Muro militar de AMLO ahoga el anhelo migrante al cruzar el río Suchiate
close
Recibe noticias a través de nuestro newsletter
¡Gracias! Desde ahora recibirás un correo diario con las noticias más relevantes.
sync
Alberto Pradilla

Muro militar de AMLO ahoga el anhelo migrante al cruzar el río Suchiate

La barrera de la Guardia Nacional en la orilla del Suchiate impidió el paso a la mayor parte de la caravana migrante. Muchos de los que lograron zafarse de los uniformados fueron posteriormente detenidos en operativos del INM.
Alberto Pradilla
Comparte

“Estaban ahí todos los policías y en eso siguieron unas personas para allá y dejaron medio espacio”.

“Pero está bien cabrón, bien yuca la cruzada”.

“Dios sabe que vamos a cruzar”.

Son las 15:00 horas y un grupito de centroamericanos conversan escondidos tras una gasolinera de Pemex en la carretera que une Ciudad Hidalgo y Tapachula, en Chiapas. Entre ellos se encuentra Wilmer Castellanos, de 25, antiguo albañil de Santa Bárbara, en Honduras. “Quiero dar un futuro a mis hijos. Estamos aquí porque el gobierno es un corrupto”, dice el joven.

Cinco minutos después, Castellanos y el resto de sus acompañantes están corriendo despavoridos. Tras ellos, quemando rueda, una camioneta del Instituto Nacional de Migración (INM), las conocidas como “perreras”. Tienen la misión de detener a aquellos que lograron sortear el cerco impuesto por la Guardia Nacional en la orilla del río Suchiate. 

Lee: Autoridades retienen a 402 migrantes que cruzaron Río Suchiate

En esta ocasión, el oficial no tiene suerte. No está tan en forma como los escuálidos migrantes y uno de ellos hasta se permite esquivarle quebrándole la cintura con un regate. 

Ante la frustración del agente, los migrantes se introducen en los campos que rodean la gasolinera.

Ellos tuvieron suerte y pudieron escapar. Quién sabe hasta cuándo.

El operativo desplegado por el Gobierno mexicano para impedir el tránsito de la caravana no terminó en el Suchiate, donde las hileras de agentes de la Guardia Nacional se convirtieron en extensiones del muro de Donald Trump. La avanzadilla de la marcha migrante, los más aventados, lograron sortear esa primera línea. Así que luego fueron detenidos, uno por uno, por el operativo del INM.

En un comunicado, la institución que dirige Francisco Garduño aseguró haber arrestado a 402 migrantes.

“Con el apoyo de la Guardia Nacional, agentes federales del INM rescataron a 402 personas migrantes que fueron trasladadas a instalaciones del Instituto para proporcionarles alojamiento y servicios básicos de salud, agua y alimentación”, dijo el INM en un comunicado.

“Además, se tiene el registro de 58 personas extranjeras que se internaron por caminos no seguros de la zona selvática de la región, por lo que elementos de los Grupos Beta del INM se encuentran en su búsqueda”, afirmó.

La detención masiva entre Ciudad Hidalgo y Tapachula fue el último episodio de una jornada en la que ocurrió lo que todo el mundo sabía y nadie quiso evitar: el intento desesperado de atravesar la frontera sur mexicana por parte de un grupo de hombres, mujeres y niños que huyen de la pobreza y la violencia y a los que cada vez les resulta más difícil franquear el muro levantado por México. 

Por la mañana todo el mundo sabía que la jornada terminaría en el río. 

El diálogo entre una comisión de representantes de los migrantes y las autoridades del INM estaba destinado al fracaso desde el minuto cero.

El gobierno mexicano solo hizo una oferta: que los migrantes cruzaran en grupos de 40 por la frontera del puente internacional Rodolfo Robles y tramitaran individualmente sus casos ante la autoridad migratoria. Esto, en la práctica, implicaba acatar las leyes migratorias y aceptar ser encerrado y, previsiblemente, deportado. 

Lee: Guardia Nacional impide paso de migrantes con gas y piedras; detienen a más de 100

Las oferta de empleo que se anunciaban desde las bocinas instaladas en el portón fronterizo que permaneció cerrado tampoco son atractivas para los centroamericanos. Sumarse a los planes Jóvenes Construyendo Futuro y Sembrando Vida supondría recibir un salario de entre 180 y 250 dólares mensuales en Honduras y El Salvador. Unas cifras que ni siquiera llegan al salario mínimo de estos países.

Por parte de los centroamericanos las expectativas tampoco eran realistas. Pedían una especie de permiso de tránsito inexistente en la legislación mexicana. Pedían un permiso para transitar como ilegales con la autorización del gobierno. 

“Están diciendo que nos entreguemos de 40 en 40. Si nos dicen que sí, bien. Si nos dicen que no, tenemos un plan B”, dijo Brian Javier Vargas, de 23 años y antiguo policía en Honduras. Él era uno de los encargados de sostener la bandera que encabezaba a la comisión encargada de negociar. 

Todos sabían lo que iba a ocurrir.

Todos sabían que el gobierno mexicano no daría permiso de tránsito y que los migrantes no se resignarían. 

En un inicio, los migrantes escaparon de los elementos de la guardia nacional. Foto: Alberto Pradilla.

A las 10:30 de la mañana concluyó el ultimátum.

Sabían que a sus antecesores los habían deportado y, a pesar de todo, intentaron negociar. La representante del INM en Chiapas, Carmen Yadira de los Santos, fue clara: no podían aceptar el libre tránsito. 

Así que, como ocurrió en otras caravanas, cuando a los migrantes les cerraron la puerta, ellos decidieron saltar por la ventana.

El río era la única alternativa. En estas fechas el caudal del Suchiate está tan bajo que se puede atravesar caminando, así que el escenario era inmejorable. A las 10:30 alguien agarró el megáfono y pronunció por primera vez las palabras mágicas: “¡al río!”. Pocos minutos después eran cientos de personas las que desembarcaban en la orilla para tratar de cruzar a México.

Una de las características de esta caravana respecto a marchas anteriores es su profundo carácter evangélico. Antes de iniciar la marcha, rezo. Antes de negociar con el INM, rezo. Antes de convertir el Suchiate en el desembarco de la Normandía migrante, rezo. Por eso, caminar sobre el agua como Moisés, aunque esta los cubriera por los tobillos, era una buena metáfora.

La épica, en este caso, se encontró con la “realpolitik”. Y esta tiene forma de Guardia Nacional, desplegada en la frontera sur desde que México y Estados Unidos firmaron un acuerdo para reducir la migración. 

Los uniformados no tenían orden de golpear, sino de rebotar. El mandato era que los centroamericanos que huyen lo hicieran para otro lado. Formados con sus escudos, cada uno de los soldados era una pequeña parte de la primera línea del muro acordado por Donald Trump. Frente a ellos, familias desconcertadas que no entendían por qué no les dejaban pasar.

Para frenar el avance de los desarrapados, los uniformados lanzaron algún gas lacrimógeno, pusieron alguna zancadilla y lanzaron algunas piedras que respondieron a las piedras que les lanzaban los migrantes. Más que atacar, lo suyo era rebotar. Puro muro. 

Durante hora y media, la orilla del Suchiate se desparramó. Una mujer clamaba contra el miedo y padres y madres con sus hijos corrían como pollos sin cabeza. Los guardias, que ya tenían un plan en la cabeza, formaron una hilera y agotaron a los caminantes, que venían insolados tras varias horas en el puente. 

Aunque un número importante escapó, muchos fueron retenidos por personal del INM. Foto: Alberto Pradilla.

“Nos había dicho que nos iba a dar trabajo. Y ahora parece que se ha arrepentido”, dijo Ronaldo Sánchez, de 33 años, sentado en la orilla mexicana después de la trifulca.

Sánchez dejó claro que no estaba dispuesto a marcharse de la orilla.

Pero se abre la incógnita de cómo responderán las cientos de personas que se han quedado varadas en Tecún Umán, Guatemala, sin un plan para avanzar. Según datos del gobierno guatemalteco, al menos 4 mil personas atravesaron su frontera en dirección a México.

Esta es la caravana que menos ha logrado avanzar. El muro de Trump gestionado por López Obrador funcionó a la perfección. 

En 2018, el propio López Obrador escribía en “La Salida”: “Tampoco se detendrá el fuljo migratorio construyendo muros, haciendo redadas, deportando o militarizando la frontera”. 

Lo que hacemos en Animal Político requiere de periodistas profesionales, trabajo en equipo, mantener diálogo con los lectores y algo muy importante: independencia. Tú puedes ayudarnos a seguir. Sé parte del equipo. Suscríbete a Animal Político, recibe beneficios y apoya el periodismo libre.

#YoSoyAnimal

Afganistán: desesperadas escenas en el aeropuerto de Kabul donde miles intentan escapar de los talibanes

Desde el domingo, cuando la capital afgana cayó en manos del grupo radical islamista casi sin resistencia, las instalaciones del aeropuerto se llenaron de personas, tanto diplomáticos y contratistas como civiles afganos, que buscan escapar ante el temor a represalias.
16 de agosto, 2021
Comparte

Al menos siete personas murieron este lunes en el aeropuerto de Kabul, la capital de Afganistán, en medio de escenas de caos y desesperación a medida que miles de personas buscan alcanzar un lugar en los vuelos para huir del país y escapar de los talibanes.

Desde el domingo, cuando la capital afgana cayó en manos del grupo radical islamista casi sin resistencia, las instalaciones del aeropuerto se llenaron de personas, tanto diplomáticos y contratistas como civiles afganos, que buscan escapar ante el temor a represalias.

Muchas embajadas utilizaron el aeropuerto para dar visas de emergencia, aunque el proceso demorado y los pocos vuelos disponibles llevaron a una rápida aglomeración en el único aeropuerto en operaciones en todo el país.

Estados Unidos anunció este lunes que desplegaría al aeropuerto otros 500 soldados (además de los 2.500 que ya había desplegado allí) y que tomaría el control de las operaciones aéreas, pero esto no logró calmar la situación en el aeropuerto, que debió suspender los vuelos.

Miles de personas se aglomeraron frente a las terminales y algunos incluso saltaron los muros y las vallas, se adentraron en las pistas y se trataron de subir a los aviones que iban despegando.

El Pentágono confirmó que sus fuerzas mataron a dos hombres que, según dijo, estaban armados, mientras otros cinco parecen haber perdido la vida en circunstancias no esclarecidas, posiblemente al tratar de trepar a los aviones en pleno despegue.

Según los reportes, las fuerzas estadounidenses dispararon al aire para dispersar a las personas que intentaban subir a los aviones por la fuerza.

https://twitter.com/NicolaCareem/status/1427122975971561475

El portavoz del Pentágono, John Kirby, dijo que las fuerzas de su país están “trabajando para restablecer la seguridad” y que esperan retomar las operaciones aéreas “en las próximas horas”.

El gobierno de EE.UU. anunció este lunes que había llegado a un acuerdo con el Talibán para permitir la salida del país de estadounidenses sin interferencias y amenazó con tomar acciones militares si las operaciones de rescate son interrumpidas.

No obstante, según el canal CBS News, socio estadounidense de la BBC, la situación en el aeropuerto internacional es tan “tensa” que funcionarios de EE.UU. están considerando evacuar a todos sus ciudadanos y dejar atrás a los afganos.

aeropuerto

EPA
Muchas personas cruzaron las cercas del aeropuerto.

Escenas de caos

En redes sociales numerosas imágenes y videos muestran escenas de caos en el aeropuerto de Kabul.

aeropuerto

AFP

Uno de los videos, que la BBC no ha podido verificar de forma independiente, parece mostrar a civiles afganos aferrados al costado de un avión militar estadounidense que se prepara para despegar y otros sentados en los costados de la aeronave, mientras una multitud corre a su lado.

La grabación se volvió viral en varias redes sociales, con usuarios comentando sobre su simbolismo: el avión de EE.UU. escapando hacia un lugar seguro y dejando atrás a los afganos que corrían desesperados por salvar sus vidas.

Otras imágenes muestran a decenas de personas trepando sobre los aviones o sobre las pasarelas que conectan las terminales con las aeronaves.

https://twitter.com/TOLOnews/status/1427204278695997442

Otras imágenes muestran helicópteros artillados Apache sobrevolando las pistas de aterrizaje, tratando de abrirse camino entre la multitud o pasajeros sentados en las puertas de los aviones.

El sitio Flightradar24, que monitorea vuelos, reportó una ausencia casi total de aviones sobrevolando el espacio aéreo de Afganistán.

Numerosas aerolíneas, incluidas British Airways y Air France-KLM, anunciaron que evitarán el espacio aéreo afgano.

aeropuerto

AFP

Según la televisora CNBC, United Airlines cambió la ruta para sus vuelos a India, mientras otras como Flydubai y Emirates han suspendido los vuelos a Kabul.


Ahora puedes recibir notificaciones de BBC Mundo. Descarga nuestra app y actívalas para no perderte nuestro mejor contenido.

https://www.youtube.com/watch?v=JGbkCxkQ2zQ

Lo que hacemos en Animal Político requiere de periodistas profesionales, trabajo en equipo, mantener diálogo con los lectores y algo muy importante: independencia. Tú puedes ayudarnos a seguir. Sé parte del equipo. Suscríbete a Animal Político, recibe beneficios y apoya el periodismo libre.

#YoSoyAnimal
close
¡Muchas gracias!

Estamos procesando tu membresía, por favor sé paciente, este proceso puede tomar hasta dos minutos.

No cierres esta ventana.