Manuel Granados deja la presidencia del PRD; partido elegirá en noviembre nueva dirigencia

La dimisión se da en medio de la crisis económica que vive el partido y que lo obligó a despedir a todos sus empleados. Ángel Ávila, secretario general del partido, tomará de manera interina la dirigencia.

PRD
Sede nacional del PRD. Cuartoscuro

Manuel Granados renunció este lunes a la presidencia del Partido de la Revolución Democrática (PRD), para cumplir con la sentencia del Tribunal Electoral que ordenó al partido emitir la convocatoria para renovar su dirigencia.

En una carta, Granados Covarrubias dijo que no buscaba permanecer por más tiempo en el cargo, además de que el sol azteca “tiene que iniciar un proceso de deliberación interna luego de los resultados de la pasada elección”.

Ángel Ávila, secretario general del partido, tomará de manera interina la dirigencia.

El pasado 12 de octubre el Tribunal Electoral del Poder Judicial de la Federación (TEPJF) ordenó al PRD emitir la convocatoria para renovar su dirigencia nacional en máximo 60 días, a petición de un ciudadano, señaló el TEPJF en un comunicado.

Esta es la segunda ocasión en que el Tribunal pide al partido iniciar la renovación de su dirigencia.

El pasado 24 de agosto, la Sala Superior ordenó que, conforme a los procedimientos que indica su normatividad, se realizara la renovación de los órganos de dirección nacional. No obstante, el partido político omitió llevar a cabo la renovación instruida por la Comisión Nacional Jurisdiccional.

Granados añadió que el PRD tiene mucho que aportar a la vida nacional al ser “un orgulloso partido de izquierda”, respetuoso de quienes piensan distinto y tolerantes a la libertad de expresión.

La renovación de la dirigencia se hará durante el XV Congreso Nacional Extraordinario que se realizará los próximos 17 y 18 de noviembre.

El Congreso tendrá como objetivo analizar y reformar el Estatuto, para ello, la Comisión Organizadora – la cual estará conformada por el Comité Ejecutivo Nacional y la Comisión Nacional de Diálogo – emitirá el 26 de octubre una lista de temas a discutir en el Congreso.

La renuncia de Granados y la próxima discusión del futuro del partido se suman a la crisis económica que vive el PRD y que obligó al partido a despedir a todos sus empleados y solo recontratar al personal necesario.

La crisis se deriva de una multa de 125 millones de pesos impuesta por el INE por la campaña del 2012; la reducción de prerrogativas porque solo alcanzó el 5% de la votación y el posible descuento del 50% del financiamiento a los partidos como propone una iniciativa presentada en el Congreso.

Close
Comentarios