Vinculan a Lozoya por sobornos de Odebrecht, enfrentará libre el proceso
close
Recibe noticias a través de nuestro newsletter
¡Gracias! Desde ahora recibirás un correo diario con las noticias más relevantes.
sync
Cuartoscuro

Vinculan a Lozoya por delitos relacionados con Odebrecht, pero enfrentará libre el proceso

Lozoya comparece ahora por el caso Odebrecht sobre la inyección de dinero a campañas del PRI para luego obtener contratos.
Cuartoscuro
29 de julio, 2020
Comparte

El juez federal de Control del Reclusorio Norte, Juan Carlos Ramirez Benítez, resolvió vincular a Emilio Lozoya Austin por los delitos de lavado de dinero, cohecho y asociación delictuosa en el caso Odebrecht.

Esto, al considerar que la Fiscalía General de la República (FGR) proporcionó en audiencia las pruebas suficientes para señalar a Lozoya como posible autor material de esos delitos, luego de haber presuntamente haber recibido más de 10 millones de dólares de la constructora Odebrecht antes y durante su periodo como director de Pemex, y de haber intentado ocultarlo utilizando empresas y prestanombres, incluso en la campaña presidencial de Enrique Peña Nieto.

Leer más | Lozoya ante el juez: hubo un “aparato organizado de poder” con EPN; este es su plan para probarlo

La FGR dijo durante la audiencia de este miércoles que tiene testimonios y documentos que prueban la transferencia de 4 millones de dólares a Lozoya en el periodo de campaña de Peña Nieto, y 6 millones de dólares más ya cuando era director de Pemex. Todo ello usando prestanombres y empresas fachada.

Lozoya Austin se declaró inocente y se defendió diciendo que fue “intimidado, presionado, influenciado e instrumentalizado”. Su defensa reiteró que está dispuesto a colaborar con las autoridades en el caso.

Los abogados de Lozoya dijeron que no debatirán la vinculación a proceso que pide FGR porque buscan obtener un criterio de oportunidad a cambio de colaborar en las investigaciones.

La defensa señaló que su cliente fue utilizado por un “aparato organizado de poder” conformado por “altas autoridades del Estado mexicano” que, ostentando el poder legítimo que tenían, perpetraron hechos que la FGR señala como delictivos

En este caso también están señaladas Gilda Susana Lozoya Austin, hermana del exdirector de Pemex; su madre, Gilda Margarita Austin Solís; su esposa Marielle Helene Eckes y Nelly Maritza Aguilera Concha, corredora de bienes raíces.

El exdirector de Pemex ha sido señalado por exdirectivos de la empresa brasileña que hablan del pago a campañas del PRI, no solo la de Enrique Peña Nieto, sino también presuntamente inyectó en 2010 recursos a las campañas de dos candidatos priistas a gobernador: Javier Duarte y Rodolfo Torre Cantú, situación  que a la postre le permitió obtener contratos en Veracruz y Tamaulipas.

Proceso en libertad

A petición de la Fiscalía General de la República, el juez impuso a Lozoya como medida cautelar, durante el tiempo que dure el proceso, la colocación de un brazalete electrónico y la prohibición de salir del país, pero podrá hacerlo en libertad.

También determinó la presentación periódica del exdirector de Pemex los días 1 y 15 de cada mes, a partir del momento en que sea dado de alto.

Estas medidas fueron las mismas ortorgadas por el juez José Artemio Zúñiga Mendoza, al vincular a proceso a Emilio Lozoya, por su presunta participación en lavado de dinero por la compra de la empresa de fertilizantes Agronitrogenados.

Expediente Lozoya: así fueron los presuntos pagos de Odebrecht a campañas de Duarte y Torre Cantú

Igual que la audiencia de este martes28 de julio, la audiencia se desahogó a través del sistema de video conferencia, no hubo acceso al público y el seguimiento de la audiencia para la prensa fue por medio de notificaciones enviadas vía WhatsApp.

Lozoya aceptó ser extraditado a México con la promesa de colaborar con las autoridades mexicanas para evidenciar una presunta red de corrupción a nivel federal en el sexenio pasado.

De ese modo podría obtener beneficios que van desde un juicio corto y una pena reducida, o incluso una libertad anticipada.

Lo que hacemos en Animal Político requiere de periodistas profesionales, trabajo en equipo, mantener diálogo con los lectores y algo muy importante: independencia. Tú puedes ayudarnos a seguir. Sé parte del equipo. Suscríbete a Animal Político, recibe beneficios y apoya el periodismo libre.

#YoSoyAnimal
Tanya Dalton

Cómo reducir el estrés en la pandemia de COVID en 3 simples pasos

La demanda de atenciones relacionadas con la salud mental han aumentado durante los meses en que la COVID-19 se ha propagado por el mundo. ¿Cómo enfrentar los altos niveles de estrés y ansiedad que provoca la pandemia? Esta es una de las herramientas que puede ayudarte.
Tanya Dalton
19 de noviembre, 2020
Comparte

La pandemia de COVID-19 ha dejado ya más de 40 millones de personas infectadas en el mundo y más de un millón de víctimas fatales.

Quienes no han sido afectados de manera directa por el virus, probablemente han tenido que hacer cambios en su vida para adaptarse a las presiones familiares, económicas o laborales que la pandemia ha impuesto en un contexto de incertidumbre.

Según un estudio realizado por la Organización Mundial de la Salud (OMS) en 130 países, la demanda de consultas relacionadas con problemas de salud mental se ha incrementado, mientras que los sistemas de salud no dan abasto para responder a esos requerimientos.

Los especialistas hablan de una “crisis de salud mental sin precedentes”, donde una de las causas son los altos niveles de estrés.

Tanya Dalton, consultora especializada en productividad laboral, fundadora de la firma estadounidense Inkwell Press y autora de The Joy of Missing Out (“La alegría de perderse las cosas”), se ha especializado en el trabajo con mujeres.

En estos meses le ha tocado ver cómo muchas de ellas han aumentado su autoexigencia para responder a las demandas del trabajo y de su vida familiar, particularmente aquellas que suelen ser perfeccionistas y que, por ese motivo,no se permiten fallar.

“Tenemos que ser agresivamente imperfectos”, dice Dalton en diálogo con BBC Mundo, refiriéndose a la urgente necesidad de aceptar la imperfección como parte de nuestras vidas de una manera frontal.

No basta, explica, con bajar las revoluciones y reducir el número de tareas. Lo que se requiere es un profundo cambio de mentalidad que permita aceptar la imperfección en nuestras vidas como algo natural.

Una ilustración con personas usando mascarillas

Getty
“Está bien sentirse vulnerables”, argumenta Dalton.

Y ahora, en tiempos de pandemia, es el mejor momento para hacerlo. “Está bien sentirse vulnerable porque todos nos estamos sintiendo de esa manera”.

“En todos mis años de experiencia, he visto cómo ese cambio de mentalidad las ayuda enormemente en el trabajo y en sus vidas”, señala.

Estos son tres simples pasos para ser agresivamente imperfectos y bajar los niveles de estrés, según la consultora.

1. Priorizar lo que es importante y urgente

Se trata de identificar las tareas que nos llevan hacia objetivos a largo plazo y que tienen una fecha límite apremiante.

Para eso, hay que ponerlas en la parte superior de una listay darles máxima prioridad.

El problema es que cuando las personas están corriendo contra el reloj, no queda espacio para innovar o para encontrar soluciones creativas. Ahí es donde entra el segundo nivel.

2. Desarrollar lo que es importante, pero no urgente

En el segundo nivel están las actividades que nos acercan a nuestros objetivos finales porque se centran en la planificación futura y la superación personal, pero no tienen una fecha límite inminente.

Y precisamente porque no tienen un plazo a cumplir de manera urgente, es muy fácil que desaparezcan completamente del radar.

Es importante dejarles un espacio, dice Dalton, porque se trata de las actividades y proyectos que eventualmente aumentarán las posibilidades de un mejor desempeño laboral y personal.

3. Adaptarse (dejando de lado las cosas sin importancia)

En el tercer nivel entran las cosas sin mayor importancia, que no ayudan a alcanzar las metas a largo plazo pero que hacen muchísimo ruido.

Por ejemplo, cualquier tarea cotidiana del hogar como lavar los platos. O cumplir con un compromiso extralaboral simplemente porque nos sentimos obligados a hacerlo.

Una ilustración que muestra a una mujer sentada en posición de yoga frente a un reloj

BBC
Dalton plantea que es necesario priorizar las tareas partiendo por las cosas que son importantes y urgentes al mismo tiempo.

Por eso, hay ocasiones en que hay que decir que no. “No pasa nada si la cocina es un desastre”, apunta Dalton. Si se tiene que hacer más tarde o incluso mañana… tendrá que quedar para después.

Lo bueno de hacer una lista de cuestiones importantes, agrega, es que dejamos de desperdiciar energía pensando en qué viene a continuación y, en cambio, trabajamos por prioridades.

“Centrarse en nuestras prioridades es lo que separa a los ocupados de los verdaderamente productivos”, apunta.

“Pasé años sintiendo que todos los días se quedaban cortos. Finalmente me desperté y me di cuenta de que no existe lo perfecto”.

“Es hora de liberarse”, concluye.


Recuerda que puedes recibir notificaciones de BBC Mundo. Descarga nuestra app y actívalas para no perderte nuestro mejor contenido.

https://www.youtube.com/watch?v=DuMVeWY6gZU

Lo que hacemos en Animal Político requiere de periodistas profesionales, trabajo en equipo, mantener diálogo con los lectores y algo muy importante: independencia. Tú puedes ayudarnos a seguir. Sé parte del equipo. Suscríbete a Animal Político, recibe beneficios y apoya el periodismo libre.

#YoSoyAnimal
close
¡Muchas gracias!

Estamos procesando tu membresía, por favor sé paciente, este proceso puede tomar hasta dos minutos.

No cierres esta ventana.