close
Suscríbete a nuestro newsletter
¡Gracias! Desde ahora recibirás un correo diario con las noticias más relevantes.
sync
Lizbeth Padilla
La suma de militantes del PRI y PAN no ayudan a fortalecer el músculo de AMLO en el Bajío
La adhesión de personajes como el panista y exedil de León, Ricardo Sheffield, o el empresario Carlos Lomelí sirvieron de poco para atraer a habitantes leoneses y jaliscienses a los mítines de Morena.
Lizbeth Padilla
Por Agustín Salgado
9 de abril, 2018
Comparte

Ni la estructura del expanista Ricardo Sheffield, ni el apoyo del expriista Miguel Ángel Chico y tampoco la incorporación oficial del empresario Carlos Lomelí al Movimiento de Regeneración Nacional, lograron que el candidato presidencial de la coalición Juntos Haremos Historia, Andrés Manuel López Obrador exhibiera, al menos en las plazas públicas de El Bajío y los Altos de Jalisco, un músculo más poderoso al de años anteriores.

Lo dicho en el templete, contrastó con lo ocurrido en las explanadas. Para los operadores políticos la incorporación de Sheffield, militante blanquiazul por más de 25 años y expresidente municipal de León de los Aldama, representó un “avance significativo” en las encuestas de intención del voto; en las plazas, los espacios vacíos, dejaron algunas interrogantes.

El enlace del Comité Ejecutivo Nacional de Morena en el estado de Guanajuato, Tomas Pliego Calvo se refirió a la adhesión de los expanistas: “Nosotros como Morena debemos traer en el estado más de 400 mil votos y quienes se han incorporado al movimiento otros 300 mil. La campaña apenas comienza, cuando la elección este a la vuelta de la esquina, cuando llegue el momento, van aumentar los números”.

Pliego Calvo, que en 2012 fue elegido como secretario de Organización de Morena a nivel nacional, argumentó que las adhesiones de expanistas y expriistas no tienen que reflejarse en los eventos:  “Lo que se puede medir en los mítines es la fuerza de Morena y tenemos muy claro que una elección no se gana con plazas llenas. Nosotros tomamos la decisión de no disponer para estos eventos de un solo camión o camioneta, empezamos a convocar seis o siete días antes y lo hicimos, principalmente, a través de las redes sociales”.

Movilización de las bases

En el Bajío, los militantes de Morena se movilizaron: repartieron gorras y playeras, instalaron módulos de afiliación y buscaron a potenciales representantes de casilla.

El objetivo: revertir la tendencia histórica y superar, por primera vez, el tercer lugar en las preferencias electorales de los guanajuatenses.

El coordinador distrital de defensa del voto en San Francisco del Rincón por parte del movimiento obradorista, Gerardo Morales aseguró que la estructura de Sheffield se incorporará de manera paulatina.

“Es un grupo que va en crecimiento y que se ha sumado poco a poco pero de manera continua. El papel que va a desempeñar la gente de Sheffield es muy concreto: van a promover el voto en sectores a los que aun no hemos podido ingresar”.

Morales confió que la incorporación de los expanistas se refleje en próximos eventos.

Hace seis años, la candidata del PAN, Josefina Vázquez Mota obtuvo más de 935 mil votos. El presidente, Enrique Peña Nieto logró alrededor de 920 mil sufragios, mientras que López Obrador rondó los 295 mil. En Guanajuato, los números no han favorecido al movimiento obradorista.

Candidata que declina

La segunda semana de febrero, la asamblea estatal del Movimiento de Regeneración Nacional de Guanajuato, eligió a Antares Vázquez Alatorre como su candidata a la gubernatura.

La designación, realizada en la ciudad de Silao, no tuvo contratiempos pues la otra aspirante, de nombre Natividad Hernández, dejó, por voluntad propia, la contienda.

Ya elegida, Vazquez Alatorre aseguró que era posible que la coalición conformada por Morena, Partido del Trabajo y Encuentro Social ganará la gubernatura.

Antares, hermana de Selene y Talia Vázquez Alatorre, apostó por el trabajo territorial, centro su discurso en combatir la inseguridad y el 11 de febrero realizó su cierre de precampaña, junto con López Obrador, en la plaza central de León.

Primero se dijo que Antares Vázquez sería sustituida por Miguel Ángel Chico Herrera, priista con más de 40 años de militancia. El cambio no se concretó pero semanas después, la secretaria de Morena Yeidckol Polevnsky informó de un cambio en la candidatura: Vázquez Alatorre fue sustituida por Ricardo Sheffield.

Este fin de semana, los tres personajes Antares Vázquez, Miguel Ángel Chico y Ricardo Sheffield compartieron el templete junto con el candidato presidencial López Obrador y otros actores políticos como Ricardo Monreal, responsable de la defensa del voto en la segunda circunscripción y Malu Micher Camarena, exfuncionaria del Gobierno de la Ciudad de México durante la administración de Marcelo Ebrard y ahora candidata al Senado de la República.

Durante su intervención en el evento realizado en Irapuato, Chico Herrera, dijo: “Quiero agradecer a Morena, al PT y al PES esta oportunidad. La tomo con humildad, con sencillez y con lealtad a los principios de la coalición. Licenciado López Obrador, le informo, le informo a todos ustedes, que Irapuato está destrozado, está sumido en la inseguridad, destrozado en su tejido social, destrozado por la miseria. Los panistas destrozaron Irapuato, vamos a quitárselos”.

Efectivamente, la inseguridad ha aumentado durante los últimos años pero no únicamente en Irapuato, sino en todo el estado. En el informe elaborado por Secretariado Ejecutivo del Sistema Nacional de Seguridad Pública  sobre las víctimas de homicidio durante 2017 Guanajuato ocupa el primer lugar con más de cuatro mil 39 homicidios de los cuales mil 435 fueron clasificados como dolosos.

En los Altos de Jalisco ocurrió algo similar y aunque la plaza de Lagos de Moreno lució más llena que las de El Bajío, las nuevas incorporaciones al movimiento obradorista no terminaron por reflejarse de manera contundente.

Las adhesiones en Jalisco son varias, pues además de Carlos Lomelí, se encuentra la de Antonio Pérez, padre del piloto Sergio Checo Pérez y de José María Martínez que después 27 años de militancia en el PAN se sumó al movimiento obradorista.

¡Gracias por leer! Ayúdanos a seguir con nuestro trabajo. ¿Cómo? Ahora puedes suscribirte a Animal Político en Facebook. Con tu donativo mensual recibirás contenido especial. Entérate cómo suscribirte aquí. Consulta nuestra lista de preguntas frecuentes aquí.
6 métodos extraños que usaban en el pasado para evitar los embarazos
Te contamos algunos de los métodos más raros que empleaban muchas mujeres de antaño.
28 de abril, 2019
Comparte
Pareja

Getty Images
Algunos métodos no solo no eran eficaces, sino que podían resultar peligrosos.

Quienes quieren disfrutar del sexo sin riesgo de embarazo tienen, hoy día, numerosos métodos anticonceptivos a su disposición.

Muchas mujeres prefieren la píldora mientras que otras se inclinan por un dispositivo intrauterino hormonal o un diafragma, y hay quienes optan por el condón ya que además de servir para evitar el embarazo, ofrece protección contra las enfermedades de transmisión sexual.

¿Pero cómo se cuidaban las mujeres o las parejas en el pasado, antes de que se desarrollaran estos métodos científicos con resultados probados?

Aquí compartimos algunos de los métodos más llamativos (y algunos incluso peligrosos).

Heces de cocodrilo

Para evitar el embarazo, las mujeres en el antiguo Egipto recurrían a un método tan curioso como oloroso.

Cocodrilo

Getty Images
La idea era crear una barrera ácida que frenara al esperma.

Se insertaban dentro de la vagina o en la vulva una sustancia pastosa hecha con excremento de cocodrilo y leche ácida.

Lo que se buscaba con este ungüento era crear una barrera ácida que impidiese el paso del esperma.

Es difícil creer que este método antihigiénico haya resultado efectivo, a menos que su eficacia haya radicado en el olor de la mezcla, o incluso en la idea misma, capaz de quitarle el deseo hasta al más apasionado.

Otro método empleado por aquellas reacias a introducirse heces en la vagina era una mezcla de miel y bicarbonato de soda.

Pesario de bloque

El pesario de bloque se utilizaba como método anticonceptivo hacia finales del siglo XVIII y principios del siglo XIX en Europa.

Este incómodo dispositivo se colocaba en el cuello del útero de la mujer por hasta cuatro meses.

Se creía que evitaba que los embriones fertilizados recién formados se implantaran en el útero y comenzaran a desarrollarse.

Algunos estaban hechos de goma, metal o hueso.

Además de ser dolorosos, provocaban infecciones y, con frecuencia, eran expulsados por el cuerpo de las mujeres.

Saltar hacia atrás

El ginecólogo griego Soranus recomendaba a las mujeres en el siglo II a saltar hacia atrás siete veces y a estornudar inmediatamente después de mantener relaciones sexuales para evitar el embarazo.

Mujer estornudando

Getty Images
Primero saltar y luego estornudar para expulsar al semen del cuerpo.

Si bien Soranus no explica en detalle cómo debe hacer la mujer para provocarse un estornudo, el argumento detrás de esta idea es que la fuerza del estornudo provoca la expulsión del semen del cuerpo de la mujer.

Demás está decir que se trata de un método completamente inútil.

Condones de oveja y pescado

Durante la Revolución inglesa (entre 1642 y 1688), los soldados del rey Carlos I fueron provistos de condones hechos con intestinos de pescado y oveja para protegerlos de enfermedades de transmisión sexual.

Pero no solo los soldados los usaban.

Hacia finales del siglo XVIII, en Londres, por ejemplo, había dos tiendas dedicadas exclusivamente a la venta de condones.

Ilustración de un hombre en el siglo XVIII

Getty Images
Muchos hombre usaban los condones, los lavaban y los volvían a utilizar

Estos adminículos de intestino de oveja debían ser remojados en agua por un par de horas antes de usarse, para que hacerlos más flexibles y fáciles de colocar.

Se los ataba en la base del pene con un cordón para mantenerlos en el lugar y, después de usarlos, se los lavaba cuidadosamente, se los dejaba secar, y se los guardaba para la próxima ocasión.

En el siglo XVIII, el mujeriego y seductor Casanova optó por los condones de lino.

Siempre los inflaba primero para verificar que no hubiese filtraciones.

Beber mercurio

En el siglo VII en China, se les recomendaba a las mujeres beber una tintura de metal tóxico para evitar el embarazo.

Mercurio

Getty Images
La poción hecha en base a mercurio debía ingerirse con el estómago vacío

Una de las recetas médicas indicaba freír mercurio con aceite.

Esta poción debía ingerirse con el estómago vacío.

Es posible que haya servido para evitar el embarazo, pero esta mezcla venenosa provocaba esterilidad y, en muchos casos, una muerte agónica.

Testículos de comadreja

En Europa, durante la Edad Media los testículos de la comadreja eran apreciados como anticonceptivos.

La Trotula, una guía médica femenina escrita en el siglo XII, recomienda cortar los testículos de estos animales vivos, envolverlos en piel de ganso, y usarlos como amuletos para evitar el embarazo.


Ahora puedes recibir notificaciones de BBC News Mundo. Descarga la nueva versión de nuestra app y actívalas para no perderte nuestro mejor contenido.

https://www.youtube.com/watch?v=kw3FYvWT-Po

https://www.youtube.com/watch?v=QCh6w30ZQiE&t=4s

https://www.youtube.com/watch?v=6AMWU9EbdCU

¡Gracias por leer! Ayúdanos a seguir con nuestro trabajo. ¿Cómo? Ahora puedes suscribirte a Animal Político en Facebook. Con tu donativo mensual recibirás contenido especial. Entérate cómo suscribirte aquí. Consulta nuestra lista de preguntas frecuentes aquí.