close
Recibe noticias a través de nuestro newsletter
¡Gracias! Desde ahora recibirás un correo diario con las noticias más relevantes.
sync
Cuartoscuro

Comité de la ONU falla a favor de Lydia Cacho y contra el Estado mexicano, por violaciones a sus derechos

Se trata del primer caso de una mujer periodista que se resuelve en el sistema universal de derechos humanos de la ONU; se fijó al Estado mexicano un plazo de 180 días para responder.
Cuartoscuro
Por Verónica Santamaría
2 de agosto, 2018
Comparte

El Comité de Derechos Humanos (CDH) de la Organización de las Naciones Unidas (ONU) resolvió que existieron una serie de violaciones a los derechos humanos de la periodista Lydia Cacho y no se la ha hecho justicia en México, al ser detenida en 2005, luego de que publicara un libro sobre una red de prostitución infantil, en la que estuvieron involucrados personajes como el empresario Kamel Nacif, además de funcionarios.

“Es el primer caso de una mujer periodista con estas características, que se resuelve en el sistema universal de derechos humanos”, dijo Leopoldo Maldonado, abogado de la periodista e integrante de la organización Artículo 19, sobre el fallo en contra del Estado mexicano.

Jan Jarab, representante de la Oficina del Alto Comisionado de las Naciones Unidas para los Derechos Humanos, mencionó en conferencia de prensa seis dimensiones en las que se desarrolla el caso de la periodista:

“Tortura; investigación de intimidación de castigo; violencia de género, discriminación a las mujeres; detención arbitraria de la libertad; evidentemente la libertad de expresión, la violencia contra periodistas e impunidad, como el denominador común de muchos derechos humanos en México y la colusión de poderes”.

Jarab dijo que Cacho tuvo que recurrir a instancias internacionales, “ante el fallo de los órganos de procuración de justicia nacionales”.

De las 10 personas que detuvieron a Lydia Cacho el 16 de diciembre de 2005, cinco eran empleados de Kamel Nacif, empresario mexicano de origen libanés, a quién la periodista denuncia en su libro Los demonios del Edén, por pornografía infantil, junto con funcionarios mexicanos, entre ellos Miguel Ángel Yunes y el exgobernador del estado de Puebla, Mario Marín.

Además de los empleados de Nacif, en la detención de Cacho estuvieron involucrados otros cinco agentes, de los cuales solo José Montaño Quiroz  fue sentenciado a seis años de prisión por tortura. En octubre de 2014 se presentó el caso de Lydia en Ginebra, “reactivan la investigación y en diciembre lo detienen”. En octubre de 2017, sentenciaron al policía.

“Nos parece una pena insuficiente por la gravedad de los delitos, por el carácter sexual y también de la tortura y por el tema que traen, de la violación a la libertad de expresión. Los jueces apelamos a la sentencia y el Tribunal Unitario de Quintana Roo solamente lo aumentó un poco, pero este sujeto, prácticamente, va a salir en 2020”, señaló el abogado Maldonado.

La autora, indicó el Comité, presentó denuncias por tortura, tentativa de violación, detención arbitraria y abuso de autoridad en marzo de 2006, sin que hayan avanzado 12 años más tarde.

El Estado, concluyó el Comité, tiene la obligación de proporcionar a Lydia un recurso efectivo, realizando las siguientes acciones:

  1. Una investigación imparcial, pronta y exhaustiva sobre los hechos denunciados por Lydia.
  2. Procesar, juzgar y castigar con penas adecuadas a las personas halladas responsable de las violaciones cometidas.
  3. Ofrecer compensación adecuada a Lydia.
  4. Adoptar medidas necesarias para evitar que se cometan violaciones semejantes en el futuro, garantizando que todos los periodistas y defensores de derechos humanos puedan ejercer su derecho a la libertad de expresión en sus actividades, incluso mediante la despenalización de los delitos de difamación y calumnia en todas las entidades federativas.

El Comité señaló que “desea recibir en un plazo de 180 días información sobre las medidas que haya adoptado para aplicar el dictamen. Se pide al Estado mexicano que publique el dictamen, con amplia difusión”. 

Aquí puedes consultar el resumen de la resolución de la comunicación No. 2767/2016, ante el Comité de Derechos Humanos de la ONU, por el caso de la periodista Lydia Cacho: 

Lo que hacemos en Animal Político requiere de periodistas profesionales, trabajo en equipo, mantener diálogo con los lectores y algo muy importante: independencia. Tú puedes ayudarnos a seguir. Sé parte del equipo. Suscríbete a Animal Político, recibe beneficios y apoya el periodismo libre.

#YoSoyAnimal
Getty Images

El tratamiento médico que podría eliminar el uso de la quimioterapia en los cánceres de mama agresivos

Un estudio pionero llevado a cabo por investigadores españoles evaluó la efectividad de fármacos biológicos en combinación con hormonales en ciertos tipos de cáncer de mama con alto riesgo de metástasis y descubrió que eran igual de efectivos que la quimioterapia.
Getty Images
13 de diciembre, 2019
Comparte

Un estudio pionero llevado a cabo por científicos españoles encontró que, en ciertos tipos de cáncer de mama, la quimioterapia puede ser reemplazada por un tratamiento biológico.

Este tratamiento podría beneficiar a pacientes que tienen un tumor hormonosensible (que representa el 70% de los cánceres de mama) con alto riesgo de metástasis, señalan los autores del estudio publicado en la revista The Lancet Oncology.

Actualmente, estos fármacos biológicos se utilizan para retrasar el uso de la quimioterapia.

Pero lo que el equipo español se planteó como hipótesis fue: si estos fármacos ya demostraron su efectividad en pacientes con metástasis después de la quimioterapia, ¿por qué no ver si sirven también para reemplazar a la quimioterapia en casos de cáncer de mama precoz?

“El estudio comparó la quimio con el tratamiento biológico en combinación con el tratamiento hormonal en pacientes de alto riesgo de metástasis (que son 30-40% de los tumores hormonosensibles) y vimos que la eficacia es similar“, le explica a BBC Mundo Alelix Prat, jefe del Servicio de Oncología Médica del Hospital Clínic de Barcelona, presidente de SOLTI y coautor principal de la investigación.

Ni vómitos ni diarrea ni pérdida del cabello

Para los pacientes, las ventajas de eliminar la quimioterapia son innumerables.

“Es (un tratamiento) mucho menos tóxico a corto y a largo plazo, muy bien tolerado y las toxicidades graves son tremendamente bajas”, asegura Prat.

“No es agua, es un fármaco, y tiene sus cosas. Pero cuando lo comparas con la quimio, hay un abismo entre las dos estrategias en cuanto a seguridad y tolerancia”.

Quimioterapia
Getty Images

La quimioterapia tiene una toxicidad elevada y supone efectos a corto y largo plazo.

No se cae el pelo, no hay náuseas, no hay vómitos, no hay diarreas. Como mucho puede haber un poco de cansancio y hay que seguir las analíticas porque a veces las defensas se pueden alterar un poco”.

El tratamiento, que se administra por vía oral, consiste en tomar dos pastillas por seis meses que incluyen unas semanas de descanso: una es el fármaco biológico (el estudio utilizó ribociblib) y el otro es letrozol, un fármaco hormonal.

Esto significa, además, que “no hace falta ir al hospital ni ponerse una vía intravenosa”, dice Prat.

“Son fármacos biológicos que van directamente a la célula cancerosa y, atacando a una proteína muy específica de la célula tumoral, impiden que se pueda reproducir”.

“Al no poder dividirse, la célula entra en un colapso y muere”, explica.

En términos de costo, al ser más nuevos, estos fármacos tienen un valor más elevado.

Aleix Prat (izq.) y Joaquín Gavilá,

SOLTI
Aleix Prat (izq.) y Joaquín Gavilá, investigadores principales del estudio que se presentó esta semana en el congreso mundial de cáncer de mama en San Antonio, EE.UU.

“Depende de los países, pero la quimio hoy es muy barata. Son fármacos genéricos que pueden costar entre US$56 y US$112”, explica Prat, y acota que aún no se ha hecho un análisis en este sentido.

“Pero si se tiene en cuenta ya no solo el coste del fármaco, sino el hecho de que la paciente puede seguir trabajando (algo que muchas veces no ocurre durante la quimioterapia por las complicaciones físicas que acarrea) probablemente estos fármacos sean rentables”.

Futuro cercano

Otros aspectos novedosos de la investigación son la forma en que se seleccionaron a los pacientes y cómo se evaluaron los resultados.

Mujer sin pelo

Getty Images
A diferencia de la quimio, el tratamiento biológico no causa vómitos, diarrea o caída del cabello.

Para elegirlos, “utilizamos lagenómica. Hemos hecho análisis moleculares para asegurarnos de que las pacientes tuviesen efectivamente tumores muy agresivos”, le dice Prat a BBC Mundo.

“Y la forma de medir la eficacia de ambos tratamientos -quimio versus biológico- no se hizo solo mirando si el tamaño del tumor era más pequeño, sino mirando qué biología tenía ese tumor”.

En otras palabras, evaluaron el grado de agresividad del cáncer.

Pero ¿cuánto tiempo tendrá que pasar para que este tratamiento esté disponible al público?

Prat se aventura a decir que los próximos 3 o 4 años.

“Hay estudios en marcha que están evaluando la eficacia de los fármacos biológicos después de dar quimio. Probablemente tengamos los resultados a finales de 2020. Si los resultados dan bien, se van a aprobar para cáncer de mama hormonosensible precoz”.

“Y que estén aprobados en este contexto, puede ayudar”.


Ahora puedes recibir notificaciones de BBC News Mundo. Descarga la nueva versión de nuestra app y actívalas para no perderte nuestro mejor contenido.

https://www.youtube.com/watch?v=5pk11p8vZEY

https://www.youtube.com/watch?v=mQckRZL-Gho

Lo que hacemos en Animal Político requiere de periodistas profesionales, trabajo en equipo, mantener diálogo con los lectores y algo muy importante: independencia. Tú puedes ayudarnos a seguir. Sé parte del equipo. Suscríbete a Animal Político, recibe beneficios y apoya el periodismo libre.

#YoSoyAnimal
¡Muchas gracias!

Estamos procesando tu membresía, por favor sé paciente, este proceso puede tomar hasta dos minutos.

No cierres esta ventana.