close
Suscríbete a nuestro newsletter
¡Gracias! Desde ahora recibirás un correo diario con las noticias más relevantes.
sync
Cuartoscuro
Números dudosos, políticas cortas y calles peligrosas: así es el problema de seguridad vial en México
El próximo secretario de Movilidad de CDMX y uno de los principales especialistas en el tema del país analizan las deficiencias en torno a este problema de salud y seguridad pública.
Cuartoscuro
13 de noviembre, 2018
Comparte

El pasado 7 de noviembre un tráiler se impactó a más de 160 kilómetros por hora contra múltiples coches en la autopista México-Toluca. El saldo: 10 personas muertas. Este fue uno de múltiples accidentes vehiculares que a diario se registran en nuestro país, y que de 2015 a la fecha han dejado más de 40 mil personas muertas, en promedio 32 todos los días.

Pero pese a la gravedad de este problema, hay dudas y deficiencias sobre las cifras oficiales de las diferentes instancias de gobierno encargadas de documentar las muertes y los casos. De acuerdo con expertos en la materia, no hay claridad siquiera en cuantas personas son en realidad las que fallecen a causa de estos percances, pese a que existen varias bases de datos oficiales.

No existe una política pública nacional en materia de percances vehicular y, aunque se han hecho esfuerzos en distintos momentos para avanzar en este tema, hoy cada estado actúa por separado. Incluso en la misma Ciudad de México, donde los datos marcan un descenso de accidentes, se advierte una carencia de indicadores para medir la efectividad real de las acciones implementadas.

A lo anterior se suma un hecho innegable que los expertos destacan: México es un país donde el común denominador son las calles peligrosas. Arterias mal diseñadas que se pensaron solo para el paso de los automóviles, poniendo en riesgo constante a ciclistas y peatones.

A propósito de la publicación de Animal Político sobre los estados que son los más peligrosos en materia de percances vehiculares y del crecimiento de los mismos, se recabó la opinión de Andrés Lajous, maestro en planeación urbana por el Instituto Tecnológico de Massachusetts (MIT) y próximo secretario de Movilidad de Ciudad de México, y Xavier Treviño, quien cuenta con estudiosos urbanos por el Colegio de México, fue fundador de la oficina en México de ITDP y actualmente es co-director de Céntrico.

A continuación una síntesis de sus principales anotaciones:

El problema de las cifras

Los datos del Secretariado Ejecutivo del Sistema Nacional de Seguridad Pública (SESNSP) recabados a partir de las carpetas de investigación por homicidio culposo y lesiones culposas derivadas de accidentes vehiculares, arrojan que todos los días en el país mueren 32 personas en promedio por esta causa, mientras que 81 resultan lesionadas.

De acuerdo con dichos datos las víctimas por esta causa han crecido en los últimos tres años casi 18% mientras que en 25 de las 32 entidades federativas se ha incrementado la incidencia de estos casos.

Pero los expertos advierten que la tendencia al alza en la estadística del SESNSP se contradice con la del Inegi que marca un descenso en los últimos años en los percances viales, o con la de la Consejo Nacional para la Prevención de Accidentes (Conapra) que sí registra un incremento aunque menor al del Secretariado.

“Las fuentes son distintas y cada quien que lo mire tendrá una forma distinta de hacerlo. En ese sentido es lógico que los datos sean distintos pero no queda claro cuál es la más certera porque no tenemos una metodología definida” dijo Treviño.

Por su parte, Lajous destacó que los datos del Inegi, aun cuando no necesariamente están libres de un subregistro, pueden tener mayor solidez pues la línea de seguimiento es más antigua.

Las (no) políticas públicas

En México no existe una política pública nacional (vinculante o no para los estados) para tratar de reducir los accidentes de tránsito y las afectaciones humanas que conllevan en los estados. En ello coinciden los expertos aunque difieren respecto a las causas de esta situación.

Xavier Treviño opina que esto se debe principalmente a que el tema está mal sectorizado el problema desde su concepción. “Los accidentes de tránsito son vistos como un tema de salud por ser accidentes, pero en realidad son un tema de seguridad pública y desde ahí debería enfocarse una política de prevención que no tenemos” dijo.

Por su parte, Andrés Lajous  ve complejo que exista una política nacional dado que los temas de movilidad, en general, son responsabilidad de los gobiernos estatales y a veces de los municipales. Destacó que en distintos momentos se han dado pasos adelante, por ejemplo con la creación de la Iniciativa Mexicana de Seguridad Vial en 2008, pero dijo que incluso en localidades como ciudad de México  – donde hay una reducción de accidentes fatales – hace falta una mejor política pública.

Treviño subraya que ha habido esfuerzo sobre todo en algunas ciudades como la capital del país o Guadalajara para implementar acciones y programas encaminados a reducir las muertes por hechos de tránsito, pero que la realidad general es que no existe una política consolidada en la materia en el país.

Calles peligrosas

Los expertos coinciden en que una de las causas coyunturales detrás de los accidentes vehiculares con consecuencias fatales es el mal diseño de las calles.

“El diseño de una arteria es muy importante sobretodo en lugares donde sabes que suceden. Y cuando son recurrentes los accidentes viales en algunas zonas te tienes que preguntar cómo está la infraestructura. Los ejes viales por ejemplo, pensados para los autos, son sitios comunes de accidentes” dijo Lajous.

Una calle mal diseñada, detalla Treviño, es aquella que se construyó teniendo como prioridad el paso de los automóviles (más coches y más rápido) sin tomar en cuanto a otros actores del espacio público como los peatones o ciclistas.

“Un mal diseño provoca que los coches vayan muy rápidos en zonas urbanas. Sucede menos en el sur del país porque el parque vehicular es menor pero en el norte las calles son amplias y hay muchos coches. Por ello los datos de incidencia en el norte son peores que en el sur” explicó Treviño.

Lajous añade: “Muchas de las fatalidades en accidentes de tránsito son las que tienen que ver con atropellamientos y eso tiene que ver con que no tenemos una infraestructura accesible para los peatones y que la infraestructura esté diseñada de origen pensando que van a existir peatones y no solo a los automóviles. Hay cosas de infraestructura importantes que tienen que hacerse.

¿Por qué han descendido los accidentes fatales en CDMX?

De acuerdo con los datos el SESNSP, en los últimos tres años el número de personas muertas por accidentes de tránsito se ha reducido más de 30 por ciento en Ciudad de México. Es la segunda entidad federativa con mayor descenso del país y una de las siete que registra una caída en este rubro, contraria a la tendencia nacional que es al alza.

Sobre este tema Andrés Lajous, próximo secretario de Movilidad de la capital, advirtió que hay que tener precaución con estas cifras porque es posible que exista un subregistro en la capital o una medición imprecisa. No obstante, reconoció que otras fuentes como Inegi también identifican un descenso en los accidentes vehiculares en Ciudad de México el cual viene desde inicios de la administración de Marcelo Ebrard.

“De hecho el descenso de los muertos por accidentes de tránsito en Ciudad de México inicia desde 2007 y es coincidente con el tema del alcoholímetro. Desde ahí hemos tenido varias acciones más como el cambio del paradigma de la movilidad y la ley en la materia, el cambio en el Reglamento de Tránsito, las fotomultas… es difícil atribuir el descenso a una sola cuestión en específico” señaló.

En este contexto, Lajous adelantó que en la próxima administración que encabezará Claudia Sheinbaum se creará un catálogo bien definido de indicadores que permita medir adecuadamente el impacto de las acciones que se implementen.

La administración actual de Ciudad de México, encabezada primero por Miguel Ángel Mancera y actualmente por José Ramón Amieva ha defendido que el descenso en los percances vehiculares se debe a acciones específicas implementadas en este sexenio como la nueva Ley de Movilidad Vial, el Reglamento de Tránsito y la implementación del sistema de fotomultas.

¡Gracias por leer! Ayúdanos a seguir con nuestro trabajo. ¿Cómo? Ahora puedes suscribirte a Animal Político en Facebook. Con tu donativo mensual recibirás contenido especial. Entérate cómo suscribirte aquí. Consulta nuestra lista de preguntas frecuentes aquí.
Getty Images
"El 99% de los niños respira aire tóxico": así se vive en Ulan Bator, la capital más contaminada del mundo
En Mongolia la contaminación ha alcanzado niveles apocalípticos. El país ya se ha calentado 2.2 grados, obligando a miles de personas a abandonar el campo y el estilo de vida tradicional de pastoreo para mudarse a ciudades contaminadas.
Getty Images
25 de marzo, 2019
Comparte

En la capital de Mongolia la contaminación ha alcanzado niveles apocalípticos.

Y el problema está intrínsecamente vinculado al cambio climático.

El país ya se ha calentado 2.2 grados, obligando a miles de personas a abandonar el campo y el estilo de vida tradicional del pastoreo para mudarse a ciudades contaminadas, donde el 90% de los niños respira aire tóxico.

Los últimos pastores

Erkhembayar y su hermano deberían ser los siguientes de su familia en convertirse en pastores nómadas.

Pero a pesar de su claro dominio del manejo de animales puede que nunca tengan la oportunidad.

Cada vez es más difícil vivir en la estepa de Mongolia.

Su padre, Eredenkhu Buyandelger, dice que es la primera vez que ve un invierno sin nieve. Su esposa Chaminmunkh Batsaikhan cree que la primavera también será muy dura.

“Es probable que mueran muchos de nuestros animales”, dice.

Este año no hay nieve. Pero el año pasado fue lo contrario.

La gran cantidad de precipitaciones acabó con gran parte del rebaño de la familia.

Perdieron todos sus caballos, 20, y más de 30 ovejas.

La vida de los pastores se está volviendo cada vez más difícil, debido a los constantes cambios del clima que están teniendo lugar en los últimos años.

Tras dos veranos secos siguieron dos inviernos increíblemente fríos.

Los animales, débiles debido a la falta de alimento durante el verano, no sobrevivieron el invierno.

Y este año el clima ha sido completamente distinto: mientras que el verano ha sido húmedo y con inundaciones, el invierno ha sido extremadamente seco.

Durante el invierno la pradera normalmente se cubre de nieve, protegiendo la hierba. Pero ahora los pastores nómadas temen que no quede hierba para la primavera, ya que los animales comen todo lo que encuentran.

“Si hay otra temporada espantosa todo nuestro rebaño desaparecerá“, dice Chaminmunkh Batsaikhan. “Y puede que nuestro estilo de vida tampoco sobreviva“.

“No quiero que mis hijos se conviertan en pastores en estas condiciones”.

Una capital tóxica

Amanece en Ulán Bator. Los adultos se preparan para ir al trabajo y los niños para ir a la escuela.

La contaminación es tan gruesa que casi puedes saborearla: los monitores de contaminación que miden el PM2.5 – unas pequeñas partículas que pueden meterse en tus pulmones- marcan un 999, la cifra más elevada que puede alcanzar el monitor.

Un nivel de contaminación seguro está por debajo de los 25.

La mitad de la población de Mongolia vive ahora en la capital.

La mayoría quema carbón crudo en invierno, ya que es la manera más barata de calentarse cuando la temperatura llega a los menos 25 grados.

Pero la niebla que resulta de la quema del carbón está ahogando a la ciudad y perjudicando a sus habitantes más pequeños.

Problemas respiratorios

Ireedni tiene solo 5 meses, pero ya ha sido hospitalizada seis veces.

Su madre, Sugarjargal Lkhagvabat, explica que cuando el bebé huele la niebla tóxica empieza a tener dificultades para respirar y parte de su rostro se vuelve azul.

“He estado expuesta a la contaminación del aire desde el principio de mi embarazo”, dice Sugarjargal “Creo que es por eso por lo que mi bebé ha nacido con problemas de tiroides y bronquitis crónica“.

En el hospital, los médicos ven a niños que tienen problemas para respirar todos los días.

La doctora Ganchuluun Zundui tiene claro que esto se debe a la contaminación.

“El invierno pasado vimos a más de 270 niños por día”, dice. “Esto año estamos viendo a más de 300. Casi todos tienen problemas respiratorios“.

“Yo también soy madre, así que se me parte el corazón al ver a estos niñitos entrar y salir del hospital continuamente”.

El gran temor de la doctora es que a largo plazo el aire tóxico pueda llevar a una epidemia de cáncer de pulmón.

Un problema global

La ciudad tiene un ambicioso plan para prohibir el carbón crudo y obligar a la gente a que utilice carbón limpio y procesado.

Pero el carbón procesado es mucho más caro y muchos de los habitantes no se lo pueden permitir.

El gobierno no hace mucho por prevenir la contaminación en Ulán Bator.

Pero una start-up está trabajando para conseguir que los filtros de aire sean más asequibles.

Sarangoo Dambajav explica que la mayor parte de purificadores de aire son demasiado caros para el ciudadano de a pie.

“Pero también hay un problema de educación: muchos mongoles no saben cómo de perjudicial es el aire contaminado”, dice.

A pesar de su valor estas iniciativas no pueden hacer mucho por sí solas.

Y el problema de Ulán Bator se está reproduciendo en ciudades de todo el mundo.

Si los gobiernos del mundo no toman verdaderas medidas para luchar contra el cambio climático este tipo de contaminación podría convertirse en nuestra nueva realidad.


https://www.facebook.com/bbcmundo/posts/10157460396404665


Recuerda que puedes recibir notificaciones de BBC News Mundo. Descarga la última versión de nuestra app y actívalas para no perderte nuestro mejor contenido.

https://www.youtube.com/watch?v=GCO92Wbx4Wg

https://www.youtube.com/watch?v=VhMGk9zH0Zo

https://www.youtube.com/watch?v=QWwnV83nGzY

¡Gracias por leer! Ayúdanos a seguir con nuestro trabajo. ¿Cómo? Ahora puedes suscribirte a Animal Político en Facebook. Con tu donativo mensual recibirás contenido especial. Entérate cómo suscribirte aquí. Consulta nuestra lista de preguntas frecuentes aquí.