¡Muchas gracias!


Estamos procesando tu membresía, por favor sé paciente, este proceso puede tomar hasta dos minutos.

No cierres esta ventana.

close
Recibe noticias a través de nuestro newsletter
¡Gracias! Desde ahora recibirás un correo diario con las noticias más relevantes.
sync
Foto: Itxaro Arteta
Les piden renuncia y sin liquidación: gobierno aplica más recortes para adelgazar estructura
Servidores Públicos relatan los despidos en el Archivo General de la Nación, el Fondo de Cultura Económica y la Comisión Nacional de Arbitraje Médico.
Foto: Itxaro Arteta
8 de junio, 2019
Comparte

A Mónica la llamaron el viernes para firmar su renuncia, sin previo aviso, y sin derecho a liquidación. Óscar se enteró el miércoles de que el viernes sería su último día y le darían lo que se pudiera de finiquito. Luisa lleva un mes desempleada y esperando sus papeles de baja oficial, después de aparecer en una lista de personas que serían recortadas.

No se trata de trabajadores de una misma empresa que está en crisis, sino de servidores públicos, despedidos de distintas dependencias, aunque todos con la explicación de que se debe reducir la estructura de gobierno por la austeridad republicana. Relatan a Animal Político lo ocurrido en el Archivo General de la Nación (AGN), el Fondo de Cultura Económica (FCE) y la Comisión Nacional de Arbitraje Médico (Conamed). Sus nombres han sido cambiados por temor a represalias.

Mónica, del AGN, llevaba 20 años trabajando en el Archivo General, en una plaza de “enlace”, es decir, un mando medio. La mandaron llamar de Recursos Humanos y le dijeron que tras el memorándum de austeridad enviado el 3 de mayo por el presidente Andrés Manuel López Obrador, tenían que recortar al 20 % del personal, por lo que le pidieron que firmara su renuncia, sin derecho a liquidación.

“Supuestamente, me dijeron que mi plaza por ser de enlace, es una plaza que está pidiendo la Secretaría de Hacienda que se recoja, conforme al oficio de Presidencia, fue lo que a mí me argumentaron”, cuenta en entrevista.

Como se negó a firmar, días después le ofrecieron un arreglo por 160 mil pesos, pero ella contestó que eso no compensa sus dos décadas de trabajo en la institución y la Ley del Trabajo la Ampara, así que se negó de nuevo.

También le ofrecieron que siguiera trabajando ahí, pero con un contrato por tres meses en una plaza eventual —una de las figuras que Presidencia ha ordenado reducir a la mitad—, por lo que tampoco aceptó, ante el temor de que después de ese tiempo se quede en la calle de todas maneras.

Asegura que desde el inicio del sexenio han sido despedidos alrededor de 30 trabajadores de los poco más de 200 que tenía el Archivo: la mitad en diciembre pasado y la otra mitad ahora en mayo. Aunque le dijeron que en julio y en noviembre habrá más recortes.

Gobierno federal ordena despedir a los trabajadores que la misma administración contrató

En contraste, le parece irónico que la dependencia ha reclutado a 100 becarios de Jóvenes Construyendo el Futuro, uno de los principales programas del nuevo gobierno, que paga 3 mil 600 pesos mensuales a chicos que reciben capacitación.

La subdirección de difusión del AGN confirmó que están “en proceso de reestructuración, a petición de la Secretaría de Hacienda”, pero todavía están elaborando la propuesta que van a presentar, por lo que no pudo dar la cifra de cuántas plazas se han eliminado.

En la Comisión Nacional de Arbitraje Médico (Conamed) el recorte ocurrió en abril, días antes del memorándum del 3 de mayo. De acuerdo con el testimonio de Luisa, una de las afectadas, ese oficio solo confirmó públicamente la petición que ya se había hecho internamente de cancelar plazas. Asegura que fueron despedidas 52 personas con entre 8 y 20 años de antigüedad, de las alrededor de 150 que trabajaban ahí, es decir, una tercera parte.

Animal Político preguntó en reiteradas ocasiones a la Secretaría de Salud, de la que Conamed es un órgano desconcentrado, la cifra y criterio de los despidos, pero no hubo respuesta.

Esta Secretaría presumió desde marzo el ahorro de 680 millones de pesos por recorte del 30 % de personal.

La Conamed está integrada principalmente asesores médicos y jurídicos que resuelven conflictos entre usuarios y prestadores de servicios de salud. Luisa era personal administrativo del área de atención al público, que quedó casi a la mitad ante el recorte de 12 personas. Pero del total, explica, unos 20 eran administrativos y 30 directores, subdirectores, jefes de departamento y apoyos técnicos.

“Nos dijeron a todos que era parte de la reestructuración del gobierno federal, que aplicaba también una reestructuración en la Comisión, que eran instrucciones superiores de la Secretaría de Salud y del gobierno federal”, explica.

“Y que las plazas quedaban canceladas. Yo les comenté que entonces eso pusieran en lo que nos estaban dando a firmar, que era por la cancelación y reestructuración del gobierno, pero me contestaron que no era posible, que tenía que renunciar así, en los términos que ellos me estaban dando: renuncia de manera voluntaria e irrevocable”.

El 23 de abril, recuerda, los directores de área comenzaron a llamar a personas de Servicio Profesional de Carrera para informarles que estaban en una lista de plazas a eliminar. Después los mandaron con el subcomisionado jurídico, el director general de administración, el de recursos humanos y una persona del comité de ética como testigo, para pedirles que firmaran la renuncia con fecha a fin de mes.

La mayoría firmó, cuenta Luisa, ante la amenaza de si no lo hacían los cesarían, y después de que hace unos meses vieron que a otra persona que se negó a renunciar, de plano ya no la dejaron entrar al edificio.

Lo más que obtuvieron, fue negociar que extendieran la renuncia al 15 de mayo, para que cobraran otra quincena. Pero a la fecha, no han recibido los papeles de su baja, que necesitan para comprobar antigüedad y hacer cualquier trámite en caso de que logren obtener otro trabajo en gobierno.

La austeridad en el Senado provocó casi 2 mil despidos, solo 11 % son mandos

Otra dependencia con recortes recientes fue el Fondo de Cultura Económica. Aunque ahí, según cuenta uno de los afectados, no les fue tan mal en cuanto a trato e indemnización.

“La justificación fue que habían pedido un recorte del 20 %, y bueno, al menos a mí lo que me dijeron es que Paco (Ignacio Taibo II, director del organismo) fue a hablar con el presidente para que hiciera un excepción con el Fondo, pero que no, no se iba a hacer excepción con ninguno, y pues vinieron los recortes”, cuenta Óscar.

Los afectados fueron jefes de departamento, editores, administrativos, del área jurídica y de comunicación. Pero al menos, señala, aunque no les dieron liquidaciones completas, sí se les pagó lo más que se pudo y no los dejaron con las manos vacías, como en otros lados.

Mientras él deja su puesto de jefe de área, se quedarán en la oficina cuatro becarios que capacitó en los últimos meses de Jóvenes Construyendo el Futuro, dice.

Comunicación Social del FCE confirmó que en total fueron 20 personas despedidas por la orden de recortar mandos medios y de enlace, sin tocar a personal sindicalizado o de confianza.

El memorándum del 3 de mayo ordenó, en el punto 1, sujetarse al presupuesto aprobado por la Cámara de Diputados en cuanto a servicios personales.

“En este sentido, deberán desocuparse, antes del 31 de mayo, las plazas no autorizadas y ajustarse las estructuras orgánicas conforme a los procedimientos y plazos existentes”.

Hasta ahora, no hay un balance oficial de cuántas personas han sido despedidas del gobierno. La Secretaría de la Función Pública detalló recientemente que este mes terminará el proceso de implementación de medidas de austeridad, reestructuración y eliminación de plazas que no hacían falta o duplicaban funciones, por lo que en julio informará el resultado y cuántos empleos se eliminaron.

Lo que hacemos en Animal Político requiere de periodistas profesionales, trabajo en equipo, mantener diálogo con los lectores y algo muy importante: independencia. Tú puedes ayudarnos a seguir. Sé parte del equipo. Suscríbete a Animal Político, recibe beneficios y apoya el periodismo independiente.

#YoSoyAnimal
Por qué AMLO tiene tanta popularidad y qué factores pueden afectarlo, según analistas
La popularidad y los niveles de aprobación tan altos del presidente de México solo se comparan con los primeros meses del gobierno de Vicente Fox.
5 de mayo, 2019
Comparte

El presidente de México, Andrés Manuel López Obrador, goza de una enorme popularidad y niveles de aprobación tan altos que sólo se comparan con los primeros meses del gobierno de Vicente Fox, que llegó al poder en el 2000 tras 71 años de gobierno del PRI (Partido Revolucionario Institucional).

Según las distintas encuestas publicadas entre febrero y marzo, la aprobación de AMLO está entre el 64 y el 80%.

“Es una popularidad muy alta. En estos tiempos de redes sociales y de ataques permanentes, mantener tal aprobación es muy difícil y AMLO la ha mantenido hasta febrero”, dice a BBC Mundo Roy Campos, presidente de Consulta Mitofsky, que en febrero le daba 67%.

Cuenta que en febrero de 2001 Fox tenía 70% de aprobación.

“Los números son similares, pero es mayor la popularidad que tiene AMLO porque los tiempos son distintos. En 2001 los medios estaban controlados y no había redes sociales, así que era más fácil tener una alta popularidad”, asegura.

Recuerda que la llegada de Fox al poder fue un cambio muy grande para México, pues sacó al Partido Revolucionario Institucional (PRI) por primera vez del poder. “Fox sí generó una gran esperanza para mucha gente”, apunta.

Pero, ¿Cuáles son los pilares de la enorme popularidad que tiene AMLO? Los expertos mencionan tres a BBC Mundo. Además, cuentan por qué creen que podría reducirse en los próximos meses.

1. Sus conferencias “mañaneras”

Desde el inicio de su gobierno el 1 de diciembre, cada mañana a las 7 am inicia una conferencia de prensa donde anuncia los programas sociales de su gobierno, gira instrucciones a sus colaboradores y a menudo envía mensajes políticos.

Con frecuencia en las conferencias, conocidas como “las mañaneras”, participan funcionarios de su gobierno, según el tema que quiera abordar o para atender algún problema específico.

“AMLO creó su instrumento de comunicación, no requiere de los medios, no depende de ellos. No permite que nada trascienda sin que él intervenga”, cuenta Campos.

Guillermo Valdés, director de política de Grupo de Economistas Asociados y de Investigaciones Sociales Aplicadas (GEA-ISA), tiene una visión más crítica.

Esas conferencias “tienen un discurso político muy simple, de buenos y malos, de conservadores y liberares, de los fifís y el pueblo bueno”, dice.

Asegura que con esa narrativa “está creando un mundo paralelo que mantiene a la gente en la esperanza y expectativa de cambio. Cuando tienes pocos resultados por el corto tiempo de gobierno y la complejidad para cambiar la realidad, el discurso es muy eficaz”.

2. Programas sociales

En la encuesta de GEA-ISA, la aprobación de AMLO creció de 57 al 64% en sus primeros meses de gobierno.

“Hay una expectativa muy elevada de que la economía de la familia se va a ver beneficiada de los múltiples programas de reparto de dinero efectivo anunciados por el presidente, entre ellos a los adultos mayores, a los estudiantes o a los discapacitados”, explica Valdés, coordinador de la encuesta.

El 33% de sus encuestados dice que ya ha sido beneficiado y el 31% cree que en el futuro próximo lo será.

Sin embargo, esta aprobación del 64% tiene un matiz, según Valdés, quien fue director del CISEN, el servicio de inteligencia civil de México en 2007, durante el sexenio de Felipe Calderón.

Dice que sólo el 20% de los encuestados confían que los problemas del país van a resolverse.

“La encuesta refleja que algunos piensan que la situación del país no mejorará, pero que a ellos les va a ir bien porque les van a dar dinero”.

Apunta a que también a que también aumentó de un 24% al 32% la gente que contestó en su encuesta que el gobierno de AMLO le genera preocupación.

3. Austeridad, honestidad y medidas populares

Valdés explica que la gran popularidad del presidente también se debe a un “elevado apoyo a medidas y decisiones con una carga simbólica muy fuerte de cambio, sobre todo relacionados a la austeridad y honestidad del gobierno”.

Entre los ejemplos menciona que los encuestados aprueban que el AMLO le haya quitado las pensiones a los expresidentes o que viaje en aviones comerciales.

“Es uno de sus pilares de popularidad porque la gente esta harta de los políticos prepotentes, llenos de privilegios y despilfarradores”.

Por otra parte, Roy Campos de Mitofsky apunta a que AMLO toma medidas sabiendo que son populares. “Tiene una percepción muy clara de lo que la gente quiere y termina haciendo lo que la gente quiere”.

Dice que, por ejemplo, cuando pone a militares a dirigir la Guardia Nacional, sabe que los ciudadanos confían mas en el ejército que en los policías.

“Aunque muchos digan que no, el ciudadano también apoya que AMLO no se pelee con el presidente de EE.UU, Donald Trump”.

En otros casos, la gente lo apoya simplemente porque le cree, explica.

“Por ejemplo, en la cancelación del aeropuerto. La gente no lo apoya porque crea o sepa que uno es mejor que otro. Lo apoya porque le cree cuando dice que hubo corrupción, cuando dice que es mejor. Le cree y nada más”.

Campos apunta a que si hay algunas medidas en que AMLO no cuenta con respaldo, ni siquiera de sus electores. El caso más claro es que el ciudadano pide que se castiguen a los exgobernantes corruptos.

Inseguridad y economía: los riesgos

Sin embargo, los analistas apuntan que en las próximas mediciones la popularidad de AMLO puede verse afectada.

El principal problema podría ser el de la inseguridad y la violencia, que es percibido como el más grave del país.

“AMLO generó muchas expectativas de mejorar y por ahora no ha cambiado nada: siguen los asesinatos, las balaceras, pronto puede haber una decepción”, indica Campos.

En el primer trimestre del año, de enero a marzo, se registraron 8,737 homicidios dolosos en el país, un 8,9% más que en el mismo periodo de 2018, considerado el año más violento.

También, la imagen de AMLO podría deteriorarse si la gente percibe que su economía familiar se ve afectada.

Todavía es pronto para asegurar que así será. Pero, han surgido algunas señales de alerta: esta semana la OCDE revisó a la baja sus perspectivas de crecimiento para este año de 2 a 1,6% del PIB.

Los próximos meses dirán si AMLO seguirá siendo un presidente con cifras récord de aceptación.


Ahora puedes recibir notificaciones de BBC Mundo. Descarga la nueva versión de nuestra app y actívalas para no perderte nuestro mejor contenido.

https://www.youtube.com/watch?v=GFJ_N84JzUI

https://www.youtube.com/watch?v=GpyJ8GP7PWg

https://www.youtube.com/watch?v=o-FUmeEXFOI

Lo que hacemos en Animal Político requiere de periodistas profesionales, trabajo en equipo, mantener diálogo con los lectores y algo muy importante: independencia. Tú puedes ayudarnos a seguir. Sé parte del equipo. Suscríbete a Animal Político, recibe beneficios y apoya el periodismo independiente.

#YoSoyAnimal