Familiares de los 43 de Ayotzinapa, entre la esperanza y la cautela ante las promesas de justicia de AMLO
close
Recibe noticias a través de nuestro newsletter
¡Gracias! Desde ahora recibirás un correo diario con las noticias más relevantes.
sync
Carlo Echegoyen

Familiares de los 43 de Ayotzinapa, entre la esperanza y la cautela ante las promesas de justicia de AMLO

"Hay una luz de esperanza. Hay un diálogo, pero siempre hemos dicho que no confiamos hasta no ver los hechos", dijo la mamá de un normalista desaparecido.
Carlo Echegoyen
27 de septiembre, 2019
Comparte

“Esperábamos no haber llegado a estos cinco años y haber tenido tener respuestas por parte del gobierno de Enrique Peña Nieto, pero como nada más nos llevó con mentiras y cosas que no eran ciertas, nosotros aquí seguimos exigiendo verdad y justicia por nuestros 43 estudiantes, y justicia para los que cayeron esa noche”. Josefina Icela López Patolzin es hermana de Julio César, uno de los 43 estudiantes desaparecidos hace 5 años en Iguala, Guerrero. El miércoles participó en la marcha hasta la Fiscalía General de la República y el jueves se manifestó junto a cientos de personas entre el Ángel de la Independencia y el Zócalo.

Cinco años después la investigación no avanza. Para exigir justicia y unas pesquisas eficaces, cientos de personas marcharon el jueves por el centro de Ciudad de México. Unas cinco mil, según datos de la secretaría de Seguridad Ciudadana de la capital. En la cabeza los familiares de los 43. Detrás, alumnos de la Escuela Normal Rural Raúl Isidro Burgos de Ayotzinapa, estudiantes de otras escuelas, sindicalistas y simples ciudadanos que no quisieron dejar solas a las víctimas en un día en el que el recuerdo es inevitable.

“El gobierno quiere saber el paradero, pero desgraciadamente hay gente que está involucrada del anterior gobierno y no se puede. Aunque nosotros con los expertos sabemos que vamos a saber la verdad”, dice.

La llegada al gobierno de Andrés Manuel López Obrador, comprometido con la demanda de justicia de los familiares, supuso una esperanza. Sin embargo, todavía no ven resultados. Así que se debaten entre las expectativas de un gobierno que no entorpezca las investigaciones y la frustración de que todo siga igual.

López Patzolin muestra un cartel con el rostro de su hermano Julio César. Pasan los años, pero él sigue igual, joven, como cuando lo desaparecieron. Es la tragedia de los que no sabemos dónde están. El tiempo pasa, cinco años ya, pero ellos ahí siguen. Envejece todo, hasta la tela del cartel con su fotografía. Todo menos su imagen, que los recuerda como cuando nadie tenía que manifestarse para conocer su paradero.

“Sentimos tristeza. Ya cinco años sin abrazar a nuestros familiares. Tenemos la esperanza de que lleguen y se resuelva”, dice López Patolzin.

Esperanza, porque no queda otra. Pero cautela, porque ya les han mentido demasiado.

“Ya son cinco años y no sabemos nada del paradero de nuestros hijos. Hay cinco puntos donde están investigando. Dicen que ahí están enterrados, pero yo no lo creo. Ahí nos van a ir engañando como los últimos años. No es verdad lo que están diciendo, que en ese punto que están haciendo la búsqueda que fueron enterrados”. Francisco Lauro, padre de Magdaleno Rubén Lauro Villegas, sospecha de todo. Las noticias acerca de trabajos en el vertedero de Tepecoacuilco, en Guerrero, volvieron a generar expectativas sobre un posible hallazgo. Aunque Francisco no se lo cree. Dice tener esperanza si “la noticia es verdadera”; pero ya es mucho tiempo de jugar con sus expectativas.

Hasta Vidulfo Rosales Sierra, uno de los abogados de las familias, resta importancia a los trabajos.

“Es una diligencia más”, dice. “Se han explorado siete u ocho puntos, pero no tuvo tanta relevancia como ahora”, afirma.

Lo que Francisco Lauro necesita son certezas. “La verdad con evidencias”. Mientras, espera. Y marcha. Para recordar a López Obrador que antes de convertirse en presidente ya les prometió que haría todo lo posible para encontrarlos. “Esperemos que el nuevo gobierno haga ese trabajo, la búsqueda de nuestros chavos. Dijo que lo haría”, dice.

Esa esperanza y esa cautela acompañaron a los familiares de los normalistas en su marcha a través de la Ciudad de México.

“No me imagine llegar a estos cinco años, pero el gobierno peñista se encargó de que llegáramos a ese tiempo. No quiso hacer las investigaciones correspondientes para que se encontraran nuestros hijos. Este gobierno que tenemos ahorita creo que tiene la disponibilidad, que hasta ahorita nada más han sido palabras y palabras porque no ha caminado mucho el caso como nosotros quisiéramos”, dijo Carmen Cruz Mendoza, madre de Jorge Aníbal Cruz Mendoza. Pronunció estas palabras junto al antimonumento a los 43, en el paseo de Reforma.

El tránsito se desarrolló sin problemas, aunque en Reforma se reportaron algunos ataques de encapuchados contra oficinas y mobiliario. Según la secretaría de Seguridad Ciudadana de la Ciudad de México, un centenar de personas formaba este grupo, que realizó pintas a lo largo del recorrido y que habría afectado a unos 30 negocios y oficinas públicas. La protesta con pintura alcanzó a la fachada del Palacio Nacional. En ese momento se estaba desarrollando el mitin en el Zócalo, por lo que los familiares de los desaparecidos pidieron que la protesta se desarrollase en paz. Dos policías resultaron heridos por el lanzamiento de petardos.

A través de un comunicado, la Conservaduría de Palacio Nacional consideró “lamentables los daños ocasionados al monumento civil más importante de México” y aseguró que, a pesar de garantizar el derecho a manifestación, “lo acontecido en contra de Palacio Nacional no tiene justificación”.

Los hechos, sin embargo, son anécdota. Lo relevante son esos 43 familiares que caminaban, con sus carteles en la mano, exigiendo justicia. Como vienen haciendo desde hace cinco años.

Confían en las once líneas de investigación que planteó la comisión de expertos independiente, como explica el abogado Vidulfo López Sierra. El gobierno de Peña Nieto no quiso tomar en consideración aquellas recomendaciones. Las víctimas esperan que López Obrador cumpla su palabra.

Como señaló María Elena Guerrero, madre de Giovanni, en el mitin en el Zócalo. “El Ejército jugó un papel muy importante. Hay videos donde patrullas y uniformados se llevan a nuestros hijos. ¿Como es posible que no aporten para que se esclarezcan los hechos? El ejército ya había amenazado a nuestros hijos. Tienen que llamarlos a declarar. Esperamos el apoyo para que se esclarezcan los hechos. No es posible que en cinco años no sepamos la verdad”.

En opinión de la madre, “parece que hay una luz de esperanza. Hay un diálogo, pero siempre hemos dicho que no confiamos hasta no ver los hechos que hablen por sí mismos”.

Esperanza y realismo. Esperanza y cautela. Esperanza y sospecha.

“Esperamos la respuesta del gobierno, hasta ahorita no hay ningún avance. Va lenta la cosa”, explica Aristeo González Baltazar, cuyos dos hijos, Dorian y Jorge Luis, desaparecieron aquella trágica noche.

Pasan las conmemoraciones y las 43 camas continúan vacías. Todos coinciden en una aspiración: que este sea el último año en el que marchar pidiendo verdad y justicia.

Lo que hacemos en Animal Político requiere de periodistas profesionales, trabajo en equipo, mantener diálogo con los lectores y algo muy importante: independencia. Tú puedes ayudarnos a seguir. Sé parte del equipo. Suscríbete a Animal Político, recibe beneficios y apoya el periodismo libre.

#YoSoyAnimal

3 países que fueron ejemplo de lucha contra el COVID y ahora ven una segunda ola de contagios

Varias naciones que realizaron notables acciones para reducir los casos de COVID-19 están viendo una segunda ola de contagios. La relajación de medidas de contención es una causa común.
28 de julio, 2020
Comparte

Se ha visto en países en todas las regiones del mundo, en diversos grados.

Una segunda ola de casos de covid-19 ha afectado a naciones que fueron elogiadas al comienzo de la pandemia por su eficiencia en la implementación de las medidas de contención.

Si bien estas normas fueron cruciales para salvar miles de vidas humanas, la segunda ola hace evidente la dificultad para lidiar con el nuevo coronavirus.

Datos de la agencia Reuters señalan que casi 40 países reportaron nuevos records diarios de casos de contagio en la última semana.

Y Tedros Adhanom Ghebreysus, director general de la Organización Mundial de la Salud (OMS), ha advertido que “no volveremos a la ‘vieja normalidad‘. La pandemia ya ha cambiado la forma en que vivimos nuestras vidas”.

“Pedimos a todos que tomen como algo de vida o muerte el decidir a dónde van y con quiénes se reúnen, porque eso es lo que es”.

Australia

En Australia surgió un nuevo brote de covid-19 en la ciudad de Melbourne, lo que llevó al gobierno a imponer una “cuarentena” parcial de seis semanas y hacer obligatorio el uso de mascarillas en público.

El país es uno de los que había contenido rápido el virus al comienzo de la pandemia: en febrero cerró sus fronteras a China (el epicentro inicial del virus) y en marzo a los visitantes en general.

En mayo, funcionarios del gobierno dijeron que la curva de casos estaba aplanándose, y el primer ministro Scott Morrison anunció planes de reapertura de la economía para julio, además de reducciones a las medidas de distanciamiento social.

Tres hombres con mascarilla en Melbourne

EPA
En ciudades como Melbourne se ha hecho obligatorio el uso de mascarilla.

Sin embargo, la semana pasada, el país registró un récord de nuevos casos confirmados y lanzó alertas sobre los contagios en jóvenes, muchos de los cuales celebraron el fin de la cuarentena en bares y fiestas.

Japón

El país asiático también registró nuevos casos y lanzó alertas sobre más contagios entre la población más joven.

El país nunca implementó una cuarentena obligatoria (lo cual no está permitido por la ley), pero vio a sus ciudadanos cumplir cabalmente el estado de emergencia decretado por el primer ministro Shinzo Abe.

El decreto fue suspendido el 25 de mayo, cuando Abe declaró: “logramos terminar el brote en aproximadamente un mes y medio al estilo japonés”.

Varias personas con mascarillas en Japón

EPA
Japón relajó las medidas sanitarias y creó una campaña para alentar el turismo local, pero la capital registró un récord de nuevos casos de covid-19.

El primer ministro también dijo que el país reanudaría gradualmente sus actividades económicas y sociales y crearía una “nueva vida” en medio de la pandemia.

Las empresas, los museos y las escuelas reabrieron gradualmente e incluso el gobierno promocionó los viajes domésticos seguros, una medida que causó controversia.

Sin embargo, el jueves pasado la capital, Tokio, registró un récord de 360 nuevos casos confirmados de covid-19 en un solo día.

Una manifestación contra Tokio 2021

Reuters
Algunos habitantes de Tokio ahora consideran que los Juegos Olímpicos pospuestos para 2021 son un riesgo sanitario.

Al anunciar las cifras, la alcaldesa Yuriko Koike pidió a los residentes de Tokio que se quedaran en casa.

“Sin la colaboración de todos para contener el virus, los cálculos indican que los números pueden crecer exponencialmente“, advirtió.

“Esto significará frenar las actividades económicas y sociales y todos tenemos que cooperar para evitarlo”.

Israel

Con medidas de contención implementadas rápidamente al principio de la pandemia, Israel pudo mantener una muy baja tasa de mortalidad del nuevo coronavirus.

Ahora, sin embargo, el país también teme una segunda ola de contagio, ya que los casos ascienden a casi 2.000 por día, como reporta BBC Monitoring.

Protesta contra Netanyahu en Israel

AFP
Las nuevas medidas de restricción se dan mientras el gobierno de Netanyahu es objeto de múltiples protestas.

El aumento de casos ha generado reacciones políticas. El parlamento israelí aprobó una ley que otorga a la oficina del primer ministro Benjamin Netanyahu más poderes para actuar contra la pandemia.

El líder israelí puede promulgar restricciones tales como cuarentenas y un estado de emergencia sin la necesidad de la aprobación de un comité legislativo.

También permite que el gobierno actúe contra las manifestaciones, las cuales han crecido en el último mes en medio del aumento del desempleo por la pandemia.

Los críticos señalaron que Netanyahu estaba “castrando al parlamento” y “apropiándose de una autoridad ilimitada con el objetivo de destruir las manifestaciones antigubernamentales”.

¿Y qué pasa en Europa?

El viernes, la OMS expresó su preocupación por el resurgimiento del coronavirus en Europa, que representa el 20% de los más de 15 millones de casos confirmados de covid-19 en el mundo.

Según el brazo europeo de la OMS, el número de casos en el continente ha aumentado en las últimas dos semanas, lo que generó un debate sobre la reimposición de medidas de contención más estrictas.

Una mujer mira postales de Bruselas en un escaparate

EPA
Bélgica es uno de los países preocupados por el aumento de casos.

“El reciente resurgimiento de covid-19 en algunos países, después del relajamiento de las medidas de distanciamiento social, ciertamente causa preocupación”, le dijo un representante de la OMS a la agencia France Presse.

República Checa, uno de los primeros países europeos en implementar estrictas reglas de uso de mascarillas y cuarentena, celebró el fin de las restricciones con una gran cena colectiva en Praga el 30 de junio.

Luego el gobierno exigió nuevamente el uso de mascarillas y un límite a las reuniones masivas, pues aparecieron nuevos brotes de covid-19.

Un club nocturno es señalado como origen de uno de los brotes: se han identificado al menos 98 casos entre las personas que estuvieron ahí, incluidos futbolistas locales.

Una celebración en Praga

Getty Images
En Praga hubo una celebración masiva por el fin del confinamiento, pero luego aumentaron los casos.

También existe el temor de nuevas olas en países que ya han sido golpeados por la primera ola de la pandemia, como España y Francia.

Las autoridades españolas advierten sobre el aumento de casos en regiones como Cataluña y Aragón, donde se han implementado nuevas medidas restrictivas.

En los alrededores de Barcelona, a los residentes se les ha pedido que dejen sus hogares solo por razones esenciales.

En Francia, las mascarillas siguen siendo de uso obligatorio en el transporte público y en interiores, pero se teme que las vacaciones de verano lleven a un mayor avance del covid-19, según France Presse.

Enlaces a más artículos sobre el coronavirus

BBC

Recuerda que puedes recibir notificaciones de BBC Mundo. Descarga nuestra app y actívalas para no perderte nuestro mejor contenido.

https://www.youtube.com/watch?v=UA_FDmt3k90

https://www.youtube.com/watch?v=WvEx-abn6yM

Lo que hacemos en Animal Político requiere de periodistas profesionales, trabajo en equipo, mantener diálogo con los lectores y algo muy importante: independencia. Tú puedes ayudarnos a seguir. Sé parte del equipo. Suscríbete a Animal Político, recibe beneficios y apoya el periodismo libre.

#YoSoyAnimal
close
¡Muchas gracias!

Estamos procesando tu membresía, por favor sé paciente, este proceso puede tomar hasta dos minutos.

No cierres esta ventana.