close
Recibe noticias a través de nuestro newsletter
¡Gracias! Desde ahora recibirás un correo diario con las noticias más relevantes.
sync
AFP

Familiares de desaparecidos en Guerrero recurren a niños en busca de pistas

El espectáculo interactivo con payasos dirigido a niños de primaria fue uno de los nuevos ejes de la última brigada de búsqueda de desaparecidos hecha por familiares, activistas y voluntarios en Guerrero.
AFP
Por AFP
16 de marzo, 2019
Comparte

Una tirolesa y vivaces payasos han convertido en un circo la gris cancha de básquetbol de Escuchapa, en el estado de Guerrero.

Hay un objetivo sombrío detrás de la diversión de este circo: con un lenguaje lúdico, sus participantes -familiares de desaparecidos- recurren desesperados a los más pequeños en busca de pistas para dar con sus seres queridos.

Lee: En 2018, ningún estado usó recursos para buscar desaparecidos; Comisión Nacional gastó 1.4% de presupuesto

Escuchapa, una localidad de unos 600 habitantes, forma parte de la larga lista de lugares en México devastados por la espiral de violencia y desapariciones detonadas en 2006, cuando el gobierno militarizó la guerra contra el narcotráfico.

De acuerdo con cifras oficiales, el país actualmente cuenta con más de 40 mil personas desaparecidas. Una multitud de fosas clandestinas han sido descubiertas en esta región sureña.

En medio de esta violencia, los narcotraficantes han reclutado, a veces por la fuerza, a un sinfín de niños como halcones (colaboradores) y sicarios.

“Son personitas que entienden” 

El espectáculo interactivo dirigido a niños de primaria fue uno de los nuevos ejes de la última brigada de búsqueda de desaparecidos hecha por sus familiares, activistas y voluntarios en Guerrero.

Buscar fosas clandestinas con picos y palas entre matorrales y suplicar a feligreses durante misas que digan en privado si saben algo sobre el destino de sus seres queridos son otras de las herramientas que usan.

En Escuchapa, el acercamiento con los niños comenzó con casi una hora de chistes de los payasos.

Leer: Expertos de la ONU exhiben fallas y contradicciones del Estado mexicano en la búsqueda de miles de desaparecidos

Enseguida el contraste amargo e ineludible: los guasones mostraron grandes fotografías de rastreos en pozos de agua, barrancas, que los niños observaron con asombro y entusiasmo por los hallazgos narrados.

Los menores en estas regiones crecen rodeados de rumores sobre secuestros y masacres. En Escuchapa, hay un sitio conocido como el Pozo de las Guacamayas donde los lugareños dicen que hay cadáveres.

“Son personitas que tienen que estar informadas. Están tan receptivos y tienen la información… porque ven las camionetas pasando con armas y a esta gente mala paseándose como si nada”, explica a la AFP María Herrera, una mujer de 70 años que sufre la desaparición de cuatro de sus ocho hijos.

Ella ha intentado ya varias veces transmitirles a niños cómo se siente que desaparezca un hijo.

“Se siente como cuando un compañerito te toma sin preguntarte un lápiz o un color que tú necesitas y quieres mucho. Da mucha tristeza ¿verdad?”, les dice.

Airam López, una joven de 29 años que busca a su esposo desaparecido en 2011, ocultó su permanente tristeza para vestirse de payasa.

“Les explicamos cómo excavamos y que nosotros buscamos también pistas anónimas”, comentó.

Los improvisados cómicos se dividieron para enseñarles a los pequeños algo de danza aérea, ayudarlos a deslizarse en una tirolesa y acompañarlos mientras dibujaban lo que querían.

Te puede interesar: Búsqueda inmediata, mecanismos especiales: Lo que propone el gobierno para resolver la crisis de desaparecidos

La “infantería” del narco

Además de ser expuestos a la violencia de la “guerra del narco”, los niños son cada vez más participantes en ella.

Los pequeños se han convertido “en la nueva infantería del narcotráfico”, expuso a la AFP Alejandro Almanzán, experto sobre los poderosos cárteles y sus vínculos con autoridades corruptas.

“Hace poco fui a Tijuana y vi a niños de 12, de 15, de 17 años armados hasta los dientes. Mi guía me contó que los narcos… están reclutando a los niños porque los jóvenes ya no quieren ser sicarios, al fin entendieron que los matan, que solo los capos sobreviven”, prosiguió.

Pero los más chicos, concluyó, “son reclutados con droga. Su edad ayuda porque no van a la cárcel. Los que siguen en el negocio creen que más valen cinco años como rey que 50 como buey, o son jóvenes reclutados a la fuerza”.

Lee: Hay más de 40 mil desaparecidos y 36 mil muertos sin identificar en México, reconoce Gobernación

 Buzón de la paz

Al final del circo, todos los niños fueron invitados a escribir alguna pista y a depositarla anónimamente en el “Buzón de la Paz”.

“Les entregamos a todas hojitas en blanco para que, si alguien sabía de algún punto, alguna fosa, anónimamente pusieran datos (…) Nos dieron varios puntos”, añadió López.

La seguridad de los niños y de cualquier informante es cuidada con extremo celo por los organizadores. Además de que jamás revelan a nadie su identidad, la información nunca llega a las autoridades de las escuelas, iglesias o gobierno.

Ante la falta de resultados en las investigaciones, los brigadistas buscan “a los seres humanos que puedan activarse en la búsqueda de desaparecidos, información también, reconstruir el tejido social, fomentar procesos de construcción de paz”, comentó a la AFP Andrés Hircsh, del colectivo ReverdeSer.

Durante el tiempo que duró la brigada, se localizaron siete cadáveres y más de 100 restos humanos.

Según el gobierno, se han descubierto 1,100 fosas clandestinas en la última década en México.

Lo que hacemos en Animal Político requiere de periodistas profesionales, trabajo en equipo, mantener diálogo con los lectores y algo muy importante: independencia. Tú puedes ayudarnos a seguir. Sé parte del equipo. Suscríbete a Animal Político, recibe beneficios y apoya el periodismo libre.

#YoSoyAnimal
Getty Images

Cómo el rostro de los perros evolucionó para enternecer a los seres humanos

Un músculo facial permite que los perros tengan expresiones similares a las de un niño y despierten en los humanos un deseo de proteger, de acuerdo a un nuevo estudio. Ese músculo fue fundamental para la domesticación de los perros a partir de los lobos a lo largo de miles de años.
Getty Images
18 de junio, 2019
Comparte

Los perros tienen un rostro tan expresivo que parecen implorar a sus dueños.

Pero esa gran capacidad de comunicación es un mecanismo evolutivo y su fin es manipular los sentimientos de los seres humanos, según un nuevo estudio.

Un pequeño músculo en torno a los ojos de los perros evolucionó para permitirles expresarse en formas que impactan en los seres humanos, de acuerdo a investigadores en Reino Unido y Estados Unidos.

Ese músculo facial permite que los perros tengan expresiones similares a las de un niño y despierten en los humanos un deseo de proteger.

Esa expresividad canina fue clave en el proceso de domesticación que separó a los perros de los lobos a lo largo de miles de años.

“Demostramos que, en apenas 33,000 años, la domesticación transformó la anatomía muscular facial de los perros específicamente para su comunicación con los humanos”, señala el estudio.

Investigaciones anteriores ya habían mostrado que las expresiones faciales de los perros afectan a las emociones humanas.

Pero este trabajo es el primero que constata la existencia de cambios anatómicos detrás de ese proceso.

“Cejas expresivas”

El músculo identificado en el estudio permite que los perros tengan “cejas expresivas”, que crean una ilusión de comunicación similar a la humana.

“Cuando los perros hacen ese movimiento con sus cejas, parecen despertar en los seres humanos un fuerte deseo de cuidarlos“, afirmó Juliane Kaminski, investigadora de la Universidad de Portsmouthe, Inglaterra, y una de las autoras del estudio.

El músculo facial hace que los ojos caninos “aparezcan más grandes, más similares a los que un bebé, o a la expresión de los seres humanos cuando están tristes”.

Perro con expresión triste

Getty Images
El músculo facial hace que los ojos caninos “aparezcan más grandes, más similares a los que un bebé, o a la expresión de los seres humanos cuando están tristes”.

Kaminski asegura que las personas tienen una preferencia inconsciente de proteger más a las razas caninas con ojos más expresivos, lo que les concede una ventaja evolutiva que se refuerza en las generaciones siguientes.

En otras palabras, las preferencias humanas influyeron el proceso de selección de razas más expresivas.

“Hay pruebas convincentes de que los perros desarrollaron un músculo para levantar sus cejas luego de que fueron domesticados y se separaron de los lobos”, señaló Kaminski en el estudio publicado en la revista de la Academia de Ciencias de Estados Unidos, Proceedings of the National Academy of Sciences, o PNAS.

En términos evolutivos, los cambios faciales de los perros fueron “increíblemente rápidos”, según Anne Burrows, experta en anatomía de la Universidad Duquesne en Estados Unidos y coautora del estudio.

Un chihuahua y un labrador

Los investigadores no solo filmaron expresiones faciales de perros y lobos para su estudio.

También hicieron disecciones de animales adquiridos de taxidermistas, cuatro lobos y seis perros (un chihuahua, un pastor alemán, un labrador, un perro de San Huberto, un husky siberiano y un perro mestizo). No se realizó ninguna disección de animales vivos.

Madre y niña con un golden retriever

Getty Images
Las preferencias humanas por razas más expresivas influyeron el proceso de selección evolutiva.

El músculo que permite elevar las cejas no estaba presente ni en los lobos ni en la raza más antigua, el husky siberiano. Y eso indica que se desarrolló a lo largo de miles de años de convivencia entre perros y humanos.

Investigaciones anteriores constataron además que los perros tienden a usar sus cejas expresivas cuando una persona los mira, y ello significa que se trata de un comportamiento dirigido especialmente hacia los seres humanos.

La investigación demuestra “cuán importantes son las expresiones faciales para captar nuestra atención y para las interacciones sociales”, afirmó Bridget Waller, profesora del departamento de psicología evolutiva de la Universidad de Portsmouth, en Inglaterra, y otra de las autoras del estudio.


https://www.facebook.com/BBCnewsMundo/posts/10157613595709665


https://www.youtube.com/watch?v=WHVHsbI4oYs&t=

https://www.youtube.com/watch?v=d4L-tZXPhxY

https://www.youtube.com/watch?v=GFJ_N84JzUI&t=

Lo que hacemos en Animal Político requiere de periodistas profesionales, trabajo en equipo, mantener diálogo con los lectores y algo muy importante: independencia. Tú puedes ayudarnos a seguir. Sé parte del equipo. Suscríbete a Animal Político, recibe beneficios y apoya el periodismo libre.

#YoSoyAnimal
¡Muchas gracias!

Estamos procesando tu membresía, por favor sé paciente, este proceso puede tomar hasta dos minutos.

No cierres esta ventana.