Grupos al interior del sindicato de Pemex pelean por la dirigencia y el contrato colectivo
close
Recibe noticias a través de nuestro newsletter
¡Gracias! Desde ahora recibirás un correo diario con las noticias más relevantes.
sync
Cuartoscuro Archivo

Grupos al interior del sindicato de Pemex pelean por la dirigencia y el contrato colectivo

Líderes de al menos tres grupos al interior del sindicato pelean ante tribunales y la Secretaría del Trabajo la toma de nota, es decir el reconocimiento oficial de la organización.
Cuartoscuro Archivo
21 de octubre, 2019
Comparte

Tras la renuncia de Carlos Romero Deschamps a la dirigencia del sindicato petrolero después de 26 años, su segundo al mando y secretario del Interior, Manuel Limón Hernández, tomó su lugar y de acuerdo a los estatutos de la organización podría seguir hasta 2024 sin realizar una nueva elección.

En tanto, líderes de al menos tres grupos al interior del sindicato pelean ante la Secretaría del Trabajo y tribunales la toma de nota del Sindicato de Trabajadores Petroleros de la República Mexicana, es decir el reconocimiento oficial de la organización, y la titularidad del Contrato Colectivo de Trabajo, ambos en poder de la dirigencia en funciones.

De acuerdo con agremiados, la renuncia de Romero Deschamps el pasado 16 de octubre no ha cambiado nada al interior del sindicato porque los dirigentes de las 36 secciones sindicales, así como funcionarios de mando en Pemex incluso del área de recursos humanos, son allegados al grupo político del dirigente que retuvo el poder durante más de dos décadas.

Entérate: Deschamps dice que renuncia al sindicato al enfrentar un ‘escenario poco favorable’

De no haber un cambio radical legal, las cosas podrían permanecer igual en el sindicato. De acuerdo con el abogado laborista, Pablo Franco, los estatutos sindicales prevén que, ante la ausencia del secretario general, lo cubre el secretario del Interior y Actas, y además prácticamente tienen las mismas funciones.

Por eso es que Limón podría permanecer en el puesto hasta concluir el periodo vigente de la toma de nota, es decir, el reconocimiento oficial como organización gremial, que en este caso vence hasta diciembre de 2024. De hecho, Romero Deschamps también llegó a la dirigencia cubriendo una suplencia, y luego fue electo como secretario general en 1993.

Por ello, dice Franco, ni siquiera es necesario realizar una nueva elección para renovar al secretario general porque el actual Comité Ejecutivo Nacional tiene representatividad hasta los próximos cinco años.

Si bien advierte que la toma de nota que entregó la administración anterior de la Secretaría del Trabajo, en septiembre de 2018, incluso antes de concluir el periodo de la anterior, “viola la Constitución y no debió darse”, porque en ese momento ya debía cumplir con la realización de elección con base al 123 Constitucional que prevé elecciones por “voto secreto y directo”, y no a través de delegados seccionales, como ha sido históricamente.

Aunque se podía impugnar la entrega de toma de nota, el periodo para hacerlo ya concluyó en septiembre pasado, puesto que sólo se contempla hasta un año.

Por otra parte, explica el abogado, para que el actual comité ejecutivo sea renovado, los estatutos sólo contempla la vía de la renuncia de todos los actuales dirigentes que anularía esa elección “y entonces sí el Consejo General de Vigilancia iniciaría un procedimiento para nueva elección, lo cual lo veo muy lejano porque el consejo se integra con representantes de las 36 secciones, pero los comités seccionales son los cómplices de Romero Deschamps”.

La pugna por el poder

Aunque siempre hubo oposición a la dirigencia de Deschamps, ninguna logró mermar su poder, pero en este momento existen tres grupos que buscan la representación gremial desde los tribunales y negociaciones con la Secretaría del Trabajo, de quien dependerá incluso la decisión de revocar o no la toma de nota de la actual dirigencia.

Uno de los grupos es el Sindicato Petroleros de México (Petromex) que a tres años de comenzar a organizarse, el pasado 26 de marzo fue reconocido por la Secretaría del Trabajo como un segundo sindicato de Pemex bajo el registro 70/16, y 86 años después de la creación de la primera organización gremial.

Óscar Solórzano, vocero de Petromex, asegura que en noviembre próximo interpondrán una demanda ante la Junta Federación de Conciliación y Arbitraje para obtener la titularidad del Contrato Colectivo de Trabajo, para que crear una nueva opción de representación y los sindicalistas tengan la opción de Petromex.

En entrevista con Animal Político asegura que esta organización no busca suplir la dirigencia del STPRM, sino aplicar un modelo sindical anticorrupción y acabar con la “estructura criminal que ha funcionado como cartel” del sindicato actual.

“Los trabajadores entienden que la renuncia de Romero es una estrategia que operó él mismo al viejo estilo priista, dejó a un personero a un testaferro y Romero se quiere ir a gozar toda la fortuna que robó. Por eso no basta con cambiar personajes, hay que cambiar el modelo sindical”.

Por eso, dice el vocero, los trabajadores están viendo como una opción a Petromex y están afiliando “con mayor celeridad” que a la fecha suman mil 500. Con el reconocimiento oficial y el apoyo de nuevos afiliados, el sindicato acudirá el próximo 24 de octubre a las oficinas centrales de Pemex para solicitar nuevamente una audiencia con el titular, Octavio Oropeza quien “nos ha negado el derecho de audiencia”.

Desde marzo, Oropeza no ha recibido a la nueva agrupación, “no nos quiere reconocer como representación sindical”, y eso es indispensable para poder entrar a las instalaciones o hacer diligencias en calidad de defensor de los trabajadores, insiste Solórzano.

En tanto, otro agremiado busca dirigir al STPRM. Se trata de Mario Rubicel Coss García, quien asegura tener el apoyo de Morena y se nombra dirigente “legítimo”, según dijo en conferencia de prensa el pasado jueves.

Asegura que los trabajadores lo eligieron como dirigente en una convención realizada el 16 de diciembre pasado, luego de la celebración de 32 asambleas seccionales, para la elección del nuevo Comité Ejecutivo Seccional de 2019-2024, como marcan los estatutos.

Sin embargo, Deschamps fue reelegido antes de diciembre y, por ello, solicitó nuevamente la toma de nota ante la Secretaría del Trabajo que le fue entregada en septiembre de 2018, antes de concluir el sexenio de Peña Nieto, lo cual, dijo Rubicel Ross, es ilegal.

Por eso, solicitó la toma de nota a la Secretaría del Trabajo y al no tener ninguna resolución al respecto, interpuso un amparo ante el Juez Octavo de Distrito y que deberá resolverse el próximo 19 de noviembre y determinar si le da la razón.

Incluso, su caso llegó al Senado el pasado 29 de mayo en voz del senador del PT Reginaldo Sandoval, quien propuso un punto de acuerdo para que la Secretaría del Trabajo entregue la toma de nota a Rubicel Coss.

Omar Toledo es un sindicalista quien desde 2008 interpuso una demanda que alegaba la ilegalidad de otro periodo de dirigencia de Romero Deschamps y que en 2009 un Tribunal colegiado le dio la razón al declararla fundada y ordenaba al juez quinto de distrito ordenó anular la toma de nota al STPRM emitida por la Secretaría del Trabajo.

“No nos interesa que Romero Deschamps renuncie, necesitamos hacer una limpia generalizada, no podemos seguir más con lo mismo. Sigue la misma mugre, pero el presidente Andrés Manuel López Obrador ha dicho que los trabajadores van a decidir quién los represente y nosotros ya no queremos más de lo mismo y los vamos a echar. Si tenemos que tomar el sindicato, lo vamos a tomar”, dice en entrevista con Animal Político.

El pasado 29 de agosto, Toledo entregó un documento a la Secretaría del Trabajo para que, con base a la resolución del Tribunal, la dependencia le autorice la personalidad jurídica para llamar a elección en “forma democrática y apegada a estatutos” y renovar a la dirigencia, según se lee en el oficio entregado a este medio.

Lo que hacemos en Animal Político requiere de periodistas profesionales, trabajo en equipo, mantener diálogo con los lectores y algo muy importante: independencia. Tú puedes ayudarnos a seguir. Sé parte del equipo. Suscríbete a Animal Político, recibe beneficios y apoya el periodismo libre.

#YoSoyAnimal

Canal de Suez: 3 claves de la exitosa maniobra para desencallar el Ever Given

Casi una semana después de que el Ever Given encallara en el canal de Suez, el carguero fue por fin liberado. ¿En qué consistió la operación para desatascarlo y reanudar el comercio mundial?
29 de marzo, 2021
Comparte

Casi una semana después de que el Ever Given encallara en el canal de Suez y detuviera la circulación de más de una décima parte del comercio mundial, el carguero fue por fin liberado.

Osama Rabie, jefe de la Autoridad del Canal de Suez, anunció este lunes “el éxito de la maniobra” para desatascar el barco, que se había atorado el martes pasado.

“¡Lo conseguimos!”, señaló en un comunicado la empresa holandesa Boskalis, contratada para ayudar en la operación.

“Los egipcios han logrado hoy poner fin a la crisis“, señaló el presidente del país, Abdel Fatah al-Sissi, en un comunicado este lunes.

El buque, de 200.000 toneladas y 400 metros de largo, había quedado atravesado en diagonal en el canal de no mucho más de 200 metros de ancho.

Después de una operación que involucró actividades de remolque y dragado, el barco fue completamente reflotado y está siendo remolcado hacia el norte, al Gran Lago Amargo, en Egipto, para someterse a controles de seguridad.

El bloqueo le costó al canal entre US$14-15 millones al día, alteró la cadena mundial de suministros y elevó el valor del flete de los barcos petroleros.

Te contamos en qué consistió exactamente la operación para liberar al Ever Given y reanudar el comercio mundial, en tres claves.

1. Remolque y arrastre con “luna llena”

Se desplegaron un total de 11 remolcadores portuarios y dos poderosos remolcadores marítimos, según Boskalis, empresa con sede en los Países Bajos que participó en el rescate del Ever Given, a través de su equipo especializado SMIT Salvage.

Operación de remolque

BBC

Los remolcadores trabajaron durante varios días, usando cables o colocándose directamente junto al carguero, para separarlo de los bancos de arena a ambos lados del canal.

Osama Rabie, jefe de la Autoridad del canal de Suez, detalló que los barcos remolcadores habían logrado modificar la orientación del buque en un 80% y alejarlo de la orilla del canal 102 metros.

Mientras estuvo encallado, el Ever Given se situaba apenas a cuatro metros de las orillas.

El viernes y el sábado ya había habido pequeños progresos y el barco se había movido “30 grados de izquierda a derecha”.

La luna llena propició que subiera la marea, lo que ayudó a que el barco pudiera ser arrastrado, primero desde la popa y después por la proa, detalló EFE.

Según el diario The Washigton Post, la luna llena propició la marea más alta del mes.

2. Dragado

Mientras los remolcadores luchaban por mover el barco, se trajeron dragas para excavar el barro y la arena debajo de la proa y la popa del barco.

Se dragaron aproximadamente 30.000 metros cúbicos de arena, según Boskalis.

La empresa que administra el buque, Bernhard Schulte Shipmanagement (BSM), dijo que se había incorporado una “draga de succión” especializada adicional, capaz de mover 2.000 metros cúbicos de material cada hora.

Las dragas son una vista familiar en el canal de Suez, según Sal Mercogliano, experto en historia marítima de la Universidad de Campbell, en EE.UU., ya que se usan para dragar continuamente la vía y mantenerla navegable.

“Básicamente, máquinas grandes extraen barro del fondo, que luego se puede depositar en tierra”, especificó Mercogliano.

Ilustración del dragado del canal

BBC

Si el dragado y el remolque hubieran fallado, habría existido una tercera opción: retirar la carga y el combustible del barco.

Pero hubiera requerido una operación delicada y larga, para evitar desequilibrar el peso del carguero y que pudiera volcarse.

3. Organización de los barcos

El enorme tráfico que suele acoger el canal tuvo que ser redistribuido para llevar a cabo la operación y a la espera de que ésta fuera exitosa.

Al menos 437 embarcaciones, incluidos cargueros con contenedores y tanqueros de petróleo y gas natural, estaban esperando a que se liberara el Ever Given para pasar por el canal, según Gulf Agency Company (GAC).

“Actualmente 193 embarcaciones están esperando en Port Said (en la costa mediterránea de Egipto) para viajar en dirección sur y 201 en Suez (en el Mar Rojo) para viajar en dirección norte. Otras 43 están aguardando en el Gran Lago Amargo”, en el centro del canal, aseguró GAC en un comunicado recogido por la agencia EFE.

Barcos paralizados en el Canal de Suez

Reuters
La Autoridad del Canal de Suez dijo que tomaría hasta tres días reanudar el tráfico de los barcos.

El tránsito de estos cargueros se reanudará de forma ordenada y por turnos ya que el tramo sur del canal sólo tiene un carril, detalló GAC.

La Autoridad del Canal de Suez advirtió que puede llevar hasta tres días aliviar el atraso de barcos atascados en ambos extremos de la ruta.

Pero Maersk, la principal naviera que opera en el canal de Suez, dijo que el atasco podría tardar “seis días o más” en diluirse.

Muchos barcos ya habían decidido cambiar de dirección a través del Cabo de Buena Esperanza, dando la vuelta a África, lo que prolonga por dos semanas el trayecto y eleva los costos de combustible.


Ahora puedes recibir notificaciones de BBC Mundo. Descarga la nueva versión de nuestra app y actívalas para no perderte nuestro mejor contenido.

https://www.youtube.com/watch?v=z074SRnf2lY

Lo que hacemos en Animal Político requiere de periodistas profesionales, trabajo en equipo, mantener diálogo con los lectores y algo muy importante: independencia. Tú puedes ayudarnos a seguir. Sé parte del equipo. Suscríbete a Animal Político, recibe beneficios y apoya el periodismo libre.

#YoSoyAnimal
close
¡Muchas gracias!

Estamos procesando tu membresía, por favor sé paciente, este proceso puede tomar hasta dos minutos.

No cierres esta ventana.