Higiene y distancia: Restaurantes se preparan para la 'nueva normalidad'
close
Recibe noticias a través de nuestro newsletter
¡Gracias! Desde ahora recibirás un correo diario con las noticias más relevantes.
sync
AFP

Restaurantes se preparan para la 'nueva normalidad': reabrirán con medidas de sana distancia e higiene

Para reanudar actividades en la ‘nueva normalidad’, los restaurantes deberán sanitizar sus instalaciones, contar con gel antibacterial para higiene de comensales y empleados, y el personal deberá utilizar cubrebocas y careta.
AFP
13 de mayo, 2020
Comparte

¿Extrañas salir por un café o a comer en restaurantes? La industria de los alimentos ya se prepara para el regreso a la “nueva normalidad”, en la que tendrán que implementar medidas rigurosas de higiene y sana distancia, para prevenir contagios de COVID-19.

Este lunes, la Cámara Nacional de la Industria de Restaurantes y Alimentos Condimentados (CANIRAC) publicó el Protocolo de Prevención COVID-19 “Mesa Segura”, que aplicará en los restaurantes de todo el país.

De acuerdo con el documento, “la higiene y la distancia entre personas serán las grandes prioridades de los restaurantes en la nueva normalidad, una vez que se levante la cuarentena generalizada”.

Las medidas deberán de ser efectivas a partir del 1 de junio y estarán delimitadas por un periodo de días específicos, en tanto se define la Fase 4 por las autoridades sanitarias.

Te puede interesar: En el mejor escenario, CDMX retornará a actividades en tercera semana de junio: López-Gatell

Sanitización e higiene de restaurantes

-Previo a la apartura del restaurante, se deberá realizar trabajo de sanitización exhaustiva de todo el establecimiento, incluidos los ductos de ventilación y campanas de cocina.

-Se debe garantizar el abasto de insumos para lavado y desinfección del local.

-Deberá asegurarse que el establecimiento cuente con ventilación natural o mecánica.

-Realizar limpieza continua y específicamente de lámparas, sillas, mesas, baranda, manijas, puertas, paredes, muros, ventanas y cualquier otro elemento al alcance de clientes, empleados y proveedores.

-Prestar especial atención al área de sanitarios y evitar por completo el uso de toallas de tela y contar con dispensadores de toallas de papel desechables.

-Reforzar buenas practicas de higiene en el proceso de alimentos y bebidas y materias primas a fin de evitar su contaminación a lo largo de su proceso.

Lee más: COVID-19: ¿Hay riesgo de contagiarme si pido comida a domicilio?

Capacitación y protección del personal

-La CANIRAC recomienda una gestión del personal para detectar grupos de riesgo (personas mayores, mujeres embarazadas, con diabetes, hipertensión, enfermedades respiratorias o inmunológicas) para garantizar la seguridad de los mismos y descartar riesgos al momento de la reapertura.

-Capacitar a todo el personal sobre la importancia del lavado de manos en cada cambio de actividad, puntualizando que es la medida más sencilla y eficaz para evitar contagios.

-Registrar la temperatura corporal de todo el personal al ingreso a las instalaciones y antes de concluir su turno, e informarles cuando deban permanecer en casa, en caso de presentar síntomas.

-Desalentar el saludo de mano y/o beso entre los empleados.

-Proporcionar a todo el personal cubrebocas y careta facial, los cuales deberán usar durante toda la jornada laboral.

-Evitar el uso de teléfonos celulares en las instalaciones, y en caso necesario desinfectarlos, para disminuir riesgos de contaminación a través de artículos personales.

-En la cocina se deben establecer normas de trabajo para marcar los flujos y que cada persona sepa su puesto o partida, y sabiendo que es difícil mantener los 1.5 metros de distancia interpersonal, se recomienda una distribución de las labores clara y organizada.

-Contar con dispensadores de gel antibacterial en lugares específicos de trabajo.

-Se deberá contar con lineamientos para el control de visitas, proveedores y contratistas ajenos al restaurante.

-Establecer zonas y horarios específicos para recepción de productos, respetando la sana distancia y con uso de cubrebocas obligatorio.

-Eliminar todos los empaques de cartón y plástico de los productos antes de que entren al almacén.

Entérate: Meseros, restaurantes y tienditas: los más afectados por el COVID-19

Aforo y distanciamiento físico

-El aforo de los restaurantes deberá respetar el régimen de separación social, con una distancia no menor a 1.5 metros.

-Fomentar sistemas de reserva en línea y limitar el número de personas a un máximo de 10 por mesa.

-Los gabinetes podrán ser utilizados con barreras físicas.

-Montar la mesa delante del cliente, con la finalidad de minimizar el tiempo de exposición del menaje, y s deberán eliminar elementos no necesarios como acrílicos y decoraciones.

-Se deberán implementar menús que reduzcan el contacto físico, con pizarras, formatos desechables o a través de QR. En caso de utilizar porta menús, estos deberán ser santificados antes y después de cada uso.

-La mantelería deberá ser cambiada por completo después de cada servicio y las prendas textiles deberán lavarse con agua a 90ºC.

-Todos los condimentos, salsas y extras solicitados por el comensal deberán ser servidos al momento y en porciones individuales.

-Todas las áreas infantiles deberán permanecer cerradas.

-En el caso de contar con servicio de buffet, los restaurantes deberán implementar cubiertas anti-estornudos y designar a personal para servir al comensal.

-Las barras de bar estarán permitidas siempre y cuando se respete el régimen de distanciamiento social y estas no podrán ser utilizadas como zona de espera.

Te puede interesar: ¿Cómo afrontan el cierre los bares, teatros, cines y restaurantes en CDMX?

Medidas de entrada

-En caso de contar con un solo acceso al establecimiento, se recomienda el uso de señalizaciones o barreras físicas para el ingreso y salida de personas y proveedores, y para el cumplimiento de la sana distancia.

-Se sugiere usar tapetes sanitizantes o alternativas similares en la entrada.

-Mantener, de ser posible, las puertas abiertas del establecimiento para favorecer la ventilación natural.

-Intentar eliminar áreas de espera y vestíbulos.

-Contar con dispensadores de gel antibacterial para empleados, clientes y proveedores.

Lo que hacemos en Animal Político requiere de periodistas profesionales, trabajo en equipo, mantener diálogo con los lectores y algo muy importante: independencia. Tú puedes ayudarnos a seguir. Sé parte del equipo. Suscríbete a Animal Político, recibe beneficios y apoya el periodismo libre.

#YoSoyAnimal

Covid: cómo funciona y por qué es importante la dosis de refuerzo contra la variante Ómicron

Dos dosis de la vacuna de covid ya no son suficientes para mantener al margen la nueva variante del coronavirus ómicron. ¿Cómo puede una tercera dosis darnos protección adicional?
14 de diciembre, 2021
Comparte

La muy mutada variante ómicron ha propinado un golpe serio a la habilidad de las vacunas para protegernos del contagio del virus que produce Covid.

Dos dosis de algunas vacunas no ofrecen casi ninguna protección contra una infección de ómicron, aunque todavía reducen considerablemente el riesgo de que te enfermes de gravedad y tengas que recibir asistencia hospitalaria.

Todas las vacunas se desarrollaron para combatir la primera versión del virus que surgió hace dos años.

¿Puede entonces una tercera vacuna o dosis de refuerzo de esas mismas vacunas originales marcar el cambio, o será que ómicron ya burló la protección que nos pueden dar?

Afortunadamente para nosotros, aunque que el contenido de las jeringas puede ser idéntico, una dosis de refuerzo no es simplemente más de lo mismo para el sistema inmune.

La protección que te da una tercera dosis es mayor, más amplia y con más memoria que la que tenías antes.

Escuela de covid

El sistema inmune tiene que aprender cómo se combate el coronavirus.

Una opción es que descubra cómo hacerlo sobre la marcha, cuando realmente te encuentras con el virus. Sin embargo, existe el riesgo de que se equivoque y termines seriamente grave.

Las vacunas funcionan más como asistir a la escuela: un entorno seguro donde tu sistema inmune puede aprender más sobre covid.

La primera dosis es la educación de escuela primaria que te da las bases fundamentales.

La segunda y tercera dosis son comparables a enviar tu sistema inmune a la escuela secundaria y a la universidad para profundizar dramáticamente su conocimiento. No es que se esté simplemente repitiendo la escuela primaria una y otra vez.

“El sistema inmune queda con un conocimiento y entendimiento más profundo del virus”, explicó el profesor Jonathan Ball, un virólogo de la Universidad de Nottingham, Inglaterra.

Dijo que a pesar de todo lo que se habla de los viles trucos de ómicron, un sistema inmune altamente entrenado presenta “un ambiente increíblemente difícil y hostil” para el virus y sus variantes.

Una clase de universidad

Getty Images
Una dosis de refuerzo es como enviar al sistema inmune a educarse en la universidad.

Los anticuerpos son los principales beneficiarios de esta educación.

Esas son unas proteínas pegajosas que se adhieren al exterior del coronavirus. Los anticuerpos neutralizantes pueden entorpecer el virus para que no pueda invadir tus células. Otros permanecen allí como el equivalente de una señal de luz intermitente de neón que anuncia: “maten este virus”.

Una serie de estudios de laboratorio y datos del mundo real mostraron que los anticuerpos neutralizantes que tienes después de recibir dos dosis de una vacuna de covid eran menos efectivos contra la variante ómicron.

El profesor Danny Altmann, un inmunólogo del Imperial College en Londres, dijo que quedabas con “absolutamente nada” y eras “presa fácil para una infección”.

Así que, hay que regresar a las clases.

Cada dosis de la vacuna desata otra ola de evolución de anticuerpos en el sistema inmune. Va en busca de mejores anticuerpos que puedan adherirse más firmemente al virus. Es un proceso llamado maduración de la afinidad.

“Tus anticuerpos adquieren mejor forma a medida que pasa el tiempo, se vuelven más refinados y más sofisticados”, comentó el profesor Altmann.

Si estos anticuerpos pueden adherirse más fuertemente al coronavirus, les quedaría más difícil a las mutaciones de ómicron ayudarle a liberarse. Y aunque la nueva variante ha mutado considerablemente, sigue siendo el mismo virus fundamental y tiene partes que no han cambiado nada.

Dosis adicionales de la vacuna también hacen que el sistema inmune amplíe su repertorio de anticuerpos a medida que encuentra nuevas maneras de atacar el virus.

Punto de vacunación en España, con una fila de personas esperando

Getty Images
Varios países han acelerado sus programas de vacunación contra la covid, ofreciendo en particular las dosis de refuerzo.

Cuestión de números

No se trata únicamente de la calidad de los anticuerpos, también aumenta la cantidad con las dosis de refuerzo.

“Tienes más (anticuerpos), su concentración en la sangre aumenta y no sabemos por cuánto tiempo, pero entre más veces te vacunes la memoria inmune perdura más“, señaló el profesor Charles Bangham de Imperial College.

El impacto de todo esto está claro en los mismos estudios que demostraron que dos dosis eran más débiles contra ómicron. La protección contra los síntomas de covid aumentó casi al 75% después de la tercera dosis.

En otras áreas del sistema inmune, la dosis de refuerzo también les están dando a nuestro cuerpo la delantera contra futuras variantes.

Las células B son la parte del cuerpo que produce anticuerpos en masa. Después de la dosis de refuerzo, algunas se desarrollan para producir esos anticuerpos súperpegajosos y altamente refinados. Otros pueden detectar el coronavirus, pero se mantienen sin madurar y flexibles.

“Estos pueden salir en diferentes direcciones y cuando proliferan empiezan a perseguir la nueva variante”, dijo el profesor Ball.

Y luego vienen las células T que, una vez más, se vuelven más abundantes y mejor preparadas para atacar los virus de la covid en respuesta a la dosis de refuerzo.

Ilustración de anticuerpos atacando un coronavirus

Getty Images

Las células T usan un truco diferente para detectar el virus y patrullar nuestro cuerpo en busca de cualquier señal de que las células están siendo infectadas de covid. Las células T reconocen parte del coronavirus que el mismo virus encuentra más difícil de mutar.

Así que, mientras ómicron se escabulle de nuestro sistema inmune, cada dosis de vacuna y, en efecto, cada infección, nos están dando a las defensas de nuestro cuerpo más herramientas para darle caza.

Todo esto es un buen augurio para las vacunas que nos protegen de enfermarnos gravemente.

“La inmunidad contra un virus casi nunca es absoluta -casi siempre te puedes volver a reinfectar y lo que quieres es que esa infección sea tan trivial que ni sabrás que la tienes o es muy leve”, concluyó el profesor Bangham.


Recuerda que puedes recibir notificaciones de BBC Mundo. Descarga la nueva versión de nuestra app y actívalas para no perderte nuestro mejor contenido.

https://www.youtube.com/watch?v=iTN15a4nWBw&t=4s

Lo que hacemos en Animal Político requiere de periodistas profesionales, trabajo en equipo, mantener diálogo con los lectores y algo muy importante: independencia. Tú puedes ayudarnos a seguir. Sé parte del equipo. Suscríbete a Animal Político, recibe beneficios y apoya el periodismo libre.

#YoSoyAnimal
close
¡Muchas gracias!

Estamos procesando tu membresía, por favor sé paciente, este proceso puede tomar hasta dos minutos.

No cierres esta ventana.