En 2018, SEP dio 26 mil mdp a programa de apoyo para centros educativos, pero sin comprobar resultados
close
Recibe noticias a través de nuestro newsletter
¡Gracias! Desde ahora recibirás un correo diario con las noticias más relevantes.
sync
Cuartoscuro Archivo

En 2018, SEP dio 26 mil mdp a programa de apoyo para centros educativos, pero sin comprobar resultados

La ASF no encontró evidencia documental sobre los resultados o el impacto del programa “Apoyos a Centros y Organizaciones de Educación”.
Cuartoscuro Archivo
4 de noviembre, 2019
Comparte

La Secretaría de Educación Pública (SEP) gastó 26 mil millones de pesos en un programa llamado “Apoyos a Centros y Organizaciones de Educación”, que significa dar dinero extra para la operación de servicios en nivel medio superior y superior, pero no hay comprobación de que llegaron a su destino y que los recursos dieron resultados.

El programa sólo tenía 3 mil millones de pesos de presupuesto, pero después de 268 movimientos en los registros contables, la dependencia terminó entregando 26 mil 668 millones de pesos, lo que representa 763.2% más.

Sin embargo, ese millonario gasto no significó algún tipo de mejora, pues “respecto de la eficacia, en términos del cumplimiento de sus metas y objetivos, no tuvo la evidencia documental de ese hecho y no demostró que este resultado tuviera impacto para completar la operación de los servicios educativos”.

Así lo concluyó la Auditoría Superior de la Federación en la revisión a dicho programa, como parte del segundo informe de la Cuenta Pública 2018, entregado a la Cámara de Diputados.

Entérate: Auditoría detecta irregularidades en gastos del Aeropuerto en Texcoco, CFE y estados durante 2018

Dicho presupuesto significa casi tres veces el presupuesto del programa Escuela de Tiempo Completo en 2018, que atendió a 25 mil planteles de educación pública ofreciendo un horario ampliado con actividades culturales, deportivas, o entrega de alimentos a alumnos de primaria.

La manera de distribuir los recursos del programa de apoyo fue a través de convenios entre la SEP y las entidades federativas. La Auditoría detectó que se hicieron convenios e intentó comprobar las erogaciones a través de correos electrónicos, instrucciones de pago, acuses de recibo de la ventanilla de pagos, pero esto fue insuficiente.

Es decir, no pudo acreditar los criterios y la metodología que comprobaran que el presupuesto se ejerció “con base en los principios de eficiencia, eficacia y transparencia, ya que no evidenció los criterios y la metodología para definir cómo debe cumplir con dichos principios”.

Entre el listado de instituciones beneficiadas con registro de entrega de recursos está la Asociación Nacional de Universidades e Instituciones de Educación Superior (ANUIES), el Colegio Nacional, la UNAM, la Universidad Tecnológica del Valle de Chalco y la Universidad Autónoma de la Ciudad de México, entre otras.

Sin embargo, la entrega de recursos a dichas instituciones sólo suma 569 millones de pesos, es decir, sólo 2.4% del monto total gastado, según información registrada en la Cuenta Pública de 2018. 

Por eso es que la Auditoría advirtió que el dinero se gastó “sin que se pudiera demostrar que las 268 adecuaciones presupuestarias efectuadas durante su ejercicio hayan propiciado una mejor gestión del programa para cumplir con su propósito, ello evidenció la carencia de sistemas de control presupuestario adecuados que promovieran el registro e información del gasto con base en resultados”.

Aún con esas irregularidades, la Auditoría Superior de la Federación no interpuso ninguna responsabilidad si quiera administrativa en contra de algún funcionario público responsable, y sólo se hicieron “27 recomendaciones al desempeño”.

Tampoco se señalaron recuperaciones probables de recursos públicos, como ocurre cuando señala que el presupuesto no se aplicó, o no se comprobó que se hubiera gastado para las acciones que se etiquetaron.

Este programa, con la clave presupuestaria U080 que lo ubica en la categoría de “subsidio”, supuestamente tenía como meta “garantizar la inclusión y la equidad en el sistema educativo”, como parte del Programa Nacional de Desarrollo del sexenio, pero en realidad la dependencia “no verificó la atención de las prioridades establecidas en el documento de planeación de mediano plazo, ni utilizó el seguimiento para la toma de decisiones, con base en información sobre su desempeño”.

También se suponía que debía “asegurar mayor cobertura, inclusión y equidad educativa entre todos los grupos de la población para la construcción de una sociedad más justa”, pero la SEP no acreditó documentación comprobatoria de los resultados, por lo que “no fue posible medir el avance obtenido por la secretaría en esos rubros; además de que mostró deficiencias en su control interno al no tener información relevante y suficiente”.

La dependencia tampoco dio seguimiento al ejercicio del gasto público, ni al avance de los resultados para medir el cumplimiento de sus objetivos y metas, ya que no reportó en los Informes Trimestrales sobre la Situación Económica, las Finanzas Públicas y la Deuda Pública. 

Lo que hacemos en Animal Político requiere de periodistas profesionales, trabajo en equipo, mantener diálogo con los lectores y algo muy importante: independencia. Tú puedes ayudarnos a seguir. Sé parte del equipo. Suscríbete a Animal Político, recibe beneficios y apoya el periodismo libre.

#YoSoyAnimal

Por qué hay tanta urgencia por encontrar el origen animal del coronavirus

De animales a humanos, ¿cómo dio el salto el nuevo coronavirus? Esta es la evidencia científica que hay hasta el momento sobre el tema.
26 de febrero, 2020
Comparte

En algún lugar de China, un murciélago vuela por el cielo y deja un rastro de coronavirus en sus excrementos, que caen entre el follaje de un bosque.

Un animal salvaje, posiblemente un pangolín que está buscando insectos para la cena entre las hojas, toma contacto con los excrementos… y con el virus.

El temido coronavirus circula entre los animales de vida salvaje. Eventualmente uno de estos es capturado, entra en contacto con los humanos y de alguna manera una persona queda infectada. Y este individuo a su vez se lo transmite a sus compañeros en el mercado, donde se venden otros animales salvajes. Ha nacido un brote global, que según la OMS podría ser una “pandemia”.

Los científicos están tratando de probar la verdad de este escenario mientras adelantan su investigación sobre cómo los animales fueron vehículo de este virus que ahora representa una amenaza para los humanos.

Hallar la secuencia de eventos es un “trabajo de detective”, le dijo a la BBC el profesor Andrew Cunningham, de la Sociedad Zoológica de Londres.

Un amplio rango de animales pueden haber servido de “huésped” del virus, especialmente el murciélago, conocidos por portar un número considerable de distintos coronavirus.

Coronavirus bajo el microscopio.

Getty Images
Así se ve el coronavirus bajo el microscopio.

Entonces, ¿qué tanto sabemos del “traspaso indirecto”, como se conoce en el mundo científico a esa transferencia del virus de un ser vivo a otro?

Cuando los científicos lograron descifrar el código genético del nuevo coronavirus, llamado covid-19, después de tomar una muestra de un paciente infectado, los murciélagos fueron los principales implicados.

Estos mamíferos se mantienen en enormes colonias, vuelan largas distancias y están presentes en casi todos los continentes.

Y lo más extraño: no se enferman mucho, pero tienen la capacidad de esparcir patógenos a gran distancia y de manera muy amplia.

De acuerdo a la profesora Kate Jones, de University College London (UCL), hay evidencia de que los murciélagos se han adaptado a las altas demandas de energía de sus vuelos y han mejorado su capacidad de reparar el daño en su ADN.

“Esto podría permitirles hacer frente a una mayor carga de virus antes de enfermarse, pero esto es solo una hipótesis en la actualidad“, anotó Jones.

No hay duda ya de que el comportamiento de los murciélagos ha ayudado a la dispersión del virus.

“Cuando se considera la forma en que viven, es normal que tengan una gran variedad de virus. Y como son mamíferos, existe la posibilidad de que algunos de ellos puedan infectar a los humanos directamente o a través de una especie huésped intermedia”, agregó el profesor Jonathan Ball, de la Universidad de Nottingham.

Una mujer usa una máscara mientras llevaba un perro en la calle en Wuhan, China

Getty Images
La mayoría de las infecciones están en China, pero otras naciones están luchando contra el virus.

Ahora, la segunda parte de este rompecabezas es establecer la identidad del misterioso animal que incubó el virus en su cuerpo y que posiblemente hizo que terminara en un mercado de Wuhan, China, donde está el epicentro del contagio.

El principal sospechoso es un pangolín.

Este animal, un mamífero que se alimenta de hormigas, es tal vez la especie más traficada a nivel mundial – lo que además lo ha puesto en peligro de extinción.

La particular piel del pangolín tiene mucha demanda, sobre todo para uso medicinal en China, aunque su carne es también requerida en otros países.

Los coronavirus han sido detectados en pangolines y, de acuerdo a algunos científicos, un tipo muy cercano al coronavirus que está causando este brote.

¿Podrían el virus del murciélago y el virus del pangolín haber modificado su genética antes de propagarse a los humanos? Aquí es donde los expertos son cautos.

Por ejemplo, todavía no ha sido entregado un estudio completo sobre el pangolín, por lo que la información es imposible de verificar científicamente.

Oficiales del gobierno confiscan gatos de civeta en el mercado de vida silvestre Xinyuan en Guangzhou para prevenir la propagación de la enfermedad del SARS en 2004

Getty Images
Las autoridades confiscan civetas en el mercado de vida silvestre de Xinyuan en Guangzhou para evitar la propagación del Sars.

El profesor Cunningham señaló que la proveniencia y el número de pangolines examinados por los investigadores es un dato importante.

“Quedan muchas preguntas sobre ese análisis: ¿se pudieron examinar animales directamente en estado salvaje (lo que es más importante para el resultado) o simplemente fueron pangolines que ya estaban en el mercado de Wuhan (en cuyo caso las conclusiones sobre si son los portadores del virus no son los suficientemente robustas)?”, anotó.

Los pangolines y otras especies silvestres, incluida una variedad de murciélagos, se venden ampliamente en los mercados chinos, lo que hace más fácil la transmisión de virus.

Estos mercados crean las condiciones ideales para que los virus muten y salten de una especie a otra, incluido a los seres humanos”, añadió Cunningham.

El mercado

El mercado de Wuhan, que fue cerrado después de que se conociera el brote, tenía una sección de animales silvestres, donde eran sacrificados distintos ejemplares cuyas partes se venden luego como alimento, tales como camellos, koalas y distintas especies de aves.

El diario británico The Guardian señaló que en algunos puestos se vendían cachorros de lobo vivos, cigarras, escorpiones, ratas, ardillas, zorros, civetas, puercoespines, salamandras, tortugas y cocodrilos.

Por lo que sabemos, los murciélagos y pangolines no figuraban en esa lista, pero las autoridades en China tienen información concreta de qué animales fueron vendidos en ese mercado.

“Si la mutación en el virus ocurrió, necesitamos saber si va a volver a ocurrir. Es fundamental desde el punto de vista de la salud pública. Necesitamos saber específicamente el tipo de animal y los riesgos que existen de que pueda haber otra mutación, otro cambio en el virus”, dijo Cunningham.

Los camellos pueden albergar el nuevo coronavirus, MERS

Getty Images
Los camellos pueden albergar el nuevo coronavirus, MERS.

Muchos de los virus que se han vuelto familiares -por su alcance- en los últimos años provienen originalmente de animales.

Esa es la historia del ébola, el VIH, SARS y ahora el coronavirus. El profesor Jones insiste en que eso podría deberse a nuestra creciente capacidad para detectarlos, a la cada vez más ubicua conectividad o a la invasión de hábitats silvestres, “cambiando los paisajes y entrando en contacto con nuevos virus que la población humana no ha visto antes”.

Si entendemos los factores de riesgo, podemos tomar medidas para evitar que ocurra en primer lugar sin afectar negativamente a los animales salvajes“, explicó el profesor Cunningham.

Los conservacionistas se esfuerzan al señalar que, aunque se cree que los murciélagos portan muchos virus, también son esenciales para que funcionen los ecosistemas.

“Los murciélagos insectívoros comen grandes volúmenes de insectos como mosquitos y plagas agrícolas, mientras que los murciélagos que se alimentan de frutos polinizan árboles y esparcen sus semillas”, anotó.

Se venden murciélagos en un mercado indonesio este mes

Getty Images
Se venden murciélagos en un mercado indonesio este mes

“Es imperativo que estas especies no sean sacrificadas a través de medidas equivocadas de ‘control de enfermedades'”, añadió.

Después de Sars en 2002, causado por un coronavirus muy similar al que ahora está surgiendo en China, hubo una prohibición temporal en los mercados de animales silvestres. Pero los mercados volvieron a surgir rápidamente en China, Vietnam y otras partes del sudeste asiático.

China ha suspendido nuevamente la compra y venta de productos de animales salvajes, que se utilizan comúnmente para alimentos, pieles y medicinas tradicionales. Los informes sugieren que esto puede hacerse permanente.

Si bien es posible que nunca sepamos exactamente cómo o dónde la enfermedad responsable de muchas muertes dio el salto a los humanos, la profesora Diana Bell de la Universidad de East Anglia dice que podemos prevenir otra “tormenta perfecta“.

“Estamos reuniendo animales de diferentes países, diferentes hábitats, diferentes estilos de vida, en términos de animales acuáticos, animales arbóreos, etc., y los mezclamos y es una especie de crisol, y tenemos que dejar de hacerlo”, concluyó.


Ahora puedes recibir notificaciones de BBC News Mundo. Descarga la nueva versión de nuestra app y actívalas para no perderte nuestro mejor contenido.

https://www.youtube.com/watch?v=B_Gzc2Z7uQY

https://www.youtube.com/watch?v=FAfZ-GhFurA&t=6s

https://www.youtube.com/watch?v=6AMWU9EbdCU

Lo que hacemos en Animal Político requiere de periodistas profesionales, trabajo en equipo, mantener diálogo con los lectores y algo muy importante: independencia. Tú puedes ayudarnos a seguir. Sé parte del equipo. Suscríbete a Animal Político, recibe beneficios y apoya el periodismo libre.

#YoSoyAnimal
¡Muchas gracias!

Estamos procesando tu membresía, por favor sé paciente, este proceso puede tomar hasta dos minutos.

No cierres esta ventana.

close
Información verificada del COVID-19 #CoronavirusFacts