Qué es la alienación parental, que una magistrada propone castigar con cárcel
close
Recibe noticias a través de nuestro newsletter
¡Gracias! Desde ahora recibirás un correo diario con las noticias más relevantes.
sync
Foto: Adobe Stock

Qué es la alienación parental, que una magistrada propone castigar con cárcel

Esta figura ya fue derogada en 2017 del código civil de la Ciudad de México como causal para quitar la patria potestad de los hijos en conflictos de divorcio.
Foto: Adobe Stock
6 de febrero, 2020
Comparte

Este miércoles al comparecer ante el Congreso de la Ciudad de México para su ratificación, la magistrada Patricia Gudiño Rodríguez presentó una propuesta para que se incluya en el Código Penal la figura de alienación parental y se castigue con cárcel al padre o madre que manipule a sus hijos en contra del otro progenitor.

Sin embargo, esta figura ya fue derogada en 2017 del código civil de la Ciudad como causal para quitar la patria potestad de los hijos en conflictos de divorcio, e incluso la Suprema Corte de Justicia de la Nación (SCJN) la rechazó.

Psicólogas expertas consultadas por Animal Político consideran grave que se quiera revivir esta figura, pues es casi imposible que un niño o niña sea manipulada por alguno de sus padres al grado de poder inventar algo tan íntimo como un ataque sexual.

Lee: Ciudadanos y diputadas rechazan la ratificación del magistrado acusado de violación en CDMX

Propuesta en lugar de ensayo

Como parte del proceso de ratificación de magistrados que llevan seis años en el cargo y son evaluados para confirmarlos de manera vitalicia, los candidatos deben enviar un ensayo que defienden en una comparecencia ante la Comisión de Administración y Procuración de Justicia del Congreso local. Este miércoles fue el turno, por orden alfabético, de Manuel Horacio Cavazos López, Gudiño, Jorge Guerrero Meléndez y Rosalba Guerrero Rodríguez.

Pero Gudiño Rodríguez fue más allá de la reflexión y, a diferencia de los otros comparecientes, envió a los diputados la propuesta de retomar la figura de alienación parental, argumentando que su especialidad es el derecho familiar.

Aunque al tomar la palabra, dijo mal el término del que escribió, pues tres veces mencionó “alineación” en lugar de alienación, y al citar al psicólogo creador de la teoría, tuvo que consultar las hojas que llevaba impresas y dijo mal el apellido, Gander en lugar de Gardner.

“Este trastorno (alienación parental) comienza a manifestarse por un cambio de conducta del niño, aparentemente sin justificación alguna, hacia uno de los progenitores, este cambio de conducta supone el inicio del rechazo del hijo hacia ese progenitor (padre alienado). Dicho rechazo es consecuencia de las ideas que el otro progenitor (padre alienador) está haciendo creer al hijo (lavado de cerebro) y de la propia contribución del hijo a la campaña de denigración hacia el padre alienado”, define la magistrada en su propuesta.

Esta figura fue derogada en la Ciudad de México en 2017, tras el caso de Mireya Agraz, una madre que decidió tomar y darle a sus tres hijos veneno y causarse la muerte, después de que un juez decidiera quitarle la patria potestad por supuestamente alienar a los niños y dársela al papá, que estaba acusado de abusar sexualmente de ellos.

La magistrada no solo sugirió volver a incluir la alienación en el Código Civil, sino también en el Penal y que amerite prisión preventiva, es decir, que se encarcele a la madre o padre mientras se juzga si realmente ejerce la manipulación o no. Gudiño apuntó a que son principalmente las mujeres quienes hacen esto y que es una práctica común por inconformidad con la pensión alimenticia que dan los hombres.

“Tenemos casos en donde hay alienación parental para que el niño no quiera convivir con el padre porque supuestamente fue agredido sexualmente, y eso lo promueven en Ciudad de México. Y hábilmente los abogados se nos van al Estado de México o a otro estado a denunciar el delito sexual. Entonces no contamos con la herramienta inmediata para saber si realmente hubo violación o abuso sexual, o en qué tipo de abuso se cometió con el niño, y empiezan a pasar meses en lo que el Ministerio Público nos puede presentar esa carpeta de investigación para conocer las pruebas. Que generalmente pues se dan cuando no se satisfacen las expectativas en los alimentos que hay que dar, o en las obligaciones de crianza que se tienen, y se tienden a alterar esos hechos muy frecuentemente” dijo.

Entérate: Magistrado del Tribunal de CDMX está denunciado por violación a sus hijas

Psicólogas especialistas rechazan posible manipulación

María es psicóloga clínica, con maestría en estudios de género en la UAM Xochimilco, y trabaja desde 2008 con víctimas de abuso sexual cuando fueron niños y con padres y madres de menores agredidos, pero pide que se reserve su nombre completo por amenazas que han recibido colegas de parte de abusadores. Desde su experiencia, explica que cuando un menor miente es muy fácil darse cuenta, porque al indagar un poco más, pedirle que repita la historia o sea más específico, deja de contestar y no es capaz de sostener la mentira por meses. Incluso si se aprendió una historia de memoria, la repite igual sin agregar u olvidar detalles, y no como una narración fluida.

“A mí me cuesta trabajo pensar que gente pueda llegar a ese nivel de mentiras en una lógica de venganza, el porcentaje debe ser minúsculo: estarías hablando de mujeres adultas que utilizan a sus hijos para decir una mentira de ese tamaño. Podrían decirle ‘di que tu papá te pega’, o no sé, situaciones menos complejas de construir en el sistema de un niño. Ahora, a un niño que le pides que te repita una historia de abuso sexual que no sucedió, me atrevo a decir que en algunos casos les daría risa, porque si no lo has vivido y estás hablando del cuerpo, en esta sociedad donde no se habla del cuerpo y tienes que decir ‘el pipí’, ‘la colita’, a los niños les genera risa, no de carcajadas, sino como penita”, detalla.

Laura Martínez, directora de la Asociación para el Desarrollo Integral de Personas Violadas (Adivac), que lleva 25 años especializándose en víctimas, dice que no quiere ni mencionar el término “alienación parental” para no darle validez.

“Ellas y ellos no suelen fantasear sobre algo que está fuera de su campo de experiencia. Por ello, cuando una niña o un niño describe detalles íntimos y realistas sobre una actividad sexual, no hay justificación para atribuirlo a su imaginación”, señala.

Al contrario de la idea de que una madre pueda insertarles la idea de que fueron agredidos, Martínez señala que es más factible que el violador deposite en ellos una carga de culpabilidad que haga más difícil para el niño o la niña hablar de lo que le sucedió.

Juan Martín Pérez, director de la Red por los Derechos de la Infancia en México (Redim), también condenó la utilización del Síndrome de Alienación Parental.

“Desde el enfoque de derechos humanos, el SAP es violatorio a derechos de niñas y niños porque invalida su voz frente a la voz adulta, parte de considerarles como incapaces e inferiores”, comentó.

Sin embargo, María recuerda que desde que era estudiante y practicante y hacía visitas a instituciones de justicia, se topaba con psicólogas que ya trabajando en el sistema de justicia decían que consideraban que el 60% de quienes denunciaban, estaban mintiendo. Esto a pesar de que estudios internacionales consideran que las denuncias falsas rondan apenas un 3%.

Diputados dicen que evaluarán propuesta

Tras la presentación de la propuesta de la magistrada Gudiño, el diputado independiente Guillermo Lerdo de Tejada consideró “interesante” la postura presentada y dijo que no concordaba con la teoría de la alienación parental porque muchos especialistas dicen que no hay elementos clínicos para sostenerla.

Ni la Organización Mundial de la Salud ni la Asociación Americana de Psiquatría, autoridades en la materia, han aceptado esta teoría como un “síndrome”.

La teoría del Síndrome de Alienación Parental (SAP) se atribuye a un psicólogo estadounidense llamado Richard Gardner, que en 1985 la utilizó para defender en juicios a padres acusados de violación contra sus hijos.
El libro “Utilización de hijos e hijas en el conflicto parental y la violación de derechos del supuesto síndrome de alienación parental”, publicado en 2014 por la SCJN y la Oficina de Defensoría de los Derechos de la Infancia A.C.,consigna que Gardner publicaba libros en una editorial fundada por él mismo para difundir su teoría y que utilizó frases como “Debe ayudarse al niño a comprender que en nuestra sociedad tenemos una actitud exageradamente punitiva y moralista respecto al abuso sexual contra niños”, “Los niños son naturalmente sexuales y pueden iniciar encuentros sexuales seduciendo a un adulto”, o “Hay algo de pederasta en cada uno de nosotros”.

Por su parte, el morenista Eduardo Santillán, presidente de la Comisión, consideró que todos los temas presentados son interesantes para analizar por los legisladores. Cuestionado sobre esta teoría, que ya había sido descartada en el Congreso, insistió en que primero era importante escuchar todas las opiniones.

El jueves de la próxima semana, la comisión cerrará el análisis para emitir un dictamen sobre la ratificación o no de los magistrados, que deberá ser acordado por al menos 10 legisladores, y el martes 18 podría llevarse al pleno para su aprobación por mayoría calificada, es decir, dos terceras partes de los diputados.

Lo que hacemos en Animal Político requiere de periodistas profesionales, trabajo en equipo, mantener diálogo con los lectores y algo muy importante: independencia. Tú puedes ayudarnos a seguir. Sé parte del equipo. Suscríbete a Animal Político, recibe beneficios y apoya el periodismo libre.

#YoSoyAnimal
Familia Chebrolu

Anika Chebrolu, la estudiante de 14 años que descubrió una molécula que ayuda a combatir la COVID

La estadounidense Anika Chebrolu acaba de ganar el premio de "mejor científica joven de Estados Unidos" otorgado por 3M tras hallar una molécula que podría impedir que el nuevo coronavirus penetre en nuestras células.
Familia Chebrolu
29 de octubre, 2020
Comparte

Tan solo tiene 14 años y ya trabaja en la carrera por encontrar una cura para el COVID-19.

Anika Chebrolu, una estudiante de secundaria de Frisco, Texas, descubrió una molécula que podría unirse al nuevo coronavirus e inhibir su capacidad para infectar a las personas.

Y este hallazgo científico le valió a la joven ganarse el título de mejor científica joven de Estados Unidos” en la competencia Young Scientist Challenge 2020, galardón dotado con US$25.000 y que entrega la multinacional 3M.

Se trata de un evento anual que cuenta con prestigio nacional y es recomendado por varias universidades para que los estudiantes de entre 10 y 14 años -y potenciales científicos- presenten un video corto que explique su solución a un problema cotidiano.

¿De qué se trata exactamente este descubriendo? ¿Y cómo lo logró?

Proteína clave

El SARS-CoV-2, el virus causante del COVID-19, posee un halo, una especie de corona que lo rodea y de donde le viene el nombre de coronavirus.

En esta corona existe una proteína con forma de espiga, la proteína S, que se une a los receptores de nuestras células para infectarlas.

Anika Chebrolu con su proyecto.

Gentileza 3M
Anika Chebrolu ganó US$25.000 por su descubrimiento.

Por eso, muchos laboratorios que trabajan en la vacuna contra la COVID-19 han elegido atacar esta proteína con el objetivo de impedir que el virus penetre nuestras células.

La investigación de Anika Chebrolu también se basó en esta proteína clave del virus.

“Descubrí una molécula que puede unirse a la proteína S en el virus y potencialmente cambiar su forma y función“, explica la joven en un correo electrónico a BBC Mundo.

Y esto es importante por su potencial para “evitar que el virus pueda adherirse a las células humanas y, por lo tanto, reducir o tratar una mayor infección en el cuerpo de una persona”, agrega.

La joven descubrió esta molécula con un método in-silico, es decir de simulaciones por computadora utilizando numerosas herramientas de software.

Para ello examinó millones de moléculas pequeñas en busca de propiedades como las de un fármaco de absorción, distribución, metabolismo y excreción (ADME).

Coronavirus.

Getty Images
Muchos laboratorios han elegido una proteína que se encuentra en la corona de virus como blanco para neutralizar sus efectos.

Tras ese estudio, Anika Chebrolu seleccionó la molécula con la mejor actividad farmacológica y biológica hacia la proteína S del virus SARS-CoV-2 que puede transformarse en un potencial fármaco para el tratamiento eficaz de la enfermedad.

Investigación previa

Anika Chebrolu comenzó su investigación en la escuela Nelson en Frisco cuando todavía no había noticias sobre la pandemia del nuevo coronavirus.

“Hace unos años, investigué la pandemia de la gripe española de 1918 para un proyecto escolar y me fascinaron los virus y el descubrimiento de fármacos”, cuenta.

Mientras realizaba su investigación descubrió la metodología in-silico.

“Me asombró que podíamos utilizar métodos computacionales para identificar y desarrollar posibles moléculas similares a fármacos para combatir enfermedades”, relata.

Anika Chebrolu estudiando

Gentileza familia Chebrolu
Para su investigación, Anika Chebrolu utilizó un simulador de computadora.

Ella cuenta que el año pasado estaba usando el mismo método para identificar un compuesto principal que pudiera unirse a la proteína hemaglutinina del virus de la influenza cuando llegó la pandemia de la COVID-19.

“Después de investigar pandemias, virus y fármacos durante tanto tiempo ¡era una locura pensar que en realidad estábamos atravesando una pandemia!“, asegura.

Así que por la gravedad de la pandemia y el fuerte impacto que causó en el mundo en menos de un año, Anika describe que con la ayuda de su mentora Mahfuza Ali, científica de 3M, cambió la dirección de su proyecto inicial y apuntó a la proteína S del virus SARS-CoV-2.

Al 26 de octubre, la enfermedad COVID-19 ya se cobró la vida de más de 1,1 millones de personas en todo el mundo desde que se comenzaron a reportar los primeros casos en diciembre de 2019 en la localidad china de Wuhan.

Estados Unidos es el país que más muertos registra con más de 225.000, según datos la Universidad Johns Hopkins.

Más estudios

Desde el ámbito científico celebran los logros de Anika Chebrolu pero dicen que todavía se necesitan más estudios para saber si esta molécula es efectiva para hallar una cura para la COVID-19.

“Creo que es maravilloso que Anika Chebrolu haya hecho este análisis y su trabajo es ciertamente impresionante y sofisticado para su nivel de educación. Sin duda, tiene potencial para ser una científica destacada“, opina Angela Rasmussen viróloga de Columbia Mailman School of Public Health, la escuela de posgrado en salud pública de la Universidad de Columbia, en Nueva York.

Gráfico mostrando cómo se reproduce el coronavirus en el cuerpo

BBC

“Sin embargo, es importante tener en cuenta que si bien estas estrategias son buenas para identificar compuestos con potencial terapéutico, no hay datos experimentales que respalden que la molécula que identificó realmente tenga un impacto en la entrada o replicación viral, o que incluso se una a la proteína S en condiciones reales”, señala la especialista a BBC Mundo.

“Se requiere la realización de estudios de laboratorio para caracterizar mejor el potencial de la molécula como terapéutica antiviral”, añade.

Del mismo modo, otros especialistas consultados por BBC Mundo advierten que este descubrimiento necesita más pruebas de laboratorio para saber si la molécula identificada puede unirse de manera efectiva a la proteína S del virus.

Si esto se comprueba con validaciones in vitro -normalmente en tejidos, órganos o células aislados- y más tarde in vivo, que significa pruebas en organismos vivos, esta molécula podría prevenir el primer paso de la infección del virus en el cuerpo.

Planes para el futuro

Anika dice que tiene planes concretos en los que invertirá el dinero que ganó del premio como mejor científica joven de Estados Unidos.

“Planeo usar los US$25.000 para continuar mi investigación y financiar mi organización sin fines de lucro, AcademyAid, que proporciona material y equipamiento a niños que lo necesitan para ayudarlos a seguir las carreras y oportunidades que desean”, asegura.

“También planeo ahorrar el resto del dinero para la universidad”, dice.

Anika Chebrolu bailando Bharatanatyam, baile clásico indio.

Gentileza familia Chebrolu
Cuando Anika no está investigando disfruta del Bharatanatyam, un baile clásico indio.

Al ser consultada sobre qué les diría a otros jóvenes que podrían estar interesados en la ciencia sobre su experiencia, ella recomendó no dejar de preguntar.

Recuerda siempre no dejar de hacer preguntas y tener confianza y fe en ti mismo. Asegúrate de aprovechar cualquier oportunidad que veas con tus mejores habilidades, ya que nunca sabes dónde podrías terminar”, concluyó.

Enlaces a más artículos sobre el coronavirus

BBC

Visita nuestra cobertura especial


Ahora puedes recibir notificaciones de BBC Mundo. Descarga la nueva versión de nuestra app y actívalas para no perderte nuestro mejor contenido.

https://www.youtube.com/watch?v=DuMVeWY6gZU

Lo que hacemos en Animal Político requiere de periodistas profesionales, trabajo en equipo, mantener diálogo con los lectores y algo muy importante: independencia. Tú puedes ayudarnos a seguir. Sé parte del equipo. Suscríbete a Animal Político, recibe beneficios y apoya el periodismo libre.

#YoSoyAnimal
close
¡Muchas gracias!

Estamos procesando tu membresía, por favor sé paciente, este proceso puede tomar hasta dos minutos.

No cierres esta ventana.