El camino de Raúl Jiménez para convertirse en ídolo del Wolverhampton
close
Recibe noticias a través de nuestro newsletter
¡Gracias! Desde ahora recibirás un correo diario con las noticias más relevantes.
sync
AFP

El camino de Raúl Jiménez para convertirse en ídolo del Wolverhampton

Tras su paso por dos equipos históricos de Europa, Raúl llegó hace un par de años a un equipo modesto de Inglaterra para consolidarse en una de las mejores ligas del ‘Viejo Continente’.
AFP
Por Gerardo Borbolla y César Reveles
26 de julio, 2020
Comparte

Raúl Jiménez, delantero mexicano que emigró a Europa en 2014, se consagró este domingo como un histórico del Wolverhampton en la Premier League de Inglaterra.

Tras su paso por el Atlético de Madrid y el Benfica de Portugal, dos equipos referentes en Europa, el nacido en Tepeji del Río, Hidalgo, arribó en 2018 a las Midlands inglesas para lograr una hazaña de ensueño con los recién ascendidos Wolves.

Para poner en perspectiva, la mejor temporada de un mexicano en Inglaterra se remonta a 2010-2011 cuando Javier “Chicharito” Hernández marcó 13 goles y dio 2 asistencias con el Manchester United. Mientras que el máximo goleador del Wolverhampton en Premier era el escocés Steven Fletcher, con 22 anotaciones.

Lee más: Liga mexicana de futbol reiniciará torneos con al menos 35 casos de COVID-19

RJ9, como se conoce al delantero mexicano por sus iniciales y su dorsal, ya rompió ambos récords con sus 30 goles en apenas dos temporadas.

Hoy, Jiménez es uno de los delanteros más efectivos en Inglaterra y Europa, su valor en el mercado asciende a los 40 millones de Euros, de acuerdo con el sitio especializado Transfermarkt, y en los últimos meses han sido varios los rumores sobre el interés de equipos como la Juventus o el Manchester United por comprarlo.

Las ganas de Raúl por demostrar su calidad y la necesidad de los recién ascendidos Wolves por ser un equipo protagonista de la Premier, fueron la combinación perfecta para que el hidalguense consolidara su juego explosivo y se hiciera de un nombre en una de las mejores ligas del mundo.

En el par de años que lleva en Inglaterra cuenta con anotaciones de alta calidad y contra los equipos considerados los mejores: Liverpool (el actual campeón), Manchester City, Manchester United, Chelsea, Tottenham y Arsenal.

Foto: AFP

En un país donde el futbol trasciende lo deportivo y permea en lo social, económico y político, Raúl se ha ganado el cariño y el respeto de la gente de Wolverhampton para convertirse en un ídolo.

Prueba de ellos son las canciones compuestas en su honor que antes de la pandemia podían escucharse en el estado Molineaux, así como los sombreros, banderas, máscaras de luchadores y jorongos que los hinchas portaban en cada juego.

El talento azul que se hizo águila

El camino de Raúl Jiménez no ha sido sencillo y los logros son producto de años de trabajo que se remontan a la década de los 90 en un lugar histórico para el balompié mexicano y cuna del Cruz Azul: Ciudad Cooperativa, Hidalgo, municipio vecino de Tepeji del Río.

En las filas infantiles de los cementeros, comenzó la historia de quien ahora puede presumir ser uno de los mejores arietes mexicanos que han viajado al “Viejo Continente”.

Después Raúl y su familia se mudaron a la Ciudad de México, ahí vendría el cambio de camiseta que marcaría su carrera en México: el América.

En las fuerzas básicas de las Águilas demostró su efectividad como goleador y con el tiempo se consolidó como una promesa juvenil del club. En 2011, a sus 20 años, Raúl debutó en el primer equipo de Coapa, bajo el mando de Alfredo Tena.

En los años siguientes, ya con Miguel Herrera en el banquillo, el oriundo de Tepeji del Río se convirtió en un referente del equipo.

Su calidad lo llevó a formar parte de la selección olímpica mexicana que ganó la medalla de oro en Londres 2012 y a jugar su primer mundial en Brasil 2014.

Entérate: El ‘último gol’ de Alexander: sus compañeros lo despiden en las canchas donde soñó ser futbolista

El salto de 10 millones de euros

Foto: AFP

Después de la justa mundialista, en agosto de 2014, el Atlético de Madrid, dirigido por Diego ‘Cholo’ Simeone, anunció la compra del mexicano de apenas 23 años, por 10.5 millones de euros. Así iniciaba su aventura europea.

Aunque Raúl firmó por seis temporadas con el equipo español, solo completó una. El mexicano no contó con la confianza de su técnico y estaba detrás de delanteros de mayor renombre y experiencia como el croata, Mario Mandzukic, el francés, Antoine Griezmann, y el referente español e ídolo colchonero, Fernando Torres.

En agosto de 2015, con solo un gol en su cuenta, Raúl fue transferido y llegó a un nuevo nido: el de las Águilas del Benfica, equipo que adquirió el 50% de sus derechos por 9 millones de euros.

En Portugal Jiménez tuvo un repunte en su carrera, convirtiéndose en un recambio de lujo. En 2016 el club lo compró de forma definitiva.

Para 2018, el mexicano tenía 80 partidos jugados y 18 goles. Ganó 2 títulos de Liga y una Copa. Con estos números, Jiménez dejó a las Águilas portuguesas y emprendió el vuelo a su siguiente reto: la Premier League.

En junio de aquel año, el Benfica concretó el pase de Raúl al Wolverhampton, equipo recién ascendido a la máxima categoría de la liga inglesa.

El mexicano llegó a Inglaterra después de jugar su segundo mundial (Rusia 2018) y con 27 años de edad, en plena madurez futbolística.

Su llegada a tierras inglesas causó algunas dudas sobre si firmar con los Wolves era la mejor decisión, ya que si bien la Premier es una de las mejores ligas del mundo, Jiménez llegaría a un club con futuro incierto.

Te puede interesar: Con un máximo de 300 personas en estadios y restricciones para medios, así inicia el Apertura 2020 de la Liga MX

Al parecer, el mexicano ignoró esos cuestionamientos y llegó con una idea clara: triunfar.

En julio de 2018 Raúl fue presentado con los Wolves, equipo que ganó su pase directo a la Premier League y que, como todos los recién ascendidos, tenía como principal objetivo mantener la categoría. Lograron más que eso.

De la mano del profesor Nuno Espírito Santo, no solo se mantuvieron en primera sino que al final de la campaña 2018-2019 quedaron en séptimo lugar, lo que les permitió obtener un pase a la eliminatoria para la Europa League.

En esa temporada, Raúl marcó 6 tantos que fueron decisivos para que los lobos volvieran a una competición europea después de 38 años.

En su primer año en Inglaterra RJ9 tuvo 38 apariciones, es decir,  jugó en cada uno de los 38 juegos, y terminó la campaña con 13 goles y 8 asistencias.

Para ese momento el mexicano ya era uno de los más aplaudidos por la afición local y en la siguiente temporada, que recién terminó este domingo, no decepcionó.

Los Wolves cerraron la 2019-2020 en Stamford Bridge ante el Chelsea con 17 goles y 6 asistencias en la cuenta de Jiménez; una vez más con participación en todos los encuentros y siendo el segundo jugador de la liga, solo después de Mohammed Salah del Liverpool, con más tiros, 117, y el tercer, debajo de Salah y de Gabriel Jesus, jugador del Manchester City, con más tiros a portería, 44.

Una vez más, el futuro de Raúl es incierto, porque si bien firmó con Wolverhampton hasta 2023, ahora es un goleador consolidado, con una alta probabilidad de emigrar a un equipo de mayor jerarquía.

Sin embargo, en este momento el mexicano y el resto de la manada deben concentrarse en su pelea por la Europa League.

En el torneo continental, Raúl lleva 7 goles, y el próximo encuentro de los Wolves será contra el Olympiacos de Grecia. ¿Podrá el lobo de Tepeji levantar la copa de un torneo continental?

Lo que hacemos en Animal Político requiere de periodistas profesionales, trabajo en equipo, mantener diálogo con los lectores y algo muy importante: independencia. Tú puedes ayudarnos a seguir. Sé parte del equipo. Suscríbete a Animal Político, recibe beneficios y apoya el periodismo libre.

#YoSoyAnimal
ELIZABETH FISCHER, MICROSCOPY UNIT NIH/NIAID

La 'siniestra' transformación que la COVID provoca en las células humanas infectadas

Las células humanas afectadas por el virus que causa la covid-19 desarrollan largos filamentos parecidos a tentáculos que podrían ayudar a la rápida propagación de la infección.
ELIZABETH FISCHER, MICROSCOPY UNIT NIH/NIAID
3 de julio, 2020
Comparte

Desde el inicio de la pandemia de COVID-19 una pregunta que ha obsesionado a varios científicos alrededor del mundo es: ¿cómo este coronavirus invade y reprograma a las células humanas para provocar la infección y causar la muerte?

Conocer la respuesta es crucial en la búsqueda de medicamentos capaces de frenar al virus antes de que lleve a cabo esos procesos.

Un equipo internacional de científicos que ha estado explorando esta interacción descubrió varias claves de cómo el Sars-Cov-2 infecta las células.

El hallazgo más sorprendente -que lograron comprobar con extraordinarias imágenes- es que las células humanas infectadas por el coronavirus sufren una siniestra transformación.

Las células, siguiendo las instrucciones del virus, desarrollan largos filamentos, similares a tentáculos, que, se cree, podrían ayudar a la rápida propagación por el organismo.

“Lo que descubrimos es que el virus induce a la célula a crear estas protuberancias, que son como largas ramas o tentáculos”, le dijo a BBC Mundo uno de los autores del estudio, el profesor Pedro Beltrao, investigador del Instituto Europeo de Bioinformática del Laboratorio Europeo de Biología Molecular (EBI-EMBL), en Cambridge, Inglaterra.

Nunca antes se había visto a la célula humana infectada por el coronavirus con este nivel de detalle.

ELIZABETH FISCHER, MICROSCOPY UNIT NIH/NIAID
Nunca antes se había visto a la célula humana infectada por el coronavirus con este nivel de detalle.

“En otros virus se ha visto que (estas protuberancias) desempeñan un papel en la rápida propagación de la infección porque le ayudan al virus a invadir células cercanas, agrega el investigador.

El estudio, en el que también participaron investigadores de la Universidad de California, San Francisco, y la Escuela Icahn de Medicina de Monte Sinaí, Nueva York, ambas en Estados Unidos, el Instituto Pasteur en Francia y la Universidad de Friburgo en Alemania, encontró también que varios medicamentos existentes podrían ser buenos candidatos para frenar la infección.

Estos medicamentos, muchos de los cuales fueron diseñados como tratamientos para cáncer, parecen bloquear las señales químicas que activan la creación de estas protuberancias.

Replicación

Pero los investigadores también encontraron que el virus, además de provocar la creación de estos “tentáculos”, lleva a cabo otras conductas dentro de la célula infectada.

“La finalidad principal del estudio fue tratar de encontrar fármacos que puedan evitar que el virus lleve a cabo cambios en la célula humana”, explica Pedro Beltrao.

“Pero para lograr eso, necesitábamos primero entender cómo el virus toma control de los mecanismos de la célula para poder llevar a cabo su propia replicación”, agrega.

El principal objetivo de un virus en el organismo humano es crear copias de sí mismo para para poder propagar la infección.

El virus utiliza los filopodios para salir de la célula infectada y para infectar otras células cercanas.

ELIZABETH FISCHER, MICROSCOPY UNIT NIH/NIAID
El virus utiliza los filopodios para salir de la célula infectada y para infectar otras células cercanas.

Pero el virus no puede crear estas copias por sí solo. Necesita entrar a una célula, tomar el control de la maquinaria celular y manipularla para reproducirse.

“El virus no se puede replicar solo porque tiene un número muy pequeño de proteínas, así que tiene que tomar control de las proteínas de la célula humana”, explica el investigador.

Entre estas proteínas hay varias que son clave, las llamadas enzimas quinasas, que son capaces de llevar a cabo modificaciones a otras proteínas que ya se ha producido.

Entonces el virus toma control de estas enzimas quinasas para llevar a cabo modificaciones en la célula y regular la actividad de esas enzimas.

Al alterar los patrones de las proteínas celulares, el virus puede promover su propia transmisión a otras células y avanzar su propagación.

Filopodios

Tras analizar las modificaciones que el virus lleva a cabo, los científicos encontraron tres conductas principales en la célula infectada.

“Una de estas conductas es la creación de las protuberancias, los largos tentáculos”, le dice a BBC Mundo Pedro Beltrao.

Estas protuberancias, llamadas filopodios, no son muy comunes pero ya se han visto que ocurren con otros virus, como el de Marburgo, explica el investigador.

En el pasado se ha visto que otros virus las utilizan tanto para salir de la célula afectada como para infectar otras células cercanas y acelerar así la infección.

Aunque en este estudio no se demostró cuál es la función de los filopodios, los investigadores creen que hay una “alta probabilidad” de que el Sars-Cov-2 también esté usando estos tentáculos para acelerar su propagación.

Filopodios

ELIZABETH FISCHER, MICROSCOPY UNIT NIH/NIAID
Los filopodios no son comunes pero se han visto en otros virus como el de Marburgo.

Lo que sí logró esta investigación es producir unas imágenes impresionantes de la célula infectada, que la muestran como nunca se había visto antes, donde se ven las extrañas estructuras de los filopodios creados por el coronavirus.

Las fotografías, captadas por la doctora Elizabeth Fischer de la Unidad de Microscopía de los Laboratorios Rocky Mountain en Estados Unidos, y científicos de la Universidad de Friburgo, Alemania, revelan cómo el virus brota de los filopodios que se expanden en múltiples ramificaciones.

Pero además de la creación de filopodios, el virus provoca otras modificaciones importantes en la célula infectada.

“Otra conducta que vimos es que la célula deja de dividirse en cierto punto particular del ciclo de división y pensamos que esto crea un ambiente propicio para que el virus se replique”, le explica a BBC Mundo Pedro Beltrao.

“Y la tercera conducta que detectamos es una mayor producción de citoquinas, responsables de la respuesta inflamatoria”.

“Esto es importante, porque creemos que este es uno de los factores que pueden estar causando la exagerada inflamación en las etapas avanzadas de la enfermedad de COVID-19”, agrega el investigador.

Las principales responsables: las quinasas

Los científicos descubrieron que las enzimas quinasas son las principales responsables de estas modificaciones en la célula.

imagen celular

ELIZABETH FISCHER, MICROSCOPY UNIT NIH/NIAID
El estudio investigó cómo el coronavirus reprograma a las células humanas para provocar la infección.

Y la buena noticia, dicen los investigadores, es que ya existen muchos fármacos que podrían regular la actividad de las quinasas y, por lo tanto, podrían ser utilizados para tratar la COVID-19.

Los científicos probaron cerca de 70 fármacos existentes e identificaron siete, principalmente tratamientos anticancerosos y antiinflamatorios, que demostraron tener un efecto para inhibir la actividad de las quinasas.

En pruebas de laboratorio con líneas celulares, los fármacos lograron evitar la respuesta inflamatoria y detener la replicación del virus.

Ahora los investigadores esperan poder empezar ensayos clínicos para probar los tratamientos en humanos.

El estudio, publicado en la revista Cell, demostró una vez más cómo la pandemia de coronavirus está acercando a investigadores de todo el mundo para trabajar juntos.

Y cómo la necesidad para entender más sobre este virus está acelerando los hallazgos científicos.

“Para mí, en lo personal, fue un proyecto científico fantástico, porque no todos los días puedes colaborar con tantos investigadores brillantes de diferentes partes del mundo”, le dice a BBC Mundo Pedro Beltrao.

“Este fue un proyecto que en otra época hubiera tomado entre tres y cinco años, y se hizo en tres meses. Esto, para mi, fue algo increíble”, agrega el científico.

Enlaces a más artículos sobre el coronavirus

BBC

Visita nuestra cobertura especial


Ahora puedes recibir notificaciones de BBC Mundo. Descarga la nueva versión de nuestra app y actívalas para no perderte nuestro mejor contenido.

https://www.youtube.com/watch?v=kLdwBsIG5bY

https://www.youtube.com/watch?v=QZ9JbrioTiw

https://www.youtube.com/watch?v=bDR5eXAxyfs

Lo que hacemos en Animal Político requiere de periodistas profesionales, trabajo en equipo, mantener diálogo con los lectores y algo muy importante: independencia. Tú puedes ayudarnos a seguir. Sé parte del equipo. Suscríbete a Animal Político, recibe beneficios y apoya el periodismo libre.

#YoSoyAnimal
close
¡Muchas gracias!

Estamos procesando tu membresía, por favor sé paciente, este proceso puede tomar hasta dos minutos.

No cierres esta ventana.