Funcionarios partidistas superan el salario que López Obrador se fijó como presidente
close
Recibe noticias a través de nuestro newsletter
¡Gracias! Desde ahora recibirás un correo diario con las noticias más relevantes.
sync
Getty Images

Funcionarios partidistas superan el salario que López Obrador se fijó como presidente

Ocho funcionarios panistas reciben una remuneración superior a 108 mil pesos mensuales, que es el sueldo que se fijó López Obrador como presidente.
Getty Images
Por Itxaro Arteta
3 de agosto, 2018
Comparte

El plan de “austeridad republicana” de Andrés Manuel López Obrador incluye reducciones de salarios en buena parte del sector público, donde algunos funcionarios partidistas ganan más que el monto que se fijó como salario al ser el próximo presidente de México.

López Obrador anunció que ganará 108 mil pesos mensuales, y que ese será el tope para cargos del Ejecutivo.

Sobre los recursos a partidos políticos, López Obrador dijo que Morena rechazará los mil 500 millones de presupuesto que le corresponderán para 2019 –según el cálculo actual–. En tanto, una diputada de su partido presentó una iniciativa para reducir a la mitad el financiamiento público a los partidos.

Con 850 millones de pesos, el PAN es el que recibirá el segundo mayor presupuesto para el próximo año, y, de acuerdo con información de la Plataforma Nacional de Transparencia, es el que mejor paga a sus cuadros, a pesar que desde 2015 han adoptado un plan de austeridad.

Directores y secretarios del PAN, los mejor pagados

Ocho funcionarios panistas, sin incluir al presidente del partido, reciben una remuneración superior a 108 mil pesos mensuales, según los datos actualizados al segundo semestre de 2017 del tabulador de salarios del PAN.

El más alto registrado es el del director jurídico, Eduardo Aguilar Sierra, que como remuneración neta tiene 91 mil 343 pesos, pero con prestaciones sube hasta un monto total de 168 mil 147.

Le sigue el director del Registro Nacional de Militantes, Jesús Eduardo Urbina Lucero, con 143 mil 456 pesos; el tesorero, Edgar Mohar Kuri, quien fue el coordinador operativo de la campaña presidencial de Ricardo Anaya, con 130 mil 697 pesos, y el Secretario de Comunicación, exvocero en la contienda, Fernando Rodríguez Doval, con 122 mil 528.

Después, con sueldos totales de entre 115 y casi 109 mil pesos, están la directora de Informes de Campaña, Elda Leticia García Domínguez; el contralor, José Luis Puente Canchola; el secretario de Elecciones, José de Jesús González Reyes, y la secretaria de Fortalecimiento Interno e Identidad, la queretana Adriana Aguilar Ramírez.

Ricardo Anaya, que fue presidente del PAN hasta diciembre, reportaba ejercer el cargo “de manera honoraria”, sin sueldo, aunque en el primer semestre del año sí había percibido 103 mil 550 pesos mensuales, lo más alto para un líder partidista. Eso a pesar de que cuando llegó a la dirigencia blanquiazul, en 2015, prometió austeridad y bajó su sueldo a la mitad de lo que ganaba su antecesor (que eran 185 mil).

Aunque los datos no están actualizados sobre la presidencia de Damián Zepeda, durante el primer semestre de 2017 tuvo, como secretario general del partido, una remuneración total de 192 mil 547 pesos, la más alta del tabulador; en el segundo semestre se redujo a la mitad: a 96 mil 911.

PVEM y PT, sin información pública de sueldos

Otro partido que ha reportado funcionarios mejor pagados que el tope que propone López Obrador para el gobierno es el Partido Verde. Sin embargo, su tabulador no incluye a los dirigentes del Comité Ejecutivo Nacional.

El sueldo más alto que tiene registrado fue durante 2016: un total de 164 mil 265 pesos mensuales a la entonces secretaria de Procesos Electorales, Lorena Suárez Valdivia.

También reportó pagar 116 mil 928 a Xavier López Adame, entonces en la Secretaría de Comunicación, hoy secretario técnico del CEN.

El tabulador no informa del salario del vocero nacional, máximo cargo en el partido y que actualmente ocupa el senador Carlos Puente.

Algo similar ocurre con el tabulador del Partido del Trabajo (PT): no aparece Alberto Anaya, que por 28 años ha liderado ese organismo, ni otros altos cargos de su Comisión Ejecutiva Nacional. El mayor sueldo reportado es el de una asistente de finanzas, con 42 mil 758 pesos.

Animal Político solicitó a ambos partidos la información sobre los sueldos de sus dirigentes, pero hasta ahora no obtuvo respuesta.

Los sueldos de los presidentes de partido

La revisión de los tabuladores de todos los partidos políticos arroja que Luis Castro Obregón, presidente de Nueva Alianza desde hace siete años, cuyo partido perderá en este 2018 su registro al no obtener ni el 3% de la votación en las elecciones federales, tiene una remuneración total de 100 mil 335 pesos mensuales. 

Le sigue el del PRI. Este partido tiene uno de los registros más actualizados de todos, por lo que reporta el sueldo de René Juárez (que ocupó el cargo de mayo a julio de 2018) en 83 mil 727, el mismo que tenía su antecesor, Enrique Ochoa.

Después está Movimiento Ciudadano. Dante Delgado, que no se denomina “presidente” sino “coordinador” de la Comisión Operativa Nacional, percibe 83 mil 400 pesos, según la última actualización del primer semestre de 2018.

El Partido Encuentro Social (PES), que también perderá el registro por no tener 3% de la votación, paga a su líder, Hugo Eric Flores, 81 mil 082 pesos.

Con el sueldo más bajo –aunque los datos están desactualizados–, se colocan los presidentes de Morena y del PRD, con poco más de 66 mil pesos al mes en ambos casos.

Del primero, la última información es de junio de 2017, cuando todavía era dirigente López Obrador, mientras que la actual presidenta, Yeidckol Polevnsky, aparecía en el cargo de secretaria general “de manera honorífica”, sin sueldo.

Del sol azteca no hay dato de la remuneración de su dirigente en 2018 ni 2017, pero un año antes aparecía Alejandra Barrales, con 66 mil 173 al mes.

Lo que hacemos en Animal Político requiere de periodistas profesionales, trabajo en equipo, mantener diálogo con los lectores y algo muy importante: independencia. Tú puedes ayudarnos a seguir. Sé parte del equipo. Suscríbete a Animal Político, recibe beneficios y apoya el periodismo libre.

#YoSoyAnimal

Trump vs Biden: ¿cuándo sabremos el resultado de las elecciones de Estados Unidos? (y por qué puede ser tan disputado)

Estados Unidos se enfrenta a unas elecciones insólitas este martes 3 de noviembre, marcadas por la pandemia. Y puede que el resultado no se sepa hasta mucho después de la noche electoral.
3 de noviembre, 2020
Comparte

Las elecciones presidenciales que celebra Estados Unidos este martes son inéditas, y puede que pasen días o incluso semanas antes de que se conozca quién resultó ganador: Joe Biden o Donald Trump.

Millones de estadounidenses han votado esta vez por correo debido a la pandemia de coronavirus, lo que significa que es muy probable que el recuento de todos los votos se retrase.

¿Cuándo se suele conocer el resultado de las elecciones estadounidenses?

El resultado de las elecciones se suele anunciar la noche del día de las elecciones, que este año es este martes 3 de noviembre.

Diferentes estados concluyen las votaciones en horarios distintos. Las primeras urnas cierran en la costa este a las 19:00 hora local (00:00 GMT).

Después del cierre de las urnas se procede al conteo de votos en cada estado.

Los principales medios de comunicación estadounidenses “declaran” la victoria de un estado cuando creen que un candidato tiene una ventaja definitiva, pero eso es una predicción y no el resultado final. Lo mismo ocurre cuando los medios “declaran” ganador a nivel nacional.

Los presidentes de Estados Unidos no se deciden por el total de la votación popular a nivel nacional, sino ganando en los suficientes estados.

Mujer votando por correo

Getty Images
Millones de estadounidenses han votado de forma anticipada y por correo.

Cada estado tiene una cierta cantidad de “votos electorales” que se lleva por completo el ganador en ese territorio. El número de votos electorales de cada estado se basa en la población del mismo.

Para ganar la Casa Blanca se necesitan 270 votos electorales.

En 2016, la victoria electoral fue declarada a favor de Donald Trump alrededor de las 02:30 AM hora local del este (07:30 GMT), cuando la victoria en el estado de Wisconsin le permitió superar los 270 votos electorales necesarios.

¿Por qué la votación por correo podría retrasar el resultado de estas elecciones?

Durante los comicios anteriores era común que algunos estados limitaran el voto por correo, restringiéndolo a personas mayores de 65 años, aquellos que sufrían alguna enfermedad o que se encontraban fuera de ese estado.

Pero, en esta ocasión, esta modalidad está ampliamente permitida en la mayoría de los estados.

En las últimas elecciones presidenciales en el país, casi una cuarta parte de los votos se emitieron por correo.

Según el Proyecto de Elecciones de EU, hasta este 2 de noviembre más de 97 millones de estadounidenses habían votado anticipadamente, ya sea por correo o en persona. Esto ya es más que el número total de votos anticipados emitidos en las elecciones de 2016.

De estos votos un poco más de 62 millones son usando el servicio postal, en medio de los intentos de los estados por evitar aglomeraciones que puedan facilitar la propagación de la covid-19.

Estados péndulo en EE.UU.

BBC

Sin embargo, el Servicio Postal de Estados Unidos, el responsable de entregar las boletas postales, está experimentando recortes presupuestarios.

El presidente Trump impidió que se disponga de fondos adicionales, entre preocupaciones en el país por si el organismo podrá hacer frente al volumen de papeletas enviadas o si habrá mayores retrasos.

¿Cómo se contabilizan los votos por correo?

Los votos por correo suelen tardar más en contabilizarse.

Los diferentes estados tienen diferentes reglas sobre cómo y cuándo hacerlo.

La mayoría de los estados solo contarán las boletas postales recibidas antes del cierre de las urnas.

Pero algunos estados, como California, aceptarán votos siempre que sean enviados el día de las elecciones, incluso si llegan semanas después.

Promo image showing Joe Biden and Donald Trump

BBC
Puede que no sepamos el resultado de estas elecciones hasta día o semanas después.

El conteo de las boletas postales toma más tiempo porque cada voto debe tener una firma que se corresponda con la firma de la tarjeta de registro del votante.

Otro aspecto que retrasa el proceso es el momento en que se empiezan a contar esos votos.

Algunos estados como Florida, por ejemplo, comenzaron a contar las boletas enviadas por correo antes del día de las elecciones, pero ese no es el caso de la mayoría de los estados, que esperarán hasta el cierre de las urnas.

En 2016, el total de votos tardó más de un mes en escrutarse.

La entonces candidata demócrata Hillary Clinton llegó a ampliar su ventaja en el voto popular a nivel nacional, pero Trump ya había ganado los suficientes estados para asegurarse la presidencia.

¿Pueden existir demoras en los centros de votación?

Hacer fila en un recinto electoral seguirá siendo, por ahora, la forma más común en que los votantes estadounidenses entregarán su voto.

Y esa situación se complica debido a la pandemia de coronavirus y las restricciones a causa de ésta.

Algunos estados ya habilitaron centros para la votación anticipada en persona y se registraron enormes colas.

Fila de votantes

EPA
El voto en persona en algunos estados ya ha visto largas filas y cifras record de participación.

La mayoría de la gente votará este 3 de noviembre, y se estima que habrá abiertos menos centros electorales de lo habitual. También se advirtió de la falta de personal.

¿Trump y Biden aceptarán el resultado?

Existe la posibilidad de que el candidato que lleva la delantera en la noche de las elecciones no gane, una circunstancia que se ha vuelto más probable debido al voto por correo.

Biden, por un lado, aseguró que aceptará el resultado, pero insistió en que “se cuente cada voto”.

Hillary Clinton, quien fue la contrincante demócrata de Trump en 2016, ha dicho que Biden no debería conceder la victoria la noche de las elecciones “bajo ninguna circunstancia”.

“Creo que esto se va a alargar”, subrayó.

Mientras tanto, Trump advirtió que en la elección de noviembre puede producirse un “tremendo fraude” debido al voto por correo, pese a que hay muy poca evidencia de ello.

Y se negó a comprometerse a una eventual transferencia pacífica del poder si pierde.

¿Qué pasa si no se acepta el resultado de las elecciones?

El presidente llegó a decir que piensa que el resultado de estas elecciones puede terminar en la Corte Suprema de Estados Unidos.

Esto ha sucedido antes. En las elecciones de 2000, el candidato demócrata Al Gore afirmó que su estrecho margen de derrota en Florida ameritaba un recuento.

Se necesitaron 36 días para que el alto tribunal decidiera en contra de su reclamo y la contienda terminara a favor del republicano George W. Bush.

Además, este año pueden surgir otros desafíos legales, desde los requisitos de identificación para el voto por correo hasta la legalidad de los cambios hechos para esta votación debido a la pandemia.

Section divider

BBC

Ahora puedes recibir notificaciones de BBC Mundo. Descarganuestra app y actívalas para no perderte nuestro mejor contenido.

https://www.youtube.com/watch?v=4hw6wlscdUk

https://www.youtube.com/watch?v=QkzsUZOK6-0

Lo que hacemos en Animal Político requiere de periodistas profesionales, trabajo en equipo, mantener diálogo con los lectores y algo muy importante: independencia. Tú puedes ayudarnos a seguir. Sé parte del equipo. Suscríbete a Animal Político, recibe beneficios y apoya el periodismo libre.

#YoSoyAnimal
close
¡Muchas gracias!

Estamos procesando tu membresía, por favor sé paciente, este proceso puede tomar hasta dos minutos.

No cierres esta ventana.