close
Recibe noticias a través de nuestro newsletter
¡Gracias! Desde ahora recibirás un correo diario con las noticias más relevantes.
sync
Facebook Carlos Domínguez

Periodistas implicados en asesinato de comunicador, en lista de presos políticos que Segob liberaría

Familiares de los periodistas encarcelados denunciaron que éstos fueron torturados para implicarse en el homicidio del también comunicador Carlos Domínguez, en enero de 2018, en Nuevo Laredo, Tamaulipas.
Facebook Carlos Domínguez
21 de enero, 2019
Comparte

Tres periodistas tamaulipecos, detenidos y encarcelados por el homicidio en enero de 2018 del también comunicador Carlos Domínguez Rodríguez, forman parte de la lista de 199 personas que la senadora Nestora Salgado entregó en diciembre pasado a la Secretaría de Gobernación (Segob), de posibles casos de presos políticos, para analizar si podrían ser liberados por irregularidades en sus procesos.

Se trata de los periodistas Gabriel Garza Flores, quien colaboraba en un diario local de Tamaulipas escribiendo notas sobre seguridad; Luis Ignacio Valtierra, secretario general de la Unión de Periodistas Democráticos de Nuevo Laredo, y que tenía una página web con su nombre; y Juan José González Zúñiga, periodista independiente.

La detención de los tres comunicadores, junto a tres implicados más, fue anunciada el 28 de marzo del año pasado por las Procuradurías federal y estatal de Tamaulipas como probables responsables del asesinato del también periodista Carlos Domínguez Rodríguez, el pasado 13 de enero en Nuevo Laredo, Tamaulipas.

Lee: A un año del asesinato del periodista Carlos Domínguez, sigue sin resolverse

Los seis fueron vinculados a proceso por el delito de homicidio calificado con premeditación, alevosía y ventaja, y están a la espera de un juicio oral por encontrarse en revisión los amparos que interpusieron.

Tras la detención de los tres periodistas, familiares y el Comité de Derechos Humanos de Nuevo Laredo, una asociación civil tamaulipeca, denunciaron que éstos fueron aprehendidos arbitrariamente por la policía estatal y víctimas de tortura para auto-implicarse en el homicidio de Carlos Domínguez.

Familiares de los comunicadores se reunieron en Nuevo Laredo con el subsecretario de Derechos Humanos de la Segob, Alejandro Encinas, para entregarle una copia de la queja que interpusieron ante la Comisión Estatal de Derechos Humanos, en la que denuncian que los periodistas fueron víctimas de una “investigación amañada” por las autoridades tamaulipecas.

“En la reunión, se comprometieron a que, durante la próxima semana, van a mandar a personal de la Segob a Nuevo Laredo para escuchar nuestro caso”, dijo en entrevista Margarita Hernández, madre del periodista Luis Ignacio Valtierra, aunque matizó que no les precisaron el día.

Por su parte, a un año del homicidio de Carlos Domínguez, Reporteros Sin Fronteras y el Comité para la Protección de Periodistas, publicaron el pasado lunes un informe en el que señalaron que, a pesar de las seis detenciones por el homicidio, entre los que las autoridades tamaulipecas ya identifican quién sería el presunto autor intelectual, el caso no está resuelto, debido a que aún quedan dudas sobre cómo se está realizando la investigación del suceso.

Además, el hijo del periodista, también de nombre Carlos Domínguez, denunció durante la presentación del informe que su familia no ha tenido acceso al expediente para poder comprobar en qué estado se encuentra la investigación ministerial, a pesar de que como víctimas tienen derecho a ello.

Un año del caso, muchas dudas

El asesinato del periodista Carlos Domínguez, el primero en 2018 de nueve casos, tuvo lugar el 13 de enero del año pasado, en pleno centro de la ciudad fronteriza de Nuevo Laredo.

Domínguez, que escribía columnas de opinión en El Horizonte de Matamoros, y que colaboró previamente para otros medios como El Diario del Sur, Diario de Acayucan, Notisur, y Noticias Tampico, iba a bordo de un Ford Focus 2001 con sus dos nietos, cuando, a plena luz del día, personas desconocidas lo interceptaron con otro coche, bajaron, y lo apuñalaron hasta la muerte.

Tres días después, el 16 de enero, el gobierno de Tamaulipas ofreció una recompensa de dos millones de pesos para quien pudiera aportar información sobre los responsables del crimen.

Y el 29 de marzo, en dos meses, la Procuraduría General de la República (PGR) y la Procuraduría estatal de Tamaulipas anunciaron que detuvieron en operativos en Tamaulipas y Zacatecas a los periodistas ya mencionados, Gabriel Garza, Luis Ignacio Valtierra, y Juan José González, a quienes señala como autores materiales, más otras tres personas: David y Adrián ‘N’, también autores materiales; y el presunto autor intelectual del asesinato, Rodolfo Alfredo Cantú García, tío del ex edil de Nuevo Laredo (2013-2016) por el PAN, Carlos Canturosas Villarreal.

Balbina Flores, representante en México de Reporteros Sin Fronteras, subrayó en entrevista con Animal Político que el móvil del homicidio está claramente relacionado con la actividad periodística crítica de Carlos Domínguez, y que así lo reconoció la propia Procuraduría de Tamaulipas.

Reporteros Sin Fronteras documentó que Carlos Domínguez escribía columnas criticando la labor de las autoridades locales de Nuevo Laredo. Y que, al momento del asesinato, también estaba trabajando en una investigación periodística respecto a un desvío de más de 600 millones de pesos a través de 128 empresas fantasma.

Sin embargo, aunque el porqué del asesinato parece claro, Flores subrayó que el caso continúa sin estar resuelto.

“Por ejemplo, aún no hay certeza sobre la autoría intelectual –apuntó la periodista-. La Procuraduría de Tamaulipas dice que ya lo tiene –Rodolfo Alfredo Cantú-, pero aún tenemos muchas preguntas que no han respondido. Por ejemplo, nos preguntamos de qué manera dieron tan rápido con el autor intelectual, y qué elementos tienen para señalarlo”.

Por eso, añadió Flores, entre las recomendaciones que dirigieron en el informe de Reporteros Sin Fronteras a la Procuraduría tamaulipeca destacan dos: transparentar la información de qué han investigado y qué líneas están siguiendo, y darle acceso a Carlos Domínguez, hijo del comunicador asesinado, al expediente del caso, o darle una copia, como es su derecho.

Acusan detención arbitraria y tortura

Aunado a estas dudas acerca de la investigación que llevó a seis personas a la cárcel, el Comité de Derechos Humanos de Nuevo Laredo, una asociación civil que ha documentado más de 50 casos de personas desaparecidas en Tamaulipas solo en 2018, denunció que los tres periodistas presos fueron detenidos de manera arbitraria, incomunicados, y torturados para que se auto-incriminaran en el homicidio.

“La detención de los tres periodistas fue un claro ejemplo de abuso de poder del gobierno de Tamaulipas”, dijo en entrevista con Animal Político el activista Raymundo Ramos, del Comité de Derechos Humanos de Nuevo Laredo.

El Comité presentó el pasado 3 de abril una queja ante la Comisión estatal de Derechos Humanos de Tamaulipas, por considerar que los tres reporteros fueron víctimas de una investigación “falsa, montada y amañada” por las autoridades de investigación del estado tamaulipeco.

Margarita Hernández, madre del periodista detenido Luis Ignacio Valtierra, denunció también en entrevista con Animal Político que su hijo, y su compañero Juan Jesús González Zúñiga, fueron detenidos durante la noche del 25 de enero de 2018 por tres camionetas sin ninguna leyenda o logotipo de que pertenecieran a corporación policiaca alguna, y sin que los elementos policiacos se identificaran, ni mostraran ninguna orden de aprehensión.

“Desde el inicio, todo estuvo mal. No hubo ningún citatorio, ningún aviso, ninguna orden para detenerlos”, señaló Margarita Hernández, quien añadió que ya en el interior del vehículo su hijo y su compañero recibieron agresiones físicas y verbales para que confesaran el homicidio del periodista Carlos Domínguez.

“Los ministeriales les decían: ustedes échense la culpa. Digan que son culpables y los soltamos ahora mismo”, narró Hernández.

Lo que hacemos en Animal Político requiere de periodistas profesionales, trabajo en equipo, mantener diálogo con los lectores y algo muy importante: independencia. Tú puedes ayudarnos a seguir. Sé parte del equipo. Suscríbete a Animal Político, recibe beneficios y apoya el periodismo libre.

#YoSoyAnimal
Getty Images

Cómo es Palacio Nacional, el edificio más importante de México donde decidió vivir López Obrador

Por primera vez en 135 años un presidente vivirá en Palacio Nacional. López Obrador vivirá en el lugar que durante siete siglos ha sido la sede del poder de México.
Getty Images
15 de julio, 2019
Comparte

En el lugar vivió Moctezuma Xocoyotzin, el último tlatoani o gobernante del pueblo azteca. Fue residencia de Hernán Cortés, de los virreyes de la Nueva España y ahora, por primera vez en 135 años, será la casa de un presidente.

Se trata del Palacio Nacional, el edificio público más importante de México, ubicado en el centro de la capital, en la plaza del Zócalo.

Oficialmente es la sede del poder ejecutivo pero durante varias décadas fue oficina de la Secretaría de Hacienda, así como recinto para ceremonias protocolarias.

Ahora el presidente Andrés Manuel López Obrador decidió vivir en el Palacio junto con su familia.

Es algo que no sucedía desde 1884 cuando el entonces presidente Porfirio Díaz, quien habitaba el lugar, se mudó al Castillo de Chapultepec.

Se trata de otro de los edificios emblemáticos en la historia del país. Díaz fue el último mandatario en ocupar el Palacio.

Con esta decisión AMLO, como se le conoce en México, concreta un viejo plan que empezó desde la primera vez que buscó la presidencia, en 2006.

AMLO

AFP
El presidente López Obrador planea vivir en el histórico edificio.

Antes de López Obrador la casa familiar de los mandatarios era la residencia oficial de Los Pinos, y que también albergaba las oficinas presidenciales.

Desde la campaña electoral el ahora presidente dijo que no ocuparía ese conjunto de mansiones y oficinas de lujo, porque representan una muestra de la desigualdad en el país.

“No puede haber un gobierno rico con un pueblo pobre”, es una de sus frases más repetidas. Ahora este conjunto se convirtió en un espacio abierto al público, algo que no sucedía desde que se construyó, en 1937.

Hasta ahora no hay una fecha para la mudanza de la familia presidencial, pero el departamento que ocuparán ya fue remodelado.

“Aquí vamos a vivir”

Los anteriores gobernantes que residieron en Palacio Nacional ocuparon áreas que ahora son parte de museos, o bien se utilizan como oficinas.

La estancia del presidente López Obrador será distinta. AMLO ha dicho que vivirá en un departamento construido dentro del recinto.

Palacio Nacional México

Gobierno de México
El Palacio Nacional cuenta con lujosos salones.

La vivienda fue habilitada durante el gobierno del expresidente Felipe Calderón (2006-2012). En ese sitio pretende hospedarse con su esposa Beatriz Gutiérrez Müller y su hijo menor, Jesús Ernesto.

BBC Mundo solicitó al Gobierno de México detalles sobre el departamento, pero la respuesta fue que no tenían esa información.

Sin embargo López Obrador habló sobre el tema durante una de sus conferencias de prensa matutinas.

“Vamos a vivir aquí, como lo plantee, una vez que termine el ciclo escolar” de su hijo, comentó. “Se hizo lo mínimo, una limpieza general y pintura” añadió.

El departamento cuenta con tres habitaciones, cocina y una estancia, explicó. “Ahí voy a estar, donde vivió (Benito) Juárez” quien es uno de los expresidentes que más admira López Obrador.

Palacio Nacional México

Getty Images
El edificio ha ido acumulando estilos de arquitectura a través de los siglos.

Desde enero AMLO ha dormido varias veces en la vivienda, sobre todo cuando se prolonga su agenda de trabajo. La casa donde vivía el presidente con su familia se ubica en la alcaldía de Tlalpan, a unos 25 kilómetros al sur de Palacio Nacional.

Antes de la mudanza se desocuparon algunas oficinas cercanas a la vivienda, para brindar un espacio de privacidad a la familia presidencial.

Según las autoridades, no se estableció vigilancia especial pues dentro del Palacio existen instalaciones militares, y desde hace décadas es custodiado por soldados y marinos.

La historia

Originalmente el sitio donde se encuentra la nueva casa del presidente López Obrador fue, en la época prehispánica, el palacio del tlatoani Moctezuma Xocoyotzin. Fue construido, como el resto de Tenochtitlán la capital del pueblo azteca, en terrenos ganados al Lago de Texcoco.

Después que el pueblo azteca fuera derrotado, Hernán Cortés ordenó derruir el palacio y sobre las ruinas construyó otro.

El edificio fue ampliado al paso de los siglos. Durante la Colonia fue ocupado por los virreyes españoles, y tras la independencia fue casa de los presidentes.

Palacio Nacional México

Gobierno de México
El Palacio Nacional es uno de los museos más importantes de México.

Uno de los períodos más difíciles fue durante la ocupación del ejército de Estados Unidos (1846-1848). En esa época la bandera de ese país ondeó en el asta central de Palacio.

Esos años son considerados por los mexicanos como una de las etapas más oscuras en la historia del país.

El sitio también fue ocupado por el emperador Maximiliano de Habsburgo y su esposa Carlota, durante el tiempo que gobernaron el país entre 1864 y 1867.

A partir de ese momento y hasta 1884 fue la residencia presidencial de México.

Cada uno de los ocupantes hizo aportaciones personales al edificio. Carlota, por ejemplo, ordenó construir una escalinata para subir a sus habitaciones.

Es una escalera que, para la época en que se terminó, fue considerada de vanguardia pues parece desafiar la gravedad: está adosada a uno de los muros en el ala norte de Palacio.

Siete siglos de poder

Así, la construcción del monumental conjunto es ecléctica, es decir, reúne varios estilos de arquitectura en un solo espacio.

Dentro del terreno del Palacio, de unos 40.000 metros cuadrados de extensión, pueden encontrarse edificios Art Decó, construcciones neocoloniales, patios de estilo barroco sobrio y esculturas y habitaciones modernas.

Murales Diego Rivera

Getty Images
En las escaleras principales del Palacio Nacional hay murales de Diego Rivera.

También existen jardines botánicos que reúnen muestras de muchas especies endémicas de México, y en las escaleras principales existen murales pintados por el artista Diego Rivera.

En los salones principales hay numerosas obras de arte, jarrones con cientos de años de antigüedad así como candiles y muebles de siglos pasados.

En estos lugares el piso es de madera, aunque también abundan alfombras y tapetes antiguos y de alto precio.

Durante más de un siglo el conjunto ha sido fundamentalmente un museo, y también para actos de protocolo.

Desde su balcón central, por ejemplo, los presidentes encabezan la ceremonia del Grito de Independencia, el evento para recordar el inicio de la guerra para separarse de España en 1810.

La historiadora Carmen Saucedo Zarco dice que el conjunto arquitectónico es una muestra de la evolución del país.

Pero también es algo más: en los últimos siete siglos Palacio Nacional ha sido el centro del poder en México.


Recuerda que puedes recibir notificaciones de BBC News Mundo. Descarga la última versión de nuestra app y actívalas para no perderte nuestro mejor contenido.

¿Ya conoces nuestro canal de YouTube? ¡Suscríbete!

https://www.youtube.com/watch?v=0erzbX0Kg3k

https://www.youtube.com/watch?v=oFbgfkh4cj8

Lo que hacemos en Animal Político requiere de periodistas profesionales, trabajo en equipo, mantener diálogo con los lectores y algo muy importante: independencia. Tú puedes ayudarnos a seguir. Sé parte del equipo. Suscríbete a Animal Político, recibe beneficios y apoya el periodismo libre.

#YoSoyAnimal
¡Muchas gracias!

Estamos procesando tu membresía, por favor sé paciente, este proceso puede tomar hasta dos minutos.

No cierres esta ventana.