Juan Carlos Lastiri, vinculado a La Estafa Maestra, no está detenido y nadie conoce su paradero
close
Recibe noticias a través de nuestro newsletter
¡Gracias! Desde ahora recibirás un correo diario con las noticias más relevantes.
sync
Cuartoscuro

Juan Carlos Lastiri, vinculado a La Estafa Maestra, no está detenido y nadie conoce su paradero

La Fiscalía General de la República desmintió que haya ejecutado alguna orden de aprehensión y el Poder Judicial Federal no tiene notificación sobre el inicio de un proceso penal en su contra.
Cuartoscuro
Por Nayeli Roldán y Francisco Sandoval
1 de noviembre, 2019
Comparte

A dos días de ser supuestamente capturado por sujetos armados en Puebla, no se conoce el paradero de Juan Carlos Lastiri Quiros, exfuncionario de Sedesol y Sedatu, vinculado con La Estafa Maestra.

La Fiscalía General de la República desmintió que haya ejecutado alguna orden de aprehensión y el Poder Judicial Federal no tiene notificación sobre el inicio de un proceso penal en su contra.

En tanto, la familia no ha tenido algún aviso de la autoridad federal o local, o comunicación para pedir rescate si es que hubiese sido secuestrado, como se especuló en un principio.

Lee más: Contralor que no sancionó La Estafa Maestra es ahora funcionario anticorrupción de Veracruz

El gobernador de Puebla, Miguel Barbosa, fue el único en confirmar la detención judicial el miércoles 30 de noviembre. Según el mandatario, solo faltaba saber el delito que se le imputaba, aunque “todos suponen que es por los asuntos relacionados con el manejo indebido de los diferentes programas federales que se tienen en Sedatu, es lo que se especula”, dijo en breve entrevista con medios locales.

Sin embargo, Animal Político se comunicó con su equipo para conocer la fuente de su dicho y respondió que la información que se tenía hasta ese momento era que Lastiri había sido detenido por la FGR, de allí que el gobernador Barbosa lo reconociera, pero “eso es lo único que podemos decir”, dijo la fuente consultada.

El 30 de octubre por la mañana, circuló información sobre un supuesto secuestro realizado por hombres armados en Zacatlán, cuando Lastiri estaba corriendo por la mañana. Después la versión cambió a que había sido aprehendido por la FGR e ingresado al Reclusorio Oriente.

Esto, por su presunta participación en La Estafa Maestra cuando fue funcionario de la Secretaría de Desarrollo Social y la Secretaría de Desarrollo Urbano, durante las administraciones de Rosario Robles. Se trata del esquema en el que dependencias de gobierno realizaron convenios con universidades públicas para hacer supuestos servicios, pero estas subcontrataban a empresas que resultaron ser fantasma y el dinero desapareció.

Te puede interesar: Rosario Robles buscará la libertad por medio de una apelación ante un magistrado

Sin embargo, la Fiscalía General de la República (FGR) informó este jueves  31 de octubre que sus agentes “no ejecutaron ninguna orden de aprehensión” contra Juan Carlos Lastiri. En tanto, la Secretaría de Gobierno de la Ciudad de México informó por separado que, entre el miércoles y el jueves, ninguna persona con el nombre de Juan Carlos Lastiri había ingresado a las penales locales bajo su jurisdicción en la capital del país.

Si hubiese sido aprehendido, de acuerdo al nuevo sistema penal acusatorio, debió ser puesto ante un juez para la audiencia de control, quien calificaría si la detención fue legal.

Pero hasta este jueves, no había solicitud alguna para realizar la audiencia de control en algún proceso en contra de Lastiri Quirós, y tampoco existe una orden de aprehensión girada por el juez Felipe de Jesús Delgadillo Padierna, como se había especulado también, según confirmaron fuentes del Consejo de la Judicatura Federal.

Animal Político habló con un familiar de Lastiri quien confirmó que hasta este jueves, la familia no había recibido alguna comunicación para pagar rescate por secuestro, pero tampoco notificación de la autoridad sobre un proceso penal. Es decir, solo perdieron comunicación con él este miércoles y no saben nada más; declinó abundar en el tema.

También se preguntó a la Fiscalía de Puebla si tenían alguna denuncia por secuestro o por desaparición de Lastiri, pero el área de comunicación aseguró que le pidieron cautela en el caso y no podía dar ningún tipo de información sin autorización.

Juan Carlos Lastiri fue subsecretario de Prospectiva, planeación y evaluación en la Sedesol cuando firmó un convenio con la Universidad Autónoma del Estado de México en 2013 por 335 millones de pesos para supuestos servicios, uno de los montos más altos en este tipo de acuerdos.

Sin embargo, la Auditoría Superior de la Federación revisó dicho convenio en la auditoría número 246 y, por las irregularidades detectadas y la presunción de un posible delito, interpuso una denuncia penal ante la entonces Procuraduría General de la República (PGR) en 2015.

El supuesto servicio fue la “recolección de información de manera simultánea en las 32 entidades federativas la información socioeconómica y complementaria de la población objetivo del programa para el desarrollo de zonas prioritarias y de esta forma determinar la volumetría y presupuesto que se requiere para ejecutar en cada estado las obras y acciones establecidas como metas para el programa y poder celebrar los acuerdos de ejecución con los gobiernos locales, así como los procesos de contratación corrrespondiente para asegurar el oportuno cumplimiento de metas”.

Luego fue subsecretario de Desarrollo y Vivienda en la Sedatu, pero en enero de 2018 dejó el cargo para ser candidato a senador por Puebla por el PRI, pero perdió la elección.

Con información de Ernesto Aroche

Lo que hacemos en Animal Político requiere de periodistas profesionales, trabajo en equipo, mantener diálogo con los lectores y algo muy importante: independencia. Tú puedes ayudarnos a seguir. Sé parte del equipo. Suscríbete a Animal Político, recibe beneficios y apoya el periodismo libre.

#YoSoyAnimal

La sorprendente imagen de dos ratones peleando en el metro que ganó un concurso de foto

La imagen de dos ratones disputándose unos restos de comida en una estación del metro londinense fue la favorita del público en un concurso de fotografía de vida silvestre.
12 de febrero, 2020
Comparte

Cualquiera que haya viajado en el sistema de metro de Londres estará familiarizado con ellos: los pequeños ratones que se corren por los andenes y se escabullen entre las vías.

Sam Rowley estaba tan fascinado con estos roedores subterráneos que pasó una semana en el metro tratando de fotografiarlos.

Una noche, captó la imagen de dos de estos animalitos peleándose por un trozo de comida que un pasajero dejó caer.

La persistencia del fotógrafo para lograr la imagen le hizo ganar el premio del público del concurso Fotógrafo de Vida Silvestre del Año LUMIX.

El internacionalmente famoso concurso anual, conocido por sus siglas en inglés como WPY, solicitó a sus seguidores que clasificaran algunas de las imágenes que no alcanzaron a ganar los principales premios otorgados el pasado octubre pero que, no obstante, eran fabulosas.

Una madre jaguar con su cachorro sosteniendo una anaconda con sus colmillos

Michel Zoghzoghi/WPY
Un par de jaguares encaran una anaconda – por Michel Zoghzhog

Unas 28.000 personas seleccionaron como su preferida la foto de Sam “Station Squabble” (Riña en la estación) dentro de la categoría “las mejores del resto”.

El fotógrafo pasó noches enteras en una estación del metro en el centro de Londres, postrado en el suelo tratando de lograr el ángulo bajo perfecto.

Los dos sujetos habían estado buscando comida individualmente hasta que se encontraron al mismo tiempo el mismo bocado. Por un instante, se disputaron el tesoro antes de irse cada uno por su camino.

“Usualmente tomo una serie de fotos y tuve suerte con esta toma pero, por otro lado, había pasado cinco días tendido en el andén, así que probablemente iba a suceder en algún momento”, explicó Sam.

Actualmente, el fotógrafo londinense trabaja en la ciudad de Bristol (oeste de Inglaterra) para el equipo de documentales de historia natural de la BBC.

Sam dice que su pasión es fotografiar la vida silvestre urbana. Piensa que la gente tiene una conexión con los animales de nuestras ciudades y pueblos porque estas criaturas viven entre nosotros.

También admira la tenacidad de los animales que a duras penas subsisten en lo que es un ambiente muy difícil.

“Estos ratones del metro, por ejemplo, nacen y pasan el resto de sus vidas sin jamás ver el sol o sentir el césped. A cierto nivel, es una situación desesperada -el escabullirse entre los lúgubres pasajeros durante unos meses, tal vez uno o dos años, antes de morir. Y como hay tantos ratones y tan pocos recursos, tienen que pelear por algo tan irrelevante como una migaja”.

Orangután

Aaron Gekoski/WPY
Este orangután estaba siendo explotado como espectáculo – por by Aaron Gekoski

La competencia Fotógrafo de Vida Silvestre del Año es organizada por el Museo de Historia Natural de Londres.

Michael Dixon, director de la institución, comentó sobre la foto: “La imagen de Sam ofrece un vistazo fascinante de cómo funciona la vida silvestre en un ambiente dominado por humanos. El comportamiento de los ratones está forjado por nuestra rutina diaria, el transporte que utilizamos y la comida que desechamos. Esta imagen no recuerda que, aunque los pasemos de largo todos los días, los humanos estamos inherentemente entrelazados con la naturaleza que tenemos a nuestros pies. Espero que inspire a la gente a pensar y valorar más esta relación”.

Hubo otras cuatro imágenes que recibieron menciones especiales o fueron “altamente recomendadas” en la votación LUMIX.

Estas incluyen la de un desafortunado orangután siendo explotado para un espectáculo, tomada por Aaron Gekoski; la dramática foto de una madre jaguar con su cachorro enfrentándose a una anaconda, captada por Michel Zoghzhogi; el conmovedor retrato de un guarda forestal y el rinoceronte negro bebé en su cuidado, registrada por Martin Buzora; y un grupo de renos árticos blancos en la nieve fotografiado por Francis De Andres.

Renos blancos del Ártico en la nieve

Francis De Andres/WPY
Este grupo de renos blancos del Ártico fue fotografiado por Francis De Andres.

Guarda forestal con un rinoceronte negro bebé

Martin Buzora/WPY
Un conmovedor retrato de un guarda forestal con un rinoceronte negro bebé – por Martin Buzora.

Todas la fotos tienen derechos reservados.


Ahora puedes recibir notificaciones de BBC Mundo. Descarga la nueva versión de nuestra app y actívalas para no perderte nuestro mejor contenido.

https://www.youtube.com/watch?v=qd1YehNpbV4

https://www.youtube.com/watch?v=kw3FYvWT-Po

https://www.youtube.com/watch?v=-O7sw3Pe5TI

Lo que hacemos en Animal Político requiere de periodistas profesionales, trabajo en equipo, mantener diálogo con los lectores y algo muy importante: independencia. Tú puedes ayudarnos a seguir. Sé parte del equipo. Suscríbete a Animal Político, recibe beneficios y apoya el periodismo libre.

#YoSoyAnimal
¡Muchas gracias!

Estamos procesando tu membresía, por favor sé paciente, este proceso puede tomar hasta dos minutos.

No cierres esta ventana.