Estigmatizados y con trabajos precarios, la situación de periodistas
close
Recibe noticias a través de nuestro newsletter
¡Gracias! Desde ahora recibirás un correo diario con las noticias más relevantes.
sync
Cuartoscuro

Estigmatizados por el poder y con condiciones laborales precarias, la situación de periodistas en México

Un informe del CASEDE señala que en el último año la libertad de expresión se ha deteriorado en México, ante la estigmatización de periodistas y activistas promovida desde el gobierno.
Cuartoscuro
16 de julio, 2020
Comparte

Las condiciones para ejercer la libertad de expresión en México se han deteriorado en el último año, ante la constante estigmatización y desacreditación hacia periodistas, medios de comunicación y activistas, promovida desde la presidencia e instancias gubernamentales, de acuerdo con un informe elaborado por universidades y organizaciones sociales.

El informe “Libertad de expresión en México 2020”, señala que a ello se suman las condiciones laborales precarias, y la falta de conocimiento y uso de protocolos de prevención de riesgos, autoprotección y códigos de ética.

Te puede interesar: En tres meses, 53 periodistas fueron atacados por su cobertura del COVID-19 en México

Según el análisis realizado por el Colectivo de Análisis de la Seguridad con Democracia (CASEDE), 22 estados cuentan con marcos legales e institucionales débiles para la prevención y la protección de periodistas y personas defensoras de derechos humanos.

Solamente cuatro estados tienen áreas especializadas para investigar delitos contra la libertad de expresión, y en las 32 entidades persiste la existencia de leyes que criminalizan o castigan civilmente el ejercicio de la libertad de expresión.

Los estados tampoco demostraron capacidades para realizar análisis de riesgos: no hay capacidades técnicas para registrar de forma homologada homicidios y agresiones y menos aún para convertirlos en información relevante, lo que “impide hacer diagnósticos serios sobre el problema, y por ende, los mecanismos (de protección) están destinados a fracasar”, indica el informe.

Esta falta de un marco legal que siente las bases de la coordinación federal con los estados, aunado a la debilidad normativa e institucional, “da cuenta de lo endeble del andamiaje de protección y justicia para periodistas y personas defensoras de derechos humanos que tiene el Estado mexicano”.

Entre las principales problemáticas de periodistas en México detectadas por CASEDE están la inseguridad, las agresiones cotidianas de parte de policías, detenciones arbitrarias, la constante desacreditación y estigmatización de la labor informativa y que el gasto en publicidad oficial continúa siendo un instrumento de presión hacia los medios de comunicación.

Acerca del Mecanismo de Protección y el acceso a la justicia, señala que las autoridades evitan investigar delitos contra la libertad de expresión, por lo que cuando se suscitan los indagan como delitos comunes.

CASEDE considera que el Mecanismo de Protección tiene procesos burocráticos y que no es capaz de responder a las realidades locales.

De acuerdo con el Colectivo, las personas periodistas no acuden al Mecanismo Federal “por falta de confianza en la institución y por el temor al resguardo de su información y datos personales”.

Además de los riesgos de la profesión, las mujeres enfrentan hostigamiento y acoso, principalmente sexual, por parte de funcionarios de gobierno, pero también al interior de los medios donde laboran. La mayoría de las empresas no tienen protocolos ni capacitan para prevenir y atender las violencias de género.

Lee más: 2019 registró el mayor número de ataques contra periodistas de la última década: Artículo 19

Defensores de derechos humanos en riesgo

Aunado a la desinformación y polarización social promovidos desde el gobierno federal, las personas defensoras de derechos humanos trabajan en contexto de riesgo permanente.

El informe de CASEDE indica que los funcionarios públicos siguen siendo considerados como la principal fuente de agresiones contra defensores de derechos humanos. En el caso de la defensa del medio ambiente, los empresarios también se perciben como un foco de riesgo.

En el caso de las mujeres, enfrentan diversas agresiones derivadas del conservadurismo social contra la interrupción legal del embarazo o la presencia de la mujer en espacios de liderazgo, explica el documento.

Asimismo, la discriminación, la ignorancia y el conservadurismo ponen en riesgo a la comunidad LGBTTT+.

Debido a que las medidas de protección otorgadas por el gobierno no han sido efectivas en algunos casos de defensores amenazados, hay desconfianza entre los activistas para solicitar protección.

Por ello, cada organización defensora de derechos desarrolla sus propias redes con otras organizaciones afines a sus temas.

Si bien hay muchos frentes por donde iniciar el fortalecimiento de la libertad de expresión en México, sin duda alguna el primero de ellos es que los gobiernos estatales asuman mayores responsabilidades para crear las condiciones locales para que periodistas y personas defensoras de derechos humanos lleven a cabo sus actividades sin miedo.

Además, “los medios de comunicación tienen también diversas responsabilidades qué cubrir, comenzando por mejorar la capacitación, la profesionalización y las condiciones laborales (contratos, prestaciones, salarios)”, concluye el informe.

Lo que hacemos en Animal Político requiere de periodistas profesionales, trabajo en equipo, mantener diálogo con los lectores y algo muy importante: independencia. Tú puedes ayudarnos a seguir. Sé parte del equipo. Suscríbete a Animal Político, recibe beneficios y apoya el periodismo libre.

#YoSoyAnimal

Misión a Marte de Emiratos Árabes Unidos: ¿qué busca el país con la sonda Hope?

El país de Medio Oriente dio su primer paso en la exploración espacial con el exitoso lanzamiento de la sonda Hope. Además de generar nuevos conocimientos sobre el planeta vecino, el objetivo del país también cambiar la mentalidad de los jóvenes.
20 de julio, 2020
Comparte

La primera e histórica misión espacial de Emiratos Árabes Unidos (EAU) a Marte está en marcha.

Después de un exitoso despegue desde una base en Japón, la sonda Hope surcó el cielo en un cohete H2-A y ahora está en un viaje de 500 millones de kilómetros para estudiar el clima del planeta rojo.

Si todo sale como está planeado, Hope llegará en febrero de 2021 y coincidirá con el 50 aniversario de la formación de EAU.

Sarah al Amiri, la líder científica de la misión, expresó su emoción y alivio al ver el cohete subir con éxito en el cielo. Y afirmó que el impacto en su país sería el mismo que en Estados Unidos tuvo en el alunizaje del Apolo 11 hace 51 años, también un 20 de julio.

“Hoy estoy muy contenta de que los niños en EUA se despierten en la mañana del 20 de julio con un proyecto propio, una nueva realidad, nuevas posibilidades, lo que les permite contribuir más y crear una mayor impacto en el mundo”, dijo.

¿Por qué EAU va a Marte?

El país de Medio Oriente tiene una experiencia limitada en el diseño y fabricación de naves espaciales.

Aun así, está intentando algo que solo EE.UU., Rusia, Europa e India han logrado hacer. Habla de la ambición de los Emiratos para atreverse a asumir este desafío.

La sonda Hope

MBRSC
El satélite fue en parte construido con ayuda de expertos de Estados Unidos.

Sus ingenieros, guiados por expertos estadounidenses, han producido una sonda sofisticada en solo 6 años. Y cuando esta misión llegue a Marte, se espera que proporcione nuevos conocimientos científicos sobre el funcionamiento de la atmósfera de ese planeta.

En particular, los científicos piensan que puede aumentar la comprensión de cómo Marte perdió gran parte de su aire y, con ello, gran parte de su agua.

Hope se considera como un proyecto de inspiración, algo que atraerá a más jóvenes en EAU, y en toda la región árabe, para estudiar ciencias en los colegios básicos y en la educación superior.

El satélite es uno de varios proyectos que, según el gobierno de EAU, destaca su intención de alejar al país de una dependencia del petróleo y el gas y mirar hacia un futuro basado en una economía del conocimiento.

Sarah al Amiri, la líder científica de la misión

Reuters
Sarah al Amiri, la líder científica de la misión Hope, celebró el exitoso lanzamiento con sus socios de Japón.

Pero, como siempre cuando se trata de Marte, los riesgos son altos.

La mitad de todas las misiones enviadas al planeta rojo han terminado en fracaso. El director del proyecto Hope, Omran Sharaf, reconoce los peligros, pero insiste en que hay razón para intentarlo.

“Esta es una misión de investigación y desarrollo y, sí, el fracaso es una opción”, le dijo a la BBC.

“Sin embargo, no progresar como nación no es una opción. Y lo que más importa aquí es la capacidad y y las habilidades que EAU obtuvieron de esta misión, y el conocimiento que trajo al país”.

¿Qué se espera de Hope?

Los emiratíes no querían llegar planeta rojo para repetir mediciones que ya habían sido realizadas por otros.

Entonces acudieron a un comité asesor de la Nasa estadounidense, el Grupo de Análisis del Programa de Exploración de Marte (MEPAG, por sus siglas en inglés) y preguntaron qué investigación podría generar una sonda de EAU al estado actual del conocimiento.

Sonda Hope

MBRSC
El satélite se ubicará en una regióin ecuatorial de Marte para realizar sus registros científicos.

Las recomendaciones de MEPAG enmarcaron los objetivos de Hope.

Por un lado, estudiarán cómo se mueve la energía a través de la atmósfera, de abajo hacia arriba, en todo momento del día y durante todas las estaciones del año en Marte.

Rastreará características como el polvo elevado que influye enormemente en la temperatura de la atmósfera.

También analizará lo que sucede con el comportamiento de los átomos neutros de hidrógeno y oxígeno en la parte superior de la atmósfera.

Existe la sospecha de que estos átomos juegan un papel importante en la erosión continua de la atmósfera de Marte, por las partículas energéticas que fluyen lejos del Sol.

Ilustración de la misión Hope

MBRSC
El satélite fluctuará entre alturas de 22.000 a 44.000 km en Marte.

Eso arroja luz sobre por qué el planeta está perdiendo la mayor parte del agua que claramente tenía al principio de su historia.

Hope tomará una órbita casi ecuatorial que se aleja del planeta a una distancia de 22.000 km a 44.000 km.

“Podremos volar sobre el Monte Olimpo (el volcán más grande del Sistema Solar) a medida que el Monte Olimpo se mueva a través de diferentes momentos del día. Y en otras ocasiones, dejaremos que Marte gire debajo de nosotros”, explicó el líder del equipo científico central en Hope, David Brain.

“Obtendremos imágenes de disco completas de Marte, pero nuestra cámara tiene filtros, así que haremos ciencia con esas imágenes. Obtendremos vistas globales con diferentes gafas protectoras, si así se desea”.


Ahora puedes recibir notificaciones de BBC News Mundo. Descarga nuestra app y actívalas para no perderte nuestro mejor contenido.

https://www.youtube.com/watch?v=hD37ABgn9b8

https://www.youtube.com/watch?v=JGg3BXeb_Gc

https://www.youtube.com/watch?v=8urGTdEioOQ

Lo que hacemos en Animal Político requiere de periodistas profesionales, trabajo en equipo, mantener diálogo con los lectores y algo muy importante: independencia. Tú puedes ayudarnos a seguir. Sé parte del equipo. Suscríbete a Animal Político, recibe beneficios y apoya el periodismo libre.

#YoSoyAnimal
close
¡Muchas gracias!

Estamos procesando tu membresía, por favor sé paciente, este proceso puede tomar hasta dos minutos.

No cierres esta ventana.