Morena rechaza reservas de la oposición y aprueba extinción de fideicomisos
close
Recibe noticias a través de nuestro newsletter
¡Gracias! Desde ahora recibirás un correo diario con las noticias más relevantes.
sync
Cuartoscuro

Morena rechaza más de 350 reservas de la oposición y aprueba extinción de fideicomisos

La iniciativa aprobada en lo general y particular por el pleno de la Cámara de Diputados será enviada al Senado de la República, donde sus legisladores analizarán, debatirán y votarán a favor o en contra el desaparecer 109 fondos y fideicomisos.
Cuartoscuro
Comparte

Luego de casi 30 horas de debate legislativo en tres días de sesiones, los legisladores de Morena y sus aliados aplicaron su mayoría legislativa en el pleno de la Cámara de Diputados para desaparecer 109 fondos y fideicomisos que contienen recursos para atender temas relacionados con la ciencia, tecnología, cultura, deportes, cambio climático y desastres naturales, entre otros.

Los diputados rechazaron en lo general y particular más de 350 reservas que, legisladores de oposición y de su propio partido, presentaron para evitar la desaparición de estos fondos.

La sesión del miércoles inició poco después del mediodía y finalizó alrededor de las 7 horas de este jueves, luego que el martes tuviera que suspenderse el debate legislativo ante los insultos, patadas y empujones que se lanzaron diputados de oposición y de Morena ante la propuesta del diputado Iván Arturo Pérez Negrón Ruiz quien presentó una reserva con la que pretendía que los recursos del Fondo Catastrófico del INSABI, para atender enfermedades graves, se concentraran en la Tesorería de la Federación para destinarse “a los fines que en materia de salud que determine la Secretaría de Salud”.

Tras un acuerdo entre los integrantes de la Junta de Coordinación Política, que se reunieron la mañana de este miércoles, el Diputado Pérez Negrón anunció en el pleno que retiraría la polémica reserva.

“Hemos decidido, con el derecho que me asiste, de presentar y retirar reservas de modificación a los dictámenes para reformar o adicionar la legislación vigente… aunque consideramos es plenamente viable, no lo utilizaremos para darle pretexto a la oposición para que siga impidiendo el cumplimiento del compromiso 37 del presidente de la República y promoviendo el conflicto y la división entre el pueblo de México”.

Sin embargo, anunció “que en breve” presentaría una reforma a la Ley General de Salud, “para que el gobierno pueda contar con los recursos suficientes para seguir atendiendo las enfermedades catastróficas de alto costo, como el cáncer, los trasplantes, enfermedades metabólicas y las enfermedades infectocontagiosas, como el Covid-19 que ha resultado ser muy letal”.

Lee: Desaparecen 109 fideicomisos, pero no tocan los de aduanas y Sedena por 100 mil mdp

Los disidentes aliados

“¿Cómo vamos a desaparecer lo que funciona?”, preguntó la diputada mexicana de Morena, Tatiana Clouthier Carrillo, una de las pocas legisladoras de su partido que, este miércoles, se opuso en el pleno de la Cámara de Diputados a la desaparición del Fondo para atender Desastres Naturales (Fonden).

“Los clásicos aseguran que una de las mayores virtudes de los representantes es la prudencia. La magnitud del cambio que estaríamos aprobando en este dictamen requiere de esa virtud”, expuso la legisladora, cuya reserva fue rechazada finalmente por sus propios compañeros de bancada.

Tatiana Clouthier no fue la única diputada de Morena que se opuso a la desaparición de estos fondos y cuya propuesta fue rechazada. También lo hizo la legisladora Lidia García Anaya, quien al presentar su reserva para evitar la eliminación del Fonden aseguró que lo hizo “por convicción propia”, por su “derecho a disentir”, y “porque no estamos aquí para poder votar todo en paquete, se debe revisar cada uno de los fideicomisos y ver cuales sirven y cuáles no”.

“Lo que yo solicito es la no desaparición del fideicomiso de desastres naturales, el Fonden. Ya se ha hablado aquí a quién sirve, para quién sirve, qué está sucediendo en estos momentos en Quintana Roo, en Campeche, en días pasados en Nuevo León, en días pasados en Tabasco, y creo que no entendemos lo que está sucediendo en nuestro país. Pero si quiero dejar claro aquí, que según datos de la ONU, México está entre los 10 países con más pérdidas derivadas por fenómenos naturales”.

Otra reserva rechazada presentada por un legislador de Morena fue la de Sergio Mayer, quien en su participación en pleno aseguró que aun cuando apoya “el proyecto del presidente de México en la lucha contra la corrupción”, dijo que existen fideicomisos que “sí cumplían su objetivo y daban resultados tangibles, venerando así la función para lo que fueron creados”.

“Es el caso del Fidecine”, dijo Mayer, quien le recordó a sus compañeros diputados como la comunidad cinematográfica y cultural de México les ha manifestado su “preocupación por la enorme incertidumbre que vive la producción cinematográfica nacional con la desaparición de Foprocine y el Fidecine, pues dichos fondos eran los que garantizaban la producción fílmica nacional”.

Mayer enumeró una serie de películas que se han producido con dichos recursos por cineastas como Guillermo del Toro, Alejandro González Iñárritu, Alfonso Cuarón y, Michel Franco, entre muchos otros, “quienes, además, (recordó) participaron en el parlamento abierto que se organizó con la comunidad cinematográfica y la Comisión de Presupuesto y Cuenta Pública, y la Comisión de Cultura y Cinematografía de Cámara de Diputados”.

“El cine ha sido un gran detonante de las transformaciones sociales y de la vida democrática de nuestro país”, agregó el Diputado, cuya reserva fue rechazada por sus colegas de partido.

Por parte de los diputados del Partido del Trabajo (PT), quienes en otras ocasiones han apoyado y votado a favor de iniciativas de Morena, también hubo desaparición de los fondos y fideicomisos.

“No ayudamos al presidente de la República ni al país diciéndole mentiras. Es necesario rescatar 35 fideicomisos, entre ellos, el Fonden. Nos encontramos en el país considerado a nivel mundial como el de mayor número de afectaciones por fenómenos naturales, y el quinto con mayor cantidad de daños y pérdidas debido a esto”, dijo la diputada Margarita García García del PT.

“Soy nacida y orgullosamente oaxaqueña, estado que año con año sufre los embates de distintos fenómenos catastróficos naturales. Con mucha tristeza he palpado que la naturaleza ha generado pérdidas de sus hogares, pérdidas de sus bienes, pero hoy me llena de más tristeza y quisiera llorar de saber de quienes se desgarran las vestiduras y principalmente los de Oaxaca, siguen sumisos olvidándose la necesidad que ha golpeado a nuestro pueblo de Oaxaca”, agregó.

En su participación para pedir una serie de reservas para evitar la eliminación del Fideicomiso de Centros de Investigación, el diputado del PT, Gerardo Fernández Noroña, dijo que si bien su partido “apoyamos con todo al compañero presidente López Obrador” y su compromiso de campaña de eliminar fideicomisos y hay algunos “que no deberían desaparecer”, como es el de ciencia, tecnología, víctimas y derechos humanos.

“¿Qué interés tengo yo en que se apoye a un familiar de una persona desaparecida? Afortunadamente, no vivo esa tragedia. Qué interés tengo yo de apoyar a un periodista porque tengo una cercanía con él, si está en peligro su vida, o de un atleta de alto rendimiento, o de un estudiante, o de un centro de investigación, o de los braceros que lucharon por años para recuperar algo de lo que los despojaron, o de los que les hicieron fraude las cajas de ahorro y que los dejaron sin su dinero, o de los productores del campo, o frente al desastre, como se está viviendo en este momento en el sureste mexicano”.

“No me financia ninguno de esos grupos. No tengo más interés que el servicio a mi patria. No tengo más compromiso que responderle al pueblo de México y creo, compañeros y compañeras, que nos estamos equivocando. Sé que votarán porque se desechen estas reservas. Pero, lo que no pueden desechar es en su consciencia el cuestionamiento que les estoy haciendo, ¿dónde están esos fondos y cómo se ejercerán?”, cuestionó Noroña, cuya reserva fue desechada por Morena y aliados.

La diputada de Morena, María Marivel Solís Barrera, también pidió que no desapareciera el Fondo de Ciencia y Tecnología.

“Esta tarde quiero dirigir este mensaje a los jóvenes becarios, a los investigadores, a los tecnólogos, a los directores de los centros que participaron en los foros de parlamento abierto. Nuestro reconocimiento por su gran trabajo en pro de la ciencia, la tecnología y la innovación”.

“Estas reservas buscan retirar de este dictamen todo lo relativo a ciencia, tecnología e innovación por una razón: se necesita analizar a profundidad las implicaciones de desaparición de estos fondos. A los jóvenes les digo: la ciencia es una labor permanente que se aleja de la política. Por eso, la cuarta transformación ha hecho un arduo trabajo para corregir errores del pasado, que truncaron las aspiraciones de miles de ustedes”, dijo la Legisladora, cuyas reservas fueron rechazadas por los diputados de su partido.

Punto de acuerdo en deporte

Una reserva que si fue aprobada fue la del diputado de Morena, Erik Morales Elvira, exboxeador profesional. Si bien ésta no estaba encaminada a evitar la desaparición del Fondo para el Deporte de Alto Rendimiento (Fodepar), la propuesta generó que la mayoría de los legisladores de las diferentes fuerzas políticas llegaran a un punto de acuerdo a favor.

Durante su participación, el diputado Morales dijo si bien coincidía con la demanda de los deportistas “para no desaparecer el Fodepar”, explicó que éste tampoco era “perfecto”, pues “con el pretexto de que apoyaban a los medallistas y deportistas, algunos directores se sirvieron con la cuchara grande”.

“La comunidad deportiva se siente triste, se sienten traicionados. Creen que sin el Fodepar sus carreras se terminaron. Hay que aclarar que no es así. Los apoyos continuarán, esa es la promesa del presidente”.
Morales explicó sin embargo que en la misma iniciativa de la Comisión de Cuenta Pública el texto señala que los apoyos serán “para los deportistas de alto rendimiento”, para lo cual el diputado solicitó que se extendiera a entrenadores, médicos y especialistas del deporte convencional y adaptado.

Además, propuso que en el artículo donde menciona que la Conade “podrá brindar apoyos económicos y materiales a los deportistas”, se eliminará la palabra podrá, para agregar “brindará”.

Tras la votación económica, la mayoría de los diputados aceptó las reservas de Morales. Al respecto, el diputado del PRI, Enrique Ochoa Reza, dijo que el acuerdo era “un gran ejemplo de cómo sí se pueden arreglar los grandes temas parlamentarios cuando hay voluntad política. Viene una propuesta que cambia un verbo y que significa todo para los deportistas mexicanos pasando el podrá brindar al brindará”.

“Que sirva este ejemplo para poder enmendar, durante las votaciones, aquellos fondos o fideicomisos que con una simple modificación de verbo le garantizan, le dan certeza a la población que nos escucha y que teme que sus recursos no lleguen a su destino porque el legislador, corrigiendo la redacción, efectivamente, establece la obligatoriedad para el Estado mexicano, a fin de que se cuente con esos apoyos y que lleguen a la población que los necesita”, dijo el priista.

Otra reserva aprobada en esta materia fue la presentada por el diputado de Morena, Sebastián Aguilera Brenes, nadador de alto rendimiento, quien propuso que ante la desaparición del Fodepar la CONADE realice las acciones pertinentes para otorgar “reconocimientos económicos vitalicios” a aquellos deportistas que hayan obtenido una presea olímpica o paralímpica.

Desaparecen fondo para víctimas

Las reservas presentadas por diputados de oposición y del PT para evitar la desaparición del “Fondo de Ayuda, Asistencia y Reparación Integral”, también fueron desechadas por la mayoría de Morena.

Durante su participación, la diputada de Movimiento Ciudadano, Lourdes Celenia Contreras, solicitó a los legisladores de Morena no desaparecer este fondo.

“El argumento con el que se pretende defender esta propuesta es totalmente incoherente. Por un lado se busca reunir fondos para combatir la pandemia y sus consecuencias, por otro lado busca hacerlo de la forma más irresponsable. Tratando de obtener recursos de un fondo que se usa para atender a las víctimas de delitos y violación de derechos humanos”.

Pero además, advirtió la diputada, la propuesta “no presenta ningún plan estratégico, ni proyecto para tener la certeza que este recurso sea utilizado para estos fines”.

Finalmente esta reserva, así como otras presentadas por diputados del PRI, PAN y Morena (de Tatiana Clouthier), fueron desechadas.

Fue a las 5:15 horas de este jueves, que los diputados procedieron a la votación electrónica (en tablero) de las reservas de 11 diferentes fondos y fideicomisos, rechazando las presentadas por los diputados de oposición y algunos de su propio partido.

Otros fondos cuyas reservas fueron desechadas fueron: el Protección de Personas Defensoras de Derechos Humanos y Periodistas; de la Financiera Rural; para el Cambio Climático; el de Apoyo Social para Extrabajadores Migratorios Mexicanos; el  Metropolitano y el Minero.

La iniciativa aprobada este jueves por el pleno de la Cámara de Diputados será enviada al Senado de la República, donde sus legisladores analizarán, debatirán y votarán a favor o en contra, según sea el caso, el desaparecer 109 fondos y fideicomisos que juntos acumulan una bolsa de recursos de 68 mil millones de pesos.

Lo que hacemos en Animal Político requiere de periodistas profesionales, trabajo en equipo, mantener diálogo con los lectores y algo muy importante: independencia. Tú puedes ayudarnos a seguir. Sé parte del equipo. Suscríbete a Animal Político, recibe beneficios y apoya el periodismo libre.

#YoSoyAnimal

Los niños que olvidaron leer y escribir durante la pandemia de COVID-19

Unicef reclama que solo en América Latina 86 millones de menores no han vuelto a clases. Se les ha comenzado a llamar "la generación perdida".
28 de septiembre, 2021
Comparte

Ya los llaman “la generación perdida”: Naciones Unidas señaló en un informe reciente que cerca de mil millones de menores alrededor del mundo están en riesgo de tener una “pérdida de aprendizaje” significativa a causa de las interrupciones en la asistencia a la escuela durante la pandemia del covid-19.

Y la advertencia va mucho más allá: en muchos países el sistema de educación está a punto de colapsar, si además de la pandemia se suman otros factores como el cambio climático y los conflictos internos.

Un ejemplo de esta crisis que reporta la ONU es lo que ocurre en India.

La periodista de la BBC Divya Arya pudo comprobar que niños en varias regiones de este país asiático “se han olvidado de leer y escribir” debido a que se han visto impedidos de asistir a la escuela en el último año.

Arya expone el caso de Radhika Kumari, de 10 años, a quien básicamente se le olvidó escribir debido a que “estuvo 17 meses” fuera de las aulas.

Radhika vive en el estado de Jharkhand, donde la brecha digital es enorme. Y cuando la pandemia del covid-19 obligó al cierre de las escuelas, muchos niños de las escuelas públicas no tuvieron acceso a dispositivos que les permitieran continuar con su educación de manera remota.

“Fue realmente impactante descubrir que, de 36 niños matriculados en un solo curso de nivel primario, 30 no podían leer una sola palabra“, le explicó a la BBC el economista Jean Dreze, quien analiza la situación en esta región de India desde que los estudiantes pudieron regresar a clases.

Vishnu reads aloud to Radhika.

BBC
En algunos sectores de India hay niños que estàn olvidando leer y escribir debido al cierre de escuelas.

“Si no te olvidas de leer y escribir, que te atrases un poco puede remediarse. Pero si te olvidas de los conceptos básicos, ahora que regresas a clases y te hacen avanzar al siguiente curso la brecha va a ser peor“, agrega.

Alumnos latinoamericanos

En Latinoamérica el panorama es similar: de acuerdo con un informe presentado por Unicef hace una semana, cerca de 86 millones de niños aún no han retomado las clases, lo que pone en riesgo el progreso de su aprendizaje y los niveles de conocimientos previamente adquiridos.

Durante los últimos 18 meses, la mayoría de los niños, niñas y adolescentes de América Latina y el Caribe no han visto a sus profesores o amigos fuera de una pantalla. Los que no tienen Internet, directamente no los han visto”, explicó Jean Gough, directora regional de Unicef para América Latina y el Caribe.

Y añade que no solo existe el riesgo de que los niños dejen de aprender las competencias básicas para su vida, sino de que incluso no regresen nunca a la educación formal.

La educación virtual debe continuar y mejorar, pero está claro que durante la pandemia las familias más marginadas no han tenido acceso al aprendizaje”, añade la especialista.

La realidad es aún más acuciante entre los grupos más vulnerables, donde la deserción escolar era una problemática previa a la pandemia.

“Cada día fuera de las aulas acerca a los niños, niñas y adolescentes más vulnerables a la deserción escolar, la violencia de las pandillas, el abuso o la trata de personas”, añade.

“Fracasó mi colegio”

Para muchos de los alumnos y alumnas, durante estos últimos 18 meses “no se ha aprendido nada”.

En BBC Mundo hablamos con algunos escolares en partes de América Latina que se han visto afectados por la falta de conectividad y la baja asistencia escolar durante la pandemia.

Uno de ellos es Richard Guimaraes. Él tiene 15 años y vive en San Rafael, una comunidad indígena ubicada a dos horas y media de la ciudad Pucallpa, en el Amazonas peruano.

Richard quiere ser diseñador gráfico.

“Mis papás hacen artesanías y yo he aprendido a tejer y a hacer varias cosas que vendemos en el mercado”, le cuenta BBC Mundo.

Richard en su casa.

UNICEF
Richard Guimaraes vive en la regiòn amazónica de Perú.

“Y quiero aprender a hacerlas mejor”, confiesa.

Hace un año, Richard estaba cursando cuarto grado de bachillerato cuando la pandemia del covid-19 irrumpió con fuerza inusitada en el Perú y obligó a poner la vida en pausa.

En este último año y medio no aprendí nada. La pandemia hizo que fracasara el colegio“, se queja.

Antes de la pandemia, iba a clases desde las 7:30 de la mañana hasta el mediodía.

“En ese horario, durante la semana veíamos 12 materias”, recuerda.

Pero una vez comenzó la pandemia y las clases se suspendieron, las cosas se volvieron más difíciles.

“Pasamos de 12 materias a solo seis”, relata. El sistema establecido para remediar la crisis funcionaba así: cada mes los maestros venían a su localidad, les dejaban una especie de cartillas y ellos las tenían que resolver y enviar las respuestas a través de WhatsApp.

Arte, que es su clase favorita, se redujo a dibujos que hacía en casa y que le enviaba a su profesor por el móvil.

Mi papá vive de las artesanías y de vender plátanos, vivimos en una zona muy alejada, por lo que es difícil poder acceder a internet”, relata.

Como muchos de sus maestros no vivían cerca de su comunidad, solo los podía contactar por teléfono cuando se conectaba a internet. Además, algunas de las cartillas le parecían confusas y a veces hasta inentendibles.

Clases cerradas

Getty Images
Unicef señala que en América Latina y el Caribe 86 millones de niños aún no han regresado a las aulas.

El aumento de la desigualdad

Para muchos expertos en psicopedagogía y procesos educativos, es claro que los niños necesitan volver a las aulas lo más pronto posible.

La desaparición de este espacio de aprendizaje y socialización ha sido para muchos niños y niñas – especialmente entre familias de menor nivel sociocultural- “una catástrofe”.

“La verdad es que, en materia de conocimientos, un año y medio, casi dos de pérdida de clase porque la realidad es que los niños están volviendo a una escolarización muy precaria, es una catástrofe, que además va a costar mucho tiempo superar”, le dice a BBC Mundo Guillermina Tiramonti, especialista en educación e investigadora de Flacso Argentina.

Hay muchos niveles en este tema, pero pongo un ejemplo: un chico que estaba en primer año de primaria antes de la pandemia, y aún no había logrado aprender a leer, ahora que regresó al colegio debe finalizar el segundo grado sin haber aprendido a leer o escribir”, señala.

Para la académica, no solo se trata de los contenidos que no han sido aprendidos o incorporados sino de algo más importante: recuperar el hábito de aprender.

“La pérdida del conocimiento no es solamente no haber aprendido determinados contenidos, sino el hecho de perder el ritmo, el hábito, la rutina escolar”, apunta.

Lo explico en relación con un elemento muy simple como los códigos lingüísticos. Los niños de los sectores más bajos socio culturalmente no están acostumbrados a estos códigos complejos y solo tienen acceso a ellos en la escuela, donde son fundamentales para luego poder avanzar en el conocimiento. En la casa no tienen acceso a ellos”.

Para los niños que no están expuestos a ese tipo de códigos durante dos años, el retroceso cognitivo es muy grande, concluye Tiramonti.

salones cerrados en una escuela

Getty Images
Para varios analistas se deben crear proyectos especiales para recuperar el tiempo perdido durante la pandemia.

Revisar los objetivos

A medida que se van levantando las restricciones de la pandemia en distintas regiones, la reapertura de las escuelas se ha vuelto una prioridad de muchos gobiernos. A la fecha, el informe de la ONU señala que 47 millones de niños han regresado paulitinamente a las aulas.

Y la siguiente etapa también se pone en evidencia el gran desafío de poner al día a los niños con los objetivos que se debieron aprender durante este año y medio.

La educación de los niños y las niñas se perdió en un esfuerzo por proteger las vidas de toda la población ante el coronavirus“, explica Irma Martínez, experta en temas de educación de Human Rights Watch.

Pero si de toda crisis surge una oportunidad, este es el momento de replantear algunas de las premisas de la escolarización y el sistema educativo como un todo, señalan los expertos.

“El objetivo no debería ser simplemente volver a como eran las cosas antes de la pandemia, sino arreglar los defectos de los sistemas que durante mucho tiempo han impedido que las escuelas sean abiertas y acogedoras para todos los niños y niñas”, agrega Martínez.

En este tema, Tiramonti es categórica: “No podemos volver a la escuela y hacer como si nada hubiera pasado”, le dice a BBC Mundo.

“Es necesario hacer evaluación, ver qué pasó con los niños, cuáles son las pérdidas, cuáles son las problemáticas de aprendizaje que tienen y armar un programa para que recuperen aquellos conocimientos que son básicos para poder seguir una trayectoria escolar”.

Se necesita trabajo muy profesional para elaborar un proyecto de recuperación“, anota.

Hace menos de un mes, Richard Guimaraes es uno de decenas de miles de alumnos que volvieron a a las aulas después de casi un año y medio.

Y aunque está contento, siente en carne propia los desafíos: “Ahora estamos viendo las materias que dejamos de ver en la pandemia y es difícil seguir el ritmo. Es como empezar de nuevo”.


Recuerda que puedes recibir notificaciones de BBC News Mundo. Descarga la última versión de nuestra app y actívalas para no perderte nuestro mejor contenido.

https://www.youtube.com/watch?v=4QEW0DHWIlg

Lo que hacemos en Animal Político requiere de periodistas profesionales, trabajo en equipo, mantener diálogo con los lectores y algo muy importante: independencia. Tú puedes ayudarnos a seguir. Sé parte del equipo. Suscríbete a Animal Político, recibe beneficios y apoya el periodismo libre.

#YoSoyAnimal
close
¡Muchas gracias!

Estamos procesando tu membresía, por favor sé paciente, este proceso puede tomar hasta dos minutos.

No cierres esta ventana.