AMLO no debe confiarse pese a liderar las encuestas

Para desbancar al tabasqueño, que tiene 50% de los votos, deben unirse los indecisos como los simpatizantes de Anaya, Meade y El Bronco, aunque analizando los números de elecciones anteriores, el abanderado de Morena no debe confiarse, según un análisis de Culmen Consultores.

AMLO no debe confiarse pese a liderar las encuestas
Andrés Manuel López Obrador se mantiene como puntero en las encuestas. Cuartoscuro
Nota Patrocinada

Sin importar la ventaja del 31.56% que Andrés Manuel López Obrador (AMLO) alcanzó en preferencia sobre Ricardo Anaya en el último levantamiento telefónico realizado por Culmen Consultores, el próximo 1 de julio, Morena deberá desplegar una estructura definida, comprometida y leal, dispuesta a defender el voto. Tener ventaja no significa ser el ganador, mucho menos que deban confiarse.

De acuerdo con un promedio de los resultados de las principales encuestas entregadas en el 2006 a la Secretaría Ejecutiva del entonces Instituto Federal Electoral (IFE), faltando dos semanas para el día de la votación los tres candidatos más fuertes se encontraban en el siguiente orden de preferencia: AMLO (35.56%), Felipe Calderón (32.54%) y Roberto Madrazo (27.11%).

Sin embargo, el día de la jornada electoral las preferencias se modificaron, resultando Felipe Calderón el presidente electo de México por el 35.91% de los votos; tan sólo 0.62% arriba de AMLO, quien obtuvo el 35.29%. Mientras que Roberto Madrazo sólo obtuvo el 22.03% de los votos, por lo que podemos pensar que, del 27.11% de las personas encuestadas que respondieron que votarían por él, una parte optó por un voto útil para que Felipe Calderón superara a AMLO.

En 2012 AMLO volvió a contender por la presidencia, sin llegar con el mismo empuje que tuvo seis años antes, después de haber sido Jefe de Gobierno del entonces Distrito Federal. En esa ocasión, los ciudadanos fueron seducidos por el carisma y juventud del exgobernador del Estado de México, Enrique Peña Nieto (EPN), quien cerró las encuestas entregadas a la Secretaría Ejecutiva del IFE con un promedio de 41.7% de preferencia; 13.13% arriba de AMLO (28.57%), aquél que seis años antes había sido el puntero en la contienda presidencial. Mientras que la candidata por el partido en el poder, Josefina Vázquez Mota (JVM), llegaba al cierre de las encuestas con 24.16%.

En la jornada electoral de 2012, el orden de las preferencias reflejadas en las encuestas permaneció igual, pero se acortó la distancia entre EPN y AMLO, de 13.13% en las encuestas a 6.63% en los votos depositados en las urnas. EPN obtuvo el 38.20% de los votos, AMLO el 31.57% y JVM el 25.68%. Si hacemos un comparativo con las encuestas, EPN bajó en las preferencias durante el día de la elección, mientras que AMLO y JVM subieron. Si AMLO iba en segundo lugar y seguramente no se confió, ¿qué pasó con su estructura?

Dicen que la tercera es la vencida…

Faltan pocos días para saber qué tan sólido es ese 31.56% que tiene AMLO de ventaja sobre Ricardo Anaya en las preferencias según la encuesta de Culmen Consultores; mucho dependerá de la defensa del voto que realice su estructura. Pero considerando que, hasta este último levantamiento telefónico, un 16.16% de los encuestados aún se mantenía indeciso sobre por quién votar, si dicho número se inclinara por otorgarlo a Ricardo Anaya, el 31.56% de ventaja de AMLO se acortaría al 15.4%; si a éstos además le sumamos la preferencia de José Antonio Meade, la ventaja se acortaría hasta un 5.13%, pero aun así AMLO sería presidente. Es decir, AMLO tiene casi el 50% de preferencia y tanto los indecisos como los simpatizantes de Anaya, Meade y El Bronco tendrían que unirse para desbancarlo de sus grandes posibilidades de ser el próximo Presidente de México. En este escenario pareciera imposible la capitalización del voto útil y los tiempos del proceso electoral ya no permiten la conformación de un solo bloque para competir contra AMLO, quien finalmente está recibiendo los resultados de 18 años de campaña, pero quien, hasta no tener los pelos de la burra en la mano podrá decir que es parda.

 

Fuentes:

 

Metodología: Encuesta telefónica. Representatividad: 32 Estados de la República Mexicana. 5,610 encuestas terminadas, distribuidas en 9 ejercicios, a partir del lunes 26 de marzo de 2018: 1) 26-28 marzo; 2) 02- 04 abril; 3) 09-11 abril; 4) 16-18 abril; 5) 30 abril-04 mayo; 6) 14-16 mayo; 7) 28-29 mayo; 8) 11-12 junio; 9) 18 junio. Nivel de confianza estadística: 95%. Margen máximo de error: (+/-) 1.31%. Tasa de Rechazo: 6.39%. Diseño, muestreo, aplicación, supervisión y análisis: Culmen Consultores, S.C. Método de muestreo: El muestreo utilizado fue de clusters sobre los Estados, para después elegirse por muestreo aleatorio simple los números telefónicos. Unidad de muestreo: Los 32 Estados de la República Mexicana. Población objetivo: Son todos los ciudadanos mexicanos que radican en el país, hombres y mujeres mayores de 18 años, con credencial de elector vigente.

 

Nota Patrocinada
Close
Comentarios