Las estrellas de Hollywood que transforman drásticamente su cuerpo para protagonizar un papel
close
Recibe noticias a través de nuestro newsletter
¡Gracias! Desde ahora recibirás un correo diario con las noticias más relevantes.
sync
Especial

Las estrellas de Hollywood que transforman drásticamente su cuerpo para protagonizar un papel

La actriz Anne Hathaway está aumentando de peso para su próxima película; así como ella, otras estrellas han hecho cambios en su aspecto, para hacer mejores interpretaciones.
Especial
Por BBC Mundo
10 de abril, 2018
Comparte

 

Anne Hathaway

PA
Anne Hathaway está en proceso de una transformación de peso para un nuevo rol en el cine.

Si eres fan de Anne Hathaway y has notado que en fotos recientes se ve con unos kilos de más, la actriz tiene un mensaje para ti: “No soy yo, eres tú”.

Hathaway dijo públicamente que está aumentando de peso para su próxima película y se ha querido anticipar a quienes quieran estigmatizarla.

La actriz compartió un video en Instagram que muestra la rutina que está aplicando para transformar su cuerpo para el filme.

Se la ve levantando pesas como parte de un programa de incremento muscular con un entrenador personal y se le ve más corpulenta que su imagen usual.

Acompañó el video con las siguientes palabras: “Estoy aumentando de peso para un rol de cine y las cosas van bien. A todos aquellos que van a avergonzarme por gorda en los próximos meses, no soy yo, eres tú. Paz xx”.

Mientras que la protagonista de “El diablo viste a la moda” (The Devil Wears Prada) no reveló para qué cinta está transformando su cuerpo, sí tiene varios proyectos que podrían estar detrás de su aumento de peso.

https://www.instagram.com/p/BhMc4DillQW/?utm_source=ig_embed

Entre estos se encuentra “Live Fast Die Hot”, un drama sobre una neoyorkina cuya vida se transforma al ser madre y “The Lifeboat”, la historia de una joven enjuiciada por asesinato.

No es la primera vez, sin embargo, que Hathaway se somete a un cambio radical de peso.

En 2012, la ya delgada actriz rebajó 10 kilos para interpretar el personaje de la demacrada prostituta Fantine en “Los Miserables”.

Anne Hathaway en 2012, 2015 y 2018

Getty & PA
Tres etapas de Anne Hathaway. En 2012, durante su preparación para la película Los Miserables; en 2015, con su figura usual; en 2018, más subida de peso.

Por su interpretación en “Los Miserables” ganó el Oscar a la mejor actriz de reparto, sin embargo, Hathaway luego confesó que con su dieta y las exigencias del rodaje estaba siempre exhausta y al borde de un colapso mental.

Es curioso que en una industria asociada al glamur, y en la que se cuida tanto el aspecto físico, las superestrellas quieran “sufrir por su arte” de esta manera.

No obstante, ese tipo de sacrificio llama la atención en Hollywood y puede representar dividendos durante la temporada de premiación y aumentar la cotización de los artistas.

Así, son varios los actores y actrices que se le miden a los extremos de consumir, o dejar de consumir, calorías.


¿Quién más ha transformado su cuerpo por un rol?

Jennifer Lawrence interpretó a una exbailarina en “Operación Red Sparrow” y dijo que el perder peso le hacía sentir hambre todo el tiempo.

“Recuerdo haber tenido un colapso nervioso, me puse histérica después de comer cinco tajadas de banano”, le confesó a la revista Vanity Fair.

Todo lo contrario sucedió con Renee Zellweger, que tuvo un memorable cambio de figura en “El diario de Bridget Jones”.

Zellweger aumentó más de 12 kilos de peso a punta de hamburguesas, leches malteadas y chocolates.

Aunque estas dos actrices han ganado sus respectivos Oscar, ninguno fue por esos roles para los que cambiaron su fisionomía.

No ocurrió lo mismo con Charlize Theron, que en 2004 recibió el galardón de mejor actriz por su espectacular transformación en “Monster: asesina en serie”.

La actriz sudafricana no solo subió casi 15 kilos, se aplicó una dentadura postiza para tener un rostro más severo.

Chralize Theron frente al afiche de la película "Monster: asesina en serie"

Getty Images
Chralize Theron, habiendo recuperado su peso usual, frente al afiche de la película “Monster: asesina en serie”

Theron es conocida por la fluctuación de su apariencia para distintos papeles. Pero los hombres no se quedan atrás cuando se trata de engordar o adelgazar, según el caso.

Tal vez el más reconocido (si no el primero) en someter su cuerpo a una transformación extrema es Robert DeNiro. Lo hizo en dos ocasiones.

La primera vez fue para la biografía del boxeador Jake La Motta en la cinta “Toro salvaje”. El actor no solo tuvo que aferrarse a un estricto régimen para lograr el cuerpo magro de un púgil de la categoría mediana sino que, luego, tuvo que aumentar 28 kilos, para representar a La Motta en sus años de retiro. De Niro recibió el Oscar al mejor actor en 1980.

Cuando ya había recuperado su peso normal, le ofrecieron interpretar al gánster Al Capone, en la película de 1987 “Los intocables”.

Robert De Niro y Jake La Motta

Getty Images
Robert De Niro con Jake La Motta durante el 25 aniversario de “Toro salvaje”, en el que el actor interpretó al boxeador tanto cuando fue esbelto como obeso.

El actor pidió que le dieran tiempo para subir de peso otra vez porque quería lograr la redondez de la cara de Capone, con lo que se puso a desayunar todos los días con panqueques y se fue de gira gastronómica por Italia.

Sus dos aumentos de peso fueron tan legendarios en Hollywood que el actor Charles Grodin una vez dijo, bromeando, que actuar con De Niro era un placer porque “conoce los mejores restaurantes”.

Otro actor que ha subido y bajado de peso de acuerdo al personaje que interpreta y ha sido reconocido con un Oscar es Matthew McConaughey.

Estuvo irreconocible en la cinta “Dallas Buyers Club: El club de los desahuciados”, tras perder 20 kilos para el papel de un paciente con sida.

McConaughey luego experimentó otro cambio corporal para el filme “Gold”, aumentando de peso con una dieta de hamburguesas con queso y cerveza.

Matthew McConaughey en 1998 y en 2013

Getty Images
Transformación extrema: Matthew McConaughey en 1998 y en 2013, durante su preparación para la cinta “Dallas Buyers Club: El club de los desahuciados”.

Christian Bale podría considerarse el nuevo camaleón (en términos de kilos) de Hollywood.

Su demacrada apariencia en “El maquinista”, en 2004, está lejos de cómo se vio 10 años después en “Escándalo americano” (American Hustle).

Para la primera, su régimen fue de una manzana y una lata de atún al día para perder peso.

Para la segunda, se consintió con una dieta de pasteles y hamburguesas con queso.


Ahora puedes recibir notificaciones de BBC Mundo. Descarga la nueva versión de nuestra app y actívalas para no perderte nuestro mejor contenido.

Lo que hacemos en Animal Político requiere de periodistas profesionales, trabajo en equipo, mantener diálogo con los lectores y algo muy importante: independencia. Tú puedes ayudarnos a seguir. Sé parte del equipo. Suscríbete a Animal Político, recibe beneficios y apoya el periodismo libre.

#YoSoyAnimal
Cuartoscuro

Caso Odebrecht: FGR va contra implicados por tres delitos; proceso de Lozoya será suspendido

Por caso Odebrecht, la FGR acusará a varios exlegisladores y exfuncionarios federales por los delitos de operaciones con recursos de procedencia ilícita, asociación delictuosa y cohecho.
Cuartoscuro
20 de enero, 2021
Comparte

La Fiscalía General de la República (FGR) acusará de al menos tres cargos de posible corrupción y lavado de dinero a varios exlegisladores y exfuncionarios federales que, según una denuncia del exdirector de Petróleos Mexicanos (Pemex), Emilio Lozoya Austin, participaron en un esquema de sobornos con dinero proveniente de la constructora Odebrecht.

De acuerdo con autoridades de la FGR, los cargos que se presentarán ante jueces federales del Reclusorio Norte para vincular a proceso a los implicados son operaciones con recursos de procedencia ilícita, asociación delictuosa y cohecho, delitos que alcanzan penas máximas de 10 a 15 años de prisión.

Te puede interesar: Lozoya no pisa el reclusorio ni para firmar su libertad; se agota plazo para definir su caso

Según la carpeta de investigación número FGR/SEIDF/CGI-CDMX/0000865/2020, de la que emanarán las distintas imputaciones, los implicados se pusieron de acuerdo para manejar recursos de origen ilícito, y con ellos conseguir distintos objetivos entre ellos la aprobación de reformas estructurales.

El primero en ser acusado será el exsenador del PAN, Jorge Luis Lavalle Maury, quien ha sido citado a comparecer a una audiencia inicial el próximo 26 de enero en el Reclusorio Norte. Posteriormente se procederá contra otros exlegisladores. El orden en que serán acusados los implicados se mantendrá en sigilo hasta que el juez los vaya citando.

Los ilícitos que se imputarán a Lavalle y al resto no ameritan prisión preventiva automática por lo que, de ser procesados, los imputados podrían enfrentar un eventual juicio en libertad. No obstante, si la FGR considera que hay riesgo de fuga de alguno de ellos o peligro de destrucción de evidencia, podría solicitar a un juez su encarcelamiento justificado.

Las autoridades consultadas indicaron estrategia de la Fiscalía es iniciar la judicialización en contra de los exlegisladores implicados, ya que además de la denuncia del exdirector de Pemex se ha logrado reunir declaraciones de testigos colaboradores que participaron en el proceso de recepción de los presuntos sobornos.

Respecto a Emilio Lozoya, los fiscales indicaron que se tiene previsto plantear antes del 7 de marzo la suspensión de los dos procesos penales abiertos en su contra desde julio de 2020. Se trata de un beneficio temporal, a la espera de que la colaboración que ha rendido bajo la figura de criterio de oportunidad rinda resultados con procesos penales en firme en contra de los que ha denunciado.

Si dicha colaboración no fructifica, la FGR podría retomar las acciones legales en su contra sin perder las vinculaciones que ya consiguió por los casos Odebrecht y Agronitrogenados. Mientras eso se define el exdirector de Pemex continuará en libertad.

Los implicados

En la denuncia ministerial que dio pie a la apertura de la referida carpeta de investigación ante la Subprocuraduría Especializada en investigación de Delitos Federales (SEIDF), Lozoya Austin acusó directamente a seis exsenadores del PAN y del PRI de haber participado en el pago y recepción de sobornos provenientes de Odebrecht.

Dichos sobornos que ascenderían a más de 58 millones de pesos se habrían distribuido en diversos pagos realizados entre diciembre de 2013 y abril de 2014. El supuesto objetivo era que dichos legisladores operaran para facilitar la aprobación de la reforma energética, entre otras cosas, beneficiaria a trasnacionales como Odebrecht.

Según Lozoya, los implicados son el entonces senador del PRI David Penchyna quien, por presuntas órdenes del presidente enrique peña Nieto y el secretario de Hacienda Luis Videgaray, habría coordinado el contacto u los pagos con los otros cinco senadores, estos del PAN.

Los legisladores panistas denunciados son el ya referido Lavalle Maury, así como Ernesto Cordero, Francisco Javier Cabeza de Vaca, Francisco Domínguez Servién, Salvador Vega Casillas.

En la FGR indicaron que las entregas de este dinero han sido corroboradas con pruebas que aportó el propio Lozoya, pero también con las declaraciones ministeriales de exasesores de los legisladores quienes han declarado en calidad de testigos colaboradores. Por ese motivo se preparan las acusaciones.

En el caso específico de Cabeza de Vaca y Servién, que actualmente fungen como gobernadores en activo de Tamaulipas y Querétaro, la FGR no puede proceder directamente ante un juez debido al fuero con el que los mandatarios cuentan. Una vez que estén listos los expedientes, deberá solicitar primero un juicio de procedencia ante los congresos locales y solo si estos lo aprueban podrían presentarse cargos penales.

En su denuncia, Lozoya también acusó al exdiputado federal y excandidato presidencial Ricardo Anaya, quien también está bajo investigación de los fiscales de la SEIDF.

En el caso de los exfuncionarios federales señalados por el exdirector de Pemex, destaca la figura del exsecretario de Hacienda Luis Videgaray quien según Lozoya habría sido el principal operador de la obtención y distribución de los sobornos de Odebrecht, ello bajo las direcciones de Peña Nieto.

En octubre pasado la FGR hizo un primer intento de judicializar las acusaciones en su contra y obtener una orden de aprehensión por cargos de corrupción, pero también por el delito de traición a la patria. Pero el juez que revisó la solicitud la regresó debido a que consideraba que hacia falta información para sustentar los cargos, lo que llevó a los fiscales a retirar la petición para hacer ajustes.

En la lista de personas denunciados por Lozoya también figuran el propio expresidente Peña Nieto, así como los exmandatarios Felipe Calderón y Carlos Salinas de Gortari. También denunció al exsecretario de Relaciones y excandidato presidencial, José Antonio Meade Kuribreña.

Lee más: Constructora de sobornos: la historia de Odebrecht, el gigante brasileño con tentáculos en 26 países

Lozoya seguirá libre

La FGR no llevará a ajuicio a Emilio Lozoya por su responsabilidad en los casos Odebrecht y Agronitrogenados, al menos por ahora. En su lugar solicitará a un juez la suspensión de la acción penal iniciada en su contra como resultado de la colaboración que ha brindado al Ministerio Público en el caso Odebrecht, lo que a su vez le permitirá continuar en libertad.

De acuerdo con los fiscales consultados, este beneficio se encuentra contemplado en los artículos 256 y 257 del Código Nacional de Procedimientos Penales. Es una modalidad del criterio de oportunidad que procede para aquellos que porten información “eficaz y esencial” que ayude a iniciar procesos en contra de otros por delitos de mayor gravedad,

Sin embargo, dicha suspensión es temporal y estará condicionada a que los procesos penales iniciados a partir de la denuncia de Lozoya fructifiquen y que este a su vez comparezca en juicio como testigo de la fiscalía. Ello sumado a que se acuerde una reparación del daño causado.

En caso de que dicha cooperación resulte infructuosa o que no se logren probar lo delitos en contra de otros implicados, la FGR cuenta con la posibilidad de reactivar la acción penal en contra de Lozoya, es decir de que se reanuden los procesos en su contra en el punto en el cual se suspendieron, y sin volver a realizar la imputación inicial.

Hasta ahora, y pese a haber sido procesado por los casos Odebrecht y Agronitrogenados, el exdirector de Pemex ha conseguido evitar la cárcel. Sobre él solo pesa la restricción de no salir del país.

Existen otras investigaciones en curso en contar del exdirector de Pemex, entre ella una a cargo de la Unidad de Inteligencia Financiera (UIF) de Hacienda relacionada con la operación de una amplia red de empresas fantasma, sin embargo, hasta ahora dicha denuncia no se ha presentado.

Lo que hacemos en Animal Político requiere de periodistas profesionales, trabajo en equipo, mantener diálogo con los lectores y algo muy importante: independencia. Tú puedes ayudarnos a seguir. Sé parte del equipo. Suscríbete a Animal Político, recibe beneficios y apoya el periodismo libre.

#YoSoyAnimal
close
¡Muchas gracias!

Estamos procesando tu membresía, por favor sé paciente, este proceso puede tomar hasta dos minutos.

No cierres esta ventana.