close
Recibe noticias a través de nuestro newsletter
¡Gracias! Desde ahora recibirás un correo diario con las noticias más relevantes.
sync
Cuartoscuro

Hay más de 40 mil desaparecidos y 36 mil muertos sin identificar en México, reconoce Gobernación

Roberto Cabrera informó que la Comisión Nacional de Búsqueda consolidó una base con información genética de más de 50 mil perfiles de familiares de desaparecidos; hay 36 mil 708 personas fallecidas sin identificar en el país.
Cuartoscuro
17 de enero, 2019
Comparte

En México hay 40 mil 180 personas desaparecidas, informó en conferencia el saliente Comisionado Nacional de Búsqueda, Roberto Cabrera Alfaro.

Esta es la primera vez que una institución del gobierno federal reconoce que hay más de 40 mil desaparecidos en el país.

Lee: En 23 años han desaparecido más de 9 mil niños en México

“De la depuración de los registros recolectados de diversas fuentes, el Registro Nacional de Personas Desaparecidas y No Localizadas, que aún se encuentra en construcción, arroja que las personas de las que se tiene conocimiento que están desaparecidas hasta la fecha, asciende a 40 mil 180”, detalló Cabrera.

El funcionario también informó que, según datos de la Plataforma México, a la fecha las autoridades cuentan con el registro por huella dactilar de 36 mil 708 personas fallecidas sin identificar.

Aquí puedes revisar la plataforma con los datos

En su informe, Cabrera señaló que, por medio del Grupo de Trabajo de Identificación Humana, la Comisión Nacional de Búsqueda logró identificar a más de 400 personas que se encontraban en calidad de desconocidas, algunas con más de 10 años sin identificar.

Lee también: Dar nombre a desaparecidos en México, un trabajo de la sociedad para devolverles la identidad

Sin embargo, informó que en alrededor de mil 500 casos existe un rezago por parte de las autoridades para dar respuesta sobre el estatus de los cuerpos, “lo que pudiera representar, en el peor de los casos, que se desconozca el paradero de los mismos”.

Cabrera destacó que la Comisión de Búsqueda consolidó una base de datos de información genética de más de 50 mil perfiles de familiares de personas desaparecidas, restos óseos e indicios.

“La información anterior deberá pasar por diversos procesos de verificación; sin embargo, constituye un avance importante para la consolidación del Banco Nacional de Datos Forenses”, aseveró.

Lee: Presupuesto plantea recorte para búsqueda de desaparecidos y protección a periodistas

Durante la presentación del informe, Cabrera confirmó que renunció al cargo el pasado 15 de enero, y, de acuerdo con Reforma, reconoció que México enfrenta “una terrible situación” en materia de desaparición de personas y cuerpos sin identificar.

A casi un año de la creación de la Comisión Nacional de Búsqueda, Cabrera concluyó que la información recabada hasta ahora “no es determinante para poder decir ‘esto es lo que pasó’, ‘es exitoso’ o ‘se fracasó’”, pero dijo, los datos con los que cuentan permiten tener mayor claridad sobre el fenómeno de las desapariciones en el país.

Lo que hacemos en Animal Político requiere de periodistas profesionales, trabajo en equipo, mantener diálogo con los lectores y algo muy importante: independencia. Tú puedes ayudarnos a seguir. Sé parte del equipo. Suscríbete a Animal Político, recibe beneficios y apoya el periodismo libre.

#YoSoyAnimal
Getty Images

Nightingale de Google: el escandaloso proyecto que le permitió acceder al historial médico de millones

Google acaba de cerrar un trato con una enorme empresa de salud en Estados Unidos, Ascension, gracias al cual tuvo acceso al historial clínico de millones de pacientes de hospitales del país.
Getty Images
12 de noviembre, 2019
Comparte

Google ha ganado acceso a una cantidad masiva de datos en Estados Unidos gracias a un acuerdo con una gran empresa de servicios sanitarios.

Se trata de la compañía Ascension, que gestiona 2,600 hospitales en el país.

Gracias al proyecto Nightingale (que significa ruiseñor en inglés), Google tiene acceso a historiales clínicos, nombres y direcciones sin necesidad de haber consultado a los pacientes, según informó el diario estadounidense The Wall Street Journal, el primer medio en dar la noticia.

El gigante tecnológico dijo que esa es “la práctica habitual”.

Entre los datos a los que Google tiene acceso, según el acuerdo, también hay resultados de pruebas de laboratorio, registros de hospitalización y fechas de nacimiento.

Ni a los médicos ni a los pacientes se les informó de que Google puede ver esa información.

El informe de The Wall Street Journal señala que la empresa comenzó a tener acceso a esos datos el año pasado y que se amplió durante el verano.

Google señaló en su página web que su trabajo con Ascension se adheriría a todas las regulaciones de la industria, como la Ley de Portabilidad y Responsabilidad de Seguros de Salud en Estados Unidos, de 1996, también conocida por sus siglas en inglés, HIPAA.

“Para ser claros… los datos de los pacientes no se pueden combinar -ni se combinarán- con ningún dato de consumo de Google”, añadió la compañía.

Cirujana con una tableta

Getty Images
Ni los pacientes ni los médicos fueron informados.

Ascension dijo que el trato le ayudaría a “optimizar” el cuidado de los pacientes e incluiría el desarrollo de herramientas de inteligencia artificial para ayudar a los médicos.

La compañía de servicios de salud también dijo que comenzaría usando los servicios de almacenamiento en la nube de Google y aplicaciones empresariales como G Suite.

Preocupaciones sobre la privacidad

Sin embargo, el proyecto Nightingale ya ha despertado críticas por parte de quienes argumentan que les quita control a los pacientes sobre sus propios datos.

“Hay un enorme problema en que estas asociaciones público-privadas se hagan todas bajo contratos privados, de manera que es bastante difícil obtener algo de transparencia“, le dijo a la BBC Jane Kaye, directora del Centro de Derecho, Salud y Tecnologías Emergentes (HeLEX) de la Universidad de Oxford, en Reino Unido.

“Google dice que no los vincularán con otros datos, pero lo que hacen todo el tiempo es refinar sus algoritmos, perfeccionar lo que hacen y ganar una mayor ventaja comercial”.

Las organizaciones sanitarias están cada vez bajo más presiones para mejorar la eficiencia y la calidad de los cuidados a los pacientes.

Muchas de ellas están valorando el uso de la inteligencia artificial en un esfuerzo por mejorar sus servicios, pero a veces estas acciones despiertan críticas negativas sobre cómo se manejan los datos de los pacientes.

En Reino Unido, la filial de Google para el desarrollo de inteligencia artificial, DeepMind, infringió la ley cuando no pudo explicar a los pacientes cómo usarían sus datos para crear una aplicación sobre una enfermedad renal.

La herramienta, llamada Streams, fue diseñada para resaltar qué pacientes tienen más riesgo de desarrollar una enfermedad renal aguda.


Recuerda que puedes recibir notificaciones de BBC News Mundo. Descarga la última versión de nuestra app y actívalas para no perderte nuestro mejor contenido.

https://www.youtube.com/watch?v=bDSBMWM16Ss

https://www.youtube.com/watch?v=U72BRgPU7_g

https://www.youtube.com/watch?v=H8NO-TEa5QQ

Lo que hacemos en Animal Político requiere de periodistas profesionales, trabajo en equipo, mantener diálogo con los lectores y algo muy importante: independencia. Tú puedes ayudarnos a seguir. Sé parte del equipo. Suscríbete a Animal Político, recibe beneficios y apoya el periodismo libre.

#YoSoyAnimal
¡Muchas gracias!

Estamos procesando tu membresía, por favor sé paciente, este proceso puede tomar hasta dos minutos.

No cierres esta ventana.