Marzo, mes con más homicidios en el gobierno de AMLO, según datos preliminares
close
Recibe noticias a través de nuestro newsletter
¡Gracias! Desde ahora recibirás un correo diario con las noticias más relevantes.
sync
Cuartoscuro

Marzo se convierte el mes con más homicidios en el gobierno de AMLO, según cifras preliminares

Ni la Guardia Nacional ni la contingencia sanitaria frenan la violencia. La cifra preliminar es de 2 mil 585 personas asesinadas. Casi la mitad de los homicidios se concentran en cinco estados.
Cuartoscuro
2 de abril, 2020
Comparte

Un artero ataque perpetrado por sujetos con armas de alto poder en Guanajuato, que dejó un saldo de al menos ocho personas muertas, fue el colofón de violencia con el que cerró de marzo, el mes con más homicidios en lo que va del gobierno del presidente Andrés Manuel López Obrador.

Ni el actual despliegue de más de 80 mil elementos de la Guardia Nacional, ni la cuarentena por la epidemia del coronavirus COVID-19 fueron suficientes para frenar la violencia en un mes donde figuraron entre las víctimas una periodista, dos activistas, y varios policías.

El informe de seguridad que a diario publica el gobierno federal arroja que del 1 al 31 de marzo fueron asesinadas 2 mil 585 personas en México. Es la cifra mensual mas alta de asesinatos en el actual gobierno, superando a junio de 2019 que fue de 2 mil 543 casos registrados según el mismo reporte.

Lee: Le pidieron perdón, pero el 95% de homicidios como el del joven Carlos Sinuhé quedan impunes

Los homicidios registrados en marzo equivalen a 83.4 asesinatos cada 24 horas. Es el segundo peor promedio diario de homicidios en todo lo que va del sexenio, solo detrás del de junio de 2019 que fue de 84.8 casos al día, un porcentaje mas alto debido a que dicho mes tuvo un día menos que el mes pasado.

Estas cifras preliminares confirman además un incremento de la violencia por segundo mes consecutivo en el país. Y es que mientras en enero el promedio diario de homicidios fue de 76.6 casos diarios, para febrero fue de 81.1, y en marzo de 83.4. Es un alza del 9 por ciento de nivel de violencia homicida en apenas dos meses.

En comparación con marzo de 2019, que dejó un promedio de 77.5 casos, el balance de marzo 2020 representa un incremento del 7.6 por ciento en el nivel de violencia homicida en el país. Si la comparación se hace tomando en cuenta el crecimiento de población, la tasa de homicidios avanzó de 1.90 a 2.03 casos por cada cien mil habitantes en esos meses.

Cabe señalar que, debido a su publicación diaria, los datos del informe del gobierno federal presentan un subregistro de homicidios que va del 10 al 20%. En ese contexto lo especialistas calculan que el total de homicidios de marzo 2020 estaría entre las 2 mil 750 y 3 mil víctimas.

El gobierno federal dará a conocer el informe final después del día 20 de abril.

Guanajuato, epicentro de violencia

De los homicidios dolosos registrados en marzo el 45% se concentraron en solo cinco estados: Guanajuato, Estado de México, Jalisco, Chihuahua y Baja California. Esto significa que prácticamente 1 de cada 2 homicidios se registraron en esas entidades federativas.

Guanajuato es el epicentro de la violencia. En solo esa entidad se registraron 325 de los homicidios reportados en el informe publicado por el gobierno, que equivalen al 12.5% del total nacional. En segundo sitio se ubica el estado de México con 282 homicidios; Jalisco con 198; Chihuahua con 192 y Baja California con 163.

Lee: Guanajuato concentró el 20% de los homicidios en la última semana de enero

Si se toma en cuenta el factor demográfico Guanajuato también se ubica como la entidad mas violenta con una tasa de 5.4 homicidios por cada cien mil habitantes en marzo. La entidad con la segunda tasa mas alta en este renglón fue Chihuahua con 4.9 crímenes por cien mil habitantes, seguido de Colima con 4.7 homicidios, Baja California con 4.4 y Zacatecas con 4.2.

En el otro extremo de esta situación se ubican cinco entidades en donde se registraron menos de diez homicidios en marzo. Se trata de Campeche donde se registraron seis homicidios; Nayarit con cuatro casos; Aguascalientes y Baja California Sur con dos respectivamente; y Yucatán con un solo homicidio en todo el mes pasado.

En el caso de Ciudad de México se registraron 130 homicidios en total, un promedio diario de al menos cuatro asesinatos diarios. Se trata de un nivel similar al de meses anteriores pero que sigue siendo superior al registrado antes de 2017. La tasa de homicidios en la capital fue de 1.4 víctimas, lo que la ubica en la posición 17 en este rubro.

Asesinatos de alto impacto

La violencia registrada en marzo también quedó de manifiesto por la ocurrencia de casos de alto impacto, ya sea por el perfil de las víctimas o por el número de estas.

Uno de ellos fue el registrado el pasado 30 de marzo en Veracruz. La periodista María Elena Ferral – corresponsal de El Diario de Xalapa y de Quinto Poder – fue asesinada a balazos a plena luz del día cuando transitaba en calles del centro de Papantla.

De acuerdo con la organización Artículo 19, dedicada la defensa de la libertad de expresión, la comunicadora ya había recibido agresiones previas y ella misma había denunciado amenazas ante algunos colegas, entre ellas la de un político al que había señalado por un homicidio.

En marzo también se registró el asesinato de dos activistas. Una de ellas fue Paulina López, defensora de derechos humanos del territorio sagrado indígena de Wirikuta en San Luis Potosí, cuyo cuerpo fue encontrado el pasado 22 de marzo en la carretera que conduce de Concepción del Oro al Municipio de El Salvador, cerca de la comunidad de Clavelinas.

Lee: Homicidios dolosos bajan 1.2% en enero respecto a mismo mes del año pasado

La Comisión Nacional de los Derechos Humanos (CNDH) condenó en un comunicado el asesinato y se dijo preocupada por el número de homicidio de personas protectoras de diversos derechos, ya que con este caso sumaban 56 asesinatos de este perfil desde 2006, y solo en este año ya suman tres.

El otro caso de marzo fue el de Isaac Medardo Herrera Avilés, abogado y activista ambiental, quien fue asesinado también a balazos en el exterior de su domicilio en Cuernavaca, Morelos.

“La CNDH reitera su preocupación por la falta de mecanismos y estrategias idóneos de las autoridades para prevenir y evitar homicidios y agresiones a personas defensoras de derechos humanos, circunstancias que a su vez inhiben el ejercicio de su actividad y, en muchos casos, desfavorecen las causas que defienden” señaló la comisión.

En marzo también se registraron enfrentamientos y atentados que dejaron múltiples víctimas. Tan solo en el último día del mes se reportaron arteros ataques simultáneos contra negocios en cuatro municipios de Guanajuato, entre ellos Celaya, que dejaron un saldo de al menos ocho personas muertas. Se trató de una acción criminal concertada en donde también hubo quema de vehículos en carreteras.

El 6 de marzo también se registró un ataque directo en un bar de la capital del mismo estado que dejó un saldo de cuatro personas muertas y dos lesionadas. El mes fue negativo desde el arranque luego de que entre el 1 y 2 de marzo una decena de personas fueron asesinas en diversos ataques en Guerrero y Guanajuato.

Y el 10 de marzo ocurrió otra agresión armada en León, Guanajuato, que dejó como saldo la muerte de una niña de 13 años de edad, mientras que su madre y hermanos resultaron lesionados.

También se registraron homicidios de policías como, por ejemplo, el de Samantha de 23 años, adscrita a la Secretaría de Seguridad de la Ciudad de México, quien el pasado 29 de marzo fue atacada con un arma de fuego cuando regresaba a su domicilio en Chimalhuacán, estado de México. De acuerdo con reportes de prensa la víctima recibió hasta seis disparos.

Otro de varios casos fue el asesinato de tres policías municipales en el municipio de Nochistlán, Zacatecas, en un área limítrofe con Jalisco y Aguascalientes. Los hechos ocurrieron cuando los uniformados fueron atacados por presuntos integrantes del crimen organizado.

Ni guardia ni pandemia frenan violencia

El mes con mas homicidios en lo que va del sexenio de López Obrador llega en el momento en el que se ha alcanzado el mayor despliegue de la Guardia Nacional en el país. Luego de que una nueva generación de reclutas se graduara del curso de preparación en febrero pasado, su número de efectivos desplegados ya supera los 80 mil elementos.

El dato es significativo si se toma en cuenta que, en marzo de 2019, cuando no existía aun la Guardia Nacional, el promedio de homicidios diarios en el país fue de 77.5 casos según los datos recabados por el gobierno, mientras que en marzo de 2020 la cifra fue de 83.5 asesinatos diarios.

El gobierno de López Obrador ha sostenido que uno de los objetivos fundamentales de la Guardia – bajo mando de las fuerzas armadas -es el fortalecer la seguridad pública del país, combatir la violencia y preservar la paz.

Los homicidios de marzo también coincidieron casi de forma simultanea con el desarrollo de la contingencia del coronavirus luego de que se registrara el primer deceso por esa enfermedad el 28 de febrero. Animal Político ya había adelantado que el confinamiento voluntario y reforzado al avanzar a la fase 2 de la emergencia sanitaria no había frenado el repunte de los asesinatos.

Cabe recordar que apenas el pasado 23 de marzo el secretario de Seguridad del país, Alfonso Durazo, había afirmado que existía una tendencia a la baja en los homicidios en los últimos meses, aunque para ello tomó en cuenta el total de asesinatos de febrero sin considerar que dicho mes tenía menos días. 

Como los datos recabados lo muestran, el promedio diario de asesinatos en febrero en realidad se había incrementado respecto a enero, y empeoró en marzo.

Lo que hacemos en Animal Político requiere de periodistas profesionales, trabajo en equipo, mantener diálogo con los lectores y algo muy importante: independencia. Tú puedes ayudarnos a seguir. Sé parte del equipo. Suscríbete a Animal Político, recibe beneficios y apoya el periodismo libre.

#YoSoyAnimal
Getty Images

¿Por qué AMLO enfrenta una rebelión de gobernadores en la etapa crítica de la pandemia de COVID-19?

El presidente Andrés Manuel López Obrador enfrenta una creciente rebeldía de varios gobernadores a sus decisiones. Un problema que se profundizó en la actual pandemia de coronavirus
Getty Images
3 de junio, 2020
Comparte

Como ningún otro presidente en la historia reciente, Andrés Manuel López Obrador enfrenta la oposición de varios gobernadores del país.

Es una crisis que se profundizó con la pandemia de coronavirus.

Desde el inicio de su gobierno, el 1 de diciembre de 2018, AMLO, como se conoce al presidente en México, enfrenta un creciente rechazo de mandatarios locales a sus decisiones.

Algunos incluso se oponen a participar en las reuniones de seguridad que legalmente se realizan cada día.

Otros no aceptaron formar parte del nuevo sistema nacional de salud, algunos pretenden cambiar las reglas para repartir los impuestos y varios pretenden revisar el Pacto Federal, que es el origen de la República Mexicana.

AMLO

Gobierno de México
López Obrador enfrenta la oposición de varios gobernadores

El viernes 29 de mayo, siete gobernadores acordaron aplicar su propia estrategia para salir de la emergencia sanitaria, al margen de las medidas ordenadas por el gobierno federal.

Los estados que aplicarán sus normas para reabrir actividades son Jalisco, Coahuila, Nuevo León, Tamaulipas, Durango, Colima y Michoacán.

En lo que va de la pandemia 93. 435 personas se han contagiado de covid-19 y otras 10.167 han muerto,según datos de la Secretaría de Salud.

“No queremos dividir”

El argumento de los mandatarios es que las disposiciones de la Secretaría de Salud para reanudar las actividades en el país no corresponden con la realidad de los estados.

Las medidas, como un semáforo para determinar quiénes y cómo vuelven a la normalidad, se toman “de manera unilateral”, afirman los mandatarios.

“Parece ser que tuviera un propósito político para responsabilizar a los estados por los muertos”, afirma el gobernador de Michoacán, Silvano Aureoles.

Los gobernadores aseguran que no pretenden dividir al país. “No constituimos un frente opositor al gobierno de México ni al presidente”, insiste Aureoles.

Pero algunos especialistas ven una creciente confrontación que se agudizó en esta pandemia.”Es una rebelión”, afirma el politólogo y exconsejero electoral Eduardo Huchim a BBC Mundo.

gobernadores México

Twitter @mrikelme
Los gobernadores de 7 estados acordaron seguir su camino ante la pandemia

“Es algo que no ocurría antes, pero ahora hay un frente de siete gobernadores, entonces es una lectura válida decir que existe una rebelión”.

BBC Mundo solicitó entrevistas sobre el tema a los gobernadores de Jalisco, Chihuahua y Yucatán, pero no hubo respuesta.

Presidencia imperial

Durante casi todo el siglo pasado los gobernadores solían tener una actitud de sumisión ante el presidente en turno, recuerda Huchim.

Así ocurrió en los 70 años que el Partido Revolucionario Institucional (PRI) gobernó al país.

Los gobernadores acataban sin cuestionar las decisiones presidenciales. “Cuando alguien quería asomar la cabeza se la cortaban con el recurso de la desaparición de poderes” dice el analista.

“También estrangulaban a los estados con el reparto de las participaciones fiscales que entrega la Secretaría de Hacienda”, parte del gobierno federal.

Los presidentes eran las figuras con mayor poder político del país, inclusive por encima de los gobiernos locales. Uno de los ejemplos más claros fue el expresidente Carlos Salinas de Gortari.

En su gobierno (1988-1994) 19 de los 32 gobernadores abandonaron su cargo, algunos porque recibieron la orden de incorporarse al gabinete presidencial y otros porque fueron destituidos.

Carlos Salinas de Gortari

AFP
En el gobierno de Carlos Salinas renunciaron 19 gobernadores

En ese período ningún mandatario local se oponía al presidente. El único caso fue Roberto Madrazo, quien en 1995 se negó a renunciar como pretendía el entonces presidente Ernesto Zedillo.

La situación cambió a partir de 2000 cuando el PRI perdió el poder y el conservador Vicente Fox asumió la presidencia.

La mayoría de los mandatarios locales eran militantes del PRI, pero a pesar de ello no existió un escenario como el que ahora enfrenta López Obrador, coinciden especialistas.

Historia de desencuentros

La oposición de algunos gobernadores empezó en los primeros meses del gobierno de López Obrador.

Todos los días la primera actividad del presidente es reunirse con su Gabinete de Seguridad para analizar el comportamiento de la delincuencia en el país.

Una práctica que se repite en todos los estados. Oficialmente los gobernadores deberían encabezar estas reuniones, pero no todos han cumplido la disposición.

Gobernador de Guanajuato

Gobierno de Guanajuato
“No iré a las reuniones de seguridad” dice el gobernador de Guanajuato

En diciembre pasado, López Obrador informó en una de sus conferencias matutinas que los mandatarios de Guanajuato, Nayarit y Querétaro nunca habían participado en esos encuentros.

En respuesta, el gobernador de Guanajuato, Diego Rodríguez Vallejo, dijo que no planea asistir a las juntas del gabinete de seguridad. “No he estado ni iré a esas reuniones”, dijo.

El estado, por cierto, es el que registra el mayor número de homicidios en el país, según datos del Sistema Nacional de Seguridad Pública (SNSP).

Otro desencuentro ocurrió con la creación del Instituto de Salud para el Bienestar (Insabi), que sustituyó al Seguro Popular con que se atendía a la población que no cuenta con servicios de seguridad social.

Los gobernadores de Tamaulipas, Aguascalientes, Guanajuato y Jalisco no aceptaron participar en el nuevo sistema.

“Es un error desmantelar los sistemas de salud estatales”, dijo el mandatario de Jalisco, Enrique Alfaro.

“La idea de plantear políticas públicas desde la Federación y considerar que todos los estados están en las mismas circunstancias es un error”.

Viejos pactos

El siguiente episodio ocurrió cuando iniciaba la fase más crítica de la pandemia de coronavirus.

Los gobernadores de Jalisco, Nuevo León, Tamaulipas y Coahuila demandaron a López Obrador que se revisara el pacto fiscal con la Federación.

Se trata de un acuerdo firmado en los años 70 para que todos los impuestos federales que se cobran en el país se destinen a una bolsa común.

Gobernador de Jalisco

Gobierno de Jalisco
Enrique Alfaro es uno de los gobernadores que más se oponen a AMLO

El dinero se reparte entre los estados según las necesidades de cada uno y no con base en su recaudación.

Por varias décadas algunas entidades, sobre todo las que generan más riqueza, han rechazado el pacto pues argumentan que reciben menos de lo aportado.

Es una vieja discusión que no tenía sentido revivir a mitad de la emergencia sanitaria, dice el analista Huchim. Hacerlo ahora, añade, es una muestra de la rebelión de algunos mandatarios.

López Obrador aceptó revisar el acuerdo, pero después de superar la contingencia sanitaria.

También durante la fase 3 de la epidemia otros gobernadores como el de Chihuahua, Javier Corral, promovieron revisar las reglas del Pacto Federal.

Es un documento firmado en 1824 donde las entidades aceptaron formar parte de la república. Por eso el nombre oficial del país: Estados Unidos Mexicanos.

Ahora la pandemia puso en evidencia que el modelo actual del federalismo en el país se agotó, asegura el gobernador de Chihuahua, Corral.

“Chihuahua se rasca con sus propias uñas porque, además, no hemos tenido recursos extraordinarios o adicionales” para atender la emergencia de salud, critica.

Política y elecciones

¿Por qué la rebeldía de los gobernadores ante López Obrador?

Una respuesta es la necesidad de algunos mandatarios de crear un contrapeso a la fuerza política del presidente, dice Alberto Aziz Nassif, profesor del Centro de Investigación y Docencia Económicas (Cide).

El partido en el poder, Movimiento de Regeneración Nacional, tiene siete gubernaturas y la mayoría legislativa en el Congreso.

Gobernador de Chihuahua

Gobierno de Chihuahua
Javier Corral quiere revisar el Pacto Federal de México

Es la primera vez desde 1994 que un solo partido obtiene el control del Senado y la Cámara de Diputados.

Antes de la pandemia, explica el analista, los mandatarios no habían logrado encontrar un tema para formar un frente, hasta ahora que coinciden en la revisión del pacto fiscal.

“Aprovechan el momento muy difícil para el país y para el gobierno federal para plantearlo y lograr tener una agenda común”, dice Aziz a BBC Mundo.

No es todo: el próximo año hay elecciones intermedias en México para renovar la Cámara de Diputados y 15 de las 32 gubernaturas.

Así, los gobernadores que se han opuesto a las decisiones presidenciales buscan mejorar la posición electoral de los partidos políticos donde militan.

“Está clara la apuesta de algunos de ellos para decir: mientras más duro sea mi reclamo voy a quedar bien con mi gente, con el estado” explica el investigador del Cide.

“Todos buscan liderar a la oposición, que está muy desvalida, a ver quién puede ser quien encabece esa posibilidad. En ese contexto hay que ubicar las demandas” de los gobernadores.


Ahora puedes recibir notificaciones de BBC Mundo. Descarga la nueva versión de nuestra app y actívalas para no perderte nuestro mejor contenido.

https://www.youtube.com/watch?v=zdkwo02LwCs

https://www.youtube.com/watch?v=2f3bWviThuQ

https://www.youtube.com/watch?v=BVgNytA9FNs

Lo que hacemos en Animal Político requiere de periodistas profesionales, trabajo en equipo, mantener diálogo con los lectores y algo muy importante: independencia. Tú puedes ayudarnos a seguir. Sé parte del equipo. Suscríbete a Animal Político, recibe beneficios y apoya el periodismo libre.

#YoSoyAnimal
close
¡Muchas gracias!

Estamos procesando tu membresía, por favor sé paciente, este proceso puede tomar hasta dos minutos.

No cierres esta ventana.