Más de mil 300 detenidos por crimen organizado, pero solo 7% va a juicio por ese delito
close
Recibe noticias a través de nuestro newsletter
¡Gracias! Desde ahora recibirás un correo diario con las noticias más relevantes.
sync
Cuartoscuro Archivo

Más de mil 300 detenidos por crimen organizado, pero solo 7% va a juicio por ese delito

Solo 98 personas fueron procesadas por crimen organizado en los últimos tres años. 
Cuartoscuro Archivo
9 de diciembre, 2019
Comparte

En los últimos tres años más de mil 300 personas fueron detenidas y puestas a disposición de la Fiscalía General de la República (FGR) por sus presuntos vínculos con actividades del crimen organizado en México. Pero de todos ellos, apenas el 7% (98) fueron procesados por ese delito.

Así lo evidencian estadísticas oficiales de la Subprocuraduría Especializada en investigación de Delincuencia Organizada (SEIDO) de la FGR obtenidas por Animal Político a través de una solicitud de transparencia.

La información muestra que, si bien más del 90% de las personas detenidas en este lapso sí fueron sometidas a un proceso penal, en la mayoría de los casos se les abrió por un delito menor como portación de algún arma o de sustancias ilegales, pero sin ligárseles con actividades de crimen organizado.

Entérate: Grupos criminales crecieron 900% durante la guerra contra el narco de Calderón

Esto es relevante no solo porque las penas son mucho menos graves si los detenidos llegan a ser declarados culpables, sino porque los casos terminan ante el juez como hechos aislados, sin que se pruebe y se conozca jurídicamente sobre la operación de las redes criminales organizadas ni su supuesta desarticulación.

En números exactos, de acuerdo con la información entregada por la SEIDO, de enero de 2017 a septiembre de 2019 fueron detenidas y presentadas ante el Ministerio Público Federal un total de 1 mil 342 personas por presuntos vínculos con grupos y/o actividades de delincuencia organizada.

En este mismo lapso la SEIDO reportó únicamente a 98 personas vinculadas a proceso, por actividades criminales organizadas contempladas dentro de la Ley Federal contra la Delincuencia Organizada, y que pueden ir desde operaciones con recursos de procedencia ilícita, hasta narcotráfico, trata de personas, secuestros, entre otros.

Lo anterior equivale apenas a una proporción del 7.3% de personas procesadas por crimen organizado, en comparación con el total de personas que fueron detenidas por ese mismo motivo. Dicho de otra forma: en promedio apenas 7 de cada 100 personas detenidas por delincuencia organizada fueron procesadas por un juez, por este tipo de delito.

Los datos de la SEIDO también muestran que en este periodo hubo 1 mil 177 personas que fueron vinculadas a proceso por algún delito, pero no por crimen organizado. Es decir, son presuntos delincuentes sometidos a proceso por cualquier tipo de delito federal como trafico de drogas o lavado de dinero, pero sin que se les relacione judicialmente con una actividad organizada o a gran escala.

Muchos detenidos, poca efectividad

La SEIDO proporcionó – a petición de este medio – el registro completo de las personas en contra de las que ha procedido durante los últimos dos sexenios, así como el resultado de todos esos procesos. La información se entregó parcialmente.

De acuerdo con la estadística proporcionada, desde diciembre de 2006 a septiembre pasado la SEIDO procedió penalmente en contra de 31 mil 163 personas por diversos delitos, sin detallar específicamente (con excepción de los últimos tres años) en cuántos fue por delincuencia organizada y en cuántos por otros delitos.

Se trata de personas en contra de las cuales el Ministerio Público de la Federación consideró que tenía evidencias para imputarles algún cargo ante un juez.

Pero en ese mismo lapso los jueces federales solo dictaron auto de formal prisión (viejo sistema penal) o de vinculación a proceso (nuevo sistema) en contra de 16 mil 705 personas.

Lo anterior significa que, en promedio, 1 de cada 2 personas en contra de las cuales intentó proceder la SEIDO no fueron sometidas a un proceso penal, ya que los jueces consideraron que no había evidencia suficiente para ello, y por lo tanto fueron puestas en libertad.

De lo que la subprocuraduría no proporcionó dato alguno fue de la cantidad de personas que recibieron sentencia condenatoria, tras haber sido procesadas. No obstante, la Fiscalía si entregó a través de otra área esta información, pero solo en relación con personas detenidas en algunos estados.

Los números muestran que, de un total de un total de 2 mil 181 personas detenidas en 22 entidades federativas y vinculadas a proceso por delincuencia organizada, en el periodo de doce años y medio ya mencionado, un total de 485 terminaron con una sentencia condenatoria.

Esto equivale a un promedio de apenas un 22.2% de las más de 2 mil personas procesadas que terminó con sentencia condenatoria por cargos de crimen organizado. 

Casos complicados

De acuerdo con exfuncionarios que han estado en la Procuraduría General de la República (hoy FGR), el reducido número de personas procesadas exitosamente por delitos de delincuencia organizada se explica porque son casos complejos de integrar, ya que además de probar que el imputado participó en un delito (secuestro, narcotráfico, o lavado por ejemplo), hay que evidenciar que se cometió en contubernio con más personas.

“Es un delito grave porque es una actividad que, como dice la ley, se comete por más de tres personas que se ponen de acuerdo para perpetrarlo de forma reiterada, que tienen una organización donde hay jerarquías, donde se cumplen roles. Para ello necesitas un cúmulo probatorio, concatenar evidencias. No es sencillo”, indicó un exsubprocurador cuyo nombre se reserva a petición de él mismo.

De acuerdo con el exfuncionario, en muchas ocasiones el Ministerio Público opta por una ruta mas sencilla, que es la de imputar solo el delito simple o una organización menos compleja (como asociación delictuosa donde no es necesario probar que se actúa repetidamente ni las jerarquías específicas), para asegurar la probabilidad de una posible sentencia y reducir el riesgo de exoneración.

Un ejemplo público de una situación de este tipo fue el caso del exgobernador de Veracruz, Javier Duarte de Ochoa, a quien se vinculó a proceso originalmente por lavado de dinero y delincuencia organizada pero luego este último fue modificado por el de asociación delictuosa.

El entonces subprocurador Felipe Muñoz reconoció en una entrevista que se optó por cambiar el delito, ya que había complicaciones para reunir la evidencia necesaria que probara el cargo de crimen organizado, situación que ponía en riesgo todo el juicio. El cambio al ilícito de asociación delictuosa le permitió además a Duarte declararse culpable y ser condenado.

No obstante, lo anterior significó que una pena de prisión que pudo haber superado los 25 años de cárcel, terminara reducida a 9 años.

El exfuncionario consultado explicó que con el nuevo sistema penal se hizo aun mas complejo construir un caso sólido de delincuencia organizada, sobre todo si se carece de una buena investigación previa. Esto ya que los tiempos con dicho sistema son mas breves, y a que cualquier evidencia debe ser presentada y defendida en una audiencia pública. El nivel de exigencia procesal es mucho más alto.

Con el sistema penal anterior tampoco había una garantía de éxito en cuanto a obtener una condena, pero sí resultaba mucho más sencillo para la PGR privar de su libertad a personas con la sola sospecha de pertenecer a grupos del crimen organizado. Esto derivó en abusos como el arraigo de personas que llegaba a extenderse hasta seis meses, sin que fueran presentadas ante un juez, o el encarcelamiento de presuntos culpables por años para que a final de cuentas fueran declarados inocentes.

Uno de los fracasos mas evidentes de esto fue la llamada “Operación Limpieza”, implementada en el sexenio del expresidente Felipe Calderón, y que derivó en el encarcelamiento de numerosos funcionarios por “sospechas de crimen organizado”, entre ellos el del exdirector de Interpol México, Rodolgo de la Guardia García, o del exsubsecretario de la Defensa Tomás Ángeles Dauahare.

Se trató de personas que estuvieron en prisión desde uno hasta cinco años pero que a la postre, y gracias a la interposición de demandas de amparo, fueron absueltos por falta de pruebas.

Lo que quedó al descubierto con esos casos es que la PGR construyó a través de la SEIDO acusaciones de delincuencia organizada “sustentadas” en declaraciones de testigos protegidos (muchos de ellos delincuentes), pero sin que hubiera otras evidencias que las confirmaran. En la mayoría de los casos esos dichos resultaron totalmente falsos.

Lo que hacemos en Animal Político requiere de periodistas profesionales, trabajo en equipo, mantener diálogo con los lectores y algo muy importante: independencia. Tú puedes ayudarnos a seguir. Sé parte del equipo. Suscríbete a Animal Político, recibe beneficios y apoya el periodismo libre.

#YoSoyAnimal

“No queda nada”: tropas rusas llegan a Mariúpol, ciudad devastada por los bombardeos

La estratégica ciudad portuaria de Mariúpol ha vivido semanas de asedio de las tropas rusas, a las que se acusa de atacar indiscriminadamente a la población civil.
19 de marzo, 2022
Comparte

“No queda nada del centro de la ciudad. No hay un pequeño pedazo de tierra en la ciudad que no tenga señales de guerra”.

Así es como el alcalde de Mariúpol, Vadym Boichenko, describe a la BBC lo que está pasando en esa estratégica ciudad portuaria del sureste de Ucrania que ha estado durante dos semanas bajo el asedio de las tropas de Rusia.

“Los combates de tanques y ametralladoras continúan”, dijo Boichenko este viernes.

Más del 80% de los edificios de viviendas están dañados o destruidos, y el 30% de ellos no podrán ser restaurados.

A tres semanas de la invasión rusa, el presidente de Ucrania, Volodymyr Zelensky, hizo un nuevo llamado para que haya conversaciones significativas de paz y seguridad “sin demora” con Moscú.

“Esta es la única oportunidad para que Rusia reduzca el daño de sus propios errores”, dijo Zelensky en su discurso transmitido este viernes.

Una mujer frente a un edificio dañado en Mariúpol

Reuters
El 80% de los edificios de viviendas en Mariúpol ha sufrido daños, según el alcalde.

Pero horas antes, en una gran concentración en un estadio en Moscú a la que asistieron obligados muchos empleados del gobierno, según pudo constatar la BBC, el presidenteruso Vladimir Putin pronunció un discurso que celebraba los avances en Ucrania.

“Sabemos lo que tenemos que hacer a continuación”, dijo a la multitud. “Definitivamente llevaremos a cabo todos los planes que hemos hecho“.

Los sobrevivientes del teatro

Más temprano, Zelensky informó que hasta este viernes se habían rescatado 130 sobrevivientes del sótano del icónico Teatro Regional de Arte Dramático de Mariúpol que fue atacado.

Pero aseguró que cientos más permanecían atrapados.

Los civiles estaban allí cuando Rusia bombardeó el teatro el miércoles.

El ayuntamiento dijo que hasta el momento los rescatistas habían encontrado a una persona gravemente herida, pero no se conocían muertes.

En la ciudad también fue atacado un hospital infantil.

https://www.youtube.com/shorts/Lz2dn0LAW80

Yulia Yashenko estaba refugiada con sus padres en el teatro, pero salieron hacia a la ciudad de Lviv la noche anterior a los bombardeos.

“La ciudad está siendo borrada de la faz de la tierra”, le dijo a la BBC la joven de 28 años.

“Nuestra casa fue quemada por la artillería. Disparan por toda la ciudad, se usa cada arma. Hay humo negro por todas partes. Hay cuerpos por todas partes y no hay nadie para recogerlos”, lamentaba.

“Es sólo el destino que estemos vivos…. Pudimos haber muerto en cualquier momento. No debería ser así. Díganle al mundo lo que está pasando”, añadió.

Yulia Yashenko

BBC
Yulia Yashenko y su madre en Lviv.

Dentro del teatro

Kate, de 38 años, y su hijo de 17, pasaron 10 días en el sótano del teatro luego de que su casa quedara destruida por los ataques rusos.

Madre e hijo estaban apretados en las oscuras habitaciones, pasillos y vestíbulos del edificio con docenas de otras familias.

Algunas mujeres, explicó, llevaban bebés de menos de seis meses. Dormían en camas improvisadas hechas con las partes blandas de los asientos del auditorio distribuidas en el piso.

Las partes de madera de los asientos fueron cortadas y utilizadas como leña para cocinar. Durante horas los edificios alrededor del teatro fueron dañados o destruidos gradualmente.

“Sabíamos que teníamos que huir porque pronto sucedería algo terrible“, le dijo Kate a la BBC. Un día antes del ataque, ella y su hijo también huyeron del lugar.

“Subimos a un automóvil mientras bombardeaban el teatro y el área”, a pesar de que el sitio estaba claramente marcado como un refugio civil, con la palabra rusa “niños” escrita en el suelo en letras grandes.

“El primer día después de lograr salir, no podía hablar. Todos llorábamos. Pero ahora ya no nos quedan lágrimas. No creo que este dolor desaparezca nunca”.

El calvario para escapar

El presidente Zelensky dijo que los bombardeos rusos impidieron que las autoridades de la ciudad establecieran corredores humanitarios efectivos hacia la ciudad sitiada.

En largas filas de vehículos y gente, los civiles tienen que pasar por al menos una docena de puestos de control de las tropas rusas para huir de Mariúpol.

Se estima que todavía hay más de 300.000 civiles atrapados en la ciudad portuaria.

“Volvemos a recordar a ciertos líderes occidentales que esto será una derrota moral para ellos… a menos de que Ucrania no reciba armas avanzadas”, señaló Zelensky.

Tropas rusas entre una fila de vehículos en Mariúpol

Reuters
Los rusos controlan las salidas de la ciudad.

El corresponsal de seguridad de la BBC, Gordon Corera, dice que funcionarios occidentales han visto que las confrontaciones han llegado a un punto muerto en los últimos días, pero con “algunos combates bastante feroces” en las áreas en disputa.

“El fracaso del plan original de Rusia había llevado a cambiar su enfoque. Los obligó a tener que reorganizarse y reagruparse”, dijo Corera citando a los funcionarios.

Una de las fuentes dice que las fuerzas rusas tienen “una enorme cantidad de municiones de artillería” que podrían permitirles montar un “bombardeo” que dure semanas o incluso más.

Mariúpol “permanece aislada”, aunque con una “fuerte resistencia de los ucranianos”, aseguró un alto funcionario de defensa de EE.UU. en una nota para la prensa.

“Seguimos viendo fuertes bombardeos allí. Los ucranianos están defendiendo la ciudad”, añade.

Un tanque del bando ruso en Mariúpol

Reuters
Las tropas rusas y los grupos aliados aún tienen mucho poder de artillería.

Mariúpol, un símbolo del sufrimiento de los civiles

Lyse Doucet, corresponsal internacional en jefe, Kiev

Durante los últimos dos días, los equipos de rescate han estado sacando personas de los restos del teatro Mariúpol.

El elegante edificio, un hito cultural, ahora está en ruinas, pero se cree que su búnker subterráneo protegió a más de 1.000 personas, principalmente mujeres y niños, que se refugiaron allí.

El presidente de Ucrania, Volodymr Zelensky, ha confirmado ahora que se han recuperado 130 supervivientes, pero cientos más siguen atrapados.

Acusó a Rusia de deliberar arrojar una bomba en el teatro, lo cual Moscú niega.

Pero las fuerzas rusas han bombardeado y rodeado Mariúpol durante semanas, impidiendo que entre la ayuda que se necesita desesperadamente y evitando que la gente salga.


Ahora puedes recibir notificaciones de BBC Mundo. Descarga la nueva versión de nuestra app y actívalas para no perderte nuestro mejor contenido.

https://www.youtube.com/watch?v=dbXzZ6Ac7IU

Lo que hacemos en Animal Político requiere de periodistas profesionales, trabajo en equipo, mantener diálogo con los lectores y algo muy importante: independencia. Tú puedes ayudarnos a seguir. Sé parte del equipo. Suscríbete a Animal Político, recibe beneficios y apoya el periodismo libre.

#YoSoyAnimal
close
¡Muchas gracias!

Estamos procesando tu membresía, por favor sé paciente, este proceso puede tomar hasta dos minutos.

No cierres esta ventana.