Gobierno extingue Fondo México de ayuda para Centroamérica
close
Recibe noticias a través de nuestro newsletter
¡Gracias! Desde ahora recibirás un correo diario con las noticias más relevantes.
sync
Cuartoscuro

Gobierno extingue el fondo de ayuda para Centroamérica; SRE dice que reactivarán programas

Ebrard prometió que en marzo los programas sociales estarían operando y con 40 mil inscritos, pero Amexcid tiene registrados solo 8 mil inscritos, hasta que la COVID-19 obligó a suspender los trabajos.
Cuartoscuro
Comparte

El fideicomiso Fondo México, encargado de gestionar las ayudas de 30 millones de pesos a Centroamérica para implementar programas sociales, será extinguido sin que Honduras y El Salvador hayan recibido un peso.

El dinero se encuentra en el Banco del Bienestar, según la Secretaría de Relaciones Exteriores (SRE), que asegura que los planes, suspendidos a causa de la COVID-19, no corren peligro. Por el momento el apoyo se limita a una promesa incumplida. El canciller Marcelo Ebrard aseguró en agosto de 2019 que para marzo de este año “Sembrando Vida” y “Jóvenes Construyendo el Futuro” estarían operando en los dos países centroamericanos. Estaba previsto que en ese momento se realizara una primera evaluación. Llegó la pandemia, se paralizó todo el proceso, pero ni siquiera se había definido un método para medir los resultados.  

El Fondo México es como se conoce en este sexenio al Fondo Yucatán, un plan de inversiones para Centroamérica y el Caribe que data de 2011, cuando lo puso en marcha el entonces presidente Felipe Calderón. De ahí proceden los 30 millones que México prometió a Honduras y El Salvador para poner en marcha programas sociales con los que tratar de frenar la migración irregular a Estados Unidos. El fondo, según confirmó la SRE, desaparecerá por el “Decreto por el que se ordena la extinción o terminación de los fideicomisos públicos, mandatos públicos y análogos”, publicado el 2 de abril de 2020 en el Diario Oficial de la Federación (DOF). 

“Dicha extinción no implica la cancelación del compromiso adquirido por México para la ejecución de los programas referidos en Honduras y El Salvador, pues de conformidad con las reglas de operación, el convenio de canalización y los respectivos contratos de donación del Fideicomiso los recursos se encuentran concentrados en el Banco del Bienestar S.N.C., I.B.D., como intermediario financiero, y los mismos se dispersarán en cuanto existan las condiciones óptimas, de conformidad con la naturaleza y lineamientos que cada programa establece para ello”, dijo la SRE.

La orden de extinción del Fondo México dicta que sus recursos sean reintegrados a la Tesorería de la Federación, según una orden firmada por el secretario de Hacienda, Arturo Herrera Gutiérrez, a la que tuvo acceso Animal Político

Los trabajos para implementar “Jóvenes Construyendo el Futuro” y “Sembrando Vida” en Honduras y El Salvador están paralizados desde marzo a causa de la pandemia por COVID-19. No obstante, tampoco se han cumplido con los plazos estipulados hace un año, cuando López Obrador firmó los acuerdos con sus homólogos Nayib Bukele y Juan Orlando Hernández. El canciller, Marcelo Ebrard, aseguró entonces que para marzo se habría desplegado los programas sociales en ambos países centroamericanos y que estaba previsto crear 20 mil empleos en cada uno de ellos.

En el momento de su suspensión apenas se había alcanzado una sexta parte de las inscripciones anunciadas. La Agencia Mexicana de Cooperación y Desarrollo (Amexcid), encargada de la gestión de los programas, reconoció en que hay 8 mil personas en el proceso, sin especificar cuántos corresponden a cada país. Se trata de la misma cifra que su titular, Laura Elena Carrillo Cuevas, dijo en marzo que se habían inscrito en El Salvador. En todo caso, es un número muy alejado de los 40 mil registros que el canciller Ebrard vaticinó en agosto, cuando presentó públicamente la iniciativa en la conferencia mañanera. 

Según Ebrard, en marzo estaba previsto que los programas estuviesen funcionando y se realizara una primera evaluación conjunta con los gobiernos de El Salvador y Honduras. Sin embargo, Amexcid reconoce que todavía no se han elaborado los mecanismos que permitan testar el trabajo institucional. “Se están realizando las consultas con diversos organismos evaluadores para establecer los mecanismos necesarios que permitan llevar a cabo las evaluaciones a las iniciativas de Sembrando Vida y Jóvenes Construyendo el Futuro aplicadas fuera del territorio nacional”, dijo la agencia en una respuesta a una solicitud de información pública.

Desde que se anunciaron los programas, la directora de Amexcid, Laura Elena Carrillo Cubillas, se ha desplazado en diez ocasiones a Honduras, El Salvador y Guatemala. Estos viajes oficiales quedaron registrados en los informes de comisiones oficiales a los que accedió Animal Político tras solicitud de acceso a la información. 

Los primeros encuentros tuvieron lugar entre el 7 y 11 de julio en Tegucigalpa, Honduras, y San Salvador, El Salvador. En aquellas primeras tomas de contacto los funcionarios mexicanos explicaron el funcionamiento del programa. En El Salvador comenzó el trabajo conjunto del equipo técnico mientras que, en Honduras, además, trabajaron en la visita que Juan Orlando Hernández realizó a México a finales de mes. 

Entre el 16 y el 20 de julio, una delegación mexicana encabezada por Marcelo Ebrard regresó a San Salvador. Allí se realizó un evento en el que se convocó a los “primeros 200 salvadoreños” participantes en “Sembrando Vida” y se entregaron paquetes de insumos agrícolas. El informe no especifica de dónde salieron los fondos para pagar estos insumos ni cuánto se desembolsó, pero no forman parte del paquete de ayudas de 30 mdd, ya que este permanece todavía intacto en el Banco del Bienestar.

Para dar inicio al programa, el canciller Ebrard participó en una siembra de árboles junto al presidente Nayib Bukele. En aquel momento existía una gran sintonía entre ambos ejecutivos. Sin embargo, la relación se ha deteriorado hasta el punto de lanzarse graves reproches mutuos después de que Bukele acusase sin pruebas al gobierno mexicano de no controlar los vuelos hacia su país y permitir que subiesen pasajeros infectados de COVID-19. 

Los registros de los viajes muestran los diferentes ritmos a los que se trabajó en los tres países del Triángulo Norte de Centroamérica. En El Salvador, para el 1 de octubre ya se había firmado el contrato para las donaciones, mientras que en Honduras no se realizaron las primeras inscripciones hasta mediados de febrero, cuando tuvo lugar un acto en Comayagua, un municipio ubicado a casi 100 kilómetros al noroeste de Tegucigalpa, la capital. En Guatemala el proceso va todavía más lento. En agosto, Alejandro Giammattei se impuso en la segunda vuelta de las elecciones y fue hasta diciembre que algunos de los funcionarios que iban a ocupar puestos relevantes en su gabinete, como el canciller Pedro Brolo, se reunieron con una delegación mexicana. 

Poco después llegó la pandemia y los gobiernos de Honduras, El Salvador y Guatemala cerraron sus fronteras. Además, los dos primeros solicitaron a México suspender temporalmente los trabajos de implementación de Sembrando Vida y Jóvenes Construyendo el Futuro. La SRE dijo en otra respuesta que “sólo recientemente se encuentran en proceso de reactivación”, sin dar más detalles. 

Los fondos al desarrollo pactados con los países centroamericanos tienen su origen en diversas iniciativas. La SRE asegura que la idea comenzó con la Declaración Política suscrita el 1 de diciembre de 2018 en la Ciudad de México entre representantes de Honduras, Guatemala y El Salvador con el presidente López Obrador, que aquel día se estrenó en el cargo. Por aquel entonces, miles de centroamericanos que habían atravesado el país en caravana permanecían varados en Tijuana a la espera de una oportunidad para cruzar a Estados Unidos. De ahí surgió el Plan Integral de Desarrollo para El Salvador, Guatemala, Honduras y México que fue presentado por la Comisión Económica para América Latina y el Caribe (CEPAL) el 20 de mayo de 2019.

El 7 de junio, Marcelo Ebrard firma en Washington un acuerdo con el gobierno de Donald Trump por el que se compromete a impedir el tránsito de migrantes procedentes de Centroamérica a cambio de que Estados Unidos no imponga aranceles a las exportaciones. A raíz de este pacto, México militarizará las fronteras (6 mil miembros de la Guardia Nacional fueron enviados al sur). Además, permitirá que los solicitantes de Asilo en Estados Unidos sean devueltos a su territorio para esperar allí su proceso legal. Desde entonces, más de 60 mil personas que huyen de la violencia fueron devueltas a ciudades con altas tasas de homicidios como Tijuana, Baja California; Juárez, Chihuahua; o Matamoros, Tamaulipas.

Dos semanas después se firman los acuerdos con Honduras y El Salvador por los que México se compromete a entregar 30 mdp a cada país para implementar “Sembrando Vida” y “Jóvenes Construyendo el Futuro”. 

“Posteriormente, se celebraron diversos contratos de donación entre el Banco Nacional de Comercio Exterior, S.N.C., I.B.D. (BANCOMEXT) en su carácter de Fiduciario del Fondo México; la Agencia Mexicana de Cooperación Internacional para el Desarrollo (AMEXCID), como unidad responsable del Fideicomiso; el Banco del Bienestar, S.N.C., I.B.D. como intermediario financiero; así como el respectivo representante de cada país como donatario”, dijo la SRE. 

“Para el gobierno encabezado por el presidente Andrés Manuel López Obrador, es imperante terminar con la corrupción y con intermediarios que sólo buscan beneficio propio de la aplicación de programas sociales. En este sentido, el mecanismo implementado a través de la ejecución del Fondo México, pretende que sean los beneficiarios de “Sembrando Vida” y “Jóvenes Construyendo el Futuro”, quienes reciban los recursos de manera directa”, explicó.

El Fondo México será extinguido según el decreto del 2 de abril. Sin embargo, el dinero, se encuentra en el Banco del Bienestar y, según la SRE, estará disponible cuando los programas se reactiven. 

En 2019, primer año con López Obrador en el gobierno, fueron detenidos 186 mil 750 extranjeros, de los que 157 mil 691 eran centroamericanos. De ellos, 120 mil 549 fueron deportados a sus países, la mayoría a Honduras, El Salvador y Guatemala.

La tendencia al inicio de 2020 iba al alza, con 11 mil 996 centroamericanos detenidos solo en enero, de los que 8 mil 239 fueron devueltos. Sin embargo, la irrupción de la pandemia también ha supuesto un freno casi absoluto en el flujo de migrantes hacia Estados Unidos. En mayo, apenas fueron detenidos 1 mil 864 centroamericanos, de los que fueron devueltos 1 mil 098.

Lo que hacemos en Animal Político requiere de periodistas profesionales, trabajo en equipo, mantener diálogo con los lectores y algo muy importante: independencia. Tú puedes ayudarnos a seguir. Sé parte del equipo. Suscríbete a Animal Político, recibe beneficios y apoya el periodismo libre.

#YoSoyAnimal

Los países donde más aumentó la pobreza extrema durante la pandemia (y los dos donde insólitamente bajó)

Pese a que la economía de América Latina sufrió una contracción de 7.7% en 2020 en medio de una de las peores recesiones de las últimas décadas, hubo dos países que lograron disminuir el nivel de pobreza y extrema pobreza.
21 de mayo, 2021
Comparte

Con la pandemia de covid-19 se disparó la pobreza y la extrema pobreza en Latinoamérica.

Eso, a pesar de los paquetes de estímulo fiscal con que los gobiernos trataron de mitigar los efectos más devastadores de la crisis.

En la mayoría de los casos, los gobiernos se endeudaron para inyectar fondos de emergencia en los sistemas de salud y entregar ayudas directas a las familias más vulnerables y a las empresas más afectadas por una recesión que hizo que la actividad económica cayera 7,7% en 2020.

La pobreza llegó a su nivel más alto en los últimos 12 años, afectando a un 33,7% de la población, es decir, uno de cada tres latinoamericanos lo está pasando muy mal.

Pero el mayor retroceso histórico ocurrió entre los “pobres extremos”, aquellos que no pueden cubrir sus necesidades básicas de alimentación.

La pobreza extrema alcanzó su mayor nivel en las últimas dos décadas: 12,5% de la población, según las proyecciones hechas por la Comisión Económica para América Latina y el Caribe, Cepal.

Una estadística que quizás no dice mucho, pero que en la práctica es sinónimo de hambre.

Una de cada ocho personas se va a la cama con el estómago vacío. La mayoría no tiene agua potable, ni electricidad. Con suerte consigue un techo improvisado para cubrirse de la lluvia o el sol.

Y uno de los efectos más graves de vivir con hambre está relacionado con las secuelas que deja a largo plazo, como el irreparable deterioro en el desarrollo cognitivo y físico de los niños.

Niño en la calle, México

Getty Images
“Todo lo que se había avanzado en este siglo para disminuir la extrema pobreza se perdió durante la pandemia”, dice Alberto Arenas.

“Todo lo que se había avanzado en este siglo para disminuir la extrema pobreza se perdió durante la pandemia”, le dice a BBC Mundo Alberto Arenas, director de la División de Desarrollo Social de la Cepal.

¿Dónde aumentó más la pobreza extrema?

El aumento de la pobreza extrema depende de la situación en la que se encontraba el país al momento en que llegó la pandemia, qué tan grave fue la situación de salud pública y de qué manera reaccionó el gobierno para enfrentar la crisis, señalan expertos.

Los países de Latinoamérica donde más subió la extrema pobreza en 2020 son: México, Honduras y Ecuador, según las proyecciones hechas por la Cepal.

Países con mayor aumento de la pobreza extrema en 2020. América Latina (en porcentajes) [ México aumentó de 10,6 a 18,3 ] [ Honduras subió de 20 a 26,1 ],[ Ecuador subió de 7,6 a 12,8 ], Source: Fuente: Proyección Cepal (comparación 2019-2020), Image:

Comparando 2019 y 2020, en México la extrema pobreza se disparó de 10,6% a 18,3%.

En Honduras el aumento fue de 20% a 26,1%, mientras que en Ecuador subió de 7,6% a 12,8%.

“Hay una relación entre la extrema pobreza y las transferencias monetarias hechas por los gobiernos”, dice Arenas, refiriéndose al dinero que el Estado le entrega directamente a las personas más vulnerables.

“Si no fuera por las transferencias monetarias los indicadores sociales serían mucho peores”, apunta, agregando que es importante mantenerlas.

La paradoja de Brasil y Panamá

Los únicos países donde bajó la pobreza y la extrema pobreza son Brasil y Panamá

Mientras en Brasil la extrema pobreza cayó de 5,5% a 1,4%, en Panamá registró una disminución de 6,6% a 6,4%.

Países donde bajó la pobreza extrema . América Latina (en porcentajes) [ Brasil cayó de 5,5 a 1,4 ] [ Panamá disminuyó de 6,6 a 6,4 ], Source: Fuente: Proyección Cepal (comparación 2029-2020), Image:

A diferencia de lo que ocurrió en aquellos países donde las ayudas fiscales fueron menores -ya sea porque no tenían más posibilidades de endeudarse o porque el gobierno tomó la decisión de seguir una política más austera-, Brasil y Panamá focalizaron gran parte de sus desembolsos en los sectores de menores ingresos.

Eso se explica, entre otras razones, porque en la región más de la mitad de los trabajadores son informales. Por lo tanto, para llegar a ellos, la manera más eficiente en esta emergencia, dicen los expertos, era optar por la política de entregarles dinero.

Paradójicamente en Brasil, donde el presidente Jair Bolsonaro tuvo por mucho tiempo una actitud negacionista frente a la pandemia, al final del día fue el gobierno que más recursos destinó a enfrentar la pandemia como porcentaje del PIB.

Una decisión aún más compleja si se considera que Brasil es el país con la mayor deuda pública de la región.

Familia caminando con comida, Brasil

Getty Images
En los dos extremos de las ayudas fiscales por la pandemia está Brasil y México: mientras Brasil destinó cerca de un 8% de su PIB, México solo gastó un 0,7% del PIB.

Y es que las decisiones de gasto de esta envergadura no solo tienen un carácter técnico.

Desde un punto de vista político, por ejemplo, mientras los programas sociales estuvieron vigentes en Brasil, la popularidad del mandatario subió.

Y en la medida que esos estímulos comenzaron a ser retirados, la popularidad del presidente comenzó a bajar.

Los paquetes de estímulo fiscal

Las ayudas fiscales en Latinoamérica variaron sustancialmente de un país a otro. Los dos extremos fueron Brasil y México: mientras Brasil destinó cerca de un 8% de su PIB, México apenas gastó un 0,7%.

Hombre en Honduras

Getty Images
El aumento de la pobreza extrema depende de cómo estaba el país en el momento en que llegó la pandemia, qué tan grave fue la situación de salud pública y de qué manera reaccionó el gobierno para enfrentar la crisis.

Esos desembolsos incluyen gasto público y medidas de alivio tributario (que se consideran como ingresos no percibidos por el fisco en relación al pago de impuestos).

Este tipo de medidas fiscales representaron en promedio un 4,5% del PIB, considerando a las mayores economías de la región, le dice a BBC Mundo Jorge Roldos, subdirector del Departamento del Hemisferio Occidental del FMI.

Aparte de esos recursos, explica Roldos, los países también gastaron cerca de un 3,5% del PIB en el financiamiento de créditos “blandos” y garantías, principalmente a pequeñas y medianas empresas (que suelen llamarse medidas de apoyo a través de instrumentos de liquidez).

Niña en la calle, México

Getty Images
Los paquetes de estímulo fiscal destinados a apoyar familias, empresas y el gasto de emergencia en salud, lograron contener en parte el aumento de la pobreza y la indigencia, pero no pudieron detener su aumento.

En aquel escenario, la pobreza y la pobreza extrema se dispararon en medio de una profunda recesión económica, lo cual significa que los gobiernos recibieron menos ingresos y, al mismo tiempo, tuvieron más gastos.

El resultado ha sido un aumento de la deuda y del déficit fiscal, que probablemente se convertirán en uno de los mayores desafíos que enfrentarán los países de la región cuando acabe la emergencia.


Ahora puedes recibir notificaciones de BBC Mundo. Descarga la nueva versión de nuestra app y actívalas para no perderte nuestro mejor contenido.

https://www.youtube.com/watch?v=EqG2FLNJvIQ

Lo que hacemos en Animal Político requiere de periodistas profesionales, trabajo en equipo, mantener diálogo con los lectores y algo muy importante: independencia. Tú puedes ayudarnos a seguir. Sé parte del equipo. Suscríbete a Animal Político, recibe beneficios y apoya el periodismo libre.

#YoSoyAnimal
close
¡Muchas gracias!

Estamos procesando tu membresía, por favor sé paciente, este proceso puede tomar hasta dos minutos.

No cierres esta ventana.