Entre porras y vendedores, AMLO inaugura el AIFA
close
Recibe noticias a través de nuestro newsletter
¡Gracias! Desde ahora recibirás un correo diario con las noticias más relevantes.
sync
Sharenii Guzmán

Entre porras, ambulantaje y una “misión cumplida”, así fue como la inauguración del AIFA se convirtió en un mitin político

El presidente inauguró formalmente la primera gran obra de su gobierno, el Aeropuerto Internacional Felipe Ángeles, en una jornada que comenzó de madrugada y que tuvo cientos de invitados, asistentes e incluso vendedores ambulantes.
Sharenii Guzmán
22 de marzo, 2022
Comparte

Este 21 de marzo, día del natalicio de Benito Juárez, el presidente Andrés Manuel López Obrador inauguró la primera gran obra de su sexenio y eso se notaba en el ambiente.

Vestido de traje oscuro, camisa blanca y corbata roja, el mandatario apareció puntual a las 7:00 para ofrecer su habitual conferencia mañanera, pero esta vez desde uno de los salones del nuevo Aeropuerto Internacional Felipe Ángeles (AIFA). 

Llegó a la improvisada sala de conferencias sonriente, relajado, escuchando de fondo el eco de los aplausos que estallaron minutos antes en una sala contigua, cuando el primer vuelo con dirección a Villahermosa, Tabasco, despegó de la terminal aérea de dos niveles y tres pistas. 

Tras él, lo escoltaban en fila muchas personas vestidas de verde militar que se esparcieron por los asientos del templete. Luego entraron los civiles: los gobernadores priistas Alfredo del Mazo, del Edomex, y Omar Fayad, de Hidalgo; la jefa de gobierno capitalina, Claudia Sheinbaum; la titular de Seguridad, Rosa Icela Rodríguez, y el canciller Marcelo Ebrard. 

Ricardo Sheffield, titular de la Procuraduría Federal del Consumidor (Profeco), arrancó con su tradicional “Quién es quién en los precios de la gasolina”, pero pocos lo escucharon. La expectativa estaba puesta donde el presidente aguardaba meditativo junto a una imagen de Benito Juárez y una de Felipe Ángeles, general que da el nombre al nuevo aeropuerto.

Después de Sheffield, el presidente tomó de nuevo el atril y serio comenzó a hablar de las características del AIFA. Ante las primeras preguntas de la prensa, prefirió dar paso a los responsables militares encargados de la obra para que la presumieran: más de 3 mil 800 hectáreas de terreno, una previsión de 20 millones de pasajeros solo para el primer año, pistas aptas para cualquier avión, etcétera. 

Pero pronto, López Obrador se mostró en estado puro. 

Empezó afirmando que se había tardado menos de 40 minutos en llegar desde Palacio Nacional, en el Centro Histórico de la CDMX. “Claro, salí a las 5 de la mañana y en día festivo, pero nunca he hecho mucho tiempo para llegar hasta acá”, dijo encogiendo los hombros, restándole importancia a las críticas vertidas especialmente en Twitter, donde usuarios señalan que la distancia y los tiempos para llegar al AIFA —en algunos casos por encima de la hora y media— pueden desincentivar su uso.

Luego, el presidente comenzó a desempolvar tuits y ajustar cuentas pendientes con quienes considera sus adversarios y pusieron en duda que la obra estuviera terminada en solo dos años y medio. “Cuando dijimos que el 21 de marzo estaría terminado el aeropuerto, dijeron que era imposible. Bien, pues va un abrazo para ellos”, dijo riendo ante las cámaras que lo grababan y fotografiaban.

Entre las dedicatorias personales también estuvo el youtuber Chumel Torres, del que rescató varios tuits, como uno que descalificaba el AIFA como “central avionera” u otro que rezaba: “Quiero que nuestro amor sea como el Aeropuerto de Santa Lucía y que no termine nunca”. Tras leer ambos tuits, el presidente miró a las cámaras y de nuevo, con una sonrisa irónica, dijo: “¡Láaaaastima, Chumel!”. 

“Dijeron que el aeropuerto no estaría terminado, ni la Refinería de Dos Bocas, ni el Tren Maya. Y pues ya va una gran obra de tres… y la refinería estará lista para este próximo mes de junio”, insistió el presidente, que no perdió la oportunidad para citar a su gran mentor: “A los retrógrados hay que hablarles fuerte y seguido porque no escuchan, decía el presidente Juárez”. 

Finalmente, tras evadir una pregunta sobre el pleito entre Julio Scherer, su exconsejero jurídico; Olga Sánchez Cordero, extitular de Gobernación, y Alejandro Gertz Manero, actual fiscal general, luego de que Scherer los acusara de confabular en su contra para abrirle procesos judiciales, López Obrador dio por terminada la conferencia, y se dirigió a la nueva torre de control para presenciar la llegada de un vuelo procedente de Tijuana. 

Precisamente ahí, en un acto privado sin presencia de la prensa, tuvo lugar la anécdota de la jornada. 

Como consta en un video que se filtró y se hizo viral al instante, el presidente preguntó a un operador aéreo en cuánto tiempo llegaría el vuelo de Tijuana. El operador respondió que “no más de cinco minutos”, y casi al mismo tiempo, la esposa del presidente, Beatriz Gutiérrez Müller, bromeó “no, menos, como…” y soltó una carcajada al recordar una anécdota del entonces presidente Enrique Peña Nieto, cuando el priista dijo en septiembre de 2017, tras los sismos registrados ese año, que estaba por descender su avión en Oaxaca. “Estamos como a un minuto, no, menos, como a cinco minutos”, dijo en esa ocasión, para escarnio de las redes sociales por el manifiesto error. 

De inmediato, Gutiérrez Müller se llevó la mano a la pañoleta que llevaba anudada al cuello y trató de restar importancia al momento incómodo, soltando otra carcajada y un “¡Ay, se me salió del alma!”, pero la broma evocando a Peña Nieto ya había causado un gesto serio en su esposo.

Hora y media desde Santa Fe… y sin tráfico

Mientras esto sucedía a más de 80 metros de altura en la torre de control, en el segundo nivel del AIFA, en la zona de salidas, a las 10:30 de la mañana comenzaban a desfilar como en un hormigueo los primeros pasajeros que llegaban para subir a un vuelo. Y un nivel más abajo, llegaban con sus maletas y bolsos quienes recién habían aterrizado. 

Los periodistas, ávidos por conocer las experiencias de los primeros pasajeros del AIFA, se abalanzaron sobre ellos. 

Allan, un joven de unos 30 años, dijo con orgullo que era “de los primeros pasajeros”. Iba con destino a Cancún y compró el boleto cinco meses atrás por apenas mil 100 pesos, ida y vuelta. Aunque, eso sí, para evitar que un taxi desde Santa Fe le costara más caro que el propio boleto de avión, tuvo que tomar una camioneta tipo van en una central camionera, que tardó hora y media en llegar a la nueva terminal. “Sí se me hizo un viaje muy largo, la verdad. Y eso que veníamos sin tráfico porque es puente”, expuso.

La señora María Robles llegó procedente del vuelo inaugural de Tijuana, que fue recibido sobre la nueva pista con chorros de agua de colores. Cuestionada sobre por qué decidió tomar un avión con destino al AIFA, respondió que se trataba de un obsequio de sus hijos: “Siempre veo las mañaneras del presidente y me lo regalaron”. 

Enrique Ramos, habitante de Tecámac, municipio vecino de Zumpango, donde está localizado el AIFA, fue al nuevo aeropuerto sin maletas, simplemente para visitarlo y conocerlo. “Es una obra muy importante para el país y, sobre todo, para quienes vivimos en el Estado de México”, dijo. 

“La gente del Distrito (CDMX) se queja mucho de los tiempos de trayecto para llegar aquí, pero nosotros también tenemos que invertir hasta tres o cuatro horas para llegar a tiempo a nuestro vuelo en la Ciudad de México. En cambio, con el AIFA, vamos a tener más opciones”, agregó el mexiquense, que dijo que tardó solo 15 minutos en llegar. 

Minutos antes de las 11:00, cuando estaba previsto que el presidente apareciera de nuevo para develar la placa de inauguración, cientos de personas, en su mayoría procedentes de localidades vecinas al AIFA, entraron al inmueble y prendieron el ambiente. Algunos llegaron en camiones privados, otros en transporte público y otros en sus vehículos. 

De pronto, el evento en el AIFA comenzó a parecerse más a un mitin político que a la inauguración de una obra. Los gritos de apoyo al presidente se multiplicaron, como también las mantas, lonas y pancartas, que pedían votar el 10 de abril en la revocación del mandato a favor de López Obrador. 

Incluso, entre el performance de la jornada, hubo quienes se presentaron disfrazados de “periodistas” con billetes falsos pegados a la ropa para mostrar su apoyo al presidente, mientras que otros mostraban su respaldo bailando o tocando instrumentos. 

En la inauguración no faltó el ambulantaje dentro del mismo aeropuerto, donde se vendían pines de López Obrador a 30 pesos, muñequitos y libros, y se regalaban fotografías con una imagen de cartón de tamaño real del mandatario. Tampoco faltó la comida casera, como las doradas que, a falta aún de que los negocios y restaurantes comiencen a operar en la nueva terminal, fueron el hit de la jornada para quienes se acercaban con la mujer que se coló para venderlas a dos manos.

“Misión cumplida”

Finalmente, pasadas las 11:00 y pasado el desliz de Beatriz Gutiérrez Müller, López Obrador hizo de nuevo aparición por una de las salas de recogida de equipaje. Ahí lo esperaban bandas de música, diputados, gobernadores, senadores, ideólogos, gurús de la “4T” y muchos periodistas. 

En esta ocasión, el presidente no tomó la palabra, argumentando la veda electoral con motivo de la revocación de mandato, aunque un par de horas antes ya se había explayado frente a las cámaras. Quien sí habló fue el gobernador Del Mazo, cuyo discurso —que no escatimó en alabanzas hacia López Obrador— levantó más de una ceja entre los asistentes. 

“Este aeropuerto muestra la capacidad del presidente de México para cumplir sus retos y propósitos”, dijo Del Mazo con tono solemne.

“Hoy, el presidente ha demostrado que la ética, la austeridad, la honestidad y la constancia es el camino para obtener buenos resultados”, insistió el priista, primo de Peña Nieto. 

Durante algo más de una hora, por el templete también pasaron Fayad y Sheinbaum, quien no se quedó atrás en alabanzas

“Estoy profundamente emocionada por esta obra. Vivimos momentos extraordinarios. México está de fiesta. Y levanta el vuelo gracias al nuevo aeropuerto Felipe Ángeles”, aseguró la jefa de gobierno. 

Y a continuación, lo que vino fue la repetición de las mismas palabras clave que se expusieron constantemente en la jornada: “inauguración en tiempo récord”, “magna obra”, “aeropuerto de talla mundial”, “sí se pudo” y, sobre todo, “misión cumplida”. 

De hecho, con esta última frase fue con la que los militares dieron por terminado el evento, para entregar simbólicamente la obra a López Obrador, quien sonriente recibió la placa conmemorativa y selló así la inauguración del AIFA.

Lo que hacemos en Animal Político requiere de periodistas profesionales, trabajo en equipo, mantener diálogo con los lectores y algo muy importante: independencia. Tú puedes ayudarnos a seguir. Sé parte del equipo. Suscríbete a Animal Político, recibe beneficios y apoya el periodismo libre.

#YoSoyAnimal

China vuelve a los confinamientos y pone en cuarentena a más de 36 millones de personas

Millones de personas en todo el país se enfrentan ahora a duras restricciones por el repunte de los casos de coronavirus.
15 de marzo, 2022
Comparte

Escuelas cerradas, teletrabajo y paquetes rociados con desinfectante a las puertas de casa.

Las escenas que se sucedían hace dos años en China, en el periodo más duro del confinamiento que trató de frenar la expansión de la covid-19, han vuelto a algunas grandes urbes del gigante asiático.

Millones de personas en todo el país se enfrentan ahora a duras restricciones por el repunte de los casos de coronavirus.

Entre las zonas afectadas por nuevas medidas se encuentran algunos puntos neurálgicos del país como el centro tecnológico Shenzhen y la megaurbe de Shanghái.

Incluso grandes empresas multinacionales han detenido algunas operaciones a medida que China amplía las zonas confinadas.

Toyota, Volkswagen y el proveedor de Apple, Foxconn, se encuentran entre las empresas afectadas y preocupa que las cadenas de suministro vuelvan a verse interrumpidas.

Filas en un centro de examinación en Hong Kong.

Reuters
Filas en un centro de examinación en Hong Kong.

Toda la provincia de Jilin

China informó el martes un récord de más de 5, 000 casos, la mayoría en la provincia de Jilin, lo que ha llevado a las autoridades a cerrar por completo el área.

Los 24 millones de residentes de esta provincia nororiental recibieron órdenes de cuarentena el pasado lunes.

Es la primera vez que China restringe una provincia entera desde el cierre de Wuhan y Hebei al comienzo de la pandemia.

A los residentes de Jilin se les ha prohibido moverse y cualquiera que quiera salir de la provincia debe solicitar un permiso policial.

Las medidas se producen un día después de que impusiera un bloqueo de cinco días a los 12.5 millones de residentes de la ciudad sureña de Shenzhen, donde todos los servicios de autobuses y metro están suspendidos.

Hombre con mascarilla

Getty Images

El martes, las autoridades de la ciudad de Langfang, que limita con la capital, Beijing, así como de Dongguan, en la provincia sureña de Guangdong, también impusieron cierres de forma inmediata.

Se ha dicho a las empresas en muchas de las regiones afectadas que cierren o que sus empleados trabajen desde casa, a menos que proporcionen servicios esenciales como alimentos, servicios públicos u otras necesidades.

Foxconn, que fabrica iPhones para Apple, detuvo sus operaciones en Shenzhen el lunes y dijo que la fecha de reanudación de sus actividades “será informada por el gobierno local”.

Algunos áreas residenciales están aplicando reglas estrictas sobre quién puede entrar.

Los paquetes se están rociando con desinfectante nuevamente a las puertas de las casas.


Análisis de Robin Brant, corresponsal de la BBC en Shanghái

Parece que China ha retrocedido dos años. Ha vuelto a los primeros días del brote que surgió por primera vez en el gigante asiático.

De nuevo se están imponiendo medidas drásticas y a gran escala para intentar contener el virus. Toda una provincia ha sido sellada.

El cierre de Jilin es similar en muchos aspectos al de Hubei a principios de 2020, el área de China donde comenzó todo.

Shenzhen, el centro tecnológico de importancia mundial, también es una ciudad confinada.

Shanghái, desde donde escribo esto es el hogar de 24 millones de personas y un importante centro global.

Todas las escuelas están cerradas, los niños han vuelto a las clases online y cada vez más personas trabajan desde casa.

Todo esto forma parte del esfuerzo de China para mantener/retener/recuperar la estrategia de “covid cero”.

Este objetivo se ha visto impulsado por el despliegue masivo de vacunas de producción china y por el cierre efectivo de fronteras.

Sin embargo, ese objetivo está siendo significativamente socavado por la variante ómicron.


Hombre desinfectando

Getty Images

China ha visto relativamente menos casos de covid gracias a su estricta política de “covid cero”, que le permite llevar a cabo cierres rápidos, pruebas masivas y restricciones de viaje cada vez que surge un brote.

Sin embargo, la rápida transmisibilidad de la variante ómicron ha hecho que apegarse a ese enfoque sea cada vez más desafiante.

Desde principios de año, China ha notificado más casos de transmisión interna que en todo 2021.

El principal experto chino en enfermedades infecciosas, Zhang Wenhong, calificó los brotes recientes como “el período más difícil en los últimos dos años de lucha contra el covid”.

Y afirmó en una publicación online de amplia difusión que todavía estaban en “la etapa inicial de un aumento exponencial”.

Pero agregó que aunque era necesario que China mantuviera su estrategia de “covid cero” para controlar los brotes por ahora, “esto no significa necesariamente que continuaremos implementando la estrategia de bloqueos y pruebas masivas para siempre”.


Ahora puedes recibir notificaciones de BBC Mundo. Descarga la nueva versión de nuestra app y actívalas para no perderte nuestro mejor contenido.

https://www.youtube.com/watch?v=w2uUxfNiMD4

Lo que hacemos en Animal Político requiere de periodistas profesionales, trabajo en equipo, mantener diálogo con los lectores y algo muy importante: independencia. Tú puedes ayudarnos a seguir. Sé parte del equipo. Suscríbete a Animal Político, recibe beneficios y apoya el periodismo libre.

#YoSoyAnimal
close
¡Muchas gracias!

Estamos procesando tu membresía, por favor sé paciente, este proceso puede tomar hasta dos minutos.

No cierres esta ventana.