Quién es quién en la ASF: desde exfuncionarios de EPN hasta aliados de AMLO
close
Recibe noticias a través de nuestro newsletter
¡Gracias! Desde ahora recibirás un correo diario con las noticias más relevantes.
sync
Cuartoscuro

Quién es quién en la dirección de la ASF: desde exfuncionarios de EPN hasta aliados de AMLO

Para entender quiénes están al frente de los equipos de auditores que vigilarán al actual gobierno, Animal Político revisó la experiencia laboral de cada uno. Estos son los datos más importantes encontrados.
Cuartoscuro
24 de febrero, 2021
Comparte

Los principales puestos de dirección de la Auditoría Superior de la Federación (ASF) son ocupados por personas que participaron en la designación del actual auditor, por exfuncionarios del gobierno de Enrique Peña Nieto e incluso un excolaborador del presidente Andrés Manuel López Obrador cuando fue Jefe de Gobierno de la Ciudad de México.

El actual auditor Federal, David Colmenares Páramo, asumió su cargo en abril de 2018, y en su gestión se renovó a 9 titulares de los 10 puestos clave en la Auditoría, quienes aprueban el trabajo de los auditores que realizan las revisiones al dinero público del gobierno Federal, determinan las observaciones administrativas e incluso integran las denuncias penales ante posibles actos de corrupción.

Dos días después de entregar la Cuenta Pública que revisó el primer año del Gobierno del presidente Andrés Manuel López Obrador, por primera vez en la historia de la Auditoría, el auditor Colmenares se retractó de la información contenida en un informe sobre la Función Pública y, por la noche, emitió un comunicado en el que argumentaba “inconsistencias” en la auditoría sobre el costo de la cancelación del aeropuerto de Texcoco.

Para entender quiénes están al frente de los equipos de auditores que revisaron el gasto en el último año de gobierno de Enrique Peña Nieto y a quienes también les tocará vigilar al actual gobierno, Animal Político revisó sobre la experiencia laboral de cada uno. Estos son los datos más importantes encontrados en fuentes públicas:

David Colmenares, auditor Federal: En la administración pública ocupó cargos en la administración del priista, Heladio Ramírez, gobernador de Oaxaca, como secretario de Finanzas entre 1986 y 1992. Entre 1995 y 2000, fue director de Administración y Finanzas de Liconsa y delegado en Oaxaca de Banobras. De 2000 a 2006 fue jefe de la Unidad de Coordinación con Entidades Federativas de Hacienda.

Tuvo un breve periodo como auditor especial de Gasto Federalizado en la ASF durante la gestión del exauditor Federal, Juan Manuel Portal, pero fue despedido. “No trabajaba, no hacía bien las investigaciones, era lento y no le daba seguimiento a las cosas”, según declaró Portal en 2018.

Con Arturo Orcí Magaña y Ángel José Trinidad Saldívar integró la terna avalada por todas las fuerzas políticas en la Cámara de Diputados para el cargo y ya en la elección en marzo de 2018, con el voto en bloque del PRI, Morena, PVEM, Nueva Alianza y PES y un sector del PRD, el PAN y Movimiento Ciudadano, Colmenares sumó 377 votos.

Entre sus primeras decisiones estuvo el despido de Muna Dora Buchain, quien ocupaba la dirección general de Auditoría Forense, y del resto de sus colaboradores. Esa área investigaba los casos con sospecha de comisión de un delito y en su gestión, documentaron las irregularidades que dieron origen a la investigación periodística La Estafa Maestra.

En los primeros meses de la administración de Colmenares, la Auditoría perdonó los presuntos desvíos millonarios cometidos durante la gestión de Manuel Velasco en Chiapas que habían sido detectadas durante la gestión de Juan Manuel Portal. En solo dos días, resolvió una investigación que llevaba meses, como reveló Animal Político.

También, la Auditoría avaló que el Ministerio Público otorgara un criterio de oportunidad al extesorero de Veracruz y exdiputado federal del PRI, Antonio Tarek Abdalá, lo que le permitió eludir 43 cargos de posible peculado relacionados con el desvío de más de 55 mil millones de pesos en el gobierno de Javier Duarte.

Dicho perdón legal fue irregular, toda vez que se le concedió sin solicitarle ninguna reparación del daño y sin esclarecer el destino de todo ese dinero que hasta la fecha sigue desaparecido. Los desvíos fueron develados por la Auditoría durante la gestión de Juan Manuel Portal.

Emilio Barriga Delgado, auditor Especial de Gasto Federalizado: En 2002 y hasta 2007 fue director de Política Fiscal en la Secretaría de Finanzas del Gobierno de la Ciudad de México, cuando el titular era Andrés Manuel López Obrador.

Desde entonces permaneció en el área. Durante la administración de Marcelo Ebrard ocupó la dirección general de Enlace Institucional. Hasta llegar a ser Tesorero con Miguel Ángel Mancera, en cuya gestión la Auditoría Local detectó irregularidades en tres dependencias y por las que existen órdenes de aprehensión.

Dejó ese puesto en mayo de 2018 y el 1 de junio del mismo año comenzó su cargo en la Auditoría, donde se da seguimiento a los recursos federales que se envían a las entidades federativas.

Heladio Elías Ramírez Pineda, director de Asuntos Jurídicos: Comenzó su cargo en la gestión de Colmenares en septiembre de 2018. Antes fue director de Operación Institucional y Estrategia Política de la Presidencia en la administración de Enrique Peña Nieto. También trabajó en la secretaría de Finanzas en Oaxaca, con su padre, Eladio Ramírez, como gobernador y Colmenares como Secretario.

En su puesto se integran las denuncias penales que la Auditoría interpone ante la Fiscalía General de la República (antes FGR) en los casos donde las irregularidades detectadas presuman la comisión de un delito.

Isaac Rojkind, auditor Especial de Seguimiento e Investigación en ASF: Asumió el cargo el 16 de julio de 2018, tres meses después de iniciar la gestión de Colmenares. Antes fue secretario técnico de la Comisión de Vigilancia de la ASF en la Cámara de Diputados.

En ese cargo llevó el registro del proceso en el que los diputados de dicha Comisión discutieron los perfiles de los candidatos a ocupar el puesto de Auditor Federal y que determinó la terna donde fue integrado Colmenares.

El área que ahora encabeza en la Auditoría fue creada a su llegada y se encarga de dar seguimiento a posibles irregularidades publicadas en las auditorías. En caso de confirmarlas pueden alcanzar hasta denuncias penales y si se descartan, se realizan solventaciones, es decir, quitan el señalamiento. Entre sus primeras acciones en el cargo estuvo justamente el perdón a la administración de Velasco en Chiapas.

Claudia Sofía Corichi García, titular de la Unidad de Enlace Legislativo y Relaciones Institucionales: Antes de asumir el cargo fue diputada por Movimiento Ciudadano entre 2015 y 2018. Como secretaria de la Comisión de Vigilancia de la ASF votó por la terna para designar al nuevo auditor y donde resultó elegido Colmenares, quien ahora es su jefe.

Fue presidenta honorífica del DIF de Zacatecas cuando su madre, Amalia García era gobernadora. De acuerdo con su sucesor, Héctor Pastor Alvarado, durante su gestión se realizaron gastos a cargo del DIF por viajes, fiestas, regalos, SPA, desfiles de modas y facturaciones en restaurantes locales y en otros estados del país, aunque no realizó ninguna denuncia al respecto, según reportaron medios locales.

Eber Omar Betanzos Torres, titular de Unidad Técnica de la ASF: Asumió este cargo el 1 de abril de 2019 después de encabezar la Subsecretaría de la Función Pública hasta noviembre de 2018 con Arely Gómez como titular.

Antes ocupó la subprocuraduría de Derechos Humanos de la entonces PGR, en 2015, donde abordó el caso de la desaparición de los jóvenes de la normal rural de Ayotzinapa. En 2020 contendió por ser magistrado Anticorrupción, pero no fue elegido.

De acuerdo con una investigación del periódico La Jornada en julio pasado reveló que en dos años como subsecretario erogó 3 millones 456 mil 309 de presupuesto por concepto de viáticos en 59 viajes nacionales e internacionales.

Gerardo Lozano Dubernard, auditor Especial de Cumplimiento Financiero: Contendió por el cargo de Auditor, pero no fue elegido ni siquiera en la terna en la que ganó Colmenares.

Asumió el cargo en mayo de 2018 y su experiencia estaba concentrada en la iniciativa a través de sus despachos Bejar, Galindo, Lozano y Cía, S. C. y Lozano Dubernard y Asociados, S. C.

Lozano aseguró asumía “toda la responsabilidad” del despido de Buchain porque ella había incurrido en “conflicto de interés” al formar parte del equipo directivo de dos organizaciones que prestaban servicios de capacitación a la ASF. Sin embargo, Proceso reveló que el mismo Lozano también había ganado 26 millones de pesos por 62 contratos con la administración pública obtenidos por  su despacho Bejar, Galindo, Lozano y Cía.

Agustín Caso Raphael, auditor Especial de Desempeño: Ingresó al cargo en mayo de 2018 después de ser consultor. También fue titular de la Unidad de Información y Fomento de la Cultura de la Evaluación en el INEE y director general adjunto de Evaluación de Resultados de los Programas en la Secretaría de Hacienda entre 2009 y 2014.

Él fue el funcionario que firmó el comunicado en el que la Auditoría reconoció en que había “inconsistencias en la cuantificación realizada en el marco de la auditoría, por lo cual su contenido está siendo objeto de una revisión exhaustiva, en particular en relación con la metodología utilizada para determinar el costo de cancelación del Proyecto del Aeropuerto de Texcoco”.

Lo que hacemos en Animal Político requiere de periodistas profesionales, trabajo en equipo, mantener diálogo con los lectores y algo muy importante: independencia. Tú puedes ayudarnos a seguir. Sé parte del equipo. Suscríbete a Animal Político, recibe beneficios y apoya el periodismo libre.

#YoSoyAnimal

El país donde las mujeres deben pedir permiso a los hombres para tomar pastilla para abortar

Históricamente Japón ha sido extremadamente lento en autorizar drogas y tratamientos para la salud reproductiva de las mujeres.
31 de agosto, 2022
Comparte

El aborto vuelve a estar en el centro del debate público. Pero mientras en Estados Unidos parece estar en retroceso, debido a la sentencia de la Corte Suprema de ese país que dejó de considerarlo como un “derecho constitucional”, en Japón avanza, aunque de una manera peculiar.

En mayo, desde el Ministerio de Salud dijeron al Parlamento que estaban listos para aprobar una píldora para abortar fabricada por la compañía farmacéutica británica Linepharma International.

Sin embargo, aclararon que las mujeres aún necesitarán “obtener el consentimiento de su pareja” antes de que se puedan administrar las píldoras, un requisito que los activistas a favor de la interrupción del embarazo han calificado de patriarcal y obsoleto.

Los abortos médicos, utilizando píldoras en lugar de cirugía, se legalizaron en Francia hace 34 años. En Reino Unido en 1991 y Estados Unidos en 2000.

En muchos países europeos, esta es ahora la forma más común de interrumpir un embarazo. Las píldoras representan más del 90% de los abortos en Suecia y alrededor del 70% en Escocia.

Un récord contradictorio

Japón, por su parte, no solo tiene un historial pobre en materia igualdad de género, sino que ha sido extremadamente lento a la hora de aprobar medicamentos relacionados con la salud reproductiva de las mujeres.

Una protesta a favor del aborto en EEUU

EPA
La decisión de la Corte Suprema de Justicia de Estados Unidos de dejar de considerar al aborto como un “derecho constitucional” ha colocado el tema de la interrupción del embarazo en el debate público.

Los activistas nipones bromean diciendo que el país tardó 30 años en aprobar la píldora anticonceptiva, pero solo seis meses en aprobar el Viagra para la impotencia masculina. Ambos estuvieron disponibles en 1999, pero el último llegó primero.

Y si como la demora no fuera suficiente, la píldora anticonceptiva viene con restricciones, lo que la hace costosa y difícil de usar.

Todo se remonta a la forma en que se legalizó el aborto en Japón.

Pese a que Japón en 1948 se convirtió en uno de los primeros países en el mundo en aprobar una ley que despenalizaba la interrupción del embarazo, la normativa era parte de la Ley de Protección de la Eugenesia.

La decisión no tenía nada que ver con dar a las mujeres más control sobre su salud reproductiva. Más bien, se trataba de prevenir el nacimiento de personas “inferiores”.

El artículo 1 de la ley estipula que el objetivo de la misma era “impedir el nacimiento de descendientes inferiores desde el punto de vista eugenésico y proteger también la vida y la salud de la madre”.

El instrumento fue reformado en 1996 y rebautizado como Ley de Protección de la Salud Materna.

Pero muchos aspectos de la antigua ley sobrevivieron. Así, hasta el día de hoy, las mujeres que desean abortar deben obtener un permiso por escrito de su esposo o, en algunos casos, de su novio.

Historias reales

Ota Minami quedó embarazada después de que su novio se negara a usar condón durante las relaciones sexuales. Los condones siguen siendo la principal forma de control de la natalidad en Japón.

Una mujer sosteniendo una píldora en una mano y un vaso de agua en otra

Getty Images
Japón se alista a aprobar una píldora abortiva desarrollada por una empresa británica, pero para usarla las mujeres en ese país deberán solicitarle un permiso por escrito a sus esposos o novios

Sin embargo, luego se negó a firmar el documento que le permitiría abortar.

“Es extraño, tuve que pedirle que usara anticonceptivos”, relató a la BBC. “Y cuando decidió que no quería usar condón, necesité su permiso para abortar“.

Ota prosiguió diciendo: “El embarazo me pasó a mí y a mi cuerpo, pero necesité del permiso de otra persona. Me hizo sentir impotente. No podía tomar una decisión sobre mi propio cuerpo y mi futuro”.

Las opiniones japonesas sobre el aborto suelen estar influenciadas, más que por ideas religiosas, por una larga historia de patriarcado y puntos de vista profundamente tradicionales sobre el papel de la mujer y la maternidad.

“Es muy profundo”, admitió Ota. “Cuando una mujer queda embarazada en Japón, se convierte en madre, ya no es mujer. Una vez que eres madre, se supone que debes dejarlo todo por tu hijo. Se supone que es algo maravilloso. Es tu cuerpo, pero una vez que estás embarazada, ya no es tu cuerpo”.

Por las nubes

Conseguir una píldora abortiva también puede resultar difícil y costoso, se estima que su precio puede llegar hasta los US$700, ya que es probable que implique ser admitido en un hospital o una clínica, bajo el motivo de proteger la salud de las mujeres.

Retrato de Asuka Someya en una calle japonesa

BBC
La activista Asuka Someya considera que mayor educación y permitirle a las mujeres hacerse con anticonceptivos ahorraran muchos problemas y sobre todo sufrimiento a las japonesas.

“En Japón, después de tomar la píldora abortiva, la mujer tiene que permanecer en el hospital para que podamos monitorearla. Tomará más tiempo que un aborto quirúrgico tradicional”, reconoció a la BBC el doctor Tsugio Maeda, subdirector de la Asociación Ginecológica de Japón.

Las activistas de la salud sexual femenina sostienen que esto no tiene base científica y que persigue proteger un lucrativo negocio.

“Creo que muchas decisiones las toman hombres mayores que nunca tendrán un hijo”, dijo la activista Asuka Someya, quien dirigente una organización favorable al aborto.

Asuka sostiene que todavía hay una gran resistencia en la sociedad japonesa para facilitar el aborto.

El argumento es que si facilita a las mujeres abortar, aumentará el número de quienes lo hagan. Entonces, hacen que sea un proceso difícil y costoso.

Una familia japonesa

Getty Images
La sociedad japonesa es muy conservadora y cuando las mujeres se embarazan se espera que su rol de madre se anteponga no solo a sus carreras profesionales, sino incluso a su condición de mujeres.

Pero, como muestra la evidencia de otros países, limitar las opciones de las mujeres solo aumentará su sufrimiento y no impedirá la interrupción de embarazos no deseados.

La activista aboga por una mejor educación sexual y en que las mujeres japonesas tomen el control de la anticoncepción, en lugar de depender de los hombres para usar condones.

En Europa, la píldora anticonceptiva es la forma más común de control de la natalidad. En Japón, solo lo usa el 3% de las mujeres.

“Quiero que se elaboren más políticas escuchando las voces de las niñas y las mujeres“, concluyó.


Ahora puedes recibir notificaciones de BBC Mundo. Descarga la nueva versión de nuestra app y actívalas para no perderte nuestro mejor contenido.

https://www.youtube.com/watch?v=Wdb6YIRv-s0

Lo que hacemos en Animal Político requiere de periodistas profesionales, trabajo en equipo, mantener diálogo con los lectores y algo muy importante: independencia. Tú puedes ayudarnos a seguir. Sé parte del equipo. Suscríbete a Animal Político, recibe beneficios y apoya el periodismo libre.

#YoSoyAnimal
close
¡Muchas gracias!

Estamos procesando tu membresía, por favor sé paciente, este proceso puede tomar hasta dos minutos.

No cierres esta ventana.