los que se coordinaron los saqueos del 4 de enero a tiendas de autoservicio.
Cuartoscuro
Por Paris Martínez
6 de enero, 2018
Comparte

Un día después de la jornada de saqueos en tiendas de autoservicio en el Estado de México, que ha dejado al menos un centenar de detenidos, la agencia del Ministerio Público de Cuautitlán Izcalli no logra dar cabida a detenidos, familiares, abogados, peritos y policías de distintas corporaciones. Y entre el poco espacio que dejan unos y otros, la corrupción, la violencia y los abusos fluyen, a ojos de todos.

“Quinientos pesos –le explica un abogado privado, al hombre trasnochado que espera junto con él, ante la oficina de la Policía Ministerial, por donde será ingresado a los separos, para que pueda ver a su familiar (procedimiento no permitido)–. Estos cabrones están haciendo su agosto”, remata el abogado.

El hombre acepta la tarifa con un movimiento de cabeza, y el abogado entra a la oficina de la Policía Ministerial. Unos segundos después, al hombre ojeroso se le permite el acceso.

Otros familiares, que no pueden pagar para pasar a ver unos minutos a su detenido, se amontonan fuera de la oficina de la Policía Ministerial, con tortas y refrescos en botellas plásticas, que poco a poco, los policías ministeriales les reciben, para entregarlos a sus hijos, hermanos, esposos que en los separos aguardan el trámite de consignación.

–Vengo a ver si mi primo está aquí, lo detuvieron ayer –le explica un joven a uno de los policías ministeriales, cuando se asoma afuera de la oficina, para recibir más tortas y refrescos para los detenidos.

–¿Tú te vas a hacer responsable por él? –Le pregunta el policía.

–Yo estoy ayudando a su mamá, ella vino anoche, pero no traía identificación y no la dejaron pasar a la agencia, pero ella lo vio desde la ventana, y está preocupada.

–¿Preocupada por qué? –Inquiere el agente, con sorna– ¿Preocupada porque no llegó con la pantalla plana?

El joven guarda silencio, y a través de los vidrios en la ventana ve a los demás ministeriales, dentro de la oficina, reír por la ocurrencia de su compañero.

Al final, el policía extrae su teléfono personal, y le muestra al joven fotografías tomadas extraoficialmente a los detenidos (otro procedimiento irregular), imágenes que estaban almacenadas en un foro de WhatsApp, del que el ministerial era parte.

Al no reconocer a su familiar entre los hombres y mujeres retratados, al joven se le pide ir a buscarlo a la agencia de Zumpango.

Aunque afirmó que a su familiar lo habían logrado ver la noche anterior, a través de los ventanales de la agencia, nunca se le permitió buscar el nombre de su familiar en ninguna lista oficial de detenidos, luego partió.

En el suelo, acuclillado, un adolescente con una venda ensangrentada alrededor de su cabeza, busca cambiar de postura, con dificultad: con ambas manos se soba el costado izquierdo o, más que sobarse, parece querer reducir el movimiento de las costillas, finalmente logra estirar las piernas.

Él está, junto con otros cuatro adolescentes, en en un costado de la agencia, custodiados por un policía preventivo, mientras que al otro extremo del lugar (seis metros más allá), aguardan otras seis mujeres, adolescentes también, vigiladas por una policía.

Aguardan, explicó la agente, para ser llevados a la agencia especializada en menores infractores.

Niños y niñas detenidas se agazapan contra la pared, cuando dos policías se trenzan en una discusión a gritos, y que sólo la intervención de otros agentes impide que llegue a los golpes.

Los gritos entre uno y otro explican los hechos: el policía que vigila la entrada a la agencia, y que lleva el registro de personas que entran y salen, ha detectado a un policía preventivo (que sólo lleva pantalón tipo comando color negro, playera negra, y botas, sin ninguna insignia oficial) que está dejando pasar a familiares de detenidos, de manera recurrente, sin que inscriban en el libro de ingreso a las instalaciones.

El policía que vigila el acceso también le recrimina no estar debidamente identificado, ni portar la placa policiaca, y remata con la advertencia de que lo va a detener. Para ese momento, ambos agentes están nariz con nariz, y otros preventivos deben separarlos.

Mientras, fuera de la agencia, abogados privados van repartiendo sus tarjetas de presentación, y amarrando tratos con las familias de los detenidos, como el de los 500 pesos por lograr que les permitan verlos.

Consultado en torno a los abusos y las presuntas prácticas de extorsión presenciadas dentro de la Agencia del Ministerio Público de Cuautitlán Izcalli (ubicadas a un costado del centro comercial Luna Park), el vocero de la Fiscalía General de Justicia del Estado de México, Claudio Barrera, aseguró que “a cualquier denuncia en contra de malos servidores públicos le daremos seguimiento puntual, y la ciudadanía nos ayudaría mucho al hacer las denuncias correspondientes”.

Diego y el caos…

Diego es un joven del Estado de México, cuyo teléfono está registrado en uno de los foros privados de WhatsApp desde los que se coordinaron los saqueos del 4 de enero a tiendas de autoservicio.

En el foro “Saqueos”, Diego aparece con el nombre “DiegoKaoz49”, y reporta al resto de los integrantes: “ya todo el pelotón de Héroes (vamos) tendidos para Metro Ecatepec”.

Un segundo participante pregunta si deben verse “afuera del Coppel” o, propone, “una cuadra antes y llegamos todos en verguiza”.

El resto acepta la propuesta y quedan de estar ahí a las 10 de la mañana.

Este viernes, 5 de enero, un día después de los robos en distintos puntos de la entidad, Animal Político se comunicó al teléfono con el que “DiegoKaoz49” está inscrito en el foro “Saqueos”, para consultar al propietario sobre su participación en los hechos.

“Sí, yo soy el propietario del teléfono, y sí, mi cuenta es DiegoKaoz49, porque me llamo Diego –explicó el joven, quien no se encuentra detenido, al otro lado de la línea–, pero no tenía conocimiento de lo que me estás hablando. Yo soy del Estado (de México), pero en mi barrio no hubo afectaciones por saqueos.”

–¿Tienes idea de cómo llegó tu número a este foro denominado “Saqueos”?

–Ah, es que, ¿qué crees? Mira, yo estaba viendo las redes sociales, y metí mi número, me metí a un grupo de Facebook, por pura curiosidad, para saber lo que pasaba. Y sí: no tenía conocimiento de eso, y me salí.

Cuando se le explica que su número aparece en un foro de WhatsApp, es decir, un foro privado para el cual tuvo que haber número de celular a un administrador, Diego se enreda aún más en su explicación.

–Es que había un link –explica–, nos la mandaron a todos, y te metías, y de Facebook te jalaba automáticamente al grupo de WhatsApp, y ya, te llegaban todos los mensajes.

Diego no acepta hablar de quién le envió la invitación para participar en el foro “Saqueos”, ni a quiénes más se refiere cuando habla de “todos” los que, junto con él, fueron convocados.

Pero afirma: “Nosotros trabajamos. Nos dedicamos a trabajar, tenemos locales de telefonía, soy distribuidor de Telcel y, de hecho, no hemos abierto estos días, por seguridad”.

Diego se despide y cuelga, sin aclarar por qué consideraba más seguro mantener cerrados sus locales comerciales, si al principio de la conversación afirmó no saber nada de los saqueos en la entidad.

Lo que hacemos en Animal Político requiere de periodistas profesionales, trabajo en equipo, mantener diálogo con los lectores y algo muy importante: independencia. Tú puedes ayudarnos a seguir. Sé parte del equipo. Suscríbete a Animal Político, recibe beneficios y apoya el periodismo libre.

#YoSoyAnimal

Sinovac: lo que se sabe de la vacuna china contra la COVID-19 que planean distribuir varios gobiernos de América Latina

La compañía biofarmacéutica china Sinovac todavía no publicó datos sobre la fase tres de sus ensayos clínicos. Pero ya hay acuerdos para enviar su vacuna, CoronaVac a varios países, incluyendo Brasil y Chile.
9 de diciembre, 2020
Comparte

Mientras continúa la carrera mundial para producir vacunas contra la covid-19, China parece haber logrado grandes avances.

Una de sus vacunas más destacadas, la CoronaVac, fabricada por la compañía biofarmacéutica Sinovac y cuyos ensayos clínicos aún no finalizaron, ya fue enviada a Indonesia en preparación para una campaña de vacunación masiva. Está previsto que otras 1,8 millones de dosis arriben a territorio indonesio en enero.

En América Latina, una de las regiones más golpeadas por la pandemia, diferentes gobiernos ya han hecho sus planes y adquisiciones con diferentes proveedores, entre ellos la china Sinovac.

Aunque en algunos países de la región ya se anunciaron planes y fechas para comenzar a vacunar en las próximas semanas, la Organización Panamericana de la Salud advirtió este miércoles de que pasarán meses antes de que las vacunas recién desarrolladas estén disponibles en cantidades suficientes para inmunizar a la población.

Pero, ¿qué se sabe de la CoronaVac? Lo analizamos.

La diferencia entre la vacuna de Sinovac y otras vacunas

CoronaVac es una vacuna inactivada, que funciona mediante el uso de partículas virales muertas para exponer al sistema inmunológico al virus de la covid-19 sin riesgo de una enfermedad grave.

Las vacunas de Moderna y Pfizer son vacunas de ARN mensajero (ARNm). Esto significa que se administra al paciente ARN mensajero que lleva una copia de instrucciones genéticas. Con esas instrucciones el propio organismo del paciente elabora una parte de la proteína del virus de la covid-19, provocando de esa forma una reacción del sistema inmunológico.

CoronaVac es un método más tradicional que se utiliza con éxito en muchas vacunas conocidas como la de la rabia”, explicó a la BBC el profesor Luo Dahai de la Universidad Tecnológica de Nanyang, en Singapur.

“Las vacunas de ARNm son un nuevo tipo de vacuna”, agregó.

Un de las principales ventajas de la vacuna de Sinovac es que se puede almacenar en un refrigerador estándar a 2-8 grados Celsius, al igual que la vacuna de Oxford.

En el caso de la vacuna de Oxford se usa un virus que afecta a chimpancés y que fue modificado genéticamente para parecerse al SARS-CoV-2, el virus que causa covid-19. El organismo reacciona como si se tratara del coronavirus y de esta forma la vacuna despierta una reacción inmune sin el riego de desarrollar la enfermedad.

La vacuna de Moderna debe almacenarse a -20 ° C y la vacuna de Pfizer a -70 ° C.

Esto significa que tanto la vacuna de Sinovac como la de Oxford-AstraZeneca son mucho más fáciles de administrar en países en desarrollo que no pueden almacenar grandes cantidades de vacuna a temperaturas tan bajas.

¿Qué tan efectiva es?

Es difícil responder a esa pregunta en este momento. De acuerdo a la revista científica The Lancet, solo se ha divulgado información sobre la primera y segunda fase de ensayos clínicos de CoronaVac.

Zhu Fengcai, uno de los autores del estudio en The Lancet, afirmó que se conocen datos de 144 participantes en la fase uno y 600 en la fase dos de los ensayos clínicos, por lo que la vacuna es “adecuada para uso de emergencia”.

En septiembre, un vocero de Sinovac dijo que se realizaron pruebas en más de 1.000 voluntarios, de los cuales “solo algunos mostraron fatiga o malestar leve… no más del 5%”.

La tercera fase de los ensayos clínicos comenzó en Brasil en octubre.

Las pruebas se suspendieron brevemente en noviembre debido a la muerte de un participante, pero se reanudaron cuando se constató que el fallecimiento no estaba relacionado con la vacuna.

El gobernador de Sao Paulo, Joao Doria, el secretario de salud de Sao Paulo, Dr. Jean Gorinchteyn, y el director del Instituto Butantan, Dimas Covas, junto a un contenedor con dosis de CoronaVac en el aeropuerto de Sao Paulo.

Getty Images
El gobernador de Sao Paulo, Joao Doria (centro); el secretario de salud de Sao Paulo, Dr. Jean Gorinchteyn (izq.); y el director del Instituto Butantan, Dimas Covas (der.), junto a un contenedor con dosis de la vacuna de Sinovac en el aeropuerto de Sao Paulo.

El socio de Sinovac en Brasil, el Instituto Butantan, dijo que espera que Sinovac publique los resultados de sus ensayos antes del 15 de diciembre.

El profesor Luo señaló que es difícil hacer comentarios sobre la eficacia de la vacuna en este momento “dada la limitada información disponible”.

“Basándonos en los datos preliminares… CoronaVac es probablemente una vacuna eficaz, pero necesitamos esperar a los resultados de la fase tres“, subrayó.

“Estos ensayos son aleatorizados, de doble ciego, controlados por placebo… con miles de participantes. Esta es la única forma de probar que una vacuna es segura y eficaz para su uso en la población”, agregó.

Un estudio aleatorizado es aquel en que los participantes son asignados al azar al grupo de control con placebo o al grupo experimental en que se prueba el medicamento.

Un estudio de doble ciego es aquel en el que ni los participantes ni los investigadores saben a qué grupo fue asignado un voluntario.

¿Cuántas dosis pueden producir al año? ¿Y con qué países de América Latina consiguió acuerdos?

Sinovac podrá producir 300 millones de dosis al año en su nueva planta de producción de 20.000 metros cuadrados, aseguró el presidente de la empresa al medio estatal CGTN.

Como todas las demás vacunas requiere dos dosis, por lo que la producción solo alcanza para inocular a 150 millones de personas al año, poco más de un 10% de la población de China.

Sin embargo, Sinovac ya entregó dosis a Indonesia y también consiguió acuerdos con Turquía, Brasil y Chile.

El gobierno brasileño de la región de Sao Paulo se asoció con Sinovac para desarrollar y potencialmente producir la CoronaVac.

La región, la más poblada de Brasil con 46 millones de habitantes y epicentro de la covid-19 en el país, prevé iniciar su plan de vacunación a partir del próximo 25 de enero de 2021, según anunció este lunes su gobernador, Joao Doria.

Siempre que logre el visto bueno del regulador sanitario brasileño, los profesionales de salud, personas mayores de 75 años, comunidades indígenas y otros grupos locales específicos serán los primeros en recibir la “Coronavac”, señalaron las autoridades regionales.

La vacuna de Sinovac está en la última fase de test en Sao Paulo, y Doria prevé que toda la documentación será entregada a Agencia Nacional de Vigilancia Sanitaria (Anvisa) este mismo mes, por lo que exigió un análisis de emergencia y más rápido para la debida certificación, informaron los medios locales.

Yin Weidong, presidente de la empresa Sinovac frente a una imagen de la vacuna de su laboratorio

Getty Images
Yin Weidong, presidente de la empresa Sinovac, aseguró que la compañía puede producir en su nueva planta 300 millones de dosis al año.

En Chile, el ministro de Salud, Enrique Paris, confirmó que las vacunas que el país ha adquirido estarán disponibles en “el primer trimestre de 2021”, aunque no dio una fecha más concreta.

Paris informó de que Chile había adquirido más de 10 millones de dosis de la desarrollada por el laboratorio Pfizer y una cantidad aún mayor de la creada por Sinovac.

El presidente Sebastián Piñera aseguró a principios de mes que las dosis serán gratuitas y voluntarias.

Los analistas destacan la apuesta de China por ganar “la carrera diplomática” de las vacunas.

El presidente de China, Xi Jinping, se comprometió a reservar un fondo para vacunas de US$2.000 millones para el continente africano, al tiempo que ofreció a los países de América Latina y el Caribe un préstamo de US$1.000 millones para comprar vacunas, según publicaciones de la prensa local.

No está claro cuáles serían las condiciones de esos préstamos.

Pekín… seguramente aprovechará la provisión de esta tecnología que salva vidas para obtener ganancias comerciales y diplomáticas“, manifestó Jacob Mardell, analista de MERICS (el mayor centro de estudios dedicado al país asiático en Europa) en declaraciones a la cadena de noticias australiana ABC News.

“China tiene algo que los países necesitan y buscará mostrar la provisión de la vacuna como un acto de caridad”, agregó Mardell.

No está claro cuánto podría costar la vacuna de Sinovac, pero a principios de este año un equipo de la BBC en la ciudad china de Yiwu comprobó que las enfermeras administraban las inyecciones por un precio cercano a los 400 yuanes (US$60).

Bio Farma, una empresa estatal de Indonesia, dijo que la vacuna costaría alrededor de 200.000 rupias (US$13,60) a nivel local.

Gráfico que compara datos de diferentes vacunas candidatas

BBC

Este precio es considerablemente superior al de la vacuna de Oxford, que cuesta US$4 por dosis, pero más bajo que el de Moderna, que tiene un costo de US$33 por dosis.

Moderna afirmó que tiene como objetivo producir 500 millones de dosis en 2021.

Y AstraZeneca señaló que producirá 700 millones de dosis para fines del primer trimestre de 2021.

¿Qué pasa con las otras vacunas de China?

La vacuna de Sinopharm, otra compañía farmacéutica china, ya se ha distribuido a casi un millón de personas en China en un polémico programa de emergencia.

Sinopharm no publicó todavía datos de la fase tres de sus ensayos clínicos, pero eso no impidió que fuera registrada en otros países, como Emiratos Árabes Unidos.

Las autoridades de ese país dieron luz verde a esta vacuna el 9 de diciembre, asegurando que un análisis provisional de las pruebas de fase tres que comenzaron en julio mostraran que era un 86% efectiva.

“Lo normal es esperar primero a analizar los resultados de la fase tres antes de ampliar tanto un programa de vacunación con una autorización de emergencia”, afirmó el profesor Dale Fisher de la Universidad Nacional de Singapur a la cadena de noticias CNBC.

Un voluntario siendo vacunado por una trabajadora de la salud en Porto Alegre, Brasil

Getty Images
Vacunación con CoronaVac en Porto Alergre. La tercera fase de los ensayos clínicos de la vacuna de la empresa Sinovac comenzó en Brasil en octubre.

El profesor Fisher opinó que la decisión china es “poco convencional”, y agregó que sería “inaceptable” en Occidente.

El virus de la covid-19 se ha contenido en la mayor parte de China, según datos oficiales, y la vida en ese país está regresando lenta pero de manera segura a una “nueva normalidad”.


Esta nota cuenta con información producida por la periodista de BBC Yvette Tan, especialista en Asia.


Ahora puedes recibir notificaciones de BBC News Mundo. Descarga nuestra app y actívalas para no perderte nuestro mejor contenido.

https://www.youtube.com/watch?v=sNuAl-Lj8PI

Lo que hacemos en Animal Político requiere de periodistas profesionales, trabajo en equipo, mantener diálogo con los lectores y algo muy importante: independencia. Tú puedes ayudarnos a seguir. Sé parte del equipo. Suscríbete a Animal Político, recibe beneficios y apoya el periodismo libre.

#YoSoyAnimal
close
¡Muchas gracias!

Estamos procesando tu membresía, por favor sé paciente, este proceso puede tomar hasta dos minutos.

No cierres esta ventana.