PGR investiga nuevo fraude de 100 mdp al estilo Estafa Maestra; suman 18 los casos denunciados
close
Recibe noticias a través de nuestro newsletter
¡Gracias! Desde ahora recibirás un correo diario con las noticias más relevantes.
sync
Facebook: Universidad Autónoma de Zacatecas

PGR investiga nuevo fraude de 100 mdp al estilo Estafa Maestra; suman 18 los casos denunciados

Varias de las averiguaciones están congeladas porque la Procuraduría General de la República (PGR) recabó datos bancarios sin el aval de un juez.
Facebook: Universidad Autónoma de Zacatecas
15 de octubre, 2018
Comparte

La Procuraduría General de la República (PGR) abrió una nueva carpeta de investigación por una denuncia de la Auditoría Superior de la Federación (ASF), sobre un posible fraude que ascendería a 100 millones de pesos cometido con la modalidad de La Estafa Maestra, es decir, a través de convenios firmados con universidades por servicios que estas no realizan y que terminan subcontratando con otras empresas, todo ello sin licitaciones de por medio.

En este caso la denuncia involucra dos convenios que la Secretaría de Desarrollo Social (Sedesol) firmó en 2015 con la Universidad Autónoma de Zacatecas; esto durante las últimas semanas de la gestión de Rosario Robles. El objetivo de dichos convenios era fortalecer los padrones de beneficiarios de programas sociales.

Por estos servicios Sedesol pagó 222 millones de pesos. Al final, las empresas subcontratadas irregularmente supuestamente realizaron todo el trabajo por 116 millones, sin que haya claridad de dónde quedó el resto del dinero.

Las irregularidades encontradas en este caso son resultado de la auditoría financiera 277-DS relacionada con la Cuenta Pública 2015. Esta es la cuarta denuncia penal que se desprende de dicha auditoría.

En enero pasado, Animal Político reveló las primeras tres denuncias derivadas de la auditoría 277-DDS por convenios que la Sedesol firmó con dos universidades públicas del Estado de México y una más con la Universidad Politécnica de Chiapas, y en los que también hubo múltiples irregularidades. Dichos convenios fueron firmados y pagados tanto en la gestión de Rosario Robles como en la de José Antonio Meade al frente de Sedesol.

Con este nuevo caso ya suman 18 las averiguaciones previas y carpetas de investigación que la Procuraduría General de la República inicia por presuntos fraudes y desvíos con la modalidad de La Estafa Maestra.

Dinero desaparecido, el nuevo fraude

La nueva denuncia penal se presentó el pasado 12 de septiembre ante la Subprocuraduría Especializada de investigación de Delitos Federales de PGR.

De acuerdo con la misma, la Sedesol firmó dos convenios con la Universidad Autónoma de Zacatecas, ambos para que se realizaran trabajos orientados a integrar y fortalecer padrones de beneficiarios de programas sociales.

El primer convenio fue por un monto de 52 millones 200 mil pesos, y el segundo por 170 millones 520 mil pesos.

Para asignar estos recursos no hubo licitación ni competencia alguna. Como es habitual en el esquema de La Estafa Maestra, la dependencia involucrada asignó directamente el recurso a una universidad aprovechando una cláusula establecida en el artículo 1 de la Ley de Adquisiciones, que exenta de dicho procedimiento a los contratos que se firmen con instituciones públicas.

La condición que se establece es que sea la institución pública, en este caso la Universidad Autónoma de Zacatecas, la que realice los servicios. De hecho, como parte del procedimiento, la institución tiene que asegurar que cuenta con el personal para llevar a cabo los servicios que se le asignan.

Pero lo que los auditores encontraron en este caso (como en todos los demás) es que la Universidad terminó “subcontratando la totalidad de los trabajos que entregó a Sedesol”. Lo hizo firmando contratos directamente con dos proveedores privados, sin que hubiera algún proceso público o de competencia que garantizara que esos eran los proveedores más adecuados.

“La Universidad de Zacatecas al haber subcontratado la totalidad de los trabajos, se demostró que la SEDESOL no aseguró las mejores condiciones disponibles en cuanto a precio, calidad, oportunidad y demás circunstancias pertinentes”, indicaron los auditores.

El informe de resultados de la auditoría señala que sí existe constancia de que los servicios se llevaron a cabo por las empresas subcontratadas por la Universidad, pues hay copias de que los estudios se entregaron. Esto sin que se verificara la calidad de los mismos.

Sin embargo, lo detectado por los auditores y que representa un posible fraude al erario público, es que la Universidad transfirió mucho menos dinero a las empresas que realizaron el 100 por ciento de los servicios, sin que haya constancia de dónde está el resto del dinero o en qué se habría usado.

Por ejemplo, en el caso del convenio por el cual Sedesol transfirió a la Universidad Autónoma de Zacatecas 52 millones 200 mil pesos, dicha institución pagó al proveedor subcontratado 25 millones 578 mil pesos. Y en el caso del segundo convenio por el cual la Universidad recibió 170 millones, lo que se pagó al proveedor fueron 90 millones 911 mil pesos.

Lo anterior significa que la Sedesol entregó a la Universidad 222 millones 720 mil pesos por los dos convenios, pero dicho plantel solamente gastó (subcontratando indebidamente a terceros) 116 millones 489 mil pesos que realizaron el 100 por ciento del trabajo. En estas triangulaciones quedaron en el aire entonces más de 106 millones de pesos.

Es por ello que la ASF presentó la denuncia penal ante la PGR, con la finalidad de que se investigue a fondo el destino del dinero y se proceda en contra de los servidores públicos o exservidores públicos que resulten responsables.

Muchas denuncias, varias congeladas

El pasado 29 de junio el titular de la ASF, David Rogelio Colmenares Páramo, dio a conocer que su institución había presentado hasta ese momento 17 denuncias penales ante la PGR, por las irregularidades cometidas en la contratación irregular de servicios abusando de las excepciones del artículo 1 de la Ley de Adquisiciones, casos periodísticamente conocidos como La Estafa
Maestra.

Dichas denuncias, dijo el auditor, involucraban un monto de 3 mil 37 millones de pesos hasta ese momento.

Con este nuevo caso entre la Sedesol y la Universidad de Zacatecas, el balance asciende a 18 denuncias penales presentadas por la ASF, por un monto que ya sobrepasa los 3 mil 100 millones de pesos.

Hasta ahora el estatus oficial de todas las averiguaciones previas y carpetas de investigación iniciadas por PGR a partir de estas denuncias es en integración.

Ningún caso ha sido enviado, hasta ahora, ante un juez federal y tampoco se ha procedido penalmente en contra de algún funcionario responsable.

En una reunión con periodistas el pasado 3 de octubre el subprocurador de Delitos Federales de PGR, Felipe Muñoz, reveló que varias de las averiguaciones previas abiertas por estas denuncias ya tienen un grado de avance importante y prácticamente estaban listas para ser consignadas ante
un juez.

Sin embargo, Muñoz dijo que se tomó la determinación de dejarlas en espera ya que las investigaciones se hicieron a partir de datos bancarios obtenidos sin autorización de un juez, facultad con la que contaba la PGR antes de un criterio de la Suprema Corte emitido a finales del año pasado, y en el que se establece que romper el secreto bancario es ilegal si no hay un aval de un jugador.

En ese contexto Muñoz dijo que esos casos tendrán que esperar hasta que quede claro si la Corte aplicará retroactivamente ese criterio. De ser el caso, habría que reiniciar las investigaciones desde cero.

Animal Político publicó el pasado 19 de septiembre que por el caso de La Estafa Maestra hay 11 exfuncionarios sancionados, pero se trata de procesos administrativos llevados por la Secretaría de la Función Pública, y no de los casos penales a cargo de PGR.

Lo que hacemos en Animal Político requiere de periodistas profesionales, trabajo en equipo, mantener diálogo con los lectores y algo muy importante: independencia. Tú puedes ayudarnos a seguir. Sé parte del equipo. Suscríbete a Animal Político, recibe beneficios y apoya el periodismo libre.

#YoSoyAnimal

Por qué hay tanta urgencia por encontrar el origen animal del coronavirus

De animales a humanos, ¿cómo dio el salto el nuevo coronavirus? Esta es la evidencia científica que hay hasta el momento sobre el tema.
26 de febrero, 2020
Comparte

En algún lugar de China, un murciélago vuela por el cielo y deja un rastro de coronavirus en sus excrementos, que caen entre el follaje de un bosque.

Un animal salvaje, posiblemente un pangolín que está buscando insectos para la cena entre las hojas, toma contacto con los excrementos… y con el virus.

El temido coronavirus circula entre los animales de vida salvaje. Eventualmente uno de estos es capturado, entra en contacto con los humanos y de alguna manera una persona queda infectada. Y este individuo a su vez se lo transmite a sus compañeros en el mercado, donde se venden otros animales salvajes. Ha nacido un brote global, que según la OMS podría ser una “pandemia”.

Los científicos están tratando de probar la verdad de este escenario mientras adelantan su investigación sobre cómo los animales fueron vehículo de este virus que ahora representa una amenaza para los humanos.

Hallar la secuencia de eventos es un “trabajo de detective”, le dijo a la BBC el profesor Andrew Cunningham, de la Sociedad Zoológica de Londres.

Un amplio rango de animales pueden haber servido de “huésped” del virus, especialmente el murciélago, conocidos por portar un número considerable de distintos coronavirus.

Coronavirus bajo el microscopio.

Getty Images
Así se ve el coronavirus bajo el microscopio.

Entonces, ¿qué tanto sabemos del “traspaso indirecto”, como se conoce en el mundo científico a esa transferencia del virus de un ser vivo a otro?

Cuando los científicos lograron descifrar el código genético del nuevo coronavirus, llamado covid-19, después de tomar una muestra de un paciente infectado, los murciélagos fueron los principales implicados.

Estos mamíferos se mantienen en enormes colonias, vuelan largas distancias y están presentes en casi todos los continentes.

Y lo más extraño: no se enferman mucho, pero tienen la capacidad de esparcir patógenos a gran distancia y de manera muy amplia.

De acuerdo a la profesora Kate Jones, de University College London (UCL), hay evidencia de que los murciélagos se han adaptado a las altas demandas de energía de sus vuelos y han mejorado su capacidad de reparar el daño en su ADN.

“Esto podría permitirles hacer frente a una mayor carga de virus antes de enfermarse, pero esto es solo una hipótesis en la actualidad“, anotó Jones.

No hay duda ya de que el comportamiento de los murciélagos ha ayudado a la dispersión del virus.

“Cuando se considera la forma en que viven, es normal que tengan una gran variedad de virus. Y como son mamíferos, existe la posibilidad de que algunos de ellos puedan infectar a los humanos directamente o a través de una especie huésped intermedia”, agregó el profesor Jonathan Ball, de la Universidad de Nottingham.

Una mujer usa una máscara mientras llevaba un perro en la calle en Wuhan, China

Getty Images
La mayoría de las infecciones están en China, pero otras naciones están luchando contra el virus.

Ahora, la segunda parte de este rompecabezas es establecer la identidad del misterioso animal que incubó el virus en su cuerpo y que posiblemente hizo que terminara en un mercado de Wuhan, China, donde está el epicentro del contagio.

El principal sospechoso es un pangolín.

Este animal, un mamífero que se alimenta de hormigas, es tal vez la especie más traficada a nivel mundial – lo que además lo ha puesto en peligro de extinción.

La particular piel del pangolín tiene mucha demanda, sobre todo para uso medicinal en China, aunque su carne es también requerida en otros países.

Los coronavirus han sido detectados en pangolines y, de acuerdo a algunos científicos, un tipo muy cercano al coronavirus que está causando este brote.

¿Podrían el virus del murciélago y el virus del pangolín haber modificado su genética antes de propagarse a los humanos? Aquí es donde los expertos son cautos.

Por ejemplo, todavía no ha sido entregado un estudio completo sobre el pangolín, por lo que la información es imposible de verificar científicamente.

Oficiales del gobierno confiscan gatos de civeta en el mercado de vida silvestre Xinyuan en Guangzhou para prevenir la propagación de la enfermedad del SARS en 2004

Getty Images
Las autoridades confiscan civetas en el mercado de vida silvestre de Xinyuan en Guangzhou para evitar la propagación del Sars.

El profesor Cunningham señaló que la proveniencia y el número de pangolines examinados por los investigadores es un dato importante.

“Quedan muchas preguntas sobre ese análisis: ¿se pudieron examinar animales directamente en estado salvaje (lo que es más importante para el resultado) o simplemente fueron pangolines que ya estaban en el mercado de Wuhan (en cuyo caso las conclusiones sobre si son los portadores del virus no son los suficientemente robustas)?”, anotó.

Los pangolines y otras especies silvestres, incluida una variedad de murciélagos, se venden ampliamente en los mercados chinos, lo que hace más fácil la transmisión de virus.

Estos mercados crean las condiciones ideales para que los virus muten y salten de una especie a otra, incluido a los seres humanos”, añadió Cunningham.

El mercado

El mercado de Wuhan, que fue cerrado después de que se conociera el brote, tenía una sección de animales silvestres, donde eran sacrificados distintos ejemplares cuyas partes se venden luego como alimento, tales como camellos, koalas y distintas especies de aves.

El diario británico The Guardian señaló que en algunos puestos se vendían cachorros de lobo vivos, cigarras, escorpiones, ratas, ardillas, zorros, civetas, puercoespines, salamandras, tortugas y cocodrilos.

Por lo que sabemos, los murciélagos y pangolines no figuraban en esa lista, pero las autoridades en China tienen información concreta de qué animales fueron vendidos en ese mercado.

“Si la mutación en el virus ocurrió, necesitamos saber si va a volver a ocurrir. Es fundamental desde el punto de vista de la salud pública. Necesitamos saber específicamente el tipo de animal y los riesgos que existen de que pueda haber otra mutación, otro cambio en el virus”, dijo Cunningham.

Los camellos pueden albergar el nuevo coronavirus, MERS

Getty Images
Los camellos pueden albergar el nuevo coronavirus, MERS.

Muchos de los virus que se han vuelto familiares -por su alcance- en los últimos años provienen originalmente de animales.

Esa es la historia del ébola, el VIH, SARS y ahora el coronavirus. El profesor Jones insiste en que eso podría deberse a nuestra creciente capacidad para detectarlos, a la cada vez más ubicua conectividad o a la invasión de hábitats silvestres, “cambiando los paisajes y entrando en contacto con nuevos virus que la población humana no ha visto antes”.

Si entendemos los factores de riesgo, podemos tomar medidas para evitar que ocurra en primer lugar sin afectar negativamente a los animales salvajes“, explicó el profesor Cunningham.

Los conservacionistas se esfuerzan al señalar que, aunque se cree que los murciélagos portan muchos virus, también son esenciales para que funcionen los ecosistemas.

“Los murciélagos insectívoros comen grandes volúmenes de insectos como mosquitos y plagas agrícolas, mientras que los murciélagos que se alimentan de frutos polinizan árboles y esparcen sus semillas”, anotó.

Se venden murciélagos en un mercado indonesio este mes

Getty Images
Se venden murciélagos en un mercado indonesio este mes

“Es imperativo que estas especies no sean sacrificadas a través de medidas equivocadas de ‘control de enfermedades'”, añadió.

Después de Sars en 2002, causado por un coronavirus muy similar al que ahora está surgiendo en China, hubo una prohibición temporal en los mercados de animales silvestres. Pero los mercados volvieron a surgir rápidamente en China, Vietnam y otras partes del sudeste asiático.

China ha suspendido nuevamente la compra y venta de productos de animales salvajes, que se utilizan comúnmente para alimentos, pieles y medicinas tradicionales. Los informes sugieren que esto puede hacerse permanente.

Si bien es posible que nunca sepamos exactamente cómo o dónde la enfermedad responsable de muchas muertes dio el salto a los humanos, la profesora Diana Bell de la Universidad de East Anglia dice que podemos prevenir otra “tormenta perfecta“.

“Estamos reuniendo animales de diferentes países, diferentes hábitats, diferentes estilos de vida, en términos de animales acuáticos, animales arbóreos, etc., y los mezclamos y es una especie de crisol, y tenemos que dejar de hacerlo”, concluyó.


Ahora puedes recibir notificaciones de BBC News Mundo. Descarga la nueva versión de nuestra app y actívalas para no perderte nuestro mejor contenido.

https://www.youtube.com/watch?v=B_Gzc2Z7uQY

https://www.youtube.com/watch?v=FAfZ-GhFurA&t=6s

https://www.youtube.com/watch?v=6AMWU9EbdCU

Lo que hacemos en Animal Político requiere de periodistas profesionales, trabajo en equipo, mantener diálogo con los lectores y algo muy importante: independencia. Tú puedes ayudarnos a seguir. Sé parte del equipo. Suscríbete a Animal Político, recibe beneficios y apoya el periodismo libre.

#YoSoyAnimal
close
¡Muchas gracias!

Estamos procesando tu membresía, por favor sé paciente, este proceso puede tomar hasta dos minutos.

No cierres esta ventana.

close
Información verificada del COVID-19 #CoronavirusFacts