Detectan 2,280 tomas clandestinas de agua en seis años; uno de cada 2 acuíferos está contaminado
close
Recibe noticias a través de nuestro newsletter
¡Gracias! Desde ahora recibirás un correo diario con las noticias más relevantes.
sync
Cuartoscuro Archivo

Detectan 2,280 tomas clandestinas de agua en seis años; uno de cada 2 acuíferos está contaminado

Un informe de Laboratorio Ethos alerta de que la corrupción afecta a todo el proceso de gestión del agua en México.
Cuartoscuro Archivo
Comparte

La Comisión Nacional del Agua (Conagua) detectó 2,280 tomas clandestinas de agua en México entre 2012 y 2018. Se trata de pozos abiertos por usuarios individuales o empresas que extraen el líquido sin contar con permisos correspondientes, contribuyendo a la sobreexplotación de los acuíferos. Este es uno de los datos que se extraen del informe “Corrupción en el sector del agua: ¿quién es responsable de la crisis?”, publicado por Laboratorio Ethos, think tank o centro de análisis dedicado a las políticas públicas.

El informe, elaborado por los investigadores Rodrigo Bolaños, Dalia Toledo y Cuauhtémoc Osorno, se centra en cómo la corrupción ahonda en los problemas de escasez y contaminación del agua que sufre México.

Entérate: La sobreexplotación de mantos acuíferos tiene al país en crisis, dicen expertos universitarios

“En México, la corrupción del sector hídrico es preocupante”, dice el informe, que alerta en que esta práctica se manifiesta “de distintas formas en todas las etapas de la gestión del agua”.

Algunos datos que revela el documento:

Uno de cada dos acuíferos en México está contaminado.

Conagua otorgó al menos 77 concesiones en acuíferos secos que no deberían ser explotados.

Apenas 149 inspectores están desplegados en todo el país para detectar irregularidades relacionadas con el servicio de agua.

El presupuesto de Conagua, que es la institución que se encarga de regular el uso del líquido, se redujo un 53% durante el sexenio de Enrique Peña Nieto. Una cifra que llega al 55% en el caso de la Procuraduría Federal de Protección al Ambiente (Profepa).

Sobre los pozos clandestinos, Bolaños indica a Animal Político que los que se incluyen en el informe son aquellos registrados por Conagua, los que fueron detectados y clausurados. Es decir, que no hay forma de saber cuántos existen realmente en México. El informe señala casos como el Pénjamo-Abasolo, que en 2013 era considerado como el acuífero con mayor extracción ilegal y del que salían de forma irregular 11,721 litros de agua por segundo.

En realidad, las posibilidades de que un pozo ilegal sea detectado son exiguas, debido a la escasa labor de supervisión.

Además, en opinión del investigador, hay prácticas que incentivan la ilegalidad. Por ejemplo, los decretos que legalizan los pozos irregulares cada cierto tiempo. “¿Qué incentivo vas a tener si sabes que te van a ofrecer regularizarte?”, plantea.

El informe detecta corrupción en seis áreas: las concesiones, la regulación de las aguas de deshecho, los organismos encargados de llevar el agua a los hogares, las tomas clandestinas, las obras hidráulicas y la falta de información. Aunque este último punto es “transversal” a todos los anteriores”, según Bolaño, que denuncia los datos “son incompletos”.

Sobre las concesiones, el informe detecta 77 que licencias para acuíferos sobreexplotados.

Las regiones más afectadas son: Lerma Santiago (Aguas Calientes, Jalisco y Querétaro), con el 61% de los títulos; Río Bravo (Coahuila, Nuevo León y Tamaulipas), con el 26%; y el sureste de Baja California con el 13%.

“Las concesiones se entregan a pesar de que los solicitantes no cumplen con toda la documentación obligatoria”, dice el documento.

Bolaños insiste en que la ley establece que “no se deben dar concesiones cuando no hay suficiente agua”.

Resulta relevante los usos que aseguraban que se iba a dar a estas concesiones. El 57% era de carácter agrícola, el 16% “diferentes usos”, el 12% servicios, el 10% público urbano y el 5% industrial.

No obstante, existe una red de tráfico de concesiones que hace que se vendan y se compren licencias para el derecho de extracción.

La contaminación es otro de los puntos de los que alerta el informe.

“La contaminación hídrica es ocasionada, principalmente, por los distintos desechos que se vierten legal e ilegalmente a los cuerpos de agua”, dice el informe, que advierte que la mitad de los acuíferos del país está contaminado.

“En teoría los organismos operadores tratan el agua. Existen plantas de tratamiento. Pero son elefantes blancos porque, básicamente, no funcionan”, dice Bolaños. Esta ineficiencia explica que tres de cada cuatro mexicanos pongan en duda la calidad del agua que reciben en casa.

A la escasa presencia de inspectores se le suma otro factor determinante: la corrupción. Según el informe, las empresas llegan a pagar hasta el 20% del valor de la multa para diluir la muestra que los inspectores toman del agua y evitar sanciones mayores. Bolaños reconoce que probar estas irregularidades es un trabajo complejo, y que el informe lo incluye tras entrevistarse con funcionarios y empresarios conocedores del proceso.

Los organismos operadores son otro de los problemas que observa la investigación. Existen cerca de 2,688 a nivel municipal, intermunicipal y estatal. Aquí se detectan irregularidades en los nombramientos, derivados del compadrazgo; en la falta de normativas y en la ausencia de supervisión.

Las grandes obras públicas también son terreno fértil para prácticas corruptas según el documento, que observa como fenómenos los pagos a trabajos no realizados y los dobles pagos por trabajos que sí se realizan.

Como último elemento, Laboratorio Ethos apunta a la falta de información, lo que “permite esconder o justificar decisiones discrecionales de los servidores públicos, al mismo tiempo que dificulta el monitoreo ciudadano sobre la gestión del agua”.

Como receta para revertir el problema, el informe plantea tres ejes: el fomento de la transparencia en el sector, la participación ciudadana y el impulso a la rendición de cuentas.

“Combatir de la corrupción en el sector agua debería ser prioritario”, advierte el documento.

Lo que hacemos en Animal Político requiere de periodistas profesionales, trabajo en equipo, mantener diálogo con los lectores y algo muy importante: independencia. Tú puedes ayudarnos a seguir. Sé parte del equipo. Suscríbete a Animal Político, recibe beneficios y apoya el periodismo libre.

#YoSoyAnimal

Vladimir Putin otorga la nacionalidad rusa al exagente estadounidense Edward Snowden

Snowden vive exiliado en Rusia desde que en 2013 filtró a la prensa información secreta del programa de vigilancia masiva de la Agencia de Seguridad Nacional (NSA).
26 de septiembre, 2022
Comparte

El exagente de inteligencia estadounidense Edward Snowden, conocido por filtrar operaciones de vigilancia secreta de Washington, ha obtenido la nacionalidad rusa.

El presidente ruso, Vladimir Putin, firmó el lunes el decreto que le otorga la nacionalidad.

Snowden, de 39 años, vive exiliado en Rusia desde que en 2013 filtró a la prensa información secreta del programa de vigilancia masiva de la Agencia de Seguridad Nacional (NSA por sus siglas en inglés) que habría vulnerado la privacidad de millones de estadounidenses.

Snowden, buscado en EE.UU. por cargos de espionaje, no ha hecho comentarios públicos.

En 2020, la Corte de Apelaciones de EE.UU. declaró ilegal la vigilancia de la NSA de los registros telefónicos de millones de ciudadanos estadounidenses.

Snowden aseguró más tarde que se sentía reivindicado por el fallo.

Sin embargo, si llegase a pisar de nuevo suelo estadounidense se enfrentaría a cargos que pueden conllevar hasta 30 años de prisión por la acusación de haber violado la Ley de Espionaje.

Altos funcionarios de inteligencia de Washington habían negado públicamente que la NSA recopilara datos de registros telefónicos privados, hasta que Snowden expuso pruebas que demostraban que sí lo había hecho.

Tras la revelación, las autoridades alegaron que el programa de vigilancia de la NSA había jugado un papel crucial en la lucha contra el terrorismo dentro de EE.UU., facilitando las condenas de Basaaly Saeed Moalin, Ahmed Nasir Taalil Mohamud, Mohamed Mohamud e Issa Doreh, de San Diego, por brindar ayuda a militantes de al Shabab en Somalia.

Organizaciones como Human Rights Watch, Amnistía Internacional (AI) y la Unión Estadounidense de Libertades Civiles (ACLU, por sus siglas en inglés) han pedido en varias ocasiones al gobierno estadounidense que indulte a Snowden al considerar que expuso violaciones a los derechos humanos por parte de la agencia federal.


Ahora puedes recibir notificaciones de BBC Mundo. Descarga la nueva versión de nuestra app y actívalas para no perderte nuestro mejor contenido.

https://www.youtube.com/watch?v=rVTadf5UTPY

Lo que hacemos en Animal Político requiere de periodistas profesionales, trabajo en equipo, mantener diálogo con los lectores y algo muy importante: independencia. Tú puedes ayudarnos a seguir. Sé parte del equipo. Suscríbete a Animal Político, recibe beneficios y apoya el periodismo libre.

#YoSoyAnimal
close
¡Muchas gracias!

Estamos procesando tu membresía, por favor sé paciente, este proceso puede tomar hasta dos minutos.

No cierres esta ventana.