Veganos: cómo se alimentan y otras preguntas sobre su estilo de vida
close
Recibe noticias a través de nuestro newsletter
¡Gracias! Desde ahora recibirás un correo diario con las noticias más relevantes.
sync
Getty Images

Veganos: cómo se alimentan y otras preguntas sobre su estilo de vida

Respondemos a algunas de las dudas más comunes sobre el veganismo, un estilo de vida cada vez más extendido y que va mucho más allá de la comida.
Getty Images
8 de enero, 2019
Comparte

Ya sea por los derechos de los animales, por salud o por creencias religiosas o espirituales, la realidad es que cada vez más gente se une al veganismo.

Las dietas a base de plantas están presentes en la vida de mucha gente.

Aquí respondemos a algunas de las preguntas sobre el veganismo más consultadas en Google.

1. ¿Cómo obtienen calcio y proteínas los veganos?

Frutos secos.

Getty Images
Los frutos secos son una buena opción para obtener proteínas.

Siempre nos han inculcado que el calcio hace que los huesos se vuelvan más fuertes.

Tradicionalmente, eso se ha asociado con el consumo de productos animales como la leche y el yogur.

Si estás pensando en cambiar a una dieta basada en plantas, tendrás que abastecerte de alternativas ricas en calcio como la lechuga, la rúcula, el perejil y la col rizada, así como otros productos menos habituales en nuestra cesta de la compra como los frijoles edamame, el bok choi (una especie de col china) y los higos secos.

El consumo de proteínas es otra de las grandes preocupaciones de las personas que intentan seguir una dieta vegana.

Hay muchas opciones, que incluyen ‘snacks’ como nueces y semillas y la gran cantidad de barritas disponibles.

Los granos integrales son otro de los productos a considerar: puedes crear un sabroso menú repleto de proteínas combinando arroz integral con legumbres como garbanzos y lentejas.

Garbanzos.

Getty Images
Los legumbres son una gran fuente de proteínas.

E incluso puedes comprar pasta hecha de lentejas.

Si te conformas con una lata de frijoles horneados, estás de suerte: los frijoles de todo tipo también pueden ser una buena fuente de proteína, así como productos de soya como el tofu y el tempeh.

Hay muchas opciones, pero los veganos corren el riesgo de perderse nutrientes esenciales necesarios para el cuerpo como la vitamina B12. Esta vitamina solo se encuentra naturalmente en alimentos de origen animal, por lo que planificar bien las comidas es importante.

2. ¿Cómo hacen los veganos los pasteles?

Pastel vegano.

Getty Images
Los veganos no toman huevos, por lo que usan sustitutos que son fáciles de preparar en casa.

Huevos, leche, harina, azúcar, mantequilla, chocolate.

Todos estos ingredientes, comunes en los pasteles, tienen una versión vegana, excepto los huevos.

Muchos veganos usan sustitutos de huevo que son fáciles de preparar en casa.

Los sustitutos típicos pueden incluir productos como plátanos, semillas de lino, compota de manzana y semillas de chía, aunque cada vez es más fácil encontrar pasteles veganos en pastelerías y supermercados.

3. ¿Están en contra de tener mascotas los veganos?

Un perro.

Getty Images
Muchos veganos no están en contra de tener mascotas siempre que se las trate bien.

Esta pregunta no tiene una respuesta de sí o no.

Amy, una chica vegana de Inglaterra, habló con el programa Newsbeat de la BBC y afirmó: “Creo que las mascotas son un área un poco confusa para el veganismo, y eso se debe a cómo se adquieren”.

“Personalmente, yo estoy en contra de comprar mascotas en una tienda debido a las prácticas que utilizan para que nazcan”.

“En cambio, si rescatas a un animal y tienes todo lo necesario para que esté feliz y saludable, no veo ningún problema”.

Raoul, de The Vegan Corner, el primer canal de cocina profesional de YouTube dedicado exclusivamente a la cocina basada en plantas, dice que no cree que los veganos estén en contra de las mascotas, sino que depende de cómo se traten.

“Por ejemplo, tener un pájaro o un hámster en una pequeña jaula las 24 horas del día solo porque te gusta no es algo que personalmente considere agradable”, explica. “Yo no tengo mascotas, pero tuve perros en el pasado y mi objetivo siempre fue tener una gran vida juntos, y en esto no veo ningún comportamiento no vegano”.

4. ¿Son contrarios a la lana los veganos?

Tres ovejas.

Getty Images
La lana es un producto que la gran mayoría de veganos no usan.

Según Raoul, la mayoría de los veganos están en contra de la lana.

Esto se debe a que se obtiene criando ovejas con el único propósito de que den lana.

Amy dice que también está en contra de usar lana: “Me parece mal llevar el abrigo de un animal“.

“Si la gente posee artículos que contienen productos de origen animal antes de hacerse veganos, mejor que los regalen para evitar el desperdicio”, asegura.

5. ¿Son los veganos más saludables?

Desayuno con fritos.

Getty Images
Según un estudio, los vegetarianos y veganos tienen menos riesgo de padecer enfermedades cardíacas y cáncer.

Un análisis reciente que comparaba la salud de vegetarianos y veganos con la de los consumidores de carne sugiere que sí, que su estilo de vida es más saludables.

Los investigadores comprobaron que ser vegetariano o vegano se asociaba con un riesgo significativamente menor de padecer enfermedades cardíacas y cáncer.

Pero el estudio también constató que ser vegetariano o vegano no necesariamente significa que vivirás más tiempo.

La inglesa Sophie Blakeley, de 24 años, dijo a Newsbeat: “Creo que algunas dietas veganas son más sanas, como la dieta vegana cruda y las dietas veganas a base de alimentos ‘limpios’, pero sigue habiendo mucha comida chatarra adecuada para veganos, por lo que realmente depende de las preferencias de cada uno”.

6. ¿Por qué los veganos se llaman veganos?

Alimentos veganos.

Getty Images
Ser vegano no es algo relacionado solo con la comida, sino que se considera una forma de vida.

Un vegano es, según el diccionario, una persona que rechaza alimentos o artículos de consumo de origen animal.

Se dice que el término lo acuñó en la década de los 40 Donald Watson, fundador de The Vegan Society, como una forma de describir a los vegetarianos no lácteos.

“La mayoría de etiquetas como pescetariano, frigano y ovolactovegetariano están creadas para identificar la forma de comer, mientras que ser vegano no es algo relacionado solo con la comida sino una forma de vida dirigida a reducir cualquier tipo de explotación animal”, explica Raoul.

“Es un error común pensar que un vegano es simplemente una persona que no consume productos animales, ya que la realidad es mucho más profunda que eso”.


Ahora puedes recibir notificaciones de BBC News Mundo. Descarga la nueva versión de nuestra app y actívalas para no perderte nuestro mejor contenido.

Lo que hacemos en Animal Político requiere de periodistas profesionales, trabajo en equipo, mantener diálogo con los lectores y algo muy importante: independencia. Tú puedes ayudarnos a seguir. Sé parte del equipo. Suscríbete a Animal Político, recibe beneficios y apoya el periodismo libre.

#YoSoyAnimal
Cuartoscuro

Dona un poco y dale un ‘Alivio solidario’ a las trabajadoras del hogar sin empleo

La pandemia dejó sin empleo o con un ingreso muy reducido a muchas trabajadoras que viven al día. Esta iniciativa busca donativos para poder darles una ayuda económica durante tres meses.
Cuartoscuro
11 de junio, 2020
Comparte

Diana es trabajadora del hogar desde hace 22 años y desde la primera semana de marzo dejó de laborar a causa del COVID-19. Su empleadora de nacionalidad francesa regresó a su país en cuanto supo que la enfermedad había llegado a México.

A causa del confinamiento por la pandemia no ha podido encontrar otro empleo.

Te puede interesar: Trabajadoras del hogar son despedidas u obligadas a seguir trabajando durante pandemia

Cada día que pasa su situación económica se complica más. Hay gastos que no se detienen: comida, pago de renta, agua, luz, a esto se suma la compra de medicamentos.

Diana tiene 48 años y padece fibromialgia, una enfermedad crónico degenerativa. Hace poco tiempo también le diagnosticaron lupus e hipertiroidismo.

La mayoría de las trabajadoras del hogar carecen de derechos y prestaciones laborales, Diana, por ejemplo, no cuenta con seguridad social, así que tiene que invertir cada mes entre 2 mil y 2 mil 500 pesos para comprar los medicamentos que necesita.

“Debido a mis padecimientos tengo que tomar medicamentos de por vida y desgraciadamente el llamado Seguro Popular (ahora Insabi) no me los da. Yo compro medicamento similar, para patente el presupuesto no me da, ahora ya se acabaron, pero cómo los compro, con qué”, cuenta.

Dice que su hija le manda algo de verdura para comer y una amiga y su pareja, que vive en otro domicilio, también la ayudan.

“No recibí finiquito. Tenía pocos ahorros que me han ido ayudando este tiempo, pero lo poco que me quedaba ya se terminó. Ya debo dos meses de renta. La verdad es una situación bien complicada para nosotras”.

Las trabajadoras del hogar son un sector que ha sido fuertemente afectado durante esta pandemia: muchas han sido enviadas a descansar sin pago, otras han sido despedidas, e incluso, algunas fueron recluidas en los hogares donde laboran trabajando por más de ocho horas diarias los siete días de la semana.

En México, de acuerdo con el Centro de Apoyo y Capacitación para Empleadas del Hogar (CACEH), alrededor de 2.3 millones de personas se dedican al trabajo del hogar remunerado, 92% son mujeres.

Una de cada tres son jefas de familia y sostienen la economía en sus hogares con ingresos que suelen estar por debajo del salario mínimo.

Leer más: Sueldo íntegro y permitir que trabajadoras del hogar se queden en casa, pide Conapred a empleadores

“Voy al día”

Verónica, de 40 años, trabaja para cuatro empleadores, dos de ellos la mandaron a casa por el COVID-19 sin recibir pago alguno. Continúa laborando para dos personas más. Con cada uno va una vez a la semana.

Desde Atizapán de Zaragoza se traslada un día a la Roma Norte y otro a División del Norte en transporte público, tomando Metro y combi.

“La verdad sí voy con miedo de contagiarme de coronavirus, trato de cuidarme los más posible siguiendo las medidas sanitarias, uso cubrebocas y todo. Mis empleadores dicen que me cuide mucho”.

Ella sostiene su hogar. Vive con su tres hijos (una de 12 años, uno de 9 y otra joven de 19 años) y para ella la situación económica es muy complicada. Le preocupa conseguir otros empleos, pues con los dos días que trabaja actualmente no le alcanza.

“Con mis otros dos empleadores no voy a regresar, uno se quedó sin chamba y al otro le bajaron el sueldo, así que me dijeron que ya no me podrían contratar”, comenta.

Cuenta que ahora solo está sobreviviendo, estirando el dinero lo más que puede para pagar renta, comida, transporte y todos los servicios básicos.

“Voy al día y es muy complicado. Ahorita nadie quiere contratar y es entendible, pero mientras qué hacemos”.

Ayuda a trabajadoras del hogar

Para ayudarlas nació Alivio Solidario, una iniciativa integrada por un grupo de ciudadanos y empresarios que junto con organizaciones de la sociedad civil buscan mitigar los efectos de la crisis económica enfocándose en las mujeres más afectadas, como las trabajadoras del hogar.

Alivio Solidario busca recaudar fondos para entregar a las trabajadoras del hogar que más lo necesiten un apoyo de 2 mil pesos mensuales por tres meses.

Elizabeth Lloyd, de la empresa OJO7 y cofundadora de iniciativa, dijo que se reciben donaciones de cualquier monto, desde 50 pesos, dos mil pesos, lo que la gente pueda. “Se pueden sumar empresas, instituciones, hacer cooperaciones en familia, entre amigos, trabajadores. Todo suma para ayudarlas”.

Las donaciones comenzarán a entregarse en la Zona Metropolitana del Valle de México, por ahora se busca llegar a un padrón de 500 solicitantes que podía crecer conforme avance el registro de más mujeres.

Si quieres convertirte en un embajador solidario realiza tu donación en la página www.aliviosolidario.mx Da clic en “Quiero dar un alivio” y realiza tu donativo con tarjeta de débito, de crédito, o por depósito bancario.

Las personas o empresas que realicen donaciones mayores a 10 mil pesos pueden solicitar un recibo deducible.

Si eres trabajadora del hogar entra a la misma página en la pestaña “Necesito un alivio”, registrate y responde un cuestionario.

Lloyd indicó que no hay ninguna fecha límite para realizar los depósitos ya que más trabajadoras del hogar se siguen sumando para recibir un apoyo.

Alivio Solidario se suma a los esfuerzos del Centro de Apoyo y Capacitación para Empleadas del Hogar que cuenta con el respaldo de organizaciones como Fondo Semillas y Hogar Justo Hogar.

Las trabajadoras del hogar no tienen acceso a créditos de Gobierno, tampoco están en listas para programas sociales, la mayoría no cuenta con seguro social y son uno de los sectores más afectados por la pandemia.

Lo que hacemos en Animal Político requiere de periodistas profesionales, trabajo en equipo, mantener diálogo con los lectores y algo muy importante: independencia. Tú puedes ayudarnos a seguir. Sé parte del equipo. Suscríbete a Animal Político, recibe beneficios y apoya el periodismo libre.

#YoSoyAnimal
close
¡Muchas gracias!

Estamos procesando tu membresía, por favor sé paciente, este proceso puede tomar hasta dos minutos.

No cierres esta ventana.