¿Qué hacer en esta epidemia si estás embarazada?
close
Recibe noticias a través de nuestro newsletter
¡Gracias! Desde ahora recibirás un correo diario con las noticias más relevantes.
sync
Getty Imagenes

¿Qué hacer en esta epidemia si estás embarazada?

Hay toda una serie de recomendaciones, líneas telefónicas y servicios de salud disponibles para que las mujeres embarazadas tengan la atención necesaria y de calidad. Aquí las presentamos.
Getty Imagenes
14 de abril, 2020
Comparte

Aunque los hospitales han restringido sus servicios y consultas para atender a los pacientes de COVID y la recomendación general para la población es no acudir a las instituciones de salud si no se tiene una condición grave, la atención a las mujeres embarazadas no se puede interrumpir, solo hay que seguir ciertas medidas y acudir al lugar indicado.

De hecho, durante la pandemia, los servicios de salud sexual y reproductiva, y de manera particular, la atención durante el embarazo, parto y puerperio y de la persona recién nacida, se clasifican como servicios esenciales que deben mantenerse.

Lee: Salud reporta 36 nuevas muertes por COVID-19; ya son 332 fallecidos y más de 5 mil casos confirmados

Así lo estipula el Lineamiento para la prevención y mitigación de COVID-19 en la atención del embarazo, parto, puerperio y de la persona recién nacida, emitido por la Secretaría de Salud este 12 de abril.

Y es que de acuerdo con proyecciones del Centro Nacional de Equidad de Género y Salud Reproductiva, para el periodo de abril a junio, se estima la ocurrencia de cerca de 260 mil eventos obstétricos en el país, un aproximado de 235 mil nacimientos y cerca de 25 mil abortos.

Además, considerando las condiciones habituales de atención, se otorgarían alrededor de un millón 150 mil consultas de control prenatal y casi 200 mil consultas durante el puerperio.

El lineamiento señala que todas las mujeres embarazadas tienen derecho a recibir atención médica, y para asegurar esto “es fundamental incorporar, como parte del plan de respuesta de cada estado, las medidas para dar continuidad a estos servicios, tanto de las personas sanas como sospechosas y en casos confirmados de COVID-19”.

Es recomendable – señala el documento– que cada entidad designe un equipo coordinador para la implementación de la respuesta, integrado por profesionales de salud con diferentes áreas de especialidad, incluyendo salubristas, ginecobstetras y pediatras, así como garantizar la comunicación entre las jefatura de Epidemiología y de Salud Reproductiva para la toma de decisiones.

Entérate: Elmo y sus amigos de Plaza Sésamo dan consejos a niñas y niños para enfrentar la pandemia

Para asegurar la atención a las mujeres, se pide a los estados identificar unidades del primer nivel que cuenten con espacios para la atención prenatal y obstétrica o aquellas que puedan ser instaladas con mínimas adecuaciones y planificar la instalación de establecimientos alternos y exclusivos para la atención materna y perinatal.

De acuerdo con lo establecido en el “Lineamiento de Reconversión Hospitalaria”, los hospitales enfocados en la atención ginecobstétrica no deberán formar parte de los planes de reconversión para atender casos de COVID.

Sin embargo, hay hospitales de reconversión parcial o total que cuentan con servicios de ginecobstetricia, que podrán ser la primera opción para el tratamiento de casos confirmados de mujeres embarazadas con COVID-19.

Las consultas pre natales se deberán realizar en el primer nivel de atención, con las medidas necesarias de prevención: espaciar la frecuencia de las consultas y reducir el número de personas citadas por día, priorizar la atención a mujeres con embarazo de alto riesgo. En todos los casos se deberá hacer una revisión para descartar riesgo de COVID.

Los casos sospechosos permanecerán en aislamiento domiciliario por 14 días y podrán retomar las consultas si el cuadro respiratorio se ha resuelto.  La indicación para cesárea deberá tomarse cuando esté medicamente justificada y fundamentarse adecuadamente en el expediente clínico.

En caso de presentar síntomas, datos de alarma o dudas sobre COVID-19 se puede solicitar asesoría telefónica en la Unidad de Inteligencia Epidemiológica y Sanitaria: 800 00 44 800, en la línea directa de COVID-19 de cada estado, aquí se pueden consultar: https://coronavirus.gob.mx/contacto/#directorio

También se puede llamar a la Línea MATERNA: 800 628 37 62 (MATERNA), donde brindan información sobre signos de alarma en el embarazo, atención de emergencias obstétricas, orientación para atención en el embarazo, parto y puerperio y apoyo en lactancia materna.

Está también disponible la línea Planifica TEL: 800 624 64 64 del Sistema de atención del Consejo Nacional de Población y el Instituto Mexicano del Segura Social, que otorga información sobre planificación familiar y métodos anticonceptivos, de manera confidencial y personalizada.

Para orientación relacionada con salud mental y prevención o atención de la violencia está disponible la Línea de la vida: 800 911 20 00. Y está también el

9-1-1 que además de atender emergencias en general, tiene capacidad para atender los casos de violencia familiar y de género y para canalizar a las personas en situación de violencia a las instancias de ayuda correspondientes.

Recomendaciones

Durante la conferencia vespertina sobre COVID-19 de este lunes, Karla Berdichevsky Feldman, directora general del Centro Nacional de Equidad de Género y Salud Reproductiva, recomendó a las mujeres embarazadas seguir las medidas de higiene y sana distancia.

“Para este grupo el quédate en casa es crítico, porque además hay poblaciones de mujeres embarazadas con factores de riesgo adicionales”.

Es importante prestar atención a síntomas de alarma para un complicación en el embarazo, como sangrado vaginal o salida de líquido, dolor de cabeza intenso, visión borrosa o ver lucecitas, zumbido de oídos, hinchazón de cara, manos y pies, dolor en la boca del estómago y fiebre.

Por supuesto hay que prestar mucha atención a síntomas que indiquen una infección respiratoria, como tos, dolor de garganta, dolor de cabeza, fiebre igual o mayor a 38 grados. Ante cualquier sospecha de tener coronavirus o que alguien cercano puede tenerlo hay que comunicarse a la línea COVID-19: 800 00 44 800.

Berdichevsky recomendó también a las mujeres embarazadas no quedarse incomunicadas durante la temporada de aislamiento. “Hay que tener a la mano los números de las instituciones donde se pueden consultar dudas o pedir apoyo, y el de un familiar o una amiga”.

Lo que hacemos en Animal Político requiere de periodistas profesionales, trabajo en equipo, mantener diálogo con los lectores y algo muy importante: independencia. Tú puedes ayudarnos a seguir. Sé parte del equipo. Suscríbete a Animal Político, recibe beneficios y apoya el periodismo libre.

#YoSoyAnimal

¿Pueden los niños desarrollar COVID-19 de larga duración?

Según un estudio del King's College de Londres es posible, pero las cifras son bajas: menos de uno de cada 20 sufre síntomas por más de cuatro semanas.
28 de agosto, 2021
Comparte

Los niños que se enferman de coronavirus rara vez experimentan síntomas a largo plazo, y la mayoría se recupera en menos de una semana, según revela una nueva investigación.

Científicos del King’s College de Londres dicen que si bien un grupo pequeño puede experimentar una prolongación en el tiempo de los síntomas, los números son bajos.

Los síntomas reportados más comunes fueron dolor de cabeza y cansancio.

De acuerdo con un experto del Colegio Real de Pediatría y Salud Infantil británico, la información recabada por el estudio refleja lo que los médicos ven en la práctica.

Uno de cada 20

En comparación con los adultos, los niños son menos propensos a enfermarse de covid-19.

Muchos niños que se infectan no desarrollan síntomas y, aquellos que lo hacen, tienden a padecer un cuadro más leve de la enfermedad.

Este estudio, revisado por pares y publicado en la revista Lancet de Salud Infantil y Adolescente, buscó analizar cómo la covid afecta a los niños y cómo se compara con otras enfermedades respiratorias.

La información analizada fue provista por los padres o encargados de los niños a la app británica Zoe.

El estudio analizó los casos de 1,734 niños de entre cinco y 17 años que habían desarrollado síntomas y dieron positivo en la prueba de covid entre septiembre de 2020 y febrero de 2021.

Menos de uno de cada 20 de los que tenían covid experimentó síntomas por cuatro semanas o más, y uno de cada 50 tuvo síntomas durante más de ocho semanas.

En promedio, los niños mayores estuvieron enfermos durante un poco más de tiempo que los niños de la escuela primaria.

Prueba de covid en una niña

Getty Images
Es común que muchos niños den positivo en la prueba de PCR pese a no tener síntomas.

Los niños de entre 12 y 17 años tardaron una semana en recuperarse, mientras que para los niños más pequeños la enfermedad duró cinco días.

Los síntomas más frecuentes que se reportaron fueron cansancio y dolor de cabeza. Otros síntomas comunes incluyeron dolor de garganta y perdida de olfato.

No se reportaron síntomas neurológicos como ataques o convulsiones.

“Escuchar a las familias”

El equipo también observó un número igual de niños que tenían síntomas pero dieron negativo en la prueba de covid.

Solo unos pocos niños, 15 de 1.734, tuvieron síntomas durante al menos 28 días, menos de uno de cada 100.

Emma Duncan, profesora de endocrinología clínica en el King’s College de Londres, quien trabajó en la investigación, dijo que el “mensaje que deja el estudio” es: “¿Pueden los niños tener una enfermedad prolongada después de sufrir covid-19? Sí, pueden, pero no es común y la mayoría de estos niños mejora con el tiempo“.

“Los niños también pueden tener síntomas prolongados de otras enfermedades. Necesitamos cuidar a todos los niños que tienen enfermedades prolongadas, independientemente de si esa enfermedad es covid-19 o cualquier otra cosa”.

Michael Absoud, médico especialista en neurodiscapacidad pediátrica del Hospital Infantil Evelina en Londres, y autor principal del estudio, dice que es importante escuchar a las familias que dicen que sus hijos tienen síntomas.

“Si estás preocupado por tu hijo, lo primero que debes hacer es ir a tu médico de cabecera y describir sus síntomas particulares”, explica.

Niña hablando con su abuela por internet

Getty Images
Aunque las consecuencias de la covid no sean graves en los niños, el problema es que pueden contagiar la enfermedad a los miembros más vulnerables de la familia.

“Ellos pueden darte información o derivarlo a un pediatra. Es importante recordar que puede haber algo más”.

En opinión de Liz Whittaker, especialista en enfermedades infecciosas del Colegio Real de Pediatría y Salud Infantil, que no estuvo involucrada en la ivestigación: “El estudio es tranquilizador para la mayoría de los niños y jóvenes que desarrollan infección por SARS-CoV-2, y refleja lo que los pediatras estan viendo en la práctica”.


Recuerda que puedes recibir notificaciones de BBC Mundo. Descarga nuestra app y actívalas para no perderte nuestro mejor contenido.

https://www.youtube.com/watch?v=9RF0a9vccwA

Lo que hacemos en Animal Político requiere de periodistas profesionales, trabajo en equipo, mantener diálogo con los lectores y algo muy importante: independencia. Tú puedes ayudarnos a seguir. Sé parte del equipo. Suscríbete a Animal Político, recibe beneficios y apoya el periodismo libre.

#YoSoyAnimal
close
¡Muchas gracias!

Estamos procesando tu membresía, por favor sé paciente, este proceso puede tomar hasta dos minutos.

No cierres esta ventana.