Gobierno da contratos por 811 de mdp para libros de texto; 87 % por adjudicación directa
close
Recibe noticias a través de nuestro newsletter
¡Gracias! Desde ahora recibirás un correo diario con las noticias más relevantes.
sync
Cuartoscuro

Gobierno da contratos por 811 de mdp para libros de texto; 87 % por adjudicación directa

En 25 de 30 cotratos la Comisión de Libros de Texto Gratuito (Conaliteg) eligió a las empresas sin abrir un concurso público y sin explicar por qué escogió a dichas compañías.
Cuartoscuro
5 de junio, 2019
Comparte

La Comisión de Libros de Texto Gratuito (Conaliteg) ya hizo 30 contratos para la adquisición de insumos e impresión de libros para el próximo ciclo escolar, que suman 811 millones de pesos; 87 % ha sido entregado por adjudicación directa y solo 13 % por licitación pública.

Pese a que los libros deben llegar al inicio del ciclo escolar el 26 de agosto próximo, las contrataciones ocurrieron entre el 25 de abril y el 24 de mayo, es decir, hasta cinco meses después de lo que se hacía en años anteriores.

Dos empresas reciben 388 mdp en contratos, pese a acusación de fraude por venta de libros

De acuerdo con la revisión de los contratos a través de la plataforma Compranet, 25 de los 30 contratos fueron por adjudicación directa, es decir, la Conaliteg eligió a las empresas sin abrir un concurso público y sin explicar por qué escogió a dichas compañías.

El monto total de los contratos entregados por esta vía asciende a 734 millones de pesos. La mitad de ello terminó en dos empresas: Litografía Magno Graf S. A. de C. V. y Compañía Editorial Ultra, S. A. de C. V., ambas fueron acusadas penalmente por vender libros a sobreprecio durante la gestión del director de la Comisión Nacional de Libros de Texto Gratuito (Conaliteg), Marco Antonio Meza, en 1999, y quien repite en el cargo en la administración del presidente Andrés Manuel López Obrador. 

Pese a ese antecedente, Litografía Magno Graf consiguió 249 millones de pesos en cuatro contratos, lo que la ubica como la principal empresa beneficiada. Esta es propiedad de Armando Prida Huerta, quien también es dueño de Asociación Periodística Síntesis, S.A. de C.V., que edita el Periódico Síntesis de Puebla, con presencia también en Tlaxcala e Hidalgo; y la revista Rostros, dedicada a las noticias de sociales en Puebla, Hidalgo, Tlaxcala, Oaxaca, Chiapas y Ciudad de México. 

La segunda empresa más beneficiada fue Compañía Editorial Ultra, con 139 millones de pesos, un considerable incremento a los 51 millones de pesos que ganó a través de licitación pública el año pasado.

Todos los contratos iniciaron entre el 30 de abril y el 24 de mayo pasado para la impresión de libros de texto con y sin entrega de insumos.

En contraste, solo se han hecho cinco contratos por 109 millones de pesos a través de concurso público. Todos para la adquisición de papel, cartulina y cajas para la producción y empacado de libros en la licitación LA-011L6J001-E19-2019 y cuyo fallo ocurrió el 25 de abril.

Las empresas ganadoras fueron Comercializadora Copamex, con el mayor contrato por 76 millones de pesos; Delman Internacional, con 23 millones de pesos, Grupo Papelero Gabor, con 9 millones; Copamex Corrugados con 379 mil pesos y XC Internacional Comerce con 345 mil pesos.

Si bien la Ley de Adquisiciones permite la adjudicación directa de contratos, debe ocurrir solo como excepción y bajo ciertas condiciones. Por ejemplo, ante una situación de emergencia, cuando los bienes o servicios deben adquirirse rápidamente y no se puede esperar al desarrollo de un concurso, como una catástrofe natural.

También se pueden otorgar contratos directos cuando apenas hay un proveedor en el mercado que pueda cumplir un bien o servicio, o cuando se trata de servicios relacionados con seguridad nacional.

Sin embargo, en el caso de los libros de texto, el gobierno federal pospuso las licitaciones durante tres meses argumentando un supuesto aumento en el cobro de las empresas concursantes.

Tras retrasar licitaciones, gobierno entrega 3 contratos para libros de texto por adjudicación directa

Esto ha significado que mientras en el proceso habitual –que ha permitido que los libros lleguen a los alumnos en agosto al inicio del ciclo escolar– se eligieran a las empresas impresoras en diciembre, este año lo hicieran a final de abril y mayo; es decir, entre cuatro y cinco meses  

De acuerdo el procedimiento que se hacía cada año, la impresión de millones de libros ocurría de enero a marzo; en mayo salían a distribución a los estados y durante junio y julio se distribuían a los municipios, zonas escolares y finalmente a las escuelas, sobre todo porque las condiciones de acceso a las comunidades del país hace más lenta la logística. 

El resto de las empresas ganadoras por adjudicación directa son: Reproducciones Fotomecánicas, que obtuvo 110 millones de pesos; Impresora y Editora Xalco, con 85 millones de pesos; Infagon Web, con 78 millones de pesos; Grupo Gráfico Editorial, con 18 millones de pesos Dipalmex, con 12 millones de pesos; Multigráfica Publicitaria y Print LSC Communications, con poco más de 8 millones de pesos, respectivamente.

Empresa del compadre de López Obrador se retira de la licitación para libros de texto

Ansof Comercializadores, con 5 millones de pesos; Inmobiliaria y Arrendadora GLD, con 4 millones de pesos y Jano, con 1 millón 800 mil pesos.

Al ser adjudicación directa no se encuentran en Compranet los anexos ténicos de la compra, es decir, el número de libros a imprimir por cada empresa, el costo unitario ni las fechas de entrega.

Lo que hacemos en Animal Político requiere de periodistas profesionales, trabajo en equipo, mantener diálogo con los lectores y algo muy importante: independencia. Tú puedes ayudarnos a seguir. Sé parte del equipo. Suscríbete a Animal Político, recibe beneficios y apoya el periodismo libre.

#YoSoyAnimal

Qué son las reservas estratégicas de EU, las cuevas de sal donde Trump quiere guardar 75 millones de barriles de crudo

El mandatario estadounidense quiere sacar provecho de los precios a la baja del petróleo para generar ahorros e ingresos al gobierno.
21 de abril, 2020
Comparte
Donald Trump

Getty Images
Trump quiere aprovechar la oportunidad creada por el petróleo barato.

La caída de los precios del petróleo de EE.UU. a niveles nunca antes vistos creó una oportunidad que el presidente Donald Trump quiere aprovechar.

“El crudo está ahora a un nivel que es muy interesante para mucha gente”, dijo Trump el lunes, poco después de que el barril de petróleo estadounidense de referencia West Texas Intermediate (WTI) llegara a cotizarse a un precio negativo por primera vez en la historia.

“Si nosotros pudiéramos comprarlo por nada, vamos a tomar todo lo que podamos”, agregó al expresar su interés porque el gobierno adquiera 75 millones de barriles de crudo.

El mercado petrolero mundial pasa por horas bajas debido al exceso de oferta y a la caída de 30% en la demanda por los efectos económicos de la pandemia de coronavirus.

Sin embargo, la caída de los precios a futuro del WTI para entrega en mayo ocurrida este lunes responde también a características puntuales del mercado estadounidense, entre las cuales destaca el hecho de que la capacidad de almacenamiento de crudo en el país está llegando a sus límites debido a la acumulación de inventarios.

Campo petrolero en California.

Getty Images
El WTI es el crudo de referencia para el mercado estadounidense.

Y en esto Trump también está viendo una oportunidad de negocio, pues el gobierno estadounidense sí tiene dónde guardar crudo: unas enormes cuevas subterráneas en las que se almacena la reserva estratégica de petróleo de Estados Unidos (SPR, por sus siglas en inglés).

Sal y petróleo

La SPR fue creada en la década de 1970 tras la crisis económica causada por el embargo petrolero que los países árabes impusieron a gobiernos occidentales por su apoyo a Israel durante la guerra de Yom Kippur en 1973.

Como consecuencia de este cese en el flujo petrolero, los precios del crudo se cuadruplicaron para 1974, hubo problemas de escasez de combustible en Estados Unidos y parte de la infraestructura industrial de ese país -diseñada para funcionar con combustible barato- quedó al borde de la obsolescencia.

Fue así como en 1975, se estableció esta reserva estratégica con el fin de proteger a Estados Unidos de los vaivenes del mercado petrolero mundial y blindar al país de los problemas que puedan surgir en el abastecimiento de crudo.

Cola para cargar gasolina en Estados Unidos en 1974.

Getty Images
En 1974, el embargo petrolero causó escasez de gasolina en Estados Unidos.
Cuevas excavadas en roca salina.

Getty Images
El crudo de la reserva estratégica de petróleo de Estados Unidos está guardado en un sistema de cuevas excavadas en roca salina.

Esa función la cumplió durante la Guerra del Golfo en 1991 y luego del huracán Katrina de 2005, que al afectar a parte de la infraestructura energética estadounidense provocó que se usara el petróleo de la reserva estratégica para compensar la caída.

Con capacidad para albergar más de 700 millones de barriles de crudo, la SPR disponía para el pasado 17 de abril de unos 635 millones de barriles.

Físicamente, este crudo está almacenado en un sistema de 60 cuevas subterráneas cavadas en roca salina que se extienden desde Baton Rouge (Luisiana) hasta Freeport (Texas).

La sal es útil para proteger el crudo porque ambas sustancias no se mezclan, por lo que estos depósitos salinos son considerados como un almacén perfecto.

Los negocios de Trump

Desde su llegada a la Casa Blanca, Trump ha fijado su atención en la SPR, con miras a que el gobierno obtenga dinero de la misma.

En 2017, el Ejecutivo estadounidense valoró la posibilidad de vender unos 270 millones de barriles de la reserva para reducir la deuda pública con los US$16.000 millones resultantes de la operación y, al mismo tiempo, amortizar el costo de mantenimiento de la SPR (estimado en US$200 millones al año).

Reservas estratégica de petróleo de Estados Unidos.

Getty Images
Al tener almacenado el crudo en cuevas subterráneas, el lugar donde está ubicada la reserva estratégica de EE.UU. no parece disponer de su enorme capacidad.

Este año, Trump quiso aprovechar la caída de los precios del petróleo para adquirir crudo barato para la SPR pero aún no ha conseguido que el Congreso apruebe los recursos.

“Esta sería la primera vez en mucho tiempo que la reserva se llena hasta el tope, lo conseguiremos por el precio correcto”, dijo el mandatario este lunes.

Es una gran oportunidad para comprar petróleo y nos gustaría que el Congreso lo aprobara“, agregó.

Sin embargo, ante la posibilidad de que los recursos no lleguen, ya el Ejecutivo tiene planes para sacar provecho de la SPR aunque de otra forma.

“Como mínimo, dejaremos que gente (empresas comerciales) almacenen petróleo allí”, dijo Trump este lunes.

Lo usaremos como depósito y cobraremos por ello. La gente necesita un lugar para almacenar (crudo) de forma desesperada y nosotros tenemos un depósito enorme”, concluyó.


Enlaces a más artículos sobre el coronavirus

BBC

Visita nuestra cobertura especial



Ahora puedes recibir notificaciones de BBC Mundo. Descarga la nueva versión de nuestra app y actívalas para no perderte nuestro mejor contenido.

https://www.youtube.com/watch?v=B_Gzc2Z7uQY

https://www.youtube.com/watch?v=Y36en98lbNw

https://www.youtube.com/watch?v=FAfZ-GhFurA&t=37s

Lo que hacemos en Animal Político requiere de periodistas profesionales, trabajo en equipo, mantener diálogo con los lectores y algo muy importante: independencia. Tú puedes ayudarnos a seguir. Sé parte del equipo. Suscríbete a Animal Político, recibe beneficios y apoya el periodismo libre.

#YoSoyAnimal
close
¡Muchas gracias!

Estamos procesando tu membresía, por favor sé paciente, este proceso puede tomar hasta dos minutos.

No cierres esta ventana.