A 1 día de la consulta, estos son los avances y retos de la obra del NAIM en Texcoco, según la OCDE

La Organización para la Cooperación y el Desarrollo Económico (OCDE) alertó riesgos en la construcción del nuevo aeropuerto en Texcoco por los retrasos en la ejecución de la obra.

NAIM
Las obras del NAIM llevan un 32 de avance global, cancelar los trabajos provocaría una pérdida de 100 mil mdp. Cuastoscuro

A un día de que mañana jueves arranque la consulta ciudadana de cuatro días que decidirá si continúa la construcción del Nuevo Aeropuerto Internacional de México (NAIM) en Texcoco, o si se opta por construir dos pistas en la Base militar de Santa Lucía, la Organización para la Cooperación y el Desarrollo Económico (OCDE) publicó un informe en el que analiza los principales avances y retos que presenta el NAIM en Texcoco.

Durante la presentación del informe, el secretario general de la OCDE, Ángel Gurría, evitó dar una postura sobre la consulta ciudadana, puesto que dijo que no estaba entre las atribuciones de la organización, aunque opinó que la cancelación del NAIM podría tener efectos negativos en la economía mexicana y en futuras inversiones extranjeras.

“Los ojos del mundo están puestos en la gestión y ejecución exitosa del proyecto del nuevo aeropuerto. México no puede fallar, porque pondría en riesgo su atractivo y su prestigio como plataforma de inversiones”, recalcó Gurría.

No obstante, el secretario de la OCDE también apuntó que la actual construcción del NAIM presenta riesgos importantes, como el retraso en la obra: a cuatro años de que arrancara en 2014, la construcción del nuevo aeropuerto lleva un avance del 31%. Sin embargo, aunque estaba proyectado que terminara para 2020, las proyecciones más optimistas señalan que podría estar concluida y operando hasta finales de 2022. Mientras que el nuevo equipo de gobierno del presidente electo, Andrés Manuel López Obrador, cree que la obra puede alargarse hasta 2024.

Los avances

En el documento ‘Tercer informe de avances sobre el desarrollo del NAIM. Logros y lecciones aprendidas’, la OCDE subraya que durante el presente 2018 el Grupo Aeropuertario de la Ciudad de México (GACM) logró avances importantes, especialmente en cuanto a la transparencia de los contratos de obra se refiere y la apuesta por las licitaciones públicas, en detrimento de las adjudicaciones directas.

“Uno de los principales logros de la gobernanza de esta mega obra está en el uso de las licitaciones competitivas”, destaca el informe, que señala que el 88% del dinero contratado para el NAIM se adjudicó mediante licitaciones abiertas.

“Esta cifra supera el monto promedio de las contrataciones de obras públicas del gobierno mexicano adjudicadas mediante licitación pública, actualmente de 72%”, añade el informe.

La OCDE también presenta como un avance que, hasta septiembre pasado, el GACM ha publicado todos los contratos de la obra del NAIM: 461 en total.

Otro avance, según la organización, es que el Grupo Aeropuertario de la Ciudad de México consiguió financiamiento adicional para mantener el ritmo de las obras hasta el primer semestre de 2020, “lo que representa aproximadamente 75% de la inversión total requerida, al tiempo que ofrece alternativas para evitar todo uso del presupuesto público si la nueva administración opta por fuentes alternativas de financiamiento”.

En cuanto al combate a la corrupción, el informe destaca que el GACM “empoderó” a su Órgano Interno de Control (OIC) para vigilar el actuar de los funcionarios y las contrataciones de obra pública. Y señala que, además de las labores normales de los integrantes del OIC de controlar y vigilar, el OIC también tiene un “papel de prevención” de la corrupción en este proyecto, “lo cual había sido una demanda reiterada de la sociedad civil”.

Los retos

El principal riesgo es que los retrasos en las obras, generados según la OCDE por la expansión del proyecto como consecuencia “del incremento imprevisto” en el número de pasajeros, puedan provocar, a su vez, un “efecto cascada”. Es decir, que el retraso en el NAIM también retrase otras obras públicas.

Además, el retraso en el proyecto también puede generar aumentos en los costos, tal y como ya se ha expuesto en estudios de organizaciones civiles como México Evalúa, en los que se señala que el costo original del NAIM era de 168 mil millones de pesos, mientras que actualmente ya se prevé un gasto de 285 mil millones, 68% más.

Otro reto importante que aún persiste a cuatro años de haber iniciado la obra, recalca la OCDE, es la de generar confianza entre la ciudadanía sobre el proyecto, “ya que algunos actores todavía no creen en sus beneficios o en las medidas tomadas para mitigar riesgos, como los ambientales”.

En este apartado, el informe destaca el papel de la transparencia “como herramienta para generar confianza de la ciudadanía en grandes proyectos de infraestructura, al comunicar clara y abiertamente sus características, tales como el esquema de financiamiento, las actividades de contratación pública y los avances de la obra”.

La consulta

Mañana jueves 25 de octubre inicia la consulta nacional del nuevo aeropuerto para México, misma que estará abierta para todas y todos los mexicanos mayores de 18 años y organizada por el equipo de transición del presidente electo, López Obrador.

El cierre de las mil 73 mesas que se prevé instalar en los 32 estados del país, será el domingo 28 de octubre, a las 18 horas.

El único requisito para participar en la consulta es presentar la credencial de elector vigente.

La pregunta de la consulta será: ¿Cuál opción piensa usted que sea la mejor para el país?

Y las posibles respuestas son dos: Reacondicionar el actual aeropuerto de Ciudad de México y el de Toluca, y construir dos pistas en la base aérea de Santa Lucía. O bien: continuar con la construcción del Nuevo Aeropuerto en Texcoco y dejar de usar el actual Aeropuerto Internacional de Ciudad de México”.

Lee aquí: Horarios, fechas y ubicación de las mesas de consulta sobre el Nuevo Aeropuerto

Close
Comentarios