Gobierno federal tendrá este año 50% menos de presupuesto para comunicación
close
Recibe noticias a través de nuestro newsletter
¡Gracias! Desde ahora recibirás un correo diario con las noticias más relevantes.
sync
Cuartoscuro

Gobierno federal tendrá este año 50% menos de presupuesto para comunicación

La administración de Peña Nieto en su último año tuvo para gastar en promoción 8 mil 537 millones de pesos. Ahora el monto destinado para esto es de 2 mil 452 mdp.
Cuartoscuro
6 de enero, 2020
Comparte

Para 2020, el gasto en servicios de comunicación social y publicidad de todo el gobierno federal, lo que se conoce como concepto 3600, tiene aprobado un monto de 2 mil 452 millones 509 mil 122 pesos, eso es casi la mitad de lo que tuvo en 2019, cuando registró un presupuesto aprobado por la Cámara de Diputados de 4 mil 211 millones, 215 mil 495 pesos. 

El presupuesto suele registrar una variación cuando la Secretaría de Hacienda autoriza adecuaciones presupuestarias a las dependencias, pero el año pasado no hubo una adecuación importante, después de los ajustes quedó en 4 mil 103 millones 740 mil 026 pesos. 

Te puede interesar: Fijan reglas y límites para publicidad oficial

De eso, hasta el tercer trimestre de 2019, de acuerdo al último dato registrado en la plataforma de Transparencia Presupuestaria del gobierno, solo se habían gastado 395 millones 638 mil 813 pesos. 

Eso rompe con lo que solía suceder en otros años, como en el 2018, cuando este rubro tuvo un presupuesto aprobado por la Cámara de Diputados, órgano encargado de esa tarea, de 3 mil 156 millones 087 mil 761 pesos, pero después Hacienda le autorizó adecuaciones hasta casi triplicarlo y dejarlo en 8 mil 537 millones 031 mil 488 pesos. 

“De acuerdo a la Ley de Presupuesto y Responsabilidad Hacendaria, no puede haber incrementos al presupuesto de publicidad oficial cuando hay una crisis o cuando suben los precios de petróleo, esto no se respetó en la administración de Peña Nieto, cada año hacían adecuaciones presupuestarias superiores al 50%”, dice Paulina Castaño, investigadora en el Programa de Justicia Fiscal de Fundar, donde trabaja en los proyectos de Publicidad Oficial y Migración. 

De acuerdo a los datos registrados en la plataforma de Transparencia Presupuestaria, el gobierno de Peña Nieto terminó gastando 8 mil 179 millones 689 mil 433 pesos en 2018; entonces lo que tiene la administración federal para comunicación este año es alrededor de una cuarta parte de lo que se erogó en el último año del gobierno anterior. 

Entre las dependencias que tienen las mayores pérdidas en gasto para comunicación y publicidad está la Oficina de Presidencia, que se queda sin nada, cuando en 2019 tuvo un presupuesto modificado de 9 millones 219 mil 634 pesos, y en 2018, uno de 45 millones 510 mil 117 pesos. 

Gobernación también pierde, para este año tiene un monto aprobado de 233 millones 744 mil 732 pesos. Mientras que en 2018, los diputados le dieron solo 180 millones 111 mil 187 pesos, pero después Hacienda casi se lo quintuplicó hasta llegar a 916 millones 782 mil 408 pesos. 

La propia Hacienda se queda este año con casi la mitad de lo que tuvo el anterior, al pasar de 204 millones 943 mil 676 pesos de presupuesto modificado en 2019 a 111 millones 790 mil 421 pesos en 2020. Pero si se compara el monto actual con el del último año de Peña Nieto, cuando tuvo un presupuesto modificado para comunicación y publicidad de 605 millones 394 mil 662 pesos, entonces tiene solo 18.4%, en términos reales, de lo que tenía hace dos años. 

Aquellos tiempos 

La mayoría de las secretarías de Estado han tenido una variación importante si se comparan los montos para este rubro de 2020, no tanto con los de 2019 sino con los del último año de Peña Nieto. 

Salud tuvo para gastar hace dos años un mil 097 millones 298 mil 315 pesos, mientras que para este se queda con solo 86 millones 291 mil 441 pesos, apenas 7.8% de lo anterior, en términos absolutos. Trabajo tuvo en el último año de Peña 106 millones 415 mil 210 pesos, y ahora tiene solo 3 millones 472 mil 963 pesos (el 3.2%).

Por su parte, Bienestar tuvo en 2018 un presupuesto modificado de 519 millones 713 mil 724 pesos, y en 2020 se queda solo con 10 millones 910 mil 655 pesos (2%). Turismo es otra que se quedará con una mínima parte de lo que solía tener, al pasar de un presupuesto modificado en 2018 de 622 millones 412 mil 437 pesos a 6 millones 454 mil 674 pesos en 2020 (1%). 

En tanto que Medio Ambiente tenía hace dos años 690 millones 888 mil 374 pesos y ahora se queda con 23 millones 460 mil 427 pesos (3.3%). Mientras que Agricultura tiene este año un presupuesto de 15 millones 168 mil 162 pesos, y en 2018 tuvo un presupuesto modificado de 148 millones 250 mil 669 pesos (10.2%).

Economía pasó de un presupuesto modificado en el tramo final de la administración anterior de 355 millones 152 mil 371 pesos a un presupuesto asignado para 2020 de 6 millones 648 mil 566 pesos (1.8%).

Paulina Castaño, de Fundar, señala que hasta el gobierno de Enrique Peña la cuestión de las modificaciones hacia arriba del presupuesto representaban un problema, no solo porque no respetaban la ley, también porque las dependencias las solicitaban y Hacienda las autorizaba, “pero estas adecuaciones son algo muy discrecional, son movimientos para los que no hay reglas claras ni fiscalización adecuada”. 

Por eso, dice, es que desde hace muchos años se están pidiendo candados para los sobre ejercicios, vía estas adecuaciones presupuestales. Pero ahora también, asegura la investigadora, “hay que pedir candados para los subejercicios, como el que se ve en comunicación y publicidad oficial para el tercer trimestre de 2019, porque eso también atenta contra los derechos de los ciudadanos”.

Lo que hacemos en Animal Político requiere de periodistas profesionales, trabajo en equipo, mantener diálogo con los lectores y algo muy importante: independencia. Tú puedes ayudarnos a seguir. Sé parte del equipo. Suscríbete a Animal Político, recibe beneficios y apoya el periodismo libre.

#YoSoyAnimal

Síntomas de COVID-19: ¿los perros pueden detectarlos 5 días antes de que empiecen?

En Argentina, Brasil, Chile, Colombia y México, entre otros países, están entrenando perros para que puedan detectar la enfermedad en pacientes asintomáticos.
24 de octubre, 2020
Comparte

¿El covid-19 tiene olor?

Esa es una respuesta que solo nos podría dar con exactitud un perro.

La capacidad olfativa de una de nuestras mascotas preferidas se ha convertido en otra herramienta para combatir la pandemia del covid-19, que ya ha causado más de 20 millones de contagios y un millón de muertes en todo el mundo.

En países como Finlandia, Líbano, Argentina, Chile, Alemania, EE.UU., Colombia y México, las autoridades están entrenando canes para que puedan detectar si las personas están contagiadas con el nuevo coronavirus.

Desde hace algunas semanas, por ejemplo, perros especialmente entrenados para identificar mediante el olfato el covid-19 comenzaron a rastrear pasajeros como parte de un programa piloto en el aeropuerto de Helsinki-Vantaa de Finlandia.

De acuerdo con la profesora Anna Hielm-Bjorkman, de la Universidad de Helsinki, los perros pueden detectar el virus en humanos cinco días antes de que se desarrollen síntomas.

“Son muy buenos . Nos acercamos al 100% de efectividad”, explica.

Un pasajero (izquierda) se prepara para ser examinado por el perro rastreador Kossi.

EPA
A los pasajeros que llegan a Finlandia se les pide que se froten con un papel para que el perro lo olfatee.

Por su parte, Felipe Valencia, médico veterinario colombiano y experto en adiestramiento de perros que está realizando un proyecto similar en conjunto con la Universidad de Antioquia de ese país, anota que la capacidad de los perros podría volverlos muy confiables en estos casos.

Los perros utilizan el 40% de su cerebro para procesar lo que olfatean, así que pueden convertirse en una excelente herramienta para combatir esta enfermedad”, señala.

La idea de la mayoría de estos programas es utilizar a los perros en lugares de acceso a los países, como aeropuertos o estaciones de tren, con el fin de facilitar la circulación de las personas sin necesidad de imponer restricciones o confinamientos.

Pero, ¿cómo pueden los perros detectar el covid-19?

Sudor y lágrimas

De acuerdo con varias investigaciones, es difícil establecer qué es realmente lo que los perros olfatean.

Como lo señala la doctora Susan Hazel, veterinaria de la Universidad de Adelaide en Australia, en su artículo “Estos perros están entrenados para husmear el coronavirus”, lo que huelen los perros son muestras de sudor de las personas, que pueden estar contagiadas o no.

Perro olfatea.

MDD/Neil Pollock
Los perros deben olfatear varias muestras que contienen sustancias como orina, saliva y sudor de personas contagiadas con el covid-19.

“Los compuestos orgánicos volátiles (COV) que se desprenden de las muestras de sudor son una mezcla compleja. Entonces, es probable que los perros estén detectando un perfil particular en lugar de compuestos individuales”, señala la veterinaria.

Los perros, añade, tienen en promedio 220 millones receptores olfativos en la nariz, lo que les permite detectar mínimas alteraciones en las sustancias.

La premisa es la misma que maneja el equipo de expertos de Chile, otro de los países que está entrenando perros para detectar el covid-19 en personas asintomáticas.

“No es que el virus tenga un olor particular, sino que la reacción que hace una persona frente a la infección es lo que se detecta”, le dijo al portal Diario.es el veterinario Fernando Madrones, de la Universidad Católica de Chile.

Según Madrones, cuando alguien se contagia con covid-19 genera una serie reacciones metabólicas y orgánicas, que su vez producen estos COV, que se concentran en los órganos vinculados con el sudor.

Incluso con varios días de anticipación a que la persona muestre algún síntoma.

En los experimentos alrededor del mundo se han utilizado muestras de orina, saliva y sudor.

Instructores con perros rastreadores Valo (izquierda) y E.T. en el aeropuerto de Helsinki. Foto: septiembre de 2020

Reuters
Las pruebas de coronavirus canino tardan unos minutos en completarse en los lugares donde se han implementado, como en Finlandia.

Esta no es la primera vez que los perros son utilizados en la detección de enfermedades. Se sabe que este procedimiento se aplica en enfermedades como la diabetes, cáncer de seno y mal de Parkinson.

Incluso, como lo señala el profesor John Logan de la Escuela de Higiene y Medicina Tropical de Londres, en el caso de la malaria los perros y su olfato tienen “una efectividad superior a las pruebas de la Organización Mundial de la Salud“.

Entrenamiento

Pero, ¿cómo se entrena a los perros para que detecten el “olor” del covid-19?

Hay distintos métodos, pero la mayoría de los entrenamientos se basan en la estrategia de la recompensa y la omisión.

“Aunque muchos de los perros con los que trabajamos ya tienen una base de entrenamiento, ellos deben primero aprender a reconocer el virus”, le dice Valencia a BBC Mundo.

Valencia señala que se les ponen muestras, en este caso de saliva de personas contagiadas, junto a la comida o un objeto con el que entrenan habitualmente.

Después se les quita la comida o el objeto y solo se les deja la prueba positiva“, señala Valencia.

“El siguiente proceso es alternar esas muestras con otras que no contengan el virus. Cuando reconocen la que contiene la muestra positiva, se les da un premio”, indica el entrenador.

Perro

Felipe Valencia
El trabajo de Felipe Valencia con los perros para detectar el covid-19 ha demorado siete meses.

Y cuando dan positivo a una muestra que no tiene covid-19, se omite la conducta y se les motiva a ir en busca de ese olor característico del virus que para los humanos no es distinguible.

Sin embargo, Valencia deja claro que la efectividad del procedimiento depende mucho del entrenamiento que se haga con los perros.

Nosotros llevamos más de seis meses en este proceso. Y creo que para poder llegar a un nivel de efectividad confiable se debe trabajar con los perros por lo menos cuatro meses”, anota.

Pero, ¿pueden los canes llegar a contagiarse?

“No, realmente no hay una posibilidad de que puedan llegar a contagiarse porque las muestras están protegidas por un material que evita el contacto con el animal. Además, les hacemos pruebas regulares para saber su estado de salud”, indica.

En el caso finlandés, los perros ya se encuentran en el aeropuerto olfateando a las personas que ingresan al país, mientras los otros países se encuentran en fase de entrenamiento con la idea de que el método sea “100% confiable”.


Ahora puedes recibir notificaciones de BBC Mundo. Descarga la nueva versión de nuestra app y actívalas para no perderte nuestro mejor contenido.

https://www.youtube.com/watch?v=32WN2Ssveis

https://www.youtube.com/watch?v=fTCVrVu3V4c&t=

https://www.youtube.com/watch?v=pYIf6wjvCOI

Lo que hacemos en Animal Político requiere de periodistas profesionales, trabajo en equipo, mantener diálogo con los lectores y algo muy importante: independencia. Tú puedes ayudarnos a seguir. Sé parte del equipo. Suscríbete a Animal Político, recibe beneficios y apoya el periodismo libre.

#YoSoyAnimal
close
¡Muchas gracias!

Estamos procesando tu membresía, por favor sé paciente, este proceso puede tomar hasta dos minutos.

No cierres esta ventana.