Verificado.mx: La inversión extranjera y el empleo enfrentan a los candidatos; esto dijeron en el segundo debate
close
Recibe noticias a través de nuestro newsletter
¡Gracias! Desde ahora recibirás un correo diario con las noticias más relevantes.
sync
Cuartoscuro

Verificado.mx: La inversión extranjera y el empleo enfrentan a los candidatos; esto dijeron en el segundo debate

¿Quién tiene razón sobre la inversión en el Distrito Federal? ¿López Obrador? ¿Anaya? ¿Cuántos kilos de tortilla se compran con el salario mínimo? Verificado 2018 revisó algunas de las frases del bloque uno del debate presidencial.
Cuartoscuro
Por Verificado 2018
21 de mayo, 2018
Comparte

El tema de la inversión extranjera en el Distrito Federal durante la gestión de Andrés Manuel López Obrador como Jefe de Gobierno fue el protagonista del segundo debate presidencial.

¿Quién tiene razón? En realidad, ambos usan los números a modo. 

Ricardo Anaya

Cuando tú fuiste Jefe de Gobierno, Andrés Manuel, se cayó la inversión. Aquí tengo el censo económico de 2014, la inversión, como capital fijo, se desplomó cuando tu fuiste Jefe de Gobierno de la Ciudad de México y cuando no hay inversión no hay empleo, discutámoslo, explícalo Andrés […] 

Andrés Manuel López Obrador

Cuando fui Jefe de Gobierno en la Ciudad de México fue cuando más inversión extranjera directa llegó a la ciudad. En el tiempo que fui Jefe de Gobierno, este 27 mil, 37 mil millones de dólares, en el tiempo que fui Jefe de Gobierno. 

Ricardo Anaya

Yo conozco ese numerito y es completamente tramposo, ese numerito incluye en 2001 la venta de Banamex y en 2004 la venta de Bancomer, estamos hablando de inversión que genera empleos o ¿ahora resulta que estás muy orgulloso de haberle vendido la banca a EE.UU y a España?

 La inversión en el sexenio de López Obrador sí fue de 37 mil millones de dólares, pero en efecto —como dijo Anaya— esa cifra incluye parte de la venta de dos bancos.

López Obrador habló de Inversión Extranjera Directa y utilizó datos de la Secretaría de Economía para obtener la cifra. Contabilizó toda la inversión entre 2001 y 2006, aunque él solo estuvo en el cargo hasta julio de 2005.

Si se suma todo el sexenio, la Inversión Extranjera Directa en el Distrito Federal llega a 37 mil 353 millones de dólares, cifra cercana a la que mencionó el candidato de la coalición Juntos Haremos Historia y más alta que la registrada de 1995-2000 y de 2007-2012.

Si solo se cuentan los años en los que estuvo al frente del Distrito Federal, el monto es de 31 mil 880 millones de dólares.

Visto por años, la Ciudad de México culminó el 2001 con una inversión extranjera directa de 10 mil 210 millones de acuerdo con los datos de la Secretaría de Economía del gobierno federal. En 1999 había sido de 3 mil 627 millones y en 2000 de 5 mil 318 millones.

En 2002, la cifra de inversión disminuyó a 6,471 millones de dólares, bajó a 3,485 millones de dólares en 2003, pero en 2004 volvió a aumentar y se reportaron cinco mil 474 millones de dólares. 2005 cerró con una inversión de seis mil 239 millones de dólares.

Sin embargo, estos números incluyen —como dijo Anaya— la venta de Banamex y Bancomer.

Según la Secretaría de Economía, por ejemplo, en 2001 hubo 7 mil 200 millones de dólares de inversión en Banca Múltiple. Ese año Citigroup adquirió Banamex en 12 mil 477 millones de dólares. 

*** 

Frase: En el 88 con un salario mínimo alcanzaba para comprar 50 kilos de tortilla, ahora con un salario mínimo alcanza para comprar 6 kilos de tortilla, así ha ido el deterioro.

 Autor: Andrés Manuel López Obrador

 Calificación: Falso

Andrés Manuel López Obrador comparó cuántos kilos de tortilla podían comprarse en 1988 y en 2018, como prueba del deterioro del salario mínimo. Pero los datos que usó en la primera parte de su afirmación no son ciertos.

El salario mínimo más alto en 1988 era de alrededor de 7.7 pesos (7,765 pesos viejos pesos mexicanos) y el kilogramo de tortilla estaba 65 centavos, es decir, se podían comprar casi 12 kilogramos de tortillas, no los 50 que dijo López Obrador.

El precio de 65 centavos, por kilogramo de tortilla en 1988 se obtuvo con base en el Índice de Precios al Consumidor, medición que hacía entonces el Banco de México (Banxico) y que hoy realiza el Instituto Nacional de Estadística y Geografía (INEGI).

Hoy un mexicano puede comprar 5.6 kilos de tortilla con el salario mínimo.

De acuerdo con la Comisión Nacional de Salarios Mínimos (Conasami), el salario mínimo actual es de 88.36 pesos diarios. El precio de la tortilla alcanza los 15.8 pesos el kilogramo, según el valor de la canasta alimentaria del Consejo Nacional de Evaluación de la Política de Desarrollo Social (Coneval).

Con el actual salario mínimo, sí se pueden adquirir 5.6 kilos de tortilla, en esta última declaración, López Obrador tiene razón.

***

José Antonio Meade

Frase: Hace apenas unas semanas, se firmó un acuerdo comercial muy grande, que nos permite venderle a la tercer región más importante del mundo, en donde está Japón y en donde está Australia. Les tengo una mala noticia: una secta votó en contra de esto en el Senado, la de Morena, o no saben, o no quieren que progresemos”.

Calificación: Casi verdadera

El Tratado de Integral y Progresista de Asociación Transpacífico (CPTPP) se firmó en marzo y el 24 de abril pasado lo ratificó el Senado de México con 73 votos a favor, 24 en contra y 4 abstenciones.

El CPTPP tiene como objetivo el libre comercio con 11 naciones de toda la región Asia-Pacífico. Los países involucrados en este acuerdo son Vietnam, Australia, Brunei Darussalam, Canadá, Chile, Japón, Malasia, México, Perú, Singapur y Nueva Zelanda.

Pero la frase del candidato no es del todo cierta, pues si bien Morena no tiene grupo parlamentario, senadores del PT, partido miembro de la coalición Juntos Haremos Historia, son quienes votaron en contra del Tratado.

También lo hicieron senadores del PRD y del PAN, que juntos forman la alianza Por México al Frente.

La votación en el Senado quedó de esta forma:

De los 24 votos en contra 3 fueron de senadores “sin grupo” parlamentario: Alejandro Encinas Rodríguez, Fernando Mayans Canabal y Martha Tagle Martínez.

16 del PT: Manuel Bartlett, Luz María Beristain, Marlon Berlanga, Miguel Ángel Chico, Mario Delgado Carrillo, Fidel Demédicis Hidalgo, Froilán Esquinca Cano, Luis Humberto Fernández Fuentes, Ana Gabriela Guevara, Félix Benjamín Hernández Ruiz, Miguel Enrique Lucia Espejo, Carlos Manuel Merino Campos, David Monreal Ávila, Ma. Del Carmen Ojesto Porcayo, Dolores Padierna Luna y Alejandra Roldán Benítez.

5 del PAN: Adriana Díaz Lizama, Mariana Gómez del Campo, Ma. Del Pilar Ortega Martínez, Juan Carlos Romero Hicks y Fernando Torres Graciano.

***

Jaime Rodríguez Calderón

Frase: Tenemos que ver hacia otras partes, fuera de Estados Unidos, nosotros tenemos que trabajar mucho en Asia, India, Corea, Japón y Sudamérica sobre todo, y hacer el Tratado de Libre Comercio entre los mismos mexicanos, al norte de México el sur de México”, y eso va a potenciar mucho las cosas que los mexicanos quiere de nosotros.

Calificación: Casi Falso

México ya volteó a ver todas esas opciones, incluso a más, y a pesar de ello, el Tratado de Libre Comercio de América del Norte (TLCAN) continúa siendo el más importante para el país en términos de exportaciones.

En 2017, 40.8% del comercio exterior (importaciones y exportaciones) mexicano se realizó con Estados Unidos, a donde se dirigieron 82.6% de las exportaciones mexicanas; mientras que 20% del intercambio internacional de México con otras regiones se realizó con Asia, a donde se enviaron 5.5% de las exportaciones; el comercio exterior entre México y los países sudamericanos fue de 1.3% del total, a donde se dirigieron 3.4% de las exportaciones, de acuerdo con el banco de información del INEGI.

Según ProMéxico, nuestro país cuenta con una red de 12 tratados de libre comercio con 46 países, treinta y dos acuerdos para la promoción y protección recíproca de las inversiones con 33 países; nueve acuerdos de alcance limitado (Acuerdos de Complementación Económica y Acuerdos de Alcance Parcial) en el marco de la Asociación Latinoamericana de Integración (ALADI) y es miembro del Tratado de Asociación Transpacífico (TPP por sus siglas en inglés) .

Este tratado es de comercio libre con la zona Asia-Pacífico y pone énfasis en la exportación de productos como vehículos, autopartes, dispositivos médicos, equipos eléctricos, componentes de la industria aeroespacial, perfumería, cosméticos y perecederos como aguacate, agave y carnes de res y cerdo.

De acuerdo con la Secretaría de Economía, el país también cuenta con 32 Acuerdos para la Promoción y Protección Recíproca de las Inversiones (APPRIS) con 33 países y 9 acuerdos de alcance limitados (Acuerdos de Complementación Económica y Acuerdos de Alcance Parcial).

***

Ricardo Anaya

Frase:“Si hubiera habido tanta inversión, ¿por qué cuando fuiste Jefe de Gobierno, y aquí están las cifras, las pueden ver, la economía en la Ciudad de México creció la mitad de lo que creció a nivel nacional? Y la tasa de desempleo, que es el mejor indicador, si hubiera habido tanta inversión como tú dices, la tasa de desempleo aumentó 63% cuando tu eras Jefe de Gobierno.

 Calificación: Verdadero 

En la primera parte de la frase, como dijo Anaya, el crecimiento económico que tuvo la Ciudad de México fue prácticamente la mitad del que se registró en el país entre el año 2000 y el 2005.

En ese periodo el crecimiento promedio del Producto Interno Bruto (PIB) del país fue de 2.20 puntos porcentuales, mientras que en el Distrito Federal (hoy Ciudad de México) los datos oficiales muestran un crecimiento de 1.15 puntos porcentuales promedio. Esto significa una diferencia de casi dos a uno.

En el segundo caso, Anaya aseguró que la tasa de desempleo creció al 63% durante el periodo en el que Andrés Manuel López Obrador estuvo al frente del gobierno del Distrito Federal (diciembre de 2000 a julio de 2005), usando como fuente datos del Instituto Nacional de Estadística y Geografía (INEGI).

La gráfica que mostró señala que la tasa de desempleo en el DF en el año 2000 fue de 3.5% y para el año 2005 la tasa fue de 5.7%, lo que significa un crecimiento del 63%, al que se refirió Anaya.

Sin embargo, en contraste con otras ocasiones en las que se ha analizado el gobierno de López Obrador, ahora Anaya comparó años completos en el periodo 2000-2005, aunque López Obrador empezó su gobierno en diciembre de 2000.

El primer año completo en su gobierno fue 2001.

Si se mide 2001-2005, el crecimiento del desempleo fue del 49%, al pasar de 3.84% al 5.75%.

A nivel nacional el desempleo también creció: 37.9% del 2000 al 2005 o 29.2% si consideramos 2001– 2005.

Nota del editor: Inicialmente la nota solo hablaba de la interacción de comercio exterior con estas regiones.

Lo que hacemos en Animal Político requiere de periodistas profesionales, trabajo en equipo, mantener diálogo con los lectores y algo muy importante: independencia. Tú puedes ayudarnos a seguir. Sé parte del equipo. Suscríbete a Animal Político, recibe beneficios y apoya el periodismo libre.

#YoSoyAnimal

Por qué el año no termina realmente a la medianoche del 31 diciembre (y no siempre dura lo mismo)

La fecha en la que comienza y termina un año no tiene su base en la ciencia, sino que es un sistema, a la larga, "inventado".
31 de diciembre, 2020
Comparte
año nuevo Nuevo

Getty Images
El momento en que comienza y termina el año es una convención.

Brindis y uvas, bailes, resoluciones y rituales… la medianoche del 31 de diciembre es un momento de festejo, esperanza y recuento para millones de personas en todo el planeta.

Un año “termina” y otro “comienza” y, con él, las aspiraciones de un mejor tiempo y de innumerables propósitos y nuevas metas.

Es el último día del calendario gregoriano, el patrón de 365 días (más uno en bisiesto, como 2020) que ha regido en Occidente desde que se dejó de usar el calendario juliano en 1582.

Su paso celebra el fin de un ciclo que ha marcado las cuentas del tiempo para diversas culturas desde hace milenios: una vuelta completa de la Tierra alrededor de su estrella.

“Lo que entendemos tradicionalmente por año, tanto en astronomía como en muchas culturas, es ese lapso que tarda nuestro planeta en darle la vuelta al Sol”, indica el astrónomo y académico Eduard Larrañaga, del Observatorio Astronómico Nacional de la Universidad Nacional de Colombia.

Sin embargo, según explica el también físico teórico a BBC Mundo, la fecha en la que comienza y termina un año no tiene su base en la ciencia, sino que es una convención, o sea un sistema, a la larga, “inventado”.

“Asumir que el año termina a la medianoche del 31 de diciembre y empieza el 1 de enero es una construcción social, una definición que se hizo en un momento de la historia”, dice.

De acuerdo con Larrañaga, dado que la base para la medición de un año es el tiempo que tarda la Tierra en darle la vuelta al Sol, el conteo de cuándo empieza y termina ese ciclo puede ocurrir, en la práctica, en cualquier momento.

“Desde el punto de vista astronómico, no ocurre nada especial el 31 de diciembre para decir que es ahí donde termina el año ni ocurre nada especial el 1 de enero para decir que ahí es cuando comienza“, señala.

“En realidad, a lo largo de la órbita de la Tierra no hay nada especial ni fuera de lo común que ocurra para marcar el cambio de un año”, agrega.

Pero no termina ahí.

La duración exacta que le damos al año de 365 días (o 366 en los bisiestos) es otra convención social.

“En realidad, hay muchas formas de medir la duración de un año” y si se hace de una u otra forma, la duración no es la misma, indica Larrañaga.

Pero ¿cómo es posible?

La duración del año

Desde que fue introducido por el emperador Julio César en el año 46 a. C., el calendario juliano sirvió para contar el paso de los años y la historia en Europa hasta finales del siglo XVI.

Sin embargo, desde entrada la Edad Media, varios astrónomos se dieron cuenta de que con esa manera de medir el tiempo se producía un error acumulado de aproximadamente 11 minutos y 14 segundos cada año.

Fue entonces cuando en 1582 el papa Gregorio XIII promovió la reforma del calendario que usamos hasta el día de hoy e introdujo los bisiestos para corregir los errores de cálculo del calendario juliano.

año nuevo

Getty Images
Millones de personas celebran el cambio de año este 31 de diciembre.

Larrañaga explica que, desde el punto de vista de la astronomía, base para la definición de lo que es un año, no existe una única unidad de medida, sino al menos cuatro para contar el tiempo que tarda la Tierra en darle una vuelta al Sol.

  • Año juliano o calendario: “Es una convención y se usa en astronomía como una unidad de medida en la que se considera que la Tierra le da la vuelta al Sol en 365,25 días”.
  • Año sideral: “Es el que tarda la Tierra en dar una vuelta al Sol respecto a un sistema de referencia fijo. En este caso, se toma como referencia el grupo de las estrellas fijas y ese año tiene una duración de 365,25636”.
  • Año trópico medio: “En este se toma en cuenta longitud de la eclíptica del Sol, es decir, la trayectoria del Sol en el cielo con respecto a la Tierra a lo largo del año, principalmente en los equinoccios. Y este dura un poco menos que el año sideral, 365,242189 días”.
  • Año anomalístico: “La Tierra, al igual que los otros planetas, se mueve en elipsis. Esa elipsis hace que el Sol en algunas ocasiones esté más cerca y más lejos de la Tierra. Pero hay un punto donde ambos están lo más cerca posible, el llamado perihelio”. Y el año anomalístico es el tiempo transcurrido entre dos pasos consecutivos de la Tierra por su perihelio. Dura 365,2596 días”.

Si bien Larrañaga señala que todos están sobre el orden de los 365 días, asumir que este es el periodo exacto de la duración de un año se vuelve una simplificación.

Pero además, no tiene en cuenta otro factor.

“Hay otra cuestión, y es que, aunque tenemos esos cálculos, no todos los años duran lo mismo, no tienen la misma duración cada vez“, dice.

El largo de los años

De acuerdo con el experto, si bien los astrónomos han tratado de calcular con precisión a través de los siglos el tiempo que tarda la Tierra en darle una vuelta al Sol, existe un problema básico que les impide obtener un número definitivo.

“Hay que tener en cuenta que la duración de los años nunca es igual debido a que en el Sistema Solar todo cambia. Tomemos el año anomalístico: mientras la Tierra se mueve alrededor del Sol, el perihelio cambia como resultado de la acción gravitatoria de otros planetas, como Júpiter”, dice.

año nuevo

Getty Images
La influencia gravitatoria de los planetas y el movimiento de la Tierra hacen que la duración del año no sea igual siempre.

El físico teórico señala que algo similar ocurre con el llamado año trópico medio, que mide el intervalo de tiempo entre dos pasos consecutivos del Sol por el punto Aries o equinoccio de primavera, o con el sideral.

“El año trópico medio también cambia, dado que depende del eje de la Tierra, que está torcido. Es como un trompo que va balanceándose. Entonces, la fecha y el momento del equinoccio también es diferente”, dice.

“Y si comparamos cuánto duraba el año sideral en 2020 con cuánto duró en el 1300 seguramente notaremos una diferencia. Siempre estaría en torno a los 365 días, pero no sería la misma duración exacta, porque el movimiento de la Tierra no es siempre el mismo”, agrega.


Ahora puedes recibir notificaciones de BBC Mundo. Descarga la nueva versión de nuestra app y actívalas para no perderte nuestro mejor contenido.

https://www.youtube.com/watch?v=quE5HuMmHoE

Lo que hacemos en Animal Político requiere de periodistas profesionales, trabajo en equipo, mantener diálogo con los lectores y algo muy importante: independencia. Tú puedes ayudarnos a seguir. Sé parte del equipo. Suscríbete a Animal Político, recibe beneficios y apoya el periodismo libre.

#YoSoyAnimal
close
¡Muchas gracias!

Estamos procesando tu membresía, por favor sé paciente, este proceso puede tomar hasta dos minutos.

No cierres esta ventana.