close
Recibe noticias a través de nuestro newsletter
¡Gracias! Desde ahora recibirás un correo diario con las noticias más relevantes.
sync
AFP

AMLO dice que gobierno no cederá ante protestas de migrantes africanos; anuncian otra marcha en Chiapas

El presidente López Obrador dijo que las protestas de migrantes africanos en Chiapas “no van a tener ningún resultado”, y que no darán certificados para que los admitan en EU.
AFP
Comparte

Los migrantes africanos que permanecen acampados en el exterior de la estación Siglo XXI, en Tapachula, Chiapas, marcharán mañana para denunciar que el gobierno mexicano no les extiende oficios de salida que les permita continuar su camino al norte. La manifestación comenzará a las 9 de la mañana desde la explanada junto al centro de detención en la que han instalado sus tiendas de campaña. 

Horas antes, el presidente Andrés Manuel López Obrador hizo referencia a las protestas que se han registrado en los últimos días en Tapachula. “No van a tener ningún resultado”, dijo. “Y no vamos a ceder, porque esto que ha estado sucediendo últimamente en Tapachula tiene como propósito el que se obligue a las autoridades mexicanas a dar certificados para que sean admitidos los migrantes en Estados Unidos, eso no lo podemos hacer, no nos corresponde. Entonces, esas protestas no van a tener ningún resultado”, dijo.

Las demandas de la comunidad africana no son exactamente lo que el mandatario dijo en su conferencia.

Te puede interesar: El gobierno envía a la frontera con Guatemala a solicitantes de asilo devueltos por EU

Lo que reclaman es que cuando son liberados de Siglo XXI, se les haga entrega de un oficio de salida que les obligue a abandonar México en 20 días, sin especificar la frontera por la que deben marcharse. Se trata de un documento que se conocía equivocadamente como “salvoconducto” porque les permitía atravesar el país sin problemas. 

Como desveló Animal Político, esto cambió a partir del 10 de julio, cuando un oficio firmado por Ana Laura Martínez de Lara, exdirectora general de Control y Verificación Migratoria del INM señalaba que los documentos de salida debían remarcar que los migrantes tenían dos opciones: regularizarse o abandonar el país “por la frontera sur”. La funcionaria justificaba el añadido citando el numeral IX del artículo 240 del Reglamento Migratorio. Sin embargo, el reglamento no dice nada de la frontera por la que los migrantes deben abandonar el país

El INM no ha informado sobre cuándo se decidió esta nueva medida ni bajo qué criterios. 

En su comparecencia, los migrantes reclamaron que el gobierno mexicano les entregue tarjetas de visitante por motivos humanitarios para aquellos que deseen continuar su trayecto hacia Estados Unidos o Canadá, también solicitaron “acceder sin dilaciones” al proceso de refugio para aquellos que quieran pedir su protección a la Comisión Mexicana de Ayuda al Refugiado (Comar). “Requerimos de asistencia humanitaria urgente en materia de alimentación, vivienda, salud e higiene, para evitar el deterioro de nuestra salud física y mental y la pérdida de vidas”, afirmaron. Por último, pidieron a los cuerpos de seguridad “garantizar que no se cometerán más represalias y no se empleará más violencia en nuestra contra por reivindicar derechos y expresar nuestras demandas colectivas”. 

Lee más: INM asegura que migrantes africanos rechazaron trámites de regularización

El lunes, los migrantes comenzaron una protesta en el exterior de Siglo XXI y bloquearon los accesos para impedir que los funcionarios del Instituto Nacional de Migración accediesen a su puesto de trabajo. El martes se registraron enfrentamientos con la Policía Federal y la Guardia Nacional, que disolvieron el bloqueo. Dos periodistas denunciaron agresiones por parte de los uniformados y al menos un migrante y un agente tuvieron que ser trasladados al hospital.

“La población de personas de origen africano, obligadas a permanecer en Tapachula, sufrimos una situación humanitaria insoportable en materia de alimentación, vivienda, salud e higiene; así como de discriminación sistemática por parte de las autoridades migratorias”, dijeron los migrantes en un comunicado. 

“Somos personas desplazadas forzosas que venimos huyendo desde nuestros países para salvaguardar nuestras vidas y acogernos a la protección internacional en Estados Unidos, Canadá o, en su minoría, en México, pero hasta el momento, no hemos recibido respuesta clara del gobierno mexicano, señalaron. 

“Exigimos a los cuerpos de seguridad del Estado que cesen en su violencia y dejen de reprimir nuestra legítima protesta, así como a las autoridades migratorias que resuelvan nuestra situación lo antes posible y detengan su hostilidad”, solicitaron. 

Entérate: ‘Estamos atrapados’: migrantes africanos se rebelan contra el INM para obtener papeles de salida

Los migrantes se quejan de que “el 80% de solicitudes” de tarjeta de visitante por razones humanitarias ha sido rechazado por errores al escribir sus nombres. 

El INM hizo pública una nota en la que acusaba a los migrantes de no querer regularizarse.

Y ahora López Obrador les acusa de exigir un documento que ellos no han pedido. El presidente quiso vincular estas demandas a la existencia de redes de tráfico de personas. “Que no se dejen los migrantes engañar, repito, manipular por estos señores que se dedican a sacar dinero engañando, enganchando a gente que necesita de trabajo”, afirmó.

La versión de los africanos es completamente distinta. Aseguran que han cumplido con todos los trámites, dirigiéndose a la oficina del INM en la colonia Las Vegas, en Tapachula, sin resultados. Dicen que el 80% de sus solicitudes son rechazadas por errores en la redacción de sus nombres. Denuncian que la otra alternativa que les ofrecen es pedir asilo en la Comar, un trámite que les obliga a permanecer en Chiapas mientras se resuelve y que, además, puede dificultar su caso si desean apelar a un juez estadounidense. 

Te puede interesar: Niños migrantes en México, sin apoyo educativo

Los descontentos llevan dos semanas durmiendo ante la estación Siglo XXI en tiendas de campaña. El lugar carece de las condiciones básicas de higiene y los migrantes apenas reciben ayuda. Además, se quejan de que, con la obligación de permanecer en Tapachula, están forzados a gastar el dinero que tenían destinado a cruzar el país con destino a Estados Unidos.

Entre enero y junio de 2019 el INM tiene registrados a 3,712 africanos que entraron irregularmente en México. Solo dos de ellos fueron deportados, ya que sus autoridades consulares no les reconocen, lo que imposibilita la expulsión. Habitualmente utilizaban el oficio de salida de Siglo XXI para cruzar el país en dirección a la frontera norte pero desde hace dos meses cientos de ellos están atrapados en Tapachula, Chiapas.

INM anuncia atención personalizada a migrantes

En un comunicado, el INM informó que a partir del lunes 2 de septiembre brindará atención personalizada de su situación migratoria a extranjeros que se encuentran a las afueras de la Estación Migratoria Siglo XXI en Tapachula, Chiapas.

“Ante la presencia de representantes de la Comisión Nacional de Derechos Humanos y Relaciones Exteriores, funcionarios del INM anunciaron a los extranjeros que nuevamente se revisará su situación migratoria caso por caso”, señaló.

Lo que hacemos en Animal Político requiere de periodistas profesionales, trabajo en equipo, mantener diálogo con los lectores y algo muy importante: independencia. Tú puedes ayudarnos a seguir. Sé parte del equipo. Suscríbete a Animal Político, recibe beneficios y apoya el periodismo libre.

#YoSoyAnimal

Cuáles son los países donde la gente trabaja más y menos horas semanales

En países como Corea del Sur, Turquía o Chile, cerca de la mitad de los empleados trabaja más de 48 horas a la semana. Y en el top ten de los países de la OCDE donde la gente pasa más tiempo en el trabajo, hay cinco latinoamericanos. Pero... ¿cuáles son las nuevas tendencias?
21 de agosto, 2019
Comparte

En Chile hay dos proyectos de ley en el Congreso que buscan reducir el horario laboral y que han generado un intenso debate en la sociedad de ese país.

Uno propone disminuir las horas semanales de 45 a 40, mientras que el otro (presentado por el gobierno) apunta a una reducción gradual estimada en 41 horas promedio a la semana e incluye flexibilidad en la distribución del horario y en otros aspectos.

El sector empresarial advirtió que los recortes aumentarán los costos de las empresas y que podrían tener efectos negativos en los salarios y el empleo.

Una discusión parecida ocurrió en 2003 cuando Chile pasó de 48 a 45 a la semana.

“En esa ocasión no hubo efectos desastrosos“, le dice a BBC Mundo Rodrigo Ruiz, director de la Escuela de Derecho de la Universidad Santo Tomás.

“No creo que provoque un aumento del desempleo, aunque podría influir en una disminución de las remuneraciones o de ciertos beneficios laborales”, en el caso de los trabajadores que sean contratados a futuro.

Ruiz dice que el actual debate está radicado en cuál es la mejor fórmula para cambiar el sistema, pero que hay acuerdo en que es necesario hacer transformaciones.

“Tenemos que seguir los estándares internacionales. La tendencia mundial apunta a mejorar la calidad de vida de las personas y a bajar gradualmente la jornada laboral”, explica Ruiz, y precisa que es necesario incluir criterios de flexibilidad que den cuenta de las rápidas transformaciones que viven los mercados laborales.

Trabajadores

Getty Images
Los mercados laborales están avanzando hacia horarios más flexibles.

Horarios flexibles

A nivel internacional, las horas de trabajo tienden a ser más extensas en el sur y en el este de Asia, mientras que las jornadas más cortas están en Europa, especialmente en países como Bélgica, Francia, Alemania y los Países Bajos, le dice a BBC Mundo Jon Messenger, investigador de la OIT y autor de Working Time and the Future of Work.

“Ha habido una diversificación en las disposiciones laborales, con un distanciamiento de la semana de trabajo estándar hacia diversas formas de horarios flexibles“, que pueden incluir nuevos sistemas de turno, semanas comprimidas o trabajo desde casa, entre muchas otras.

“Los efectos son ampliamente divergentes dependiendo del acuerdo laboral específico”, apunta Messenger.

Ahora bien, el límite legal de trabajo (excluyendo el tiempo extra), en la mayor parte de las economías avanzadas es de 40 horas semanales, mientras que en los países en vías de desarrollo es de 48.

¿Qué dicen las leyes en América Latina?

En América Latina hay límites semanales de 48 horas en países como Argentina, Bolivia, Colombia, Costa Rica, México, Nicaragua, Panamá, Perú y Uruguay.

Mientras que en el rango que va de 40 a 47 horas están Chile, Brasil, Cuba, República Dominicana, El Salvador, Guatemala, Honduras y Ecuador.

Trabajador mexicano

Getty Images
En América Latina el rango más común de semana laboral está entre las 44 y las 48 horas.

Sin embargo, más allá de la ley, hay países donde lo que establecen las normas se aleja de la realidad, especialmente en aquellas economías menos desarrolladas donde la mayor parte de la población tiene empleos informales que no siguen ninguna regulación.

Y también está el otro extremo, como es el caso de Dinamarca, donde el límite semanal es de 48 horas (incluyendo las horas extra), pero en realidad, la mayor parte de los contratos y los acuerdos colectivos fijan una semana de 37 horas para jornadas laborales completas.

Mapa horas semanales

BBC

¿Cuántas horas se trabajan a la semana?

Entre los miembros de la Organización para la Cooperación y el Desarrollo Económico (OCDE) -que agrupa a algunas de las economías más avanzadas del mundo- el promedio semanal de horas efectivamente trabajadas es 37, un referente que no tiene relación con el límite fijado por las leyes de cada país, sino con resultados de encuestas.

Y en el caso de Chile -que forma parte de la OCDE- ese promedio semanal es de 41.3 (incluyendo los empleos a tiempo completo y de jornada parcial declarados por los trabajadores), según la organización.

Entre los miembros de la OCDE, los países donde se trabaja más horas a la semana son Colombia, Turquía, México, Costa Rica, Sudáfrica y Chile.

Países con más horas de trabajo semanal en la OCDE. . .

Mientras que las naciones donde los empleados trabajan menos horas semanales son Países Bajos, Dinamarca, Noruega, Suiza, Alemania y Australia.

Países con menos horas de trabajo semanal en la OCDE. . .

Con una perspectiva más amplia, el informe Working conditions in a global perspective, un estudio de la OIT publicado en mayo de este año, analiza la situación laboral en 41 países del mundo, según los resultados de encuestas.

En él se indica que las semanas laborales extensas (de más de 48 horas) “siguen siendo frecuentes” en distintas partes del mundo.

Por ejemplo, en países como Corea del Sur, Turquía y Chile, cerca de la mitad de los empleados trabaja más de 48 horas a la semana, mientras que en la Unión Europea es el 15% y en Estados Unidos el 19%.

Aunque las leyes digan otra cosa.


Recuerda que puedes recibir notificaciones de BBC News Mundo. Descarga la nueva versión de nuestra app y actívalas para no perderte nuestro mejor contenido.

https://www.youtube.com/watch?v=SZY7ugs_DvI

https://www.youtube.com/watch?v=o6uE-XS3O4w

https://www.youtube.com/watch?v=0imLxAHjGjA

Lo que hacemos en Animal Político requiere de periodistas profesionales, trabajo en equipo, mantener diálogo con los lectores y algo muy importante: independencia. Tú puedes ayudarnos a seguir. Sé parte del equipo. Suscríbete a Animal Político, recibe beneficios y apoya el periodismo libre.

#YoSoyAnimal
¡Muchas gracias!

Estamos procesando tu membresía, por favor sé paciente, este proceso puede tomar hasta dos minutos.

No cierres esta ventana.