¡Muchas gracias!


Estamos procesando tu membresía, por favor sé paciente, este proceso puede tomar hasta dos minutos.

No cierres esta ventana.

close
Recibe noticias a través de nuestro newsletter
¡Gracias! Desde ahora recibirás un correo diario con las noticias más relevantes.
sync
AFP
Caravana migrante quiere llegar a CDMX; pide apoyo para transporte y diálogo con gobierno
La caravana centroamericana continuarán en Juchitán y hoy será un día importante porque se decidirá qué rumbo tomará; además de integró la "comisión de diálogo del éxodo", que tendrá la función de organizar mejor al contingente.
AFP
Por Notimex
31 de octubre, 2018
Comparte

Sobre bolsas de plástico y cartones, la mayoría de los migrantes centroamericanos pasaron la noche en el municipio de Juchitán, Oaxaca, donde han decidido permanecer durante este miércoles, hasta que resuelvan el tema del transporte que los lleve hacia la Ciudad de México.

La caravana de migrantes pidió a los gobiernos de Oaxaca y la Ciudad de México ayuda para transportar a la capital del país a los entre 5 mil y 7 mil integrantes del grupo que ya viene seguida de otra más.

Por esta zona del sureste de México, miles de ciudadanos provenientes de Guatemala, El Salvador y Honduras caminaron más de 50 kilómetros la mañana del martes para llegar a este municipio zapoteca que los cobijó y les ofreció como refugio el lugar donde se construye una terminal de autobuses, además de agua y comida.

“Nos vamos a quedar en Juchitán, porque aún no se ha resuelto la cuestión del trasporte, nuestra exigencia no ha sido escuchada”, dijeron integrantes de Pueblos sin Fronteras, organización que acompaña a la caravana.

Lee: ¿Cuánto falta para llegar? La pregunta de los niños de la caravana migrante

Ante las miradas de decenas de migrantes, señalaron que ha faltado pedirle al gobierno federal que también resuelva y les garantice un transporte digno.

Es por ello que también se integró la “comisión de diálogo del éxodo”, anunciada un día antes, la cual tendrá la función de organizar mejor al contingente y recolectar las demandas de los migrantes, para así poderlas plantear ante las autoridades mexicanas.

Ahora, esta comisión también participarán para gestionar antes los gobiernos de la Ciudad de México y Oaxaca, el transporte que los lleve o los acerque a la capital del país, donde buscarán el diálogo para encontrar soluciones a sus demandas.

La comisión del éxodo está integrada por hombres y mujeres, pero también por integrantes de la comunidad gay y transexual, quienes demandan respeto al contingente que inició este viaje en Honduras hacia la frontera de México con Estados Unidos.

Te puede interesar: Caravana migrante rechaza plan de empleo de EPN; llega a Oaxaca pese a cerco de la PF

Son casi 20 días que llevan caminando, muchos han padecido golpes de calor, otros se han enfermado por infecciones estomacales o respiratorias, incluso, este marte un menor con discapacidad tuvo que ser trasladado de urgencia, debido a que presentaba problemas en el corazón.

En sus caras se nota la tristeza, pero también la desesperación o el miedo de qué les depara el futuro en este largo viaje. Muchos hablan entre sí sobre los motivos que los llevaron a dejar su país, la mayoría coincide en esas razones: el hambre y la violencia.

Hoy continuarán en Juchitán y será un día importante porque se decidirá qué rumbo tomará la caravana, respecto a las soluciones que haya en cuanto al tema de transporte; mientras tanto aquí se ofrece comida, agua, atención médica, jurídica y entretenimiento.

Lo que hacemos en Animal Político requiere de periodistas profesionales, trabajo en equipo, mantener diálogo con los lectores y algo muy importante: independencia. Tú puedes ayudarnos a seguir. Sé parte del equipo. Suscríbete a Animal Político, recibe beneficios y apoya el periodismo independiente.

#YoSoyAnimal
Mauricio Marat/INAH
Quemados, desmembrados y canibalizados: el sacrificio al que sometieron a los aliados de Hernán Cortés
Arqueólogos en México descubrieron detalles sobre cómo fueron sometidos un grupo de aliados del conquistador español durante la Conquista. Los hallazgos revelan cómo las personas capturadas eran sacrificadas con recreaciones de mitos sobre la creación, según la cosmogonía de Mesoamérica.
Mauricio Marat/INAH
10 de mayo, 2019
Comparte

Su muerte tuvo que ser aterradora. Hace 500 años, un grupo de aliados del conquistador español Hernán Cortés fue capturado por indígenas acolhuas, quienes los sometieron a brutales sacrificios.

Hace cuatro años, un grupos de arqueólogos mexicanos halló los restos óseos de estas personas, quienes habían sido raptadas en lo que hoy es el sitio arqueológico de Zultépec-Tecoaque, en la región de Tlaxcala.

Los tlaxcaltecas han pasado a la historia por ser un pueblo aliado de Cortés y enemigos de los mexica (aztecas).

Ahora, a 500 años del desembarco de Hernán Cortés, los investigadores del Instituto Nacional de Antropología e Historia (INAH) revelan más detalles de estos sacrificios de los que fueron víctimas hombres, mujeres embarazadas y niños de diversos orígenes.

El análisis de los restos humanos y miles de piezas arqueológicas les permitió concluir que entre el 24 de junio de 1520 y durante seis meses, indígenas acolhuas capturaron a cerca de 350 seguidores de Cortés y seleccionaron a varios de ellos para sacrificarlos en sus rituales.

Según Enrique Martínez Vargas, arqueólogo del INAH, estos prisioneros no fueron llevados a Tenochtitlán, capital del imperio azteca, para que sirvieran de advertencia a los tlaxcaltecas que se unían a Cortés.

Rituales de sacrificio

La evidencia ósea mostró que entre los aliados de Cortés había hombres y mujeres europeos, pero también indígenas tainos de las Antillas, indígenas tlaxcaltecas, totonacos y mayas, mestizos, mulatos (hijos de blanco y negra) y zambos (hijos de negro e indígena).

La caravana que acompañaba al conquistador también llevaba caballos, vacas, borregos, cabras, burros y perros.

Además, acarreaban cerdos, que no usaron como alimento sino como ofrenda.

Uno de los hallazgos que causa interés es el tzompantli o muro de los cráneos, del que también se revelaron nuevos datos.

Los arqueólogos recrearon la forma en la que se habían ubicado hileras empalizadas con 14 cráneos de prisioneros, organizados en parejas de hombre-mujer.

Las mujeres sacrificadas en el tzompantli estaban embarazadas.

Según explica Martínez, los tzompantli se construían con cráneos de guerreros y en la cosmogonía mesoamericana, las mujeres muertas en el parto eran consideradas guerreras.

En otro de los entierros se halló un guerrero tabasqueño, a quien le fue ofrendado un español que fue quemado y desmembrado.

Según los investigadores, estos sacrificios eran rituales que recreaban mitos de la creación.

En otro de los sacrificios se encontró a un guerrero, una mujer con el cuerpo cortado en dos y un niño desmembrado.

A los pies del guerrero se hallaron “huesos trofeo”, pertenecientes a cuatro personas diferentes.

Los investigadores afirman que los restos de algunos españoles también fueron ingeridos en actos rituales, por lo cual la zona se conoció como Tecoaque, que significa “Donde se los comieron”.


https://www.facebook.com/BBCnewsMundo/posts/10157613595709665


Ahora puedes recibir notificaciones de BBC Mundo. Descarga la nueva versión de nuestra app y actívalas para no perderte nuestro mejor contenido.

Lo que hacemos en Animal Político requiere de periodistas profesionales, trabajo en equipo, mantener diálogo con los lectores y algo muy importante: independencia. Tú puedes ayudarnos a seguir. Sé parte del equipo. Suscríbete a Animal Político, recibe beneficios y apoya el periodismo independiente.

#YoSoyAnimal