Desaparecen 290 mdp para damnificados del sismo en Iztapalapa
close
Recibe noticias a través de nuestro newsletter
¡Gracias! Desde ahora recibirás un correo diario con las noticias más relevantes.
sync
Foto: Cuartoscuro/Archivo

Desaparecen 290 mdp para damnificados del sismo en Iztapalapa

La delegación Iztapalapa, con Dione Anguiano en el gobierno, dijo que había levantado un censo para ayudar a damnificados, pero no hay registro oficial del dinero ni de la identidad de los beneficiados.
Foto: Cuartoscuro/Archivo
4 de diciembre, 2018
Comparte

Entre el 21 de marzo y el 11 de septiembre de 2018, la delegación Iztapalapa (en ese momento encabezada por la perredista Dione Anguiano) recibió 290 millones de pesos para distribuir entre la población delegacional cuyo patrimonio inmobiliario sufrió afectaciones a causa de los sismos de 2017. Sin embargo, acerca del destino de ese dinero y de identidad de los beneficiados no quedó ningún registro oficial: el dinero simplemente se esfumó (durante un año electoral).

El pasado 26 de agosto, siendo aún jefa delegacional de Iztapalapa, la perredista Dione Anguiano aseguró haber levantado un “censo” de 21 mil 800 damnificados por los sismos, el cual supuestamente contaba con fotografías y georreferenciación “de todos los inmuebles averiados y los datos de sus propietarios”.

Ese censo fue, supuestamente, la base para el reparto de los 290 millones de pesos entre damnificados de Iztapalapa, y según la exdelegada Anguiano, se trataba de una herramienta “institucional” y “confiable” que estaría a disposición de las nuevas autoridades, que asumieron el cargo el 1 de octubre.

El análisis de la información contenida en dicha lista de beneficiarios permitiría verificar si ese dinero fue realmente entregado a damnificados, y bajo qué criterios se repartió, razón por la cual Animal Político solicitó copia del censo propalado por Dione Anguiano.

No obstante, la respuesta oficial (expedida por las nuevas autoridades de Iztapalapa, ahora gobernada por el partido Morena) fue que dicho censo de damnificados no existe, y que se ignora cuál fue el destino que Dione Anguiano dio a los 290 millones de pesos.

El pasado 5 de noviembre, las nuevas autoridades de Iztapalapa informaron que “el titular de la Dirección de Protección Civil saliente (José Francisco Arreguín Hoyos) no hizo entrega física ni digital de los archivos, ni de las bases de datos correspondientes al programa ‘Ayuda social para el mantenimiento de casas dañadas por los sismos del 19 de septiembre de 2017′”, irregularidad por la cual, se aclaró, ya fue interpuesta una denuncia formal en su contra ante la Contraloría Interna.

De hecho, el 19 de octubre de 2018, al ingresar a las oficinas de la Dirección de Protección Civil, las nuevas autoridades elaboraron un “acta circunstanciada” en la cual registraron el deterioro en el que encontraron dichos archivos.

Según esta acta (de la que Animal Político posee copia), al hacer una búsqueda de la base de datos de damnificados por el sismo en Iztapalapa, las nuevas autoridades sólo hallaron “cajas apiladas y en desorden (…) Se hace del conocimiento que no se cuenta con un registro claro del contenido de las cajas y tampoco se cuenta con una base de datos donde se precisen los pagos que se hayan efectuado”.

El acta circunstanciada también establece que “no se cuenta con relación, estatus y expedientes de cada uno de los 21 mil 802 registros de damnificados de Iztapalapa por los sismos ocurridos en septiembre de 2017”.

De hecho, el número de 21 mil 802 damnificados no está verificado, ya que dicha cifra fue difundida durante la pasada administración sin que se presentaran pruebas de que ése fue realmente el número de afectados.

Por esta misma causa, la nueva administración de Iztapalapa, ahora encabezada por Clara Brugada, informó que “se desconoce la atención o seguimiento dado a cada uno” de los supuestos damnificados.

Es decir, no se sabe si el dato de damnificados es un número inflado por las pasadas autoridades o si efectivamente incluye a todos los afectados, no se sabe si las personas beneficiadas en verdad eran damnificados, o cuánto dinero se les dio.

Peor aún: ni siquiera se sabe si realmente se les entregó alguna cantidad, o si los 290 millones de pesos se desviaron a otros fines.

Cabe destacar que, a través de la Plataforma Nacional de Transparencia, Animal Político solicitó copia del padrón de damnificados de Iztapalapa en agosto, luego de que la aún delegada Dione Anguiano difundiera su existencia a través de un boletín de prensa en el cual, además, aseguraba que dicha lista de afectados “se entregará a la próxima alcaldía (nueva denominación empleada para las demarcación territoriales de la Ciudad de México) y es muestra de que hemos trabajado”.

Según los plazos establecidos por la Ley General de Acceso a la Información Pública, esta información debía ser entregada por Dione Anguiano el 14 de septiembre, es decir, cuando la perredista aún era titular de la demarcación.

No obstante, al vencerse ese plazo, la administración encabezada por Anguiano informó a Animal Político que, “debido a la complejidad de dicha información”, requería de otros diez días para entregarla.

Así, la nueva fecha legal de entrega quedó establecida para el 29 de septiembre, es decir, dos días antes de que concluyera la administración delegacional de Dione Anguiano. Sin embargo, la perredista dejó vencerse ese plazo, concluyó luego su administración, y nunca cumplió la obligación legal de entregar el supuesto censo de damnificados.

No fue sino hasta que las nuevas autoridades de Iztapalapa asumieron el control de las oficinas delegacionales que, finalmente, se reconoció que no hay evidencias que respalden la existencia dicho censo, ni del supuesto apoyo otorgado a los beneficiarios.

Para conocer la postura de Dione Anguiano en torno a estas irregularidades en el manejo de recursos para damnificados durante su administración, Animal Político le solicitó una entrevista formal, sin que se obtuviera respuesta satisfactoria.

Lo que hacemos en Animal Político requiere de periodistas profesionales, trabajo en equipo, mantener diálogo con los lectores y algo muy importante: independencia. Tú puedes ayudarnos a seguir. Sé parte del equipo. Suscríbete a Animal Político, recibe beneficios y apoya el periodismo libre.

#YoSoyAnimal

Vacuna de AstraZeneca: por qué Reino Unido dejará de ofrecerla a los menores de 30 años

El contexto actual de la pandemia en Reino Unido y la amplia disponibilidad de vacunas permitirá ofrecer a los más jóvenes la vacuna más adecuada posible.
8 de abril, 2021
Comparte

Reino Unido ofrecerá una alternativa a la vacuna de AstraZeneca a los menores de 30 años tras consolidarse su vínculo con la aparición muy poco frecuente de trombos.

A fines de marzo, de 20 millones de personas vacunadas con AstraZeneca en Reino Unido, 79 pacientes sufrieron coágulos y 19 de ellos murieron, según la Agencia Reguladora de Medicamentos y Productos Sanitarios.

Casi dos tercios de los casos fueron mujeres y los fallecidos tenían entre 18 y 79 años, tres de ellos menores de 30.

El regulador británico insiste en que los números no prueban que la vacuna sea la causante de los coágulos, aunque admitió que el vínculo se estaba consolidando.

Mientras, la Agencia Europea de Medicamentos comunicó este miércoles que estos inusuales trombos debían ser incluidos como posibles “muy raros efectos secundarios” de la vacuna de AstraZeneca, y que sus beneficios superaban los riesgos.

Entonces, si el riesgo es tan bajo y las autoridades insisten en que la vacuna está salvando miles de vidas, ¿por qué Reino Unido recomienda no ofrecerla a los menores de 30?

Riesgo y beneficio

Logo de AstraZeneca con jeringuillas.

Getty Images
La vacuna de AstraZeneca ha estado en el punto de mira varias semanas por vincularse casos de trombos como posibles muy raros efectos secundarios.

Primero hay que reiterar que ninguna vacuna o medicamento está libre de riesgos. La pregunta clave es determinar si beneficia más de lo que perjudica.

La propia píldora anticonceptiva, en general, aumenta seis veces la probablidad de desarrollar un trombo.

Los últimos datos siguen demostrando que la vacuna de AstraZeneca es muy beneficiosa, incluso asumiendo que estos trombos son causados por la misma, lo cual no está confirmado todavía.

El riesgo de morir por un trombo tras vacunarse es increíblemente pequeño, de uno entre un millón, según estimaciones de los datos disponibles en Reino Unido.

Por el contrario, la covid-19 mata a una de cada ocho personas infectadas mayores de 75 años, y uno de cada 1.000 infectados sintomáticos con alrededor de 40 años.

Sin embargo, el balance entre riesgo y beneficio en los menores de 30 años no es tan amplio, dado que los pacientes en este rango de edad son mucho menos propensos a morir o enfermar de gravedad por covid.

Pero incluso en este grupo de población el compuesto de AstraZeneca sigue aportando muchos más beneficios que riesgos.

Personal sanitario en Reino Unido con una inyección de la vacuna de AstraZeneca.

PA Media
La vacuna de AstraZeneca sigue aportando mayores beneficios que riesgos a cualquier grupo de edad y está salvando miles de vidas.

Solo que otras vacunas, en este caso, pueden ser una mejor apuesta.

“Mientras más te acercas a una persona de 20 años, sin culpar su estado de salud, más debes pensar sobre estos efectos secundarios muy raros. Los riesgos y beneficios quizás se aproximen a la paridad”, explicó el doctor Chris Witty, jefe médico de Inglaterra.

Puede que los titulares de los últimos días y el torrente de información sobre los efectos secundarios de las vacunas preocupen, pero hay que pensar que son una probabilidad extremadamente baja.

Normalmente, el ser humano no piensa en lo que hace o deja de hacer solamente en función de los riesgos.

Por ejemplo, hacer 400 kilómetros en auto implica una entre un millón de probabilidades de morir en un accidente. Sin embargo, ¿cuántos de nosotros pensamos esto antes de ponernos a manejar?

Otros riesgos de la covid-19 en los menores de 30

Analizar los riesgos y beneficios, en este caso con AstraZeneca, no solo debe limitarse a la probabilidad de morir o no por coronavirus, según explica el jefe de estadísticas de la BBC Robert Cuffe.

“Alrededor de un cuarto de personas en cuidado intensivo con covid-19 también acaban desarrollando algún trombo producto de la infección”, señala Cuffe.

Paciente hospitalizado en Londres, Reino Unido.

Getty Images
Muchos pacientes ingresados con coronavirus también desarrollan trombos como consecuencia de la infección.

A eso se le suma la probabilidad de sufrir lo que se conoce como “covid de larga duración” o “covid crónica”, en que algunos de los síntomas de la enfermedad persisten durante varias semanas o meses.

“Y la covid persistente es más probable que afecte a treintañeros que a pacientes con 70 años”, explica Cuffe.

Un balance “complejo”

Frente a la posibilidad de sufrir uno de estos muy poco frecuentes efectos secundarios, autoridades médicas e individuos deberán tomar la decisión de equilibrar pros y contras.

“Analizar el balance de riesgos y beneficios puede ser muy complejo”, explicó al programa de radio Today de la BBC David Spiegelhalter, del Centro Winton de Comunicación de Riesgos y Evidencia de la Universidad de Cambridge.

“Para los jóvenes, el beneficio directo de la vacuna es menor. Entonces es inevitable que este balance se incline en algún contexto determinado”, añadió el experto.

En el caso de Reino Unido, al actualmente haber tan poco virus circulando, se optó por inclinar la balanza y ofrecer una vacuna alternativa a los menores de 30.

“Pero en otro contexto, con más virus circulando y sin otras vacunas disponibles, la recomendación sería distinta“, asegura Spiegelhalter.

El experto también insiste en que los jóvenes, aunque ellos mismos no sufran las peores consecuencias del virus, estando inoculados ayudan a evitar más muertes de pacientes con mayor riesgo.


Ahora puedes recibir notificaciones de BBC Mundo. Descarga la nueva versión de nuestra app y actívalas para no perderte nuestro mejor contenido.

https://www.youtube.com/watch?v=EqG2FLNJvIQ

Lo que hacemos en Animal Político requiere de periodistas profesionales, trabajo en equipo, mantener diálogo con los lectores y algo muy importante: independencia. Tú puedes ayudarnos a seguir. Sé parte del equipo. Suscríbete a Animal Político, recibe beneficios y apoya el periodismo libre.

#YoSoyAnimal
close
¡Muchas gracias!

Estamos procesando tu membresía, por favor sé paciente, este proceso puede tomar hasta dos minutos.

No cierres esta ventana.