Taylor Swift vs. Kanye: de rivales en la música a la controversia política
close
Recibe noticias a través de nuestro newsletter
¡Gracias! Desde ahora recibirás un correo diario con las noticias más relevantes.
sync
Getty Images

Taylor Swift vs. Kanye: de rivales en la música a la controversia política

Swift se pronunció el domingo a favor de dos candidatos demócratas de su estado natal; West se reunirá con Donald Trump en la Casa Blanca.
Getty Images
10 de octubre, 2018
Comparte

La rivalidad más famosa de la música, entre la cantante Taylor Swift y el rapero Kanye West, se ha convertido oficialmente en un enfrentamiento político.

Swift, quien durante mucho tiempo había evitado hacer pública sus posturas políticas, se pronunció el domingo a favor de dos candidatos demócratas de su estado natal de Tennessee que compiten en elecciones de medio término que se celebrarán el próximo 6 de noviembre.

Y tan solo 24 horas después del post de Swift en Instagram, 65,000 personas se registraron para votar en todo Estados Unidos.

Mientras que West, quien nunca ha sido tímido en expresar su apoyo a Donald Trump, se reunirá con el mandatario estadounidense en la Casa Blanca esta semana para un almuerzo.

Ambos artistas provocaron así un debate sobre celebridades y respaldos políticos que abarca ambos lados del espectro político de Estados Unidos.

¿Cómo fue que una rivalidad musical que inició hace casi 10 años llegó hasta aquí? Recapitulemos…

2009: Inician los enfrentamientos

Todo inició en septiembre de 2009 en la ceremonia de premios MTV Video Music Awards que se realizó en el Radio City Music Hall de Nueva York.

Swift, de 19 años en aquel entonces, acababa de derrotar a la cantante Beyoncé en la categoría de Mejor Video Femenino con su himno adolescente You Belong With Me, cuando West, de manera intempestiva, saltó al escenario para interrumpirla en medio de su discurso de aceptación.

Kanye West le quita el micrófono a Taylor Swift

Getty Images
El premio de 2009 fue el primero que ganó Swift por un video musical.

“Hey, Taylor, estoy muy feliz por ti, te voy a dejar terminar, pero ¡Beyoncé tuvo uno de los mejores videos en la historia! ¡Uno de los mejores videos en la historia!” declaró el rapero ante millones de personas que vieron el evento.

Beyoncé se veía incrédula, la multitud lo abucheó y Swift se veía desorientada. Supuestamente abandonó el escenario en lágrimas.

Posteriormente, en la ceremonia, Beyoncé invitó a Swift de regreso al escenario para que “tuviera su momento”. Dos días después, en el show del comentarista Jay Leno, West admitió que lo que hizo fue grosero.

A pesar de que se llegó a disculpar varias veces, el momento no se puede borrar. Incluso el ex presidente de Estados Unidos, Barak Obama lo calificó de “burro por el incidente.

2010: Kanye se disculpa

En un episodio de mucha actividad en Twitter en septiembre de 2010, West nuevamente se disculpó y, antes de borrar su cuenta, dijo que había escrito una canción para Swift.

Kanye West con Donald Trump.

AFP
West nunca ha ocultado su apoyo a Trump.

Pero unos cuantos días después, la cantante de country-pop debutó su canción “Innocent” en los premios VMA de 2010, la cual tenía una punzada para West: “Treinta y dos y sigues creciendo// Lo que eres no es lo que hiciste// Sigues siendo un inocente”.

West posteriormente retractó su disculpa y acusó a Swift de aprovechar la oleada de publicidad de los VMA.

2013: Kanye siempre no se disculpa

Días antes de convertirse en padre por primera vez con su pareja Kim Kardashian, West tuvo una extensa entrevista con el diario New York Times en la que declaró que no se arrepentía de nada relacionado con el incidente con Swift.

Kim y Kanye en un juego de los Lakers en 2012

Getty Images
West y Kim Kardashian empezaron a salir en 2012

“Si alguien lee esto en espera de algún tipo de disculpa total y plana por algo, deberían dejar de leer en este momento”, dijo.

También dijo que su disculpa anterior se debió a la “presión externa”.

2015: ¿Mejores amigos?

Para el año 2015, la enemistad entre ambos artistas se veía como algo del pasado. West llegó a insinuar que trabajarían juntos en alguna canción y Kardashian asistió a un concierto de Swift en Londres con su hermana Kendall.

Los tres se mostraron amistosos en la ceremonias de premiación de ese año, y en los VMA Swift hizo referencia a su infame interrupción en el escenario cuando West presentó el premio especial Video Vanguard Award.

MTV Video Music Awards del 2015

Getty Images
West le mandó a Swift flores después de la ceremonia, con las que ella posó para una foto que publicó en un post que ya borró.

Swift incluso jugó en redes sociales con la idea de ser compañera de campaña de West después de que él aparentemente anunciara su intención de postularse para presidente en 2020 durante su discurso de aceptación.

2016: La rivalidad vuelve a empezar

Todo cambió cuando West lanzó su (ahora infame) canción Famous en febrero de 2016.

En la canción decía: “Me parece que yo y Taylor podríamos tener sexo// ¿Por qué? Yo hice a esa perra famosa“.

Luego de que la letra de la canción generara críticas, West la defendió en Twitter diciendo que estaba halagando y citando a la estrella pop.

“Llamé a Taylor y tuve una conversación de una hora con ella sobre esa línea y ella pensó que era gracioso y le dio su bendición”, escribió en un Tweet.

Pero los representantes de Swift arremetieron de regreso, insistiendo en que a ella no se le informó sobre la parte de “perra” y que le habían “advertido sobre lanzar una canción con un mensaje misógino tan fuerte”.

Kanye West y Taylor Swift en una ceremonia en 2015

Getty Images
Los artistas parecían llevarse bien en 2015

Cuando Swift se llevó el Grammy de Álbum del año, solo unas semanas después por su álbum 1989, lanzó un ataque velado contra West.

“Habrán personas en el camino que intentarán socavar tu éxito o llevarse el crédito por tus logros y tu fama. Pero si te mantienes enfocado en tu trabajo y no permites que esas personas te desvíen, cuando llegues a donde te lo propusiste mirarás a tu alrededor y sabrás que fuiste tu y las personas que te aman los que te llevaron ahí, y ese será el mejor sentimiento del mundo”, dijo en su discurso.

En la portada de julio de la revista GQ, Kardashian replicó insistiendo nuevamente en que Swift había “aprobado totalmente” la canción Famous.

“De repente quiso actuar como si no lo hubiera (aprobado). Lo juro, mi esposo recibe mucha m… por las cosas (cuando) realmente estaba haciendo las cosas de manera adecuada, incluso llamó para que lo aprobaran”, le dijo a la revista.

Kanye West y Kim Kardashian.

Getty Images
A principios de este año, Kardashian le mandó botellas de su perfume a quienes la “odian”, incluida Swift.

También dijo que había una grabación de la llamada, y alegó que el abogado de Swift les dijo que la destruyeran.

West después quitó el video de la canción, que era mucho más provocativo que la letra. En él se veía a una modelo idéntica a Swift, desnuda, en una cama gigante junto a otras personalidades como Trump, George W. Bush, Rihanna y la editora de Vogue, Anna Wintour (jutno a Kanye, Kardashian y dos de sus ex parejas).

Kardashian después compartió un video sobre la supuesta llamada y criticó a Swift en Twitter con muchas imágenes de víboras.

“Esperen, ¿realmente es el día nacional de las víboras? Hay días festivos para todo, digo, para todo estos días” escribió la celebridad.

En un post que ya borró, Swift volvió a insistir en que no estaba al tanto de la línea en la que se refiere a ella como “perra” y acusó a los dos de difamación.

“Realmente me gustaría que me excluyeran de esta narrativa, una de la que nunca pedí ser parte desde 2009″, concluyó en su declaración.

2017: Mira lo que me hiciste hacer

Previo al lanzamiento de su sexto álbum de estudio Reputation, Swift limpió su cuenta de Instagram y bromeó sobre el lanzamiento con videos de serpientes. De hecho adoptó al reptil en la promoción y giras como su nueva mascota.


Su canción “Mira lo que me Hiciste Hacer”, anunció que la vieja Taylor estaba “muerta” y presentaba letras que muchos creyeron que aludía a la rivalidad con West: “El mundo sigue/ Otro día otro drama, drama/ Pero no para mí, no para mí / lo único en lo que pienso es en karma”.

El video de la canción rompió récord en YouTube, atacó a sus críticos y se burló de sí misma. También presentaba a la cantante vistiendo su atuendo de los VMA de 2009 repitiendo su declaración sobre la “narrativa” de la que no quería formar parte.

2018: ¿Qué sigue?

Ahora, en lugares opuestos del espectro político, esa reunión para la campaña de broma del 2020 parece más improbable que nunca.

Pero, ¿qué tan en serio se les debería tomar políticamente?

El sitio Vote.org le dijo a Buzzfeed News que el post que Swift publicó el domingo en su cuenta de Instagram, que tiene 112 millones de seguidores, produjo un incremento en los registros de votantes.

Y tampoco parece que los West planeen alejarse de la arena política.

Kardashian llevó un caso de indulto a la Casa Blanca a principios de este año, lo que resultó en la liberación temprana de Alice Johnson, una abuela de 63 años.

La estrella de Keeping Up With the Kardashians dijo que quiere hacer más labor de defensa política y ha hablado en favor de la organización de salud reproductiva Planned Parenthood. También se pronunció en contra de las armas de fuego en su reality show en el pasado.

A West, por su parte, se le vio por primera vez en reunión con el entonces presidente electo Donald Trump en 2016, en la Trump Tower.

En las últimas semanas se le ha visto varias veces con la gorra de Make America Great Again (“Hagamos nuevamente grande a EU”) que caracteriza a los seguidores de Trump, se pronunció en defensa del presidente en el show Saturday Night live, eliminó (de nuevo) sus cuentas en redes sociales y ahora está listo para un almuerzo en la Casa Blanca.

Un nuevo capítulo podría estar a punto de empezar.


Ahora puedes recibir notificaciones de BBC News Mundo. Descarga la nueva versión de nuestra app y actívalas para no perderte nuestro mejor contenido.

Lo que hacemos en Animal Político requiere de periodistas profesionales, trabajo en equipo, mantener diálogo con los lectores y algo muy importante: independencia. Tú puedes ayudarnos a seguir. Sé parte del equipo. Suscríbete a Animal Político, recibe beneficios y apoya el periodismo libre.

#YoSoyAnimal
José Luis de la Cruz

Contagios masivos y 20 muertes por COVID-19, las denuncias al interior de penales en Guerrero

Cuentan internos de Chilpancingo y Acapulco, que casi la población total de ambos centros ya enfermó de la COVID-19.
José Luis de la Cruz
Por Marlén Castro / Amapola Periodismo
1 de julio, 2020
Comparte

“Yo estuve enfermó de coronavirus pero gracias a Dios ya salí”, cuenta Sergio, un interno del penal de Acapulco, Guerrero.

“Pero no todos tuvieron la mala suerte, ya murieron aquí dentro como unos 20. Cayeron enfermos y a sus familias solo les entregaron sus cenizas”.

Te puede interesar: La falta de pruebas impide saber el impacto de COVID-19 en las cárceles

A mediados de mayo, cuenta Sergio, empezaron los primeros contagios en el penal de Acapulco.

Él estuvo mal como tres semanas. “Me dolía el cuerpo, tenía tos fuerte y dificultades para respirar, se me fue el olfato y la comida no me sabía a nada”.

Dice que cuando empezaron los primeros contagios, a todos los internos los hicieron traer cubrebocas, pero no sirvió de nada.

Asegura que prácticamente a todos los internos del penal de Acapulco ya les dio esa enfermedad.

Los centros penitenciarios administrados por las entidades federativas, de acuerdo con el Censo Nacional de Gobierno, Seguridad Pública y Sistemas Penitenciarios Estatales, del INEGI, alojan más gente de la que pueden acoger.

El Cereso de Acapulco es uno de los penales del país que registran mayor sobrepoblación. La tasa de sobrepoblación de los penales de Guerrero, de acuerdo con el Diagnóstico Nacional de Supervisión Penitenciaria de la Comisión Nacional de Derechos Humanos (CNDH) es de 142%. Este penal tiene 2, 100 presos.

“Al principio, subíamos por grupos para ser atendidos en la enfermería, pero después nos pidieron permanecer en nuestras celdas, bajaban a checarnos la temperatura y a darnos el medicamento”.

Asegura que a los internos mayores los separaron del resto de la población, pero se enteraban cuando fallecía alguno.

Una fuente oficial del gobierno estatal que se consultó sobre el caso de los fallecimientos por coronavirus en Acapulco negó la existencia de muertos en este penal.

El penal de Chilpancingo

La noche del 31 de mayo, Salvador, un interno del penal de Chilpancingo, Guerrero, se durmió con un leve dolor de cabeza. Cuenta, mediante mensajes de teléfono, que sintió mucho miedo, porque ya había varios enfermos de coronavirus.

“Al día siguiente, tuve dolor de cabeza intenso, me dio temperatura, tenía escalofríos con un sudor pegajoso”.

Salvador asegura que en el penal de Chilpancingo, cerca del 80% de la población ya cayó enferma de coronavirus. Este Cereso tiene una población de 960 personas detenidas.

El 1 de junio, como a las 10 de la mañana, Salvador solicitó atención médica.

“Me formé para que me atendieran desde temprano, no era el único con esos síntomas, estábamos ahí varios pidiendo que nos dieran medicinas para ya no sentir ese dolor, pero a los hombres no nos pasaban solo a las mujeres así que protestamos porque también merecemos atención”.

Les dijeron que se enfermaron de dengue no de coronavirus. Pero él asegura que el brote que tuvieron ahí fue de coronavirus, porque todos presentaron dificultad para respirar.

De los internos del penal no ha muerto nadie, de acuerdo con la información de Salvador, pero hace tres semanas falleció un custodio justo cuando estaba en servicio.

Al guardia, un hombre ya grande, le dio un infarto. Se desplomó y se murió ahí mismo, cuenta Salvador cuyo verdadero nombre, al igual que el de Sergio, son confidenciales.

Dice que los internos vieron al custodio con los mismos síntomas que ya tenían varios de ellos, tos seca y gripa.

Este trabajo se publicó originalmente en Amapola Periodismo, consulta aquí el texto completo.

Lo que hacemos en Animal Político requiere de periodistas profesionales, trabajo en equipo, mantener diálogo con los lectores y algo muy importante: independencia. Tú puedes ayudarnos a seguir. Sé parte del equipo. Suscríbete a Animal Político, recibe beneficios y apoya el periodismo libre.

#YoSoyAnimal
close
¡Muchas gracias!

Estamos procesando tu membresía, por favor sé paciente, este proceso puede tomar hasta dos minutos.

No cierres esta ventana.