5 entidades registraron las peores coberturas de vacunación infantil en 2018
close
Recibe noticias a través de nuestro newsletter
¡Gracias! Desde ahora recibirás un correo diario con las noticias más relevantes.
sync
Cuartoscuro

5 entidades registraron las peores coberturas de vacunación infantil en 2018

5 entidades registraron las peores coberturas de vacunación infantil en 2018
Cuartoscuro
Por GLAC
6 de septiembre, 2019
Comparte

En México durante 2018 la cobertura de vacunación infantil básica fue del 86.9% según la Secretaría de Salud/GLAC, mientras que el 13.1% de los niños menores de un año no alcanzaron a ser cubiertos.

La vacunación para prevenir enfermedades de carácter epidémico impacta en las condiciones de bienestar de la población, particularmente en los grupos vulnerables, como los infantes o personas en situación de pobreza, de no realizarse las consecuencias pueden ser fatales.

En 2018, Baja California, Chiapas, Estado de México, Oaxaca y Yucatán se ubicaron como las entidades con menor cobertura del esquema básico de vacunación. El esquema contempla aquellas que previenen la enfermedad de tuberculosis, hepatitis, poliomielitis, rotavirus, difteria, tétanos, tos ferina, sarampión, rubeola, paperas, influenza y neumococo.

vacunas

En el 2000, las entidades que salieron peor evaluadas durante el 2018, registraron las siguientes proporciones de niños de un año de edad con esquema básico completo de vacunación:

  • Baja California: 80% de la población de un año; equivalente a 45,242 niños vacunados.
  • Oaxaca: 76.8% de la población de un año; equivalentes a un total de 69,107 niños vacunados.
  • Estado de México: 75.8% de la población de un año; equivalentes a un total de 226,792 niños vacunados.
  • Yucatán: 69.2% de la población de un año; equivalentes a un total de 25,982 niños vacunados.
  • Chiapas: 62.2% de la población de un año; equivalentes a un total de 74,681 niños vacunados.
  • Media nacional: 75.3% de la población de un año.

En 2010, el comportamiento de las mismas entidades fue a la alza:

  • Estado de México: 84% de la población de un año; equivalentes a un total de 254,702 niños vacunados.
  • Yucatán: 83.1% de la población de un año; equivalente a 31,510 niños vacunados.
  • Baja California: 81.8% de la población de un año; equivalentes a un total de 48,710 niños vacunados.
  • Chiapas: 79% de la población de un año; equivalentes a un total de 89,282 niños vacunados.
  • Oaxaca: 71.8% de la población de un año; equivalentes a un total de 58,416 niños vacunados.
  • Media nacional: 80.7% de la población de un año.

En 2018, el comportamiento fue mixto, sólo Guerrero empeoró marginalmente:

  • Estado de México: 80.5% de la población de un año; equivalente a 225,190 niños vacunados.
  • Chiapas: 80% de la población de un año; equivalentes a un total de 101,138 niños vacunados.
  • Oaxaca: 78.4% de la población de un año; equivalentes a un total de 58,211 niños vacunados.
  • Yucatán: 75.6% de la población de un año; equivalentes a un total de 26,838 niños vacunados.
  • Baja California: 75% de la población de un año; equivalentes a un total de 44,445 niños vacunados.
  • Media nacional: 86.9% de la población de un año.

Entre el 2000 y 2008 se observó una caída generalizada en todo el país y a partir de 2009 hasta 2015 se observó una recuperación marginal.

De 2017 a 2018 se registró una tendencia a la baja en Oaxaca y un incremento en el Estado de México, Chiapas, Yucatán y Baja California el cual no fue suficiente para mejorar sustancialmente, con la consecuente afectación de la población.

En lo que va de 2019 la falta de vacunación se agudizó sin que hasta el momento se disponga de información que permita conocer la dimensión del problema.

Ante el anuncio de que será a partir de diciembre cuando el gobierno federal surta las vacunas contra el sarampión, el secretario de Salud de Baja California, Víctor George Flores, declaró que el arribo de más migrantes centroamericanos a la entidad representa una cantidad mayor de niños por vacunar.

En medios digitales se dio a conocer que de los casos de sarampión que se han confirmado en el país uno corresponde a una menor de 11 meses en el Estado de México, la cual a su vez contagió a un familiar.

El gobierno federal informó que durante el primer semestre de 2019 Chiapas registró la mayor tasa de mortalidad infantil, mientras que en Yucatán algunos portales señalaron que gracias al esquema de vacunación contra el sarampión, rubéola y parotiditis (SRP) “no hay sarampión desde 1994”.

Finalmente, la Secretaría de Salud de Oaxaca dio a conocer que de las 35 mil vacunas de triple viral que los Servicios de Salud del estado recibieron a inicio de año para aplicar en menores de cero a seis años de edad, se dispone aún de 17 mil dosis.  No obstante, personal del centro de Salud urbano de Salina Cruz y del Hospital de Zona del IMSS aceptó la falta de vacuna triple viral en ambos nosocomios.

Comparativo internacional

En el año 2000 en la Cumbre del Milenio de Naciones Unidas, 189 países acordaron reducir la mortalidad infantil en menores de 5 años. En 2015 la cobertura promedio de vacunación básica infantil entre estos países fue de 65.4%.

México se ubicó en el lugar 6 a nivel mundial con 81.3% y en el 4 en América Latina, cuyo promedio de cobertura fue de 75.6%. Tailandia y El Salvador se ubicaron en primer lugar a nivel mundial y en América, con 88.7% y 86.6% respectivamente.

Para 2015, según datos de la Encuesta Nacional de Inmunización (NIS), el 90% de los niños de Estados Unidos estaban al día con la vacuna contra la polio, hepatitis, sarampión, paperas, rubeola y varicela.

Vacunas contra la COVID: 11 preguntas y respuestas sobre la inmunización

Las vacunas contra la COVID han mostrado su efectividad y que pueden proteger, al menos, entre seis y ocho meses.
24 de abril, 2021
Comparte

Mauricio Rodríguez, profesor de la Facultad de Medicina de la Universidad Nacional Autónoma de México (UNAM) y vocero de la comisión de dicho centro para temas relacionados con el coronavirus, responde las preguntas que los lectores de BBC Mundo nos enviaron sobre las vacunas.

1. ¿Cuál es la vacuna más efectiva contra la covid-19?, Cristina Lastra, Bolivia

Todas las vacunas que han sido autorizadas para ser utilizadas en la emergencia han cumplido con los requisitos de eficacia y seguridad establecidos por las autoridades regulatorias en todos los países donde se han ido aprobando.

Las vacunas, para llegar a ese punto, tuvieron que haber demostrado que estimulaban una respuesta inmune que protege a las personas que se vacunan.

Todas han cumplido con esos con esos requisitos.

El requisito quizá más importante es el de proteger contra la enfermedad grave, contra la covid-19 que hospitaliza a las personas, la que causa la muerte.

Desde ese punto de vista, todas son igual de efectivas, prácticamente todas protegen al 100%.

Hay algunos otros elementos que se han evaluado en los estudios clínicos, como puede ser la detección del virus en la infección o la sintomatología, en los que sí hemos encontrado algunas variaciones que podrían ser atribuibles no sólo a la vacuna, sino también a la población en la que se está utilizando y a la actividad epidémica que había en el momento en el que se hicieron los estudios clínicos.

De tal forma que no podemos decir que haya una vacuna más efectiva que otra para prevenir la enfermedad grave y para prevenir la muerte por covid-19, todas las vacunas disponibles son igualmente efectivas.

vacuna

Getty
Hasta el momento, todas las vacunas han mostrado ser efectivas para prevenir la enfermedad grave de covid-19.

2. ¿Cuánto dura la inmunidad de las vacunas contra covid-19?, Gerardo Camacho, México

No perdamos de vista que aunque ya estemos cansados de la pandemia y creamos que ya pasó mucho tiempo, apenas ha pasado un año y unos pocos meses.

De tal manera que no sabemos qué va a pasar a largo plazo, ni con la enfermedad ni con la inmunidad estimulada por las vacunas.

Las primeras vacunas completaron los estudios que pedían las autoridades regulatorias a finales de 2020, en los que se evualó hasta dos meses de seguimiento de los participantes. Ahí se vio que funcionaban y eran seguras.

Recientemente se han publicado algunos estudios de la continuidad de esos ensayos clínicos y se ha visto que la respuesta de las vacunas, cuando menos, sigue siendo bastante buena alrededor de entre seis y ocho meses.

De igual forma, la respuesta generada por las personas que se enferman de covid-19 también está en alrededor de 8 meses, según los estudios que han seguido a los pacientes con mayor detalle.

Entonces esperemos que la inmunidad dure lo suficiente para disminuir la intensidad de la epidemia y para tener una situación mucho más llevadera.

vacuna.

Getty
Las vacunas han mostrado que pueden proteger, al menos, entre seis y ocho meses.

3. ¿A partir de qué momento después de recibir la vacuna comienzo a estar protegido?, varios lectores

Cada vacuna tiene su propio esquema, si es de una dosis o de dos dosis.

En el caso de las vacunas de una sola dosis, aproximadamente entre dos y tres semanas después de la aplicación de la vacuna ya hay una respuesta suficientemente buena como para considerarse protegido.

Cerca de los 28 días, la respuesta alcanza niveles muy buenos y la persona ya está protegida.

En el caso de las vacunas de dos dosis, hay una primera protección dos semanas después de la primera dosis, que se va a mantener un tiempo y que si la dejáramos sin poner la segunda dosis, seguramente terminaría cayendo después de unos meses.

Pero justamente, antes de que caiga se pone la segunda dosis, se vuelve a estimular al sistema de defensas y ahí tenemos a las dos semanas de la segunda dosis, prácticamente el nivel máximo de la respuesta, que es cuando podemos considerar que la persona ya está protegida.

Esto no significa que ya se puede descuidar y que ya se puede exponer a riesgos, simplemente significa que puede llevar su vida con un poco más de tranquilidad, y estar seguro de que si le da covid-19 va a ser más leve.

vacuna

Getty
La protección contra la enfermedad comienza a generarse días después de completar el esquema de vacunación.

4. ¿Cuánto tiempo después de la primera dosis se debe poner la segunda?, Miriam Ortiz, Panamá

Cada marca de vacuna tiene su propio intervalo entre las dosis.

Por ejemplo, la segunda dosis de la vacuna de Pfzier se debe poner entre los 21 y los 42 días posteriores a la primera dosis.

La vacuna de Oxford/Astrazeneca se debe poner entre 8 y 12 semanas después, esto es entre dos y tres meses.

La vacuna de Sinovac tiene entre 3 semanas, 21 días y 35 días.

La vacuna Sputnik tiene alrededor de 28 días.

Es importante que nos quede claro que son periodos que comprenden varios días en los que se puede poner la segunda dosis con toda seguridad.

No es necesario que sea exactamente el día 21 o el día 42, sino que alrededor de esa fecha se tiene cierta seguridad. Si recibimos la segunda dosis tres días antes o tres días después de esos intervalos, podríamos tener tranquilidad.

Para evaluar el riesgo de qué pasa si se prolonga el tiempo recomendado entre las dosis, habría que ver exactamente cuánto se está prolongando. Si se llega a extender más de una semana, habría que esperarse y ver si hay que volver a ponerse el esquema completo, porque ahí no se sabe exactamente qué va a pasar, los estudios no han evaluado eso.

Los estudios nos han dicho cómo funcionan las vacunas cuando se usan correctamente, entonces lo mejor es tratar de ponérselas en los tiempos establecidos.

5. ¿Es cierto que la vacuna Sinovac es solo 50% efectiva?, Diana Cantor, Colombia

Conforme se han ido aplicando las vacunas en la vida real en los países, se ha comenzado a generar información de la efectividad de las vacunas en la población.

Respecto a la vacuna Sinovac, en Chile se observó que después de la primera dosis hubo baja protección porque la gente dejó de cuidarse e incrementó los riesgos, relajaron las medidas.

Incluso mucha gente que se había estado cuidando, sin estar vacunada, comenzó a generar situaciones de riesgo en los primeros meses del año.

Los estudios previos sí habían mostrado que protegía contra la infección grave y la hospitalización, esperamos ver más datos sobre la protección, y poder decir si la vacuna es más o menos efectiva.

Hasta ahora lo que tenemos es que sí protege contra la enfermedad grave y la muerte, que es lo que necesitamos reducir primero.

Respecto a si se necesita una tercera dosis, de esta o de otras vacunas, todavía es muy pronto para saberlo, sobre todo definir si sería una tercera dosis de la misma vacuna o una tercera vacuna de una marca diferente a la del esquema inicial.

Eso todavía no se sabe, sobretodo porque no ha pasado suficiente tiempo y no sabemos qué pasa a madiano plazo con las vacunas, es demasiado pronto para saberlo.

vacuna

Getty
Con el paso del tiempo se irán conociendo más detalles sobre la efectividad de las vacunas.

6. ¿Puede aplicarse la primera dosis de una vacuna y la segunda dosis de una vacuna diferente?, Omar Bohórquez, Colombia

Esto nos remite a una reflexión, y es que necesitamos aumentar la disponibilidad de las vacunas, no solo en el número de dosis, sino optimizar el uso de las vacunas.

Esta optimización incluye la intercambiabilidad de las vacunas, es decir, comenzar con una vacuna y si por alguna razón no está disponible la misma vacuna para la segunda dosis en el tiempo que se necesita, se utilice la vacuna de otra marca para hacer el refuerzo.

El principio científico sería lógico, sería válido, pero eso tiene que demostrarse con estudios clínicos, donde se muestre que es seguro y genera una respuesta efectiva con estas combinaciones.

Hay varios estudios que están analizando la intercambiabilidad, por ejemplo entre la de Pfizer y la Oxford/AstraZeneca, la de Sputnik con la de Oxford/AstraZeneca, o la de Sputnik con la de CanSino.

Entonces, en este momento a mediados de abril, todavía no se ha verificado que sea posible intercambiarlas, todavía no está autorizado.

Probablemente en algunas semanas la situación cambie y veamos que comienza a haber algunos permisos para intercambiarlas, o incluso para modificar los esquemas en el número de dosis dependiendo de cada persona.

Por ejemplo, que las personas a quienes ya les dio covid-19 se pongan solo una dosis, pero esperamos los resultados de los estudios y las recomendaciones de las autoridades regulatorias.

vacuna

Getty
Hay varios estudios analizando la posibilidad de usar marcas de vacunas diferentes para la primera y la segunda dosis.

7. Si ya recibí las dos dosis de la vacuna, ¿puedo volver a vacunarme meses después?, varios lectores

En estricto sentido sí se podría, sería cuestión de hacer los trámites y volverse a formar.

Sin embargo, no es correcto que se haga porque le va a quitar la oportunidad a alguien más.

Además, hasta el momento no tenemos elementos para decir que es necesario hacerlo, de hecho no es necesario vacunarse nuevamente.

La gente que se está vacunando ya está protegida y por lo pronto con esa protección es suficiente para los siguientes meses.

Esperemos ver qué pasa con la pandemia, cómo cambia el panorama con la vacunación, para poder definir si se van a necesitar más vacunas.

Lo importante ahora es completar el esquema de vacunación y seguirnos cuidando.

vacuna.

Getty
Si una persona ya completó su esquema de vacunación, por ahora no es necesario que vuelva a vacunarse.

8. ¿Qué relación hay entre algunas vacunas y la trombosis?, varios lectores

Como parte de los programas de farmacovigilancia, que se hacen para ver qué ocurre con las reacciones producidas por las vacunas cuando ya se están utilizando en la vida real, se están vigilando los potenciales efectos que pudieran tener.

Tanto para la vacuna de Oxford/AstraZeneca y la de Johnson & Johnson, e incluso para la vacuna de Pfizer, se ha encontrado que en algunos pocos casos se presenta algún tipo de trombosis, que son formaciones de coágulos, generalmente en el transcurso de las dos primeras semanas después de la primera dosis.

Todavía no está definido exactamente qué es lo que está pasando. Sí se ha identificado como un potencial riesgo, se están investigando exactamente las características de las personas a las que les ha pasado, para poder determinar qué elementos están participando en ese fenómeno.

Están viendo si tienen algún antecedente de la coagulación, o si utilizan algún medicamento que modifica la coagulación.

Por lo pronto, la certeza que tenemos es que son eventos extremadamente raros, muy raros, y que el beneficio por la vacunación supera al riesgo que pudiera haber por algún problema asociado a la vacuna.

Las personas que se vacunan están protegidas contra el covid-19, sobre todo contra las formas graves, y eso es suficiente como para utilizar las vacunas con toda tranquilidad, porque el beneficio que vamos a obtener es justamente prevenir hospitalizaciones, prevenir muerte por covid-19.

Así que hasta este momento, en lo que terminan de hacerse algunas investigaciones, el beneficio supera supera el riesgo.

vacuna

Getty
Los expertos indican que los beneficios de aplicarse la vacuna, superan los riesgos de que pudieran tener.

9. ¿Depende la efectividad de la vacuna de la variante del virus de la que se infecte la persona?, varios lectores

En términos generales, las vacunas están protegiendo bien contras las variantes, no se ha encontrado una variante que se escape por completo a la respuesta estimulada por las vacunas.

Tal vez en algunos meses se genere alguna variante que sí escape a la respuesta, pero, de cualquier manera, la respuesta que se genera por las vacunas sirve para tener listo un repertorio en la memoria inmunológica para combatir al coronavirus en términos generales.

En este momento todas las vacunas están siendo fabricadas teniendo en cuenta los componentes del virus original, de los primeros virus que se aislaron, entonces están funcionando bien para la mayoría de los virus que están circulando.

vacuna

Getty
Hasta ahora, ninguna variante del virus escapa completamente a la acción de las vacunas.

10. ¿Las vacunas tienen efectos secundarios a largo plazo?, varios lectores

Es muy raro que las vacunas tengan efectos secundarios a largo plazo.

La mayoría de los efectos adversos de las vacunas ocurren en los primeros días y casi siempre se da un periodo de unos 50 días en los que podríamos pensar en que algún daño es atribuible a la vacuna.

Hacer una correlación entre un efecto adverso que ocurra mucho tiempo después y la vacunación, sería impreciso, costaría mucho trabajo determinar la relación causa-efecto.

Lo que se ha visto es que los casos de eventos adversos importantes, que podrían dejar secuelas a largo plazo, es algo diferente, porque se produjeron justamente en el período de los primeros 50 días

Es muy poco probable que haya secuelas a largo plazo. No hay ninguna vacuna que pudiéramos usar de ejemplo de que varios años o meses después deb haber sido aplicada, se encuentra algún algún daño.

Todos los estudios que se han hecho para evaluar la seguridad a largo plazo de las vacunas demuestran que son seguras.

Y, una vez más, el beneficio que se obtiene por utilizarlas es mucho mayor que cualquier riesgo que se pudiera correr por aplicarlas.

vacuna

Getty
Es muy poco probable que una vacuna genere secuelas a largo plazo.

11. ¿Cómo puedo saber si efectivamente me pusieron la vacuna?, Laura del Valle, México

Esta es una inquietud frecuente.

Lo más inmediato sería verificar en el sitio y el momento de la aplicación que se esté utilizando la vacuna, idealmente que le muestren el vial y se vean las etiquetas, que tengan anotados los números de lote.

Que sea un sitio de vacunación oficial anunciado por las autoridades.

También observar que la vacuna tiene el líquido, que la inyección se pone correctamente, que se vacía la jeringa y que se desecha correctamente.

Lo más probable es que en las horas o días siguientes haya alguna reacción del cuerpo, desde dolor en el sitio en el que se inyectó, hasta síntomas como fiebre, dolor de cabeza, malestar general, dolor de articulaciones, cualquier síntoma que es parte de la respuesta del cuerpo a lo que se le inyectó.

Hay que estar tranquilos, hay que confiar. Es mucha gente la que está involucrada, los sitios de vacunación están muy bien identificados.

En países como México hay brigadas de personas que están yendo a las casas a vacunar a las personas que tiene dificultada para moverse. En estos grupos van personas de la Guardia Nacional, de los grupos de vacunadores y la visita se programa con anticipación.

Eso es un caso excepcional, pero si alguien dice que un amigo en su hospital está poniendo la vacuna, lo más probable es que sea o producto de un delito, o que están a punto de de caer en una estafa o en un delito, y no hay que ser parte de eso, hay que denunciarlo con las autoridades competentes.

La vacunación es es un ejercicio de confianza en el que tenemos todos que participar de manera activa.

Sólo así vamos a poder lograr las máximas coberturas y dismunuir el impacto de la pandemia.


Ahora puedes recibir notificaciones de BBC Mundo. Descarga la nueva versión de nuestra app y actívalas para no perderte nuestro mejor contenido.

¿Ya conoces nuestro canal de YouTube? ¡Suscríbete!

https://www.youtube.com/watch?v=lGUuIKrNxbE

close
¡Muchas gracias!

Estamos procesando tu membresía, por favor sé paciente, este proceso puede tomar hasta dos minutos.

No cierres esta ventana.