Tsunami en Indonesia deja casi 400 muertos; hospitales no se dan abasto para atender a heridos
close
Recibe noticias a través de nuestro newsletter
¡Gracias! Desde ahora recibirás un correo diario con las noticias más relevantes.
sync

Tsunami en Indonesia deja casi 400 muertos; hospitales no se dan abasto para atender a heridos

El pánico llevó a los habitantes a huir hacia los puntos más elevados de la ciudad, según imágenes de las televisiones locales.
Por AFP
29 de septiembre, 2018
Comparte

Casi 400 personas murieron en los potentes terremoto y tsunami que golpearon la isla indonesia de Célebes, donde los hospitales no daban abasto para tratar a los heridos.

La Agencia de gestión de desastres de Indonesia informó este sábado de un balance de al menos 384 muertos y 540 heridos.

“Desplegamos a miles de personas, sobre todo del ejército y de la policía” y más de 16, 000 hombres y mujeres fueron ya evacuados, informó este sábado el portavoz de dicha agencia, Sutopo Purwo Nugroho.

La mayoría de víctimas se registraron en Palu, una ciudad de 350, 000 habitantes en la costa oeste de Célebes, señaló Sutopo Purwo Nugroho, quien reclamó “personal, voluntarios y material especializado”.

Las imágenes de Palu mostraban varios cadáveres cerca del mar, algunos de ellos cubiertos con lonas azules. Los coches destrozados diseminados por la zona reflejaban la violencia con la que la ola, de 1,5 metros de altura, golpeó la localidad.

A la agencia le preocupa también la suerte de varios cientos de personas que preparaban un festival en una playa de Palu la noche del viernes, poco antes del tsunami.

Los hospitales no daban abasto con la llegada masiva de víctimas y numerosos heridos eran tratados en el exterior. Los habitantes transportaban como podían los cuerpos sin vida de las personas fallecidas.

El sismo afecto fundamentalmente a Palu y a la cercana región de Donggala. “En Palu […] hay edificios, casas, que fueron destruidas”, dijo el portavoz. “Pensamos que decenas o cientos todavía no han sido encontradas entre los escombros”, añadió.

“La Cruz Roja indonesia acelera los esfuerzos para ayudar a los supervivientes, pero no sabemos lo que encontrarán allí”, dijo Jan Gelfand, miembro de la Federación Internacional de la Cruz Roja y la Media Luna Roja en Yakarta.

El fuerte temblor se sintió a cientos de kilómetros de distancia y apenas se tienen noticias de fallecidos en Donggala, una región al norte de Palu donde al menos una persona murió el viernes.

“No sabemos nada de Donggala y eso es muy preocupante”, señaló Gelfand. “Allí viven más de 300, 000 personas. Esto ya es una tragedia, pero podría ser mucho peor”, añadió.

El sismo, de magnitud 7,5, según el Instituto Geológico de Estados Unidos (USGS), golpeó la isla poco antes de las 11H00 GMT.

Se trata de un terremoto de una magnitud muy superior a la serie de temblores que dejaron este mismo año más de 500 muertos y unos 1,500 heridos en la isla de Lombok, cerca de Bali.

Pánico

El pánico llevó a los habitantes a huir hacia los puntos más elevados de la ciudad, según imágenes de las televisiones locales. En un video se ve cómo una enorme ola se abate sobre varios edificios e inunda una mezquita.

“Comencé a correr cuando vi las olas que llegaban a la costa”, explicó a la AFP Rusidanto, un vecino de Palu, que como muchos indonesios sólo tiene un nombre.

Imágenes difundidas por los medios muestran cómo se derrumbó una planta de un centro comercial en Palu. En otras fotos se veían edificios muy deteriorados y carreteras y aceras agrietadas.

En la ciudad, se cortó la electricidad de forma parcial y se cerró el aeropuerto, así como varias carreteras en torno a la localidad.

El sismo, cuyo epicentro se situó a 78 kilómetros al norte de Palu, se notó hasta el sur en Macasar, la capital de la isla. La tierra también tembló en la isla vecina de Borneo, en Samarinda, al otro lado del estrecho de Macasar.

Indonesia, un archipiélago de 17, 000 islas e islotes que se encuentra en el Cinturón de Fuego del Pacífico, es uno de los países del mundo más propensos a sufrir desastres naturales.

El 26 de diciembre de 2004, Indonesia sufrió una serie de devastadores sismos, uno de ellos de magnitud 9,1 en la isla de Sumatra. Ese temblor provocó un gran tsunami que causó la muerte de 220, 000 personas en la región, 168, 000 de ellas en Indonesia.

En 2006, casi 6, 000 personas fallecieron en un violento sismo que golpeó la isla de Java. Ese terremoto, de magnitud 6,3 según el USGS, se produjo en una poblada zona al sur de la gran ciudad universitaria de Yogyakarta y provocó unos 38, 000 heridos.

Lo que hacemos en Animal Político requiere de periodistas profesionales, trabajo en equipo, mantener diálogo con los lectores y algo muy importante: independencia. Tú puedes ayudarnos a seguir. Sé parte del equipo. Suscríbete a Animal Político, recibe beneficios y apoya el periodismo libre.

#YoSoyAnimal

Identifican dos medicamentos que reducen la mortalidad entre pacientes más graves de COVID

Expertos de Reino Unido identificaron en estudios clínicos dos antiinflamatorios que reducen de forma relevante la mortalidad de los pacientes más graves de coronavirus.
8 de enero, 2021
Comparte

Expertos en Reino Unido identificaron dos medicinas capaces de reducir en una cuarta parte las muertes entre los pacientes más enfermos de covid-19.

Se trata de dos medicamentos antiinflamatorios –tocilizumab y sarilumab– administrados por goteo, que salvan una vida por cada 12 personas que reciben el tratamiento, según dicen los investigadores que han llevado a cabo una prueba en las unidades de cuidados intensivos del Servicio Nacional de Salud de Reino Unido (NHS, por sus siglas en inglés).

Los expertos dicen que los suministros ya están disponibles en todo el Reino Unido, por lo que se pueden usar de inmediato para salvar cientos de vidas.

Hay más de 30.000 pacientes con covid-19 en los hospitales del Reino Unido, un 39% más que en abril.

Además de salvar más vidas, los tratamientos aceleran la recuperación de los enfermos y reducen en aproximadamente una semana el tiempo que los pacientes en estado crítico deben pasar en cuidados intensivos.

Ambos parecen funcionar igualmente bien y su efecto favorable se suma al que ya se logra con un medicamento esteroide barato llamado dexametasona.

Aunque los medicamentos no son baratos -cuestan alrededor de entre US$1.000 y US$1.350 por paciente- los expertos señalan que la ventaja de usarlos es clara y destacan que su precio es menor que el costo por día de una cama de cuidados intensivos, de alrededor de US$2.700.

“Por cada 12 pacientes que trata con estos medicamentos, esperaría salvar una vida. Es un gran efecto”, afirman el profesor Anthony Gordon, investigador principal del Imperial College de Londres.

Una caja de dexometasona.

Getty Images
El efecto favorable de estos medicamentos se une a los beneficios que se consiguen con el uso de la dexometasona.

En el ensayo REMAP-CAP realizado en seis países diferentes, incluido Reino Unido, con alrededor de 800 pacientes de cuidados intensivos:

  • Casi 36% de los pacientes con covid-19 de cuidados intensivos que recibieron atención estándar murieron
  • Los nuevos medicamentos redujeron esa cifra en una cuarta parte, a 27%, cuando se administraron dentro de las 24 horas posteriores al ingreso de los pacientes a cuidados intensivos

“El hecho de que ahora exista otro medicamento que puede ayudar a reducir la mortalidad de los pacientes con covid-19 es una noticia muy bienvenida y otro avance positivo en la lucha continua contra el virus”, dijo el profesor Stephen Powis, director médico nacional del NHS.

El Secretario de Salud y Atención Social de Reino Unido, Matt Hancock, también celebró el hallazgo. “Los resultados de hoy son otro avance histórico en la búsqueda de una salida a esta pandemia y, cuando se agreguen al arsenal de vacunas y tratamientos que ya se están implementando, jugarán un papel importante en la derrota de este virus”, señaló.

El Secretario de Salud y Atención Social de Reino Unido, Matt Hancock

Getty Images
El Secretario de Salud y Atención Social de Reino Unido, Matt Hancock, consideró el hallazgo como un avance histórico hacia el fin de la pandemia.

Los fármacos reducen la inflamación, que puede acelerarse en los pacientes con covid-19 y causar daño a los pulmones y a otros órganos.

Los expertos están aconsejando a los médicos que los administren a cualquier paciente con coronavirus cuya condición se esté deteriorando, a pesar de recibir dexametasona, y necesite cuidados intensivos.

El tocilizumab y el sarilumab ya han sido agregados por el gobierno a la lista de productos cuya exportación está restringida, que prohíbe a las empresas comprar medicamentos destinados a pacientes de Reino Unido y venderlos a un precio más alto en otro país.

Los hallazgos de esta investigación aún no han sido sometidos a una revisión por parte de otros expertos ni han sido publicados en una revista médica.


Ahora puedes recibir notificaciones de BBC News Mundo. Descarga nuestra app y actívalas para no perderte nuestro mejor contenido.

https://www.youtube.com/watch?v=ARrMFeZEfmU&feature=emb_title

Lo que hacemos en Animal Político requiere de periodistas profesionales, trabajo en equipo, mantener diálogo con los lectores y algo muy importante: independencia. Tú puedes ayudarnos a seguir. Sé parte del equipo. Suscríbete a Animal Político, recibe beneficios y apoya el periodismo libre.

#YoSoyAnimal
close
¡Muchas gracias!

Estamos procesando tu membresía, por favor sé paciente, este proceso puede tomar hasta dos minutos.

No cierres esta ventana.